Imprimir
Inicio » Opinión, Deportes  »

Bajo la lupa: Especializar el pitcheo, otra urgencia

Publicado en: Bajo la lupa
En este artículo: Béisbol, Cuba, Deportes, Pitcher
| 28
Yadier Pedroso

Yadier Pedroso

Al parecer, el reinado del pitcheo en la Serie 52 terminó en 2012. Por el camino que iba, parecía la actual temporada un remake caribeño, salvando todas las diferencias, de la campaña de 1968 en Grandes Ligas, cuando fue tan dominante y ridículo el imperio de los lanzadores, que al término de la campaña el Comité de Reglas redujo la zona de strike y disminuyó la altura del box de 15 a 10 pulgadas.

Con diciembre, se fue, ya no está el inusitado dominio de las serpentinas sobre los maderos en el actual clásico doméstico cubano, de hace mucho a esta parte, tierra prometida para la ofensiva (la bruta, no la integral). Y, por ello, cobra más importancia, si es posible, la calidad y estructuración del pitcheo.

Puede decirse que, de regreso el agua a la tierra, de regreso el poder de los maderos, tan trascendente como contar con una alineación poderosa, uniforme, será disponer de una rotación sólida y un bullpen profundo, capaces de conservar ventajas u opciones de triunfo y garantizar victorias por ventajas mínimas.

(Con esas armas, entre más, en una temporada larga o corta, preliminar o definitoria, un equipo puede bien desandar hacia sus objetivos o salvarse de derrotas consecutivas que lo conduzcan a malas rachas).

De modo que, en este momento, cuando tener posibilidad de contender por un cupo de clasificación vale lo que el petróleo en el mercado internacional, es aún más determinante la especialización del pitcheo. La especialización del pitcheo, ni más ni menos que unas de las asignaturas pendientes de nuestra pelota.

En el planeta béisbol, más distinción hay entre los roles de los jugadores sobre el montículo, que en todas las otras posiciones juntas.

Si bien unos diez lustros atrás la palabra relevo no era parte del argot de este deporte, desde 1980 los cronistas, los técnicos y la afición estratificaron y situaron en su verdadera dimensión el trabajo de los lanzadores. Eso, en Estados Unidos.

Luego se expandió la práctica y, de 1990 en adelante, puede decirse, se puso de moda. Fue un fenómeno determinado por la dinámica del deporte y, también, no seamos ilusos, por el crecimiento económico, por la necesidad -de dueños y directores- de proteger sus ases e inversiones, es decir la salud de los lanzadores, mucho más propensos a lesionarse que el resto de los jugadores de posición.

Una moda, convertida ya en práctica, en abc del béisbol, en praxis de todos los días, en todos los niveles.

Así, se comenzó a hablar de efectividad hasta un número de entradas, primero, y luego hasta una cantidad de pitcheos. Así, paulatinamente, se armaron rotaciones de cuatro y cinco abridores, con relevistas largos y cortos, con relevistas que solo le lanzan a derechos o a zurdos, con preparadores (trabajan solo el octavo capítulo, aunque pueden ser llamados antes en situaciones límites) y cerradores (serpentineros para los outs 25, 26 y 27, que también pueden salir a facturar cinco o seis outs).

Así, nació una filosofía que comprende, por ejemplo, la exigencia de repertorios en virtud de si se habla de un abridor o un relevista; o la utilización del cerrador solo con ventaja durante una fase preliminar, o con paridad o desventaja mínima en los desafíos de vida o muerte.

Es añeja ya la data de su nacimiento y la aplicación, en la mayoría de las Ligas de la Tierra, evolucionó hasta más adentro de las estadísticas corrientes, hacia un preciosismo tal que a veces asusta a las ciencias exactas, estremece a los puristas y enloquece a los intelectuales. Mas, y esto casi nadie lo duda, ha vuelto el béisbol más interesante, atractivo, entretenido…

No obstante, esta práctica no es común en nuestro país, a pesar de la contrastada calidad e internacionalización del béisbol cubano y los quebrantos de la selección nacional en torneos internacionales del siglo XXI, entre más razones por no tener definida la responsabilidad de sus serpentineros.

