Imprimir
Inicio » Noticias, Historia  »

La cerveza en Cuba

| 59

La Tropical fue la primera cerveza de Cuba.

La cerveza cubana nació en 1841 cuando Juan Manuel Asbert y Calixto García (nada que ver con el famoso militar de igual nombre) empezaron a producirla en una fábrica que emplazaron en la calle San Rafael esquina a Águila, en La Habana.  Esperaban elaborarla con el jugo de la caña de azúcar que sustituiría a la cebada europea. El intento fue un fracaso y a partir de ese momento los criollos se contentaron con embotellar el refrescante líquido que llegaba en barriles desde el exterior.

Así lo estuvieron haciendo hasta que en 1883 se instaló en la ciudad matancera de Cárdenas una fábrica para producirla. No duró mucho tiempo, pero en 1888 el alza de los impuestos sobre las importaciones aconsejó a los negociantes del patio su elaboración en Cuba. Surgía así, en Puentes Grandes, La Tropical con un producto cubano, pero de baja calidad. No demoraría en mejorar cuando maestros cerveceros franceses y alemanes, contratados especialmente,  terminaron confiriéndole a la cerveza  el “toque” necesario.

A partir de ahí la marca obtendría algunos galardones internacionales, como el Gran Premio de París, en 1912, mientras que otra cerveza cubana, Tívoli, que instaló su fábrica en 1901 en la Calzada de Palatino, le hacía la competencia y cosechaba también reconocimientos en el exterior. En 1958 La Tropical, con sus marcas Cristal, Tropical y Tropical 50, producía casi el sesenta por ciento de la cerveza nacional. Había otras muy populares, como Hatuey y Polar. La primera traía un aborigen cubano en su etiqueta y la segunda, un oso blanco.

Se promocionaban así: “A la vanguardia de la industria cervecera. La cerveza del pueblo y el pueblo nunca se equivoca. Así se ha mantenido siempre la cerveza Polar. Por su sabor exquisito, sus magníficas condiciones digestivas y sus resultados tonificantes”. La otra afirmaba: “Pida Hatuey. Le darán cerveza. La gran cerveza de Cuba”, mientras que la propaganda de Cristal insistía: “¡Cómo anima! ¡Cómo alegra! ¡Cómo estimula! Una cerveza extraordinaria”. Todo era cuestión de preferencia. Había cervezas importadas, pero no creo que caminaran mucho, pese a que algunas marcas de procedencia norteamericanas se presentaba en latas; toda una novedad en la época.

Al igual que el tabaco y los cigarrillos, las cervezas cubanas alcanzaron una posición favorable en el mercado interno y se exportaron desde 1927. El récord de consumo de cerveza en la Isla se registró en 1952 con 25,6 litros per cápita.

La cerveza entró en la Isla por su parte oriental; venía de contrabando desde Jamaica. No sería hasta 1762 en que se importaría de manera legal con la toma de La Habana por los ingleses. Con la instauración del libre comercio entraría en grandes cantidades. Unas ciento treinta marcas, casi todas inglesas,  que se ofertaban en tabernas, cafés, bodegas e incluso en boticas. La promoción otorgaba propiedades medicinales a algunas marcas cerveceras, alemanas por lo general, y se llegó al extremo de recomendarlas para niños y mujeres en el periodo de lactancia.

Había cervezas que se anunciaban como propias para la familia, mientras las damas, según reportes de la prensa de la época, se inclinaba por la marca británica Ale, suave y clara y beneficiosa, decían, para los males del estómago. De cualquier forma, era de las cervezas de mayor demanda, junto con la Cabeza de Perro, también inglesa. Tal arraigo ganó entre los consumidores, hacia 1850, la marca Tennet Lager, también británica, que son  muchos los cubanos que llaman “laguer” al espumoso líquido.

¿Cómo arribaba a la isla y se distribuía la cerveza? Los envases predominantes en el comercio cubano del siglo XVIII fueron los barriles y cuñetes. Durante el siglo XIX la oferta se diversifica y la cerveza comienza a introducirse por galones, botellas, litros... A lo largo del siglo XIX las cervezas importadas se distribuyeron esencialmente en las cajas de botellas y medias botellas de vidrio. No obstante, también se emplearon envases de cerámica y loza. Cree recordar este cronista que la cerveza enlatada llegó a Cuba a fines de la década del 50 del siglo pasado. Por entonces, una caja traía veinticuatro botellas de cerveza.

Marcas alemanas, noruegas, norteamericanas, francesas, portuguesas, españolas y de otras nacionalidades trataron durante la Colonia de derrotar a las inglesas en las ventas  y alzarse con la supremacía en el mercado nacional. No lo lograron.

