Luces y sombras de una Isla  »

| 10
Declaración. Foto: Alejandro Ramírez Anderson jesus-maria-silvio-21 Presencia. Foto: Alejandro Ramírez Anderson

Un aplauso final sobrecogedor, sincero, intenso, llevó a Silvio de vuelta al escenario. Y luego otra vez. El aplauso había estado creciendo con cada canción, alimentándose de la atmósfera, de lo que hacían las cuerdas, las voces, el aire en el metal, la percusión... Sonó frente al parque de Jesús María, entre los balcones llenos de espectadores que aplaudían también, rodeados de banderas y carteles.

Luces y sombras de una Isla  »

| 7
Graffiti en La Corea. Foto: Alejandro Ramírez Anderson Tammy ddd

Yankiel o Yanaisy es casi solamente un tamaño, un pedacito de algo vivo, una persona poco más que en potencia. Pero ya fue a un concierto. Su madre lo llevó o la llevó con ella, literalmente: nacerá en 4 meses. Un día, en otro concierto, cantará y disfrutará como esta noche lo hicieron con el de Silvio los menos altos del barrio. Presentación de Silvio Rodríguez en el barrio habanero La Corea con el trío Trovarroco, Niurka González, Oliver Valdés, Tanmy y Pura cepa y el poeta Víctor Casaus como invitados.

Luces y sombras de una Isla  »

| 7
María Victoria. Foto: Alejandro Ramírez Anderson. Foto: Alejandro Ramírez Anderson Tardanza. Foto: Alejandro Ramírez Anderson

Hoy María Victoria sí sabía qué hacer: iría a un concierto, haría todo de prisa para ir a ver a Silvio Rodríguez, ahí mismo, a unas cuadras de su casa, en La Isla del Polvo. Estaría además Frank Fernández, celebrando los cien años del barrio obrero, tocando, sí, Mozart en Pogolotti; estarían también los demás invitados, y sonarían canciones nuevas, y otras viejas tan queridas como si acabaran de nacer. Piano, flauta, guitarra, regalarían melodías de cerca y de lejos. Y la gente haría coros, y estaría entusiasmada, feliz.

Luces y sombras de una Isla  »

| 6
Haciendo la tonada. Foto: Alejandro Ramírez Anderson

Concierto de Silvio en Loma Modelo, Regla; con el trío Trovarroco, Niurka González, Los Papines, Eduardo Sosa, Amparo del Riego, Helena González, Oliver Valdés y el poeta Víctor Cassaus como invitados. Crónica de lo que ha vivido Regla este sábado, con Minervino Guerra como protagonista. A él la buena música le gusta casi tanto como los automóviles clásicos. Casi tanto. Fue alfabetizador, ahora es mecánico. Minervino no trabajó ayer: "De ninguna manera; viene Silvio, y a mí me gusta mucho, porque canta con el corazón, porque se ve que es un hombre que siente lo que hace".