Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Las guerras sucias de América Latina

| 11

alascondor1Fueron establecidas por Estados Unidos y la oligarquía latinoamericana simultáneamente con La Operación Cóndor que dio paso a sangrientas dictaduras que reprimieron a la población civil, vestigio del que nunca se terminará de recuperar el continente. Porque esas guerras sucias no son manuales codificados que se quedaron archivados en las hemerotecas y en las gavetas de Estado. Siguen vigentes, renovadas conforme lo exige la tecnología y el tiempo.

Pero es el mismo enfoque, el mismo objetivo: desestabilizar a los gobiernos post-neoliberales que han hecho florecer a sus pueblos porque han impulsado transformaciones sociales y económicas de beneficio para las mayorías. En décadas anteriores fue para cortar de raíz el comunismo y el socialismo.

Se podría decir que el motor principal de estas guerras son los medios de comunicación que manipulan las mentes de las masas. Estos medios han tomado un papel fundamental: televisivo, escrito y hablado, que con la ayuda de las redes sociales se torna pólvora que explota en la enajenación de la muchedumbre que repite de memoria lo que es incapaz de articular y cuestionar por iniciativa propia.

Las bases fundamentales de esas guerras siguen vigentes, el paramilitarismo y el terrorismo están ahí, eso explica las desapariciones forzadas en países como México y Colombia que en los últimos años se cuentan miles.

Eso habla de criminalizar a líderes comunitarios, defensores de derechos humanos y defensores del medio ambiente en países de gobiernos de carácter neoliberal. Por esa razón se siguen censurando radios comunitarias y desaparecen y asesinan periodistas disidentes a las políticas de Estado, y que con un profundo sentido de la ética informan con verdades comprobables. Esa guerra sucia que va de la mano con el terrorismo de Estado ha llenado de fosas clandestinas el continente y a insensibilizado a la sociedad.

Bajo esa lluvia de balas, entre en la vena de la Operación Cóndor que ha sacado raíces en el continente nacieron gobiernos post neoliberales, gobiernos progresistas que han sufrido todo tipo de calumnias y de golpes blandos.

No es nuevo que sean desprestigiados, lo han vivido desde sus inicios. El panorama de los últimos meses en el continente nos muestra los miles de dólares que ha invertido Estados Unidos y la oligarquía mundial empresarial en la desestabilización de estos gobiernos.

Y cabe reseñar el golpe blando que se le quiso dar a Cristina con el caso Nisman, en el que los medios de comunicación de carácter neoliberal jugaron un papel principal, hicieron uso de todo tipo de artimaña para derrocar a la presidenta, y lograron sin mucho esfuerzo utilizar a las masas que desinformadas imprimen como esponjas todo lo que circula en las redes sociales, principalmente. Por medio de las redes sociales quienes orquestan la guerra sucia hicieron un llamado a las masas que, obedientes y sin refutar salieron con ollas y cacerolas a exigir la renuncia de quien ha enaltecido grandemente al país argentino. Esas masas, claro está, son clase media.

Esas mismas masas votaron por Macri, el cual ganó con un mínimo de diferencia en los votos. La guerra sucia pegó el tiro de gracia y hoy por hoy Argentina ha comenzado a desmoronarse, son millones y millones de dólares los que desaparecen diariamente desde las arcas del gobierno.

Ha comenzado la represión a las manifestaciones populares. Los manuales de contra- insurgencia (1979) especifican claramente que se deben combatir los paros, los movimientos populares, las huelgas, las organizaciones estudiantiles, también el movimiento sindical. Es lo que está haciendo Macri en estos momentos con la resistencia argentina que defiende los logros de los gobiernos progresistas, es una clara guerra sucia con tintes de terrorismo de Estado.

En Venezuela en las vísperas de las votaciones parlamentarias Estados Unidos por medio de la DEA y los medios afines a las mediatización, lanzaron una bomba de tiempo contra Maduro, y explotó puntual y dio como resultado la mayoría de la derecha en el parlamento.

Las guerras sucias son bombas de tiempo, movimientos milimétricos, muy bien estudiados en tiempo y forma; y si la población no está informada, si carece de Memoria Histórica y de dignidad los resultados son devastadores. Esas masas desinformadas son manipulables por indolentes y por su carencia de sentido común y de criterio propio; son marionetas, son aguas revueltas, son el comodín y la escalera, parte de esa estructura que desde un sistema colonial va de estocada en estocada hacia su propio pueblo.