A contracorriente de las medidas adoptadas por la Comisión Técnica, de las muchas “promesas” de algunos manager que ha tenido la Selección Nacional y de los reclamos de los cronistas, los aficionados y el desarrollo mismo del juego, aún en Cuba son mayoría los lanzadores que suben al box a abrir, relevar o cerrar en dependencia de las necesidades del equipo o el criterio -las más de las veces absurdos e ineptos- de los directores.

En resumen, ese modo de organizar las aptitudes de los lanzadores no tiene fieles en el país. O, si lo digo bien, muy pocos, igual en los equipos de la Serie Nacional que en el team Cuba. Y, si la escasa calidad del pitcheo en las 16 novenas de la competición doméstica explica por qué la especialización es casi una utopía, es la falta de concienciación de su eficacia, digo yo, lo que explica que en la selección mayor tampoco se aplique.

Osviel Castro Medel, un periodista granmense, corresponsal de Juventud Rebelde, que ha tratado con agudeza el béisbol, entre otros temas deportivos y sociales, escribió en 2010 a propósito del título en la Copa Intercontinental que “el triunfo no debería endulzarnos tanto, porque… este torneo nos siguió poniendo en evidencia las enormes deudas que tiene el béisbol cubano…”. Y entre las deudas señaló: “Los cubanos necesitamos… exhortar por enésima vez… que termine de estimularse la dichosa especialización de los lanzadores y no continúen las faltas de respeto con los relevistas “puros”, ausentes toda la vida de las selecciones patrias. Dalier Hinojosa, Yadier Pedroso, Jonder Martínez y todos los demás NO son relevistas en sus respectivos equipos. ¿Quién en la Serie Nacional, entonces, deseará ser relevista?”

Miguel Ernesto Gómez Masjuán, también colega y profesor de Periodismo Hipermedia en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana, en Mi columna deportiva escribió, a propósito de la Serie Samurai de noviembre pasado, que “Las dos derrotas frente a Japón, en las que el equipo apenas anotó una carrera en 18 entradas y recibió 20 ponches, fueron resultados poco alentadores para la selección cubana de béisbol; sin embargo, en medio de tantas críticas, muy merecidas, también creo que vale la pena “resaltar” algunos elementos que me parecieron positivos en la última parte de la gira asiática”.

Y, entre los elementos positivos, señaló que “El cuerpo de lanzadores, en su gran mayoría, estuvo bien. Después de sus dos excelentes aperturas, el villaclareño Freddy Asiel Álvarez se ha consolidado como el principal abridor del país. ¿Manejó bien el pitcheo Víctor? He leído no pocas críticas; pero sí me parece “agradable” comprobar que después de décadas de atraso, finalmente existe una “especialización” en el staff nacional; aunque luego, como sabemos, estos roles no se respeten en la Serie Nacional”.

A juzgar por estos dos criterios, hubo un avance de 2010, cuando el reclamo acerca de la especialización en el pitcheo rompió la barrera del sonido, al 2012 finiquitado hace apenas unos días. Y la verdad es… que no es verdad, si miramos a la Serie 52.

Vísperas del inicio de los duelos de este miércoles, 47 abridores no habían relevado. Comprende este dato a lanzadores que tienen apenas una apertura, un total de 103 pitchers. Por lo que si el primer número (47) pareció grande, pareció un paso adelante en el empeño de especializar la labor sobre el montículo, el otro (103) convence de que es un paso muy corto aún.

Ilustrativo es el caso de Wilber Pérez, con actuaciones relevantes precedentes, a quien la disciplina y el enfoque (la falta de ellos, por supuesto) lo apartaron de rendimientos idénticos o similares a los de la actual temporada.

El lanzador zurdo de Isla de la Juventud, invicto en ocho decisiones, ha abierto seis juegos de pelota y relevado otros dos, como líder de un staff en el que los siete lanzadores con aperturas registradas, también han relevado, excepto el casi juvenil Héctor Mendoza.

Mejor muestra son Yadier Pedroso y Miguel Lahera, dos de los mejores talentos del país, sempiternos preseleccionados nacionales. Los artemiseños, combinados, suman siete juegos iniciados y seis relevados, con el magro resultado de 1-4 y un salvamento.

