Fotorreportajes, Cultura  »

| 7 |

La Gira por los barrios o “Gira interminable”, como la calificó Rodríguez, comenzó en 2011 con la intención de acercar la obra del trovador a sitios de La Habana menos beneficiados culturalmente, comunidades que él anda guitarra y cámara en mano. Del testimonio gráfico de Silvio Rodríguez, Cubadebate comparte hoy una muestra, otra invitación para disfrutar de su cantar y rendir homenaje esta tarde noche a la casa de Nuestra América.

Fotorreportajes, Sociedad  »

| 13

Silvio Rodríguez ha decidido compartir sus fotografías en Flickr, regalarnos su mirada de trovador fotógrafo, mostrarnos su capacidad para captar instantes de luz, para registrar en imágenes el mundo de nuestros días. Gracias a la gentileza del cantautor, Cubadebate publica hoy algunas de sus fotos “sueltas”, tal y como las tituló en la red social. Disfrútenlas.

Opinión, Cultura  »

| 18 |

Esta etapa de los conciertos en los barrios empezó de pronto un día, hace ya algunos años. Surgió de la invitación de este compañero, el Mayor José Álvarez López, que atendía a La Corbata, un barrio de realidades precarias. Aquella experiencia, que nosotros hicimos por solidaridad, resultó muy gratificante y por eso la quisimos repetir en otro barrio, y después en otro, y aquí estamos.

Especiales, Cultura  »

| 11

Cuando le conocí, Eduardo Ramos tocaba la guitarra y por aquellos mismos días, porque era necesario, se convirtió en bajista. Al principio, como no tenía el instrumento, lo imitaba con su guitarra eléctrica, ecualizada en bajas frecuencias. Acaso por eso se acostumbró a mover los graves con un sentido acompañante, casi libre, haciendo a veces segundas voces, como en la trova.

Opinión, Cultura  »

| 7

En la madrugada de hoy, viernes 16 de marzo de 2018, se nos fue Eduardo Ramos Montes, hermano, bajista y uno de los fundadores del Grupo de Experimentación Sonora del ICAIC. Pongo la nota que escribí en enero para su último disco, que debe salir pronto. Segunda Cita abraza a Popy, a Elis Regina, a Jean Franco y a Laura, y desea el mejor de los viajes a este amigo querido, excelente músico e impecable caballero en todas las circunstancias de la existencia.

Opinión, Cultura  »

| 15

Quienes hemos sido parte de esta Casa de las Américas durante 59 años tenemos pruebas, en primer lugar, de que el bien es posible, y de que el arte y la cultura son parte de su sustancia. También sabemos que algunas inconveniencias pueden durar más de lo proclamado y que el bien es aún perfectible.

Opinión, Cultura  »

| 21

Algo que siempre recuerdo son los ojos azules de Elsa Miranda, muy abiertos y fijos en los míos, apretándome los dos brazos y diciéndome “¡Tráemelo vivo!”, en vísperas de Angola. Pero desde muchos años antes su hijo Vicente era uno de los estudiantes más aguerridos de la secundaria.

Opinión, Sociedad  »

| 10 |

La semana más larga de una herida/ entre hordas humanas caminantes./ Intentando cumplir con un instante,/ dejando en soledad toda una vida.

Opinión, Cultura  »

| 51

Seguramente hay una multitud de Fideles habitando el mismo esqueleto y conformando al hombre que tuvo la energía y la suerte de llevar adelante una vida exigente, difícilmente comparable, tan auténtica que arrastró consigo a sus contemporáneos y que todavía hoy convoca y suma pensamientos. Por eso no dudo de que hay Fidel para muy largo rato.

Opinión, Cultura  »

| 56

En este medio siglo, creo que más por terquedad que por maña, he logrado aprender algo de mi oficio. También aprendí que los rechazos y las críticas que más duelen son las que vienen del seno familiar, de quienes queremos, del propio país. Igual que los abrazos que más emocionan.

Opinión, Sociedad  »

| 68

Soy un hombre de centro. Empecé por nacer, sin darme cuenta, para verme en el centro de la vida. Todavía era un niño cuando me arranqué de mi familia para lanzarme al centro de la noche, con la yesca de una cartilla y un manual. No mucho después llegué al centro de mi mismo, con un arma en la mano, defendiendo un país que llegaba a su centro.

Opinión, Cultura  »

| 28

Cuando transcurría mi último año de servicio militar, que fue en la revista Verde Olivo, se apareció en mi unidad Guillermo Rosales, un amigo escritor de mis tiempos en el semanario Mella, y me hizo pedir permiso para ausentarme del mando. El me había prometido llevarme a casa de “una muchacha que hace canciones, como tú”.

Destacadas