En Brasil para las vísperas de las votaciones en Venezuela nuevamente se lanzó una granada contra Dilma, la acusación fue a nivel mundial desde la derecha internacional; se le acusó de corrupta y Brasil tembló, Estados Unidos se lamía los labios, ya se hacía con Petrobas en sus manos.

Ya se hacía destruyendo por completo la Amazonía, ya se hacía exterminando a la infancia de las favelas, mismas a las que Lula y Dilma han brindado un sistema de salud como los nunca soñados en Brasil, gracias a Cuba y el programa Más Médicos. Entonces querían enjuiciarla y darle el golpe de estado tan ansiado e implementar de nuevo el neoliberalismo en la región. No es la primera que le hacen a Dilma y no será la última, las guerras sucias son el ataque constante a los gobiernos progresistas. A la dignidad y a la hermosura de un continente que lleva más de quinientos años resistiendo.

En este momento Estados Unidos no escatima gastos en la mediatización contra Evo, el referendo es una nueva oportunidad para que Bolivia siga en el camino de la reconstrucción con el primer presidente indígena que ha tenido el continente en toda su historia.

¿Qué clase media, oligarquía y poderío empresarial mundial quiere un indígena (inteligente, humano y con arrestos) como presidente? ¿A qué horas se nos escapó?, estará preguntándose constantemente Estados Unidos ya que en este país la voz de los nativos de los pueblos originarios está silenciada. En Latinoamérica los gobiernos de carácter neoliberal también reprimen a los pueblos indígenas. En Guatemala con una tierra arrasada y el Plan de Operaciones Sofía se les quiso exterminar por completo.

En las vísperas del referendo viene con todo la guerra sucia y lo acusan de tráfico de influencias, y sacan a bailar a una ex novia, y la convierten en amante y cargan el nombre y la integridad de ambos del tingo al tango. Y sacan al ruedo a toda la familia de Evo. El NO en Bolivia solo beneficia a la oligarquía nacional e internacional, solo beneficia a Estados Unidos con su Plan Cóndor y su guerra sucia que está renovando constantemente. El NO en Bolivia es un avance hacia el final del progresismo latinoamericano. Es un retroceso, es volver a estar de rodillas ante la explotación, la opresión y el saqueo. En cambio la continuidad de Evo representa en el país y en la región la plusvalía de un continente que lucha por dignificarse e independizarse de todo despotismo.

La guerra económica que vive Venezuela también es parte de esa guerra sucia. La Operación Cóndor y la guerra sucia tienen innumerables vertientes y camuflajean a la perfección. Hay que estar atentos, hay que atreverse a dudar, a no creer por completo en los que dicen los medios de comunicación. Tener cuidado con el periodismo manipulador que solo busca beneficio a través de la desinformación.

La información es maniobrable, se encubre la razón y el objetivo. Medios de comunicación empresariales son fieles a la oligarquía, la oligarquía fiel a la política exterior de Estados Unidos porque ambas sacan ventaja de oprimir y desangrar a los pueblos y la Pachamama.

Que quede claro que los resultados que se están dando en Suramérica, no son porque el pueblo esté cansado de esos gobiernos. No son porque esos gobiernos estén faltando a la integridad.

El resultado es el trabajo extraordinario de la guerra sucia en las mentes de la clase media latinoamericana. El resultado es la vergüenza de esos graduados de universidad que son incapaces de discernir, de cuestionar, de dudar. Es la indolencia de una parte de la sociedad que desecha a los pueblos originarios. Es el resultado de una educación a nivel superior que desde una visión colonialista utiliza y extermina todo pensamiento propio. Es la falta de integridad, de conciencia y de humanidad de una clase media latinoamericana que baila al son que le toquen. Es el resultado de la comodidad de no ser ni chicha ni limoná.