Ni siquiera se puede sostener con victorias el sinsentido de sus utilizaciones. Y lo peor es que, porque no existe la especialización, los técnicos los han utilizado indistintamente como abridores y relevistas, aquí en la Serie Nacional o en torneos internacionales, muchas veces sin períodos de adaptación a uno u otro trabajo, que, con toda seguridad, han mellado sus condiciones físicas.

(Siempre he creído que la falta de motivación y llegar pronto al techo de la pelota cubana acortó la carrera de Pedro Luis Lazo, y, además, su sobreexplotación en cualquiera de las instancias de los partidos, igual en su Pinar del Río que en la selección nacional, le privaron de muchas más victorias aquí y allende los mares. Y como a él lo menciono yo, quizás ustedes, lectores, pueden mencionar a otros lanzadores).

La creencia en que el fin justifica los medios y el descrédito que tiene la especialización en la opinión de muchos técnicos, dan vida a esos y otros dislates (uno es, a mi modo de ver, que no hay una evolución natural de relevista a abridor o de abridor a relevista, como ocurre de manera eficaz en otras pelotas).

Cual otro botón de muestra puede oficiar que, en Ciego de Ávila, el vigente campeón, Vladimir García es el único abridor sin salir al ruedo desde el bullpen, o que el camagüeyano Fidel Romero no sabe qué se quiere de él, porque ya inició cuatro juegos y relevó tres, o que en Granma solo a tres de 13 serpentineros se les utilizó en un solo rol.

Tuve la oportunidad, en 2011, de preguntar a Alfonso Urquiola acerca de su estrategia con el equipo Cuba en su último nombramiento al frente de la selección nacional y recuerdo, como si ahora fuera, que el ex segunda base habló sobremanera de la necesidad de construir carreras de todos los modos posibles, por las descubiertas carencias del bateo cubano en partidos internacionales.

Sin embargo, cuando se refirió al staff de lanzadores, en el que figuraba, entre los preseleccionados, solo uno (Lahera, si mal no recuerdo) con más actuaciones como relevista que como abridor, Urquiola -y Javier Gálvez, el coach de pitcheo- le quitaron importancia al asunto aduciendo que la especialización es más eficaz en torneos largos.

Al parecer, los técnicos olvidaban las estrategias que han seguido sus contrarios en eventos internacionales, sobre todo en el revés ante Corea del Sur en la final de Beijing 2008, cuando a pesar del dominio del zurdo Ryu Hyunjin durante ocho entradas y sin reglamentación de pitcheo alguna, el DT surcoreano relevó al abridor y aseguró el (hasta ahora) último título olímpico con Chong Taehyon, incluso afrontando el riesgo que significó que los antillanos llenaran las bases.

Ni siquiera un revés como ese pudo convencer a la Comisión Técnica de la Federación Cubana de establecer, exigir de modo enérgico la especialización en el pitcheo, no solo en nuestras Series Nacionales -y como consecuencia en el equipo Cuba-, también en las categorías inferiores, para que la práctica se imponga sin traumas.

Más reciente, en octubre último, Juan de Dios Peña, a cargo de la preparación del pitcheo en la preselección cubana, dijo a Prensa Latina: “Queremos llevar (al III Clásico Mundial) abridores, relevistas intermedios y cerradores definidos… Erlys Casanova pudiera ocupar uno de los puestos en el staff de iniciadores junto a Freddy Asiel Álvarez, Odrisamer Despaigne, Vladimir García y Miguel Lahera. Los relevistas o estabilizadores serán Norberto González y Alejandro Martínez, junto a Ismel Jiménez, Dalier Hinojosa, Félix Fuentes y Yander Guevara. Mientras la tarea de cerrador… será para Yadier Pedroso…”.

Esto dijo, poco antes de que se trastocaran muchos de esos roles en la preparación durante la temporada internacional pasada, supuestamente los juegos de ensayos en los que se expondría la filosofía y estrategia, con miras al evento de marzo próximo.

Es increíble que no haya consenso entre los técnicos, respecto a la necesidad de la especialización; es increíble, cuando a la vista del menos observador quedan explícitas sus bondades, o que hay grandes diferencias entre un abridor, que debe tener mayor repertorio y más capacidad para “caminar” varias entradas, digamos seis o siete, y un relevista o cerrador, de características distintas.