Se han publicado 59 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Amaury II dijo:

    Una tradición centenaria la de la producción de cervezas en Cuba, ahora deprimida y en déficit en el mercado por situaciones conocidas y falta que hace de vez en cuando empinar el codo con una, para atenuar los efectos del sofocante sol, gracias profe, otra bella e interesante crónica.

  • hendris dijo:

    Muy instructivo el escrito; soy de camaguey y debería de hacer uno sobre la cerveza tinima que es famosa en toda Cuba por su excelente sabor.Muchas gracias .

    • Cristal dijo:

      Si mi amigo. Pero últimamente la probé y no sabe igual que antes. Igual pasa con la bruja y la polar. Las de 10 pesos saben más a alcohol que a cerveza

  • Leisvan dijo:

    Interesante. Lo que ud cuenta siempre es muy interesante por el conocimiento que aporta y ademas porque deja el deseo de seguir aprendiendo.

  • carlos dijo:

    ahora yo me pregunto donde estan las cervezas en cuba la bucanero perdida al igual que la cristal que son las cubanas las mayabe y cacique se perdieron como marti en este pais tan caluroso otra perdida

  • Yoni Mentero dijo:

    Excelente como todo lo que usted escribe.

    Un sólo detalle, la cerveza cubana desapareció a finales de 2018 y lo que va del 2019, eso es parte de la historia o no?

  • Preocupao dijo:

    Mmm, de leer esto ya me da sed...

    • Kuva dijo:

      Y yo voy en camino q comprar dos o tres. Pero de las importadas, las cubanas están perdidas. Una lástima, con lo rica que es la Cristal

      • Preocupao dijo:

        Vea usted, yo prefiero la Bucanero. Todavía recuerdo aquella época en que produjeron la Bucanero Max, jajaja.

  • Avileño dijo:

    Buen artículo,y ahí podemos ver como las personas experimentando magníficos resultados logra y de esa manera debe dejar nuestro gobierno a nuestro pueblo que puedan experimentar y veremos muchos resultados que nos puede ayudar en el futuro.

  • emigrado dijo:

    Respetuosamente, Y q pasa hoy con nuestra cerveza? Donde está? Y nuestras marcas? No crees q te ha faltado mucho por contar?

  • TCM dijo:

    Hoy en Cuba las unicas marcas nacionales con calidad son la Vucanero y la Cristal, debido a que son producidas mediante empresas mixtas, que propician tecnologia de punta.
    Lamentablemente la cerveza Hatuey, hoy es pesima, despues de embotellada a la semana se pica y aparecen hongos que la hacen imposible de ingerir, debido a que la frabrica de Santiago donde se produce es de tecnologia de hace más de 40 años, ello incide en que la limpiadora de botella no cumpla su acometido, las botellas salen sucias, la rellenadora del liquido no esta calibrada, en algunos casos se bota y en muchos queda a medio cuello de liquido la botella. La enchapadora parte una gran cantidad de botellas, en fin esta febrica es un desastre, que segun se fabrica hoy en dia deberia cerrarse, pues atenta contra la salud al fenmertarse ante de la fecha de su caducidad, entre otros aspectos negativos. Por todo esto, a dicha marca Hatuey le urge inversion extranjera que le devuleva la excelente calidad que tenia esta marca hace años. Roguemos que para orgullo de santiagueros la cerveza Hatuey vuelva estar en el lugar que se merece, aunque por ahora esto parece una utopia.....

  • nikita dijo:

    el cuento de la cerveza nacional su precio y accesibilidad al pueblo después del 59 es la que se llevaría varias paginas

  • Elsuave dijo:

    Muy bueno recordar las buenas cervezas de antes, pues aquí la cerveza ha perdido tanta calidad q mejor ni hablar, ya no se sabe si su sabor es a cerveza o a otra cosa

  • Orlando dijo:

    Que bueno si se pudiera recuperar la industria cervecera de antaño. A los cubanos, nos gusta nuestra cerveza nacional, lamentablemente la mayoría de las veces, debemos tomar importada o de lo contrario, sobre lo muy cara que el estado la vende, hay que comprarla 10 pesos de más por unidad, donde único aparecen, en todas las cafeterías particulares.
    Con ese clima, con estas tradiciones, con esta forma de ser del cubano, creo que la cerveza nos pega más, que el queso al casquito de guayaba.
    Un saludo.

  • Franklin dijo:

    La famosa cerveza Hatuey ha decaído tanta su calidad que se ha perdido del mercado internacional, y como siempre la culpa de ese abandono y pérdida de calidad y todo la tiene ......

  • Tony dijo:

    De lo que pasa hoy con la cerveza mejor ni hablar.

