Imprimir
Inicio » Medio Ambiente  »

Termina hoy la activa Temporada Ciclónica del 2010

| 5

La Temporada Ciclónica del 2010 (o Temporada de Huracanes, como se le conoce en el Caribe y zonas aledañas) termina oficialmente hoy 30 de noviembre. Ha sido una muy activa temporada, al presentarse 12 huracanes (el doble de una temporada promedio) y 6 Tormentas Tropicales, que sumados ambos hacen 18 ciclones tropicales o casi el doble de los que ocurren en una temporada promedio. Hubo además 3 Depresiones Tropicales que no continuaron desarrollándose y no alcanzaron, pues, clasificaciones superiores. Quiero decirles que estas valoraciones y las que leerán más adelante representan un análisis preliminar de la temporada ciclónica que hoy concluye, basado en las observaciones operacionales y no el verdadero análisis post-temporada que se realizará después, una vez acopiados todos los datos y consideraciones que pudieran no haber sido analizados en el trabajo operativo.

Cuba tuvo una gran suerte, pues sólo hubo la afectación de la Depresión Tropical No. 16, el paso de “Paula” como tormenta tropical y la pequeña afectación al extremo oriental del huracán Tomás, cuyo centro pasó por el Paso de los Vientos.

La Depresión tropical No. 16 ocasionó lluvias importantes a la región central, que fueron muy beneficiosas, mientras sus vientos fueron muy poco importantes. Hay que destacar que debido a la diferencia de presión entre el centro de bajas presiones de la depresión tropical y las altas presiones situadas mucho más al este en el anticiclón del Atlántico, se produjeron vientos con fuerza de tormenta tropical y fuertes marejadas en lugares tan alejados de la zona central de la depresión tropical como el sur de Camagüey, Cabo Cruz y la costa sur de las provincias orientales, distantes entre 300 y 500 kilómetros de distancia del centro de la depresión tropical No. 16. Por ello estos vientos no fueron representativos de este sistema tropical.

En el caso de “Paula”, fue un huracán de los que Millas en el antiguo Observatorio Nacional de Cuba llamaba “pigmeos”, para nada refiriéndose a su fuerza o intensidad, sino a su pequeño tamaño, los que son frecuentes en el Pacífico y se les llama en inglés “migget” o enanos, prefiriendo nosotros el nombre utilizado desde mucho tiempo atrás en Cuba. “Paula”, siendo huracán en el Canal de  Yucatán, se fue debilitando bastante por la influencia de fuertes vientos a alturas de 10 a 12 kilómetros de la parte delantera de una vaguada de los oestes que se desplazaba por territorio norteamericano. Por ello llegó como tormenta tropical a la costa norte de Pinar del Río y produjo a su paso por tierra pinareña y la provincia de Artemisa, vientos sostenidos entre 60 y 80 km/h, con rachas de 100 km/h. Lo más ointeresante fue el área de tormentas severas que afectó a la Capital del País y partes de la costa norte de Pinar del Río y Artemisa, con frecuentes descargas eléctricas, vientos fuertes que alcanzaron 100 km/h en rachas y lluvia también fuerte por espacio de una hora y media a dos horas.

El otro ciclón tropical que afectó a Cuba fue el huracán “Tomás”, que no tuvo su trayectoria sobre el territorio cubano, sino por el Paso de los Vientos, por lo que hubo afectación indirecta debido a lluvias fuertes y vientos algo fuertes en el extremo oriental del País, pero en general no ocasionaron daños de consideración.

Sin embargo, “Tomás” tomó prácticamente por sorpresa a las Antillas Menores y azotó fuertemente, con vientos huracanados, a la isla de Santa Lucía y a San Vicente y las Granadinas, donde reportes preliminares dieron la cifra de unos 14 fallecidos. En menos medida azotó también a Barbados y ligeramente a Trinidad y Tobago. Sin embargo, a pesar de que su trayectoria pasó a un poco más de 100 km el norte de Curazao, Antillas Holandesas, una tormenta severa que se generó en poco tiempo produjo lluvias torrenciales sobre Curazao, con grandes inundaciones que hasta arrastraron automóviles en el torrente de agua, por lo que se ocasionaron tres fallecidos por las lluvias.

Pudiera comentarles también sobre algunos otros ciclones de la temporada ocurridos durante los diferentes meses de la misma, por ejemplo, el huracán “Alex”, que fue el único ciclón tropical observado en junio de 2010 y el primero que ocurre en el Atlántico desde 1955, siendo el primer huracán categoría 2 del mes de junio desde 1966.  En julio se formaron la Depresión Tropical No. 2 y la Tormenta tropical “Bonnie”, lo que está acorde con el promedio de varios años.

Como es normal, la temporada del 2010 se activó bastante durante agosto, pero con ciclones mayormente sobre el Atlántico. Se formaron 4 tormentas tropicales y una depresión tropical. Dos de estas tormentas, Danielle y Earl, se convirtieron en huracanes de gran intensidad.

Pero la palma se la llevó septiembre, un mes intensísimo con 7 tormentas tropicales, de las cuales 3 se convirtieron en huracanes de gran intensidad, Igor, Julia y Karl. Igor resultó ser el más intenso de toda la temporada con vientos máximos sostenidos de 250 km/h, un categoría 4 en su límite superior, es decir, casi alcanza la categoría 5, que ningún de la temporada lo logró. Estos números están bien por arriba del promedio de muchos años (1944-2009), que dan cifras promedio de 4 tormentas tropicales, 2 huracanes y uno de gran intensidad.

Otro mes de gran actividad ciclónica fue octubre, en el cual se formaron 5 tormentas tropicales y los 5 se convirtieron en huracanes, números bastante por encima del promedio 1944-2009, que es de 2 tormentas tropicales y 1 huracán. La cantidad de huracanes observados en octubre de 2010 fue sólo uno por debajo del record observado en octubre de 1870.

En cuanto a noviembre, pasó sin pena ni gloria, sin ningún ciclón tropical, pues “Tomás”, aunque pasó por el Paso de los Vientos muy cercano a Cuba y Haití el 4 de noviembre, se considera un ciclón de octubre por su formación el día 29 de ese activo mes.

La actividad ciclónica de la temporada del 2010 estuvo acorde con la etapa ciclónica activa que se registra en el Atlántico desde 1995. La gran actividad ciclónica de la temporada del 2010 estuvo fuertemente influenciada por factores de gran escala, como lo es el record de temperaturas altas en aguas del Atlántico registradas este verano, combinado con vientos favorables procedentes de África y vientos en la vertical con muy poca diferencia (poca cizalladura en la vertical), típicos de un año con predominio de “La Niña”. Por supuesto que los factores de escala más pequeña y a corto plazo fueron los que dictaron patrones en cuanto a las trayectorias individuales. La posición