¿Acaso son menores las estadísticas de Lee Smith, Eric Gagne y Mariano Rivera, garantes de los triunfos de muchos estelares e inmortales del box y, más importante aún, aseguradores de victorias de divisiones, campeonatos y Series Mundiales en el béisbol profesional de Estados Unidos?

Es que no hay ni que mirar a otra pelota. Los ejemplos están aquí mismo. Resulta desconcertante que los rendimientos y efectividades de Raúl La Guagua López, Euclides Rojas, Orestes González, Yolexis Ulacia y José Ángel García, o Yadir Rabí y Dunier Ibarra -sin aptitudes “sobrenaturales” algunos de ellos-, entre otros muchos más, no convenzan de una vez y por todas de al menos dividir en tres (abridor, relevistas y cerrador) el staff de lanzadores.

¿No se habla hoy en el mundo de especialización y, desde esa perspectiva en el trabajo de equipo? ¿Por qué, entonces, hay tanta resistencia a emplearla? ¿No es evidente que la especialización es una necesidad, una urgencia?

Si lanzar es un arte, como dice casi todo el mundo, en Cuba, como en el planeta béisbol, deben existir abridores, relevistas largos (en caso de aperturas fallidas), relevistas cortos (para situaciones complicadas en el medio juego y, sobre todo, para enfrentar a bateadores específicos), preparador (octavo capítulo), cerrador (noveno inning); del mismo modo que en la plástica, para mencionar una de las artes, hay escultores, grabadores, pintores, videoartistas, dibujantes, ceramistas… ¿O no?

Se han publicado 28 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • YURY dijo:

    Acaban de dar el roster cubano al 3er clasico de beisbol:
    mlb.com
    La selección cubana de beisbol fue dada a conocer en la mañana de hoy precidida por Higinio Velez y el maganer Victor Mesa entre otros funcionarios, 3 receptores, 13 lanzadores, 5 jardineros y 7 jugadores de cuadro:

    Receptores:
    1.Ariel Pestano
    2.Eriel Sanchez
    3.Frank Camilo Morejón

    Jugadores de cuadro:
    3.Jose Dariel Abreu
    4.Alexander Malleta
    5.Yuliesky Gourriel
    6.Barbaro Arruebaruena
    7.Jose Miguel Fernádez
    8.Andy Ibañez
    9.Michel Enriquez
    10.Yorbis Borroto

    Jardineros:
    11.Frederich Cepeda
    12.Alfredo Despaigne
    13.Giorbis Duvergel
    14.Guillermo Heredia
    15.Rusney Catillo

    Lanzadores:
    16.Freddy Asiel
    17.Ismel Jimenez
    18.Odrisamer Despaigne
    19.Wilber Perez
    20.Norberto Gonzalez
    21.Vladimir García
    22.Duniel Ibarra
    23.Yadier Pedroso (estuvo en dudas hasta el último momento)
    24.Dalier Hinojosa
    25.Juan Carlos Viera
    26.Yohan Hernández
    27.Dalier Hinojosa
    28.Erlis Casanova(discutido hasta última hora con Pablo Millán)

  • Rick dijo:

    YURI: Realmente ese equipo no es el que publicó Juventud Rebelde: El publicado por el periódico J. Rebelde es este:

    Bajo la dirección de Víctor Mesa, el elenco estará integrado por los receptores, Yulexis La Rosa, Frank Camilo Morejón, Eriel Sánchez.

    Como jugadores de cuadro fueron escogidos José Dariel Abreu, José Miguel Fernández, Erisbel Arruebarruena, Yulieski Gourriel, Luis Felipe Rivera y Andy Ibañez.

    Los jardineros incluidos fueron Frederich Cepeda, Alfredo Despaigne, Alexei Bell, Rusney Castillo, Guillermo Heredia y Yadiel Hernández.

    El cuerpo de lanzadores estará conformado por Freddy Asiel Álvarez, Vladimir García, Ismel Jiménez, Odrisamer Despaigne, Norberto González, Darién Núñez, Yander Guevara, Yulieski González, Wilber Pérez, Alexander Rodríguez, Vicyohandry Odelín, Danny Betancourt y Raciel Iglesias.