En la vida un ser humano no puede ser imparcial ante la injusticia, tiene que tomar bando, tiene que involucrarse, tiene que hacer de su existencia un arte, un arte político para la liberación de los pueblos. De lo contrario seguirán las guerras sucias y las invasiones y será tristemente el patrimonio de apocamiento que heredemos a las generaciones futuras.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Ernesto Jeronimo Cabrera Martinez dijo:

    Falto mencionar el Plan Cóndor en México, entre tantos ejemplos que podemos mencionar, están los desaparecidos de la escuela Rural de Ayotzinapa La Normal Rural de Ayotzinapa fue fundada en 1926 por los profesores Rodolfo A. Bonilla y Raúl Isidro Burgos, por disposición de la Secretaría de Educación Pública (SEP), que por aquel tiempo estaba bajo la dirección de Moisés Sáenz (1888-1941). Las normales rurales estaban basadas en la idea de llevar la educación al pueblo, idea que con José Vasconcelos (1882-1959) se materializó en las misiones culturales. La política educativa del México posrevolucionario perseveró en masificar la educación, y uno de los puntos centrales era la formación de profesores, pues en México no había los suficientes recursos humanos para el proyecto. De esta manera, las normales rurales como la de Ayotzinapa nacieron alineadas con la concepción de la educación como un derecho popular.
    Salvo entre 1934 y 1940 ―el período presidencial de Lázaro Cárdenas del Río (1895-1970)―, las normales rurales han enfrentado graves dificultades para su supervivencia. Al inicio, porque el gobierno federal no tenía recursos para sostener financieramente a las escuelas normales regionales. Después del cardenismo, porque la hostilidad contra estas instituciones por parte de los gobiernos federales y estatales ha ido en aumento. Durante el período de Cárdenas, las normales rurales incorporaron la idea de la educación socialista en su currículum académico, que aún sostiene la de Ayotzinapa.
    La Normal Rural de Ayotzinapa ha estado en constante tensión con el gobierno mexicano. En 1941, el gobierno de Manuel Ávila Camacho divulgó la mentira de que los estudiantes normalistas habían agraviado a la bandera nacional, al sustituirla por la bandera rojinegra de la huelga estudiantil. Varios estudiantes fueron apresados bajo cargos de sedición, asociación delictuosa y otros similares; las autoridades escolares fueron cesadas y el proyecto educativo fue reformado, separando la formación agropecuaria de la educación normal.
    Hasta 2014, la Escuela Normal de Ayotzinapa es reconocida por haber sido el sitio donde se formaron personajes como Lucio Cabañas Barrientos y Genaro Vázquez Rojas, que encabezaron dos importantes movimientos guerrilleros en México durante el siglo XX.
    Cabañas Barrientos fue líder del Partido de los Pobres, organización guerrillera con una notable presencia en el sureste de Guerrero, donde contaba con una base social importante. Fue además secretario general de la FESCSM (Federación de Estudiantes Campesinos Socialistas de México), la organización estudiantil más antigua de ese país, con una tendencia política de izquierda marxista. Al terminar su formación como profesor en Ayotzinapa, Cabañas fue asignado como profesor en el pueblo de Mexcaltepec (Atoyac de Álvarez), y ahí comenzó a organizar las bases de su movimiento de izquierda radical al final de la década de 1960. Cabañas murió en una emboscada que le tendió el Ejército durante la llamada Guerra sucia en México.
    La actividad política de Genaro Vázquez Rojas se intensificó hacia el final de la década de 1950, como dirigente de la opositora Asociación Cívica Guerrerense. Dada su oposición al régimen, fue encarcelado en 1960 bajo los cargos de injurias y asociación delictuosa, y estuvo en la cárcel de Lecumberri hasta 1968. Después de su liberación, pasó a la clandestinidad dirigiendo a la Asociación Cívica Nacional Revolucionaria. Vázquez murió en un accidente en el estado de Jalisco.
    Como consecuencia, la normal rural de Ayotzinapa es considerada como un auténtico «semillero» de guerrilleros. Los estudiantes de la normal han seguido organizados, manteniendo viva a la FESCSM. En 2007, el gobierno perredista de Zeferino Torreblanca en Guerrero intentó reformar la organización institucional, con el argumento de que no había fondos para seguir sosteniendo el internado de los estudiantes y que era necesaria la readecuación de la currícula. Los estudiantes se movilizaron, realizando bloqueos y manifestaciones en Chilpancingo de los Bravo, que es la capital guerrerense, causando daños a la infraestructura y propiedad privada de los habitantes. Luego de un largo conflicto entre los estudiantes y la Secretaría de Educación del Estado de Guerrero, esta se desistió de realizar la totalidad de las reformas.

  • Sergio dijo:

    Bueno, hasta el día de hoy, Evo Morales ha estado como Presidente de BOLIVIA, aún con todo lo que usted dice. y fue votado por el PUEBLO, el mismo pueblo que no quiere un GOBIERNO PERPETUO, que es otra cosa bien diferente.