  • RRA dijo:

    y ahora la cerveza donde esta , parece que solo se quedara en el recuerdo...

    • Armando Enrique dijo:

      Respuesta a su interrogante. Antes el 60 % de la producción era nacional y abastecía a una población de menos de 700 mil habitantes qué además no tenían cultura alcohólica. Hoy La Habana alberga a más de 2 millones de habitantes con una alta y vasta cultura alcohólica. No solo la cerveza alcanza, tampoco el Planchao. Alabao

  • RRA dijo:

    quienes fueron los propietarios de la TROPICAL , MILAGRO NO HAN RECLAMADO LA MARACA CRISTAL ,, ALGO QUE SI PASO CON LA HATUEY , SEGUN TENGO ENTENDIDO...

  • Max dijo:

    La marca Hatuey se perdió por negligencia de nuestras instituciones, tengo entendido. Las marcas deben registrarse y renovarse su registro a los diez años me parece, lo cual al parecer no se hizo en tiempo. En definitiva, nuestra cerveza está en crisis, producciones limitadas, precios carísimos, calidad adulterada por todo tipo de individuos inescrupulosos, y para colmo esas marcas que se mencionan ya no se ven (Tropical, Polar, Hatuey). La Cristal y la Bucanero, si se quiere disfrutar hay que pagarla muy bien cara, a sobreprecio en establecimientos particulares.

  • Kuriboh dijo:

    Dios que soy doble Universitario y mira que me dicen que me paso. Me gusta mucho y no puedo negarlo. Es una lástima que la bucanero que es la cubana que más me gusta ni se pueda comprar a 1 cuc. Esta perdida

  • robertin dijo:

    Vaya, yo pensaba que era un artículo que trataba sobre la situación actual de la cerveza en Cuba, que es pésima...
    Mal momento para publicar este artículo, Ciro.

  • Oleg dijo:

    No sé si exagero porque era muy joven en esa época, pero yo creo que la clara de botella sin etiqueta de los años 80 era mejor que la cristal de ahora. La que más me gustaba era la Hatuey, ojalá la pudieran recuperar junto al jugo Taoro.

  • Adelante dijo:

    Amigo era.
    Esas fábricas ya prácticamente no existen están destruidas, ahí no hay nada que reclamar.

  • hendris dijo:

    Ciro Bianchi muy buen trabajo como siempre; pero deberías de hacer uno sobre la cerveza Tinima de Camagüey que es muy popular en cuba y muy demandada por la población

  • Cubano dijo:

    Y esta mural "joroba" pa que,so no hay cervaza

  • Brayant dijo:

    Bueno que reclame Quien quiera reclama la CRISTAL es la de Nosotros , TOMATE un Laguer VIEJO

  • Kenshicu dijo:

    ...y en la actualidad una cerveza equivale a un día completo de salario de un trabajador cubano, que refrescante, si me pagaran 25 cervezas al mes, ummm...

  • José dijo:

    Y después de 1950 que?, me quedé con las ganas de seguir esta historia

  • Carlos Manuel dijo:

    Estimado Ciro, agradecemos mucho cada historia que Usted escribe.

    Quisiera publicara alguna que cuente la historia de la cerveza Polar específicamente, resulta que en Venezuela dónde ahora me encuentro, esta la marca de Malta “maltín polar” quizás tengan alguna relación estas dos patentes.

    Un abrazo

  • jk dijo:

    Parece mentira que no podamos hacer cervezas en pleno siglo XXI

  • alieny dijo:

    Hoy tomarse una cerveza nacional es más complicado que beber Ballantines,Jameson,o incluso Heineken,al menos a mi me encanta la Bucanero y cuando entra en mi barrio,desaparecen en un segundo,y cuando pregunto, me dicen que debo comprar la caja completa 2 o 3 cuc por encima del precio real,en fin me viré pal whisky,saludos

  • alejandro dijo:

    EN MANZANILLO NO HAY CERVEZASSSS, A VECES NOS PASAMOS CON LAS COSAS. SABEMOS LA SITUACIÓN DEL COMBUSTIBLE, PERO YA ESTO ES VIEJOOOO. SALUDOS

Se han publicado 59 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ciro Bianchi Ross

Ciro Bianchi Ross

Destacado intelectual cubano. Consagrado periodista, su ejecutoria profesional por más de cuarenta años le permite aparecer entre principales artífices del periodismo literario en el país. Cronista y sagaz entrevistador, ha investigado y escrito como pocos sobre la historia de Cuba republicana (1902-1958). Ha publicado, entre otros medios, en la revista Cuba Internacional y el diario Juventud Rebelde, de los cuales es columnista habitual.

Vea también