    Aquí lo pueden consultar: http://www.juventudrebelde.cu/deportes/2013-01-16/los-clasicos-cubanos/

  • Rey dijo:

    Muy bien la Isla con cuatros jugadores, ellos se lo merecen por su consagración al deporte y el rendimiento demostrado

  • Alex dijo:

    Si esta es la Alineación del III CMB ya estoy viendo la bronca de mañana en este forum por haber dejado afuera a Alexei Bell. Una vez más Vitico Malumorón se salió con la suya.

  • INOCENTE dijo:

    Reitero, ya que la nota anterior no la reconocieron. Es necesario que Cubadebate confirme o desmienta esta información de la Slección nacional, pues como se ha dicho sera publicada mañana.-

  • Matancero dijo:

    Quién te dijo ese equipo, o lo hiciste para desinformar?
    El equipo es:
    -R: la Rosa, Eriel, Frank C.
    -C: Abreu, Rivera, José Miguel, Ibañez, Gourriel, Arruebarruena.
    -J: Cepeda, Despaigne, Castillo, Bell, Heredia, Yadiel.
    -L: Fredy A., Ismel, Raicel, Odrisamer, Norberto, Darien, Wilber, Yulieski, Vladimir, Alexander, Danny, Vicyoandri, Yander.
    Aparece aqui mismo en Cubadebate.

  • Alex dijo:

    Para YURY
    Oye compadre no estes desinformando que esto no es El Nuevo Herald. La alineación ya está dada y salió en Cubadebate. Mañana veras las broncas con los “nenes” incluidos de Matanzas

  • Maritere dijo:

    Yury esa no es la nomina al Clasico

  • Adrian Mendez dijo:

    Oye YURY y entonces el artículo que publica Cubadebate en http://www.cubadebate.cu/noticias/2013/01/16/cuba-anuncia-nomina-al-iii-clasico-mundial-de-beisbol/ de donde salío, o está mal el artículo o esta mal lo que tu estas diciendo.

    NÓMINA DE CUBA ANUNCIADA ESTE MIÉRCOLES

    Receptores: Yulexis La Rosa, Frank Camilo Morejón y Eriel Sánchez.

    Jugadores de Cuadro: José Dariel Abreu, Luis Felipe Rivera, José Miguel Fernández, Andy Ibáñez, Yulieski Gourriel y Bárbaro Arruebarruena.

    Jardineros: Frederich Cepeda, Alfredo Despaigne, Rusney Castillo, Alexei Bell, Guillermo Heredia y Yadiel Hernández.

    Lanzadores: Freddy Asiel Alvarez, Ismel Jiménez, Raciel Iglesias, Odrisamer Despaigne, Norberto González, Darien Núñez, Wilber Pérez, Yulieski González, Vladimir García, Alexander Rodríguez, Danny Betancourt, Vichyoandri Odelín y Yander Guevara.

    Director: Víctor Mesa

    Jefe Técnico: Jorge Fuentes

    Colectivo técnico: Primitivo Díaz, Angel Castillo, Juan de Dios Peña, José Ramón Riscart, Pedro José Rodríguez y Víctor Figueroa.

  • 9noBATE dijo:

    24.Dalier Hinojosa
    27.Dalier Hinojosa

    esta doble FALTA UN PICHER

  • Adrian Mendez dijo:

    YURY, porque pones a Dalier Hinojosa dos veces, así te falta un lanzador.

  • Mesa dijo:

    Buenas tardes: Yury te equivocaste Ariel Pestano no esta en la selección

  • Ariadna dijo:

    Y SANTILÉ con cuatro y tres de ellos regulares.
    Pican los GALLOS!!!!!!!!!!!
    Punto y basta

  • joyce dijo:

    Por favor el comentario número 1 está errada esa fuente. Favor aclararlo para que no hayan problemas.
    Sorpresas andy Ibañez y Luis Felipe rivera al igual que la exclusión de Pestano.
    Por favor si alguien sabe algo de qué le sucedió a Yenier Bello le agradecería.
    Un saludo y espeto a todos

  • joyce dijo:

    Me refiero al comentario de YURI.