    En America Latina, infelizmente, hemos tenido siempre el FANTASMA del CAUDILLISMO, y de la PERSONIFICACION de los procesos, Los procesos no se llevan a cabo con la VOLUNTAD de una sola persona, sino estableciendo un sistema que permita la continuidad de los mismos.

    No podemos seguir cayendo en el mismo error, una y otra vez.

    Es mi opinión al respecto.

    Saludos,

    • Pioneer dijo:

      150 % de acuerdo contigo Sergio

    • senelio ceballos dijo:

      Sergio?! Ok!! Bravo mirad a cuba!!

  • Juno dijo:

    No es justo que se simplifique las causas de las derrotas izquierdistas en A. Latina a la influencia extranjera. Tanto daño le hace la manipulación mediática de la derecha como el optimismo ciego que proponen nuestros gobiernos, optimismo superficial, consignas superficiales que no nos van a dar de comer ni nos harán aprehender la realidad. La periodistas no hace más que soltar su versión del manual de la manipulación obviando las carencias (en cada caso específico) que sufren los pueblos en A. Latina aún con gobiernos de izquierda.

  • Juan Carlos dijo:

    Excelente artículo, me gusta esta muchacha que dice al pan pan, sin demagogia. ·En cuanto al comentario de Sergio, podemos coincidir o discrepar respecto a la reelección contínua, pero ojo, Ilka denuncia la batalla desigual y despiadada contra la cual deben luchar nuestros pueblos.
    Superficialmente alguien podría decir que si un candidato de izquierda gana las elecciones entonces la guerra mediática no es tal guerra, error, hasta el famoso caudillismo, mas bien el miedo a este se convierte en el arma predilecta de la oligarquía, que lejos de optar por un lider (o cuadillo) se pliega vergonzozamente a Washinton.

    • Sergio dijo:

      Juan Carlos

      Contra esa misma guerra luchó EVO, y obtuvo más del 60% de los votos para PRESIDENTE en las últimas elecciones. Evo Morales ha sido capaz de “GANARSE” el voto de sectores “RECALCITRANTES”, por así llamarlo, de regiones como Santa Cruz de la SIERRA, donde el Gobernador, Ruben Costas, es más que ULTRA-OPOSITOR.

      Pero como dije, una cosa no quita la otra.

      Es llamativo que, en este proceso, Evo Morales haya perdido votos dentro de la población INDIGENA, y por el contrario haya conquistado votos de los circulos “CONSERVADORES”.

      Repito, es mi opinión al respecto,

      Saludos,

  • lahoradelrecuento dijo:

    Excelente como siempre, para nadie es un secreto todo cuanto expresa en su artículo, tanto el papel de la prensa prestada como “Partido Político” en Latinoamérica, como los planes constantes para “Desalentar” los procesos progresistas. No estoy tan preocupada por la No reelección de Evo, como por conocer qué pretende Bolivia? sucederá lo mismo que en Argentina??, votarán por la destrucción de todo el trabajo hecho a favor del pueblo?? ya de eso tiene un adelanto Venezuela, en este último opino que no todo está perdido, claro le corresponde al pueblo ejercer su derecho y decidir quién los dirigirá…..

  • senelio ceballos dijo:

    Ilka cuando ungObernante lleva mucho tiempo en el poder.. Se ha demostrado histoerica!ente… Cominza a escuchar a sus ayudantes, fincionbarios y pierde.. Su contascto con el pueblo.. . escucha y actua bajo.. Sus propios criterios y no escucha a su pueblo.. Su gente.. Mirad a los sauditas!!! Cubanos!! Y otros muchos.. No iorta el color del partido que lo llevo al poder.. O lo tomo cpn metodos regolucionarios.. Digadme ud. Aunqie sea un caso en la historia moderna?????

  • Luis dijo:

    gran ejemplo de luchadora por los pobres en america latina desde la misma base y ademas gran ejemplo de democracia socialista en su blog

  • Orlando dijo:

    Buen comentario el de Ernesto Jeronimo, desconocía estos sucesos, no en balde desaparecen y asesinan en México a los normalistas.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ilka Oliva Corado

Ilka Oliva Corado

Guatemalteca, vive en Estados Unidos. Cruzó la frontera como indocumentada por el desierto de Sonora-Arizona y trabaja en los mil oficios. Es poeta y escritora.

Vea también