  • andriu dijo:

    perdon, ese no es el equipo… YURY se equivoco

  • Tarrú Conforme dijo:

    Oye yury no estes tirando número que estas repitiendo a Dalier Hinojosa

  • deboni dijo:

    Este roster no coincide con el que publica Trabajadores:

    La Federación Cubana de Béisbol anunció la nómina del equipo cubano que oficialmente se inscribió este miércoles —como establece el reglamento del torneo— para el Tercer Clásico Mundial de Béisbol, bajo el mando de Víctor Mesa y la dirección técnica de Jorge Fuentes.

    Higinio Vélez, titular de la Federación, explicó que a 45 días del inicio del magno evento, este listado es preliminar todavía, pues aún se pueden hacer algunos cambios el próximo mes de febrero. “Se trata de un equipo de pelota, no de una constelación de estrellas”, aclaró.

    Dentro de la selección dada a conocer sobresale la ausencia del receptor titular por más de 15 años, Ariel Pestano, del lanzador Yadier Pedroso y el antesalista Michel Enríquez, todos de sobrada experiencia internacional, pero que en estos momentos no fueron seleccionados por la comisión técnica.

    Víctor tuvo palabras de elogios para Pestano, a quien consideró el mejor cátcher de Cuba en los últimos años, sin embargo, su reciente enfermedad y el discreto rendimiento en la Serie, así como el buen desempeño de Yolexis
    La Rosa y Frank Camilo Morejón motivaron la decisión de no contar con el villaclareño ahora.

    En el caso del jardinero capitalino, Yasmani Tomás, comentó que es un pelotero que le encanta, pero no es el ideal que queremos para el Clásico, aunque sí estará en la reserva que se llamará para los juegos preparatorios en el estadio Latinoamericano del 3 al 14 de febrero, cuando partirán hacia Japón.

    Sobre la exclusión de Yadier Pedroso, el director técnico, Jorge Fuentes, acotó que el lanzador artemiseño no ha estado bien en la temporada por descuido personal, lo cual es responsabilidad de todos, pero muy especialmente del estelar serpentinero, que de todas maneras será llamado a la reserva para los enfrentamientos en casa.

    Al valorar la conformación del equipo, Víctor Mesa consideró que es un equipo completo, está fortalecido en todos los aspectos de juego, buena ofensiva y velocidad. “La tarea más difícil es hacerlo pensar a todos”, argumentó el otrora jardinero central, quien pidió confianza para ese conjunto en el evento más importante de las bolas y los strikes en el 2013.

    Receptores:
    Yulexis la Rosa
    Frank Camilo Morejón
    Eriel Sánchez

    Jugadores de cuadro:
    José Dariel Abreu
    Luis Felipe Rivera
    José Miguel Fernández
    Andy Ibáñez
    Yulieski Gourriel
    Erisbel Arruebarruena

    Jardineros:
    Frederich cepeda
    Alfredo Despaigne
    Rusney Castillo
    Alexei Bell
    Guillermo Heredia
    Yadiel Hernández

    Lanzadores:
    Freddy Asiel Álvarez
    Ismel Jiménez
    Raciel Iglesias
    Odrisamer Despaigne
    Norberto González
    Darién Núñez
    Wilber Pérez
    Yulieski González
    Vladimir García
    Alexánder Rodríguez
    Danny Betancourt
    Vicyohandry Odelín
    Yander Guevara

    Cuerpo de Dirección:
    Jorge Fuentes (Jefe Técnico)
    Víctor Mesa (Director)
    Primitivo Díaz (coach)
    Ángel Castillo (coach)
    Juan de Dios Peña (Entrenador de pitcheo)
    José Ramón Riscart (Entrenador de pitcheo)
    Pedro José Rodríguez (Entrenador de bateo)
    Víctor Figueroa (Preparador físico)

  • Cubano dijo:

    Oye Yuri de donde sacastes ese equipo verdad que no estas al tanto de lo que se dice y acuerda ese equipo no se parece en nada al oficial que dieron asi que dedicate a esperar OK.

  • jordan dijo:

    Espro que agan buen papel los muchachos pero cuidado que mucha gente por los equipos de las grandes ligas.cuidado con dominicana.si no se emborachan son dificiles de ganar

Se han publicado 28 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rafael Arzuaga

Rafael Arzuaga

Periodista cubano. Miembro del staff de Cubadebate. Enviado Especial a los Juegos Panamericanos Toronto 2015

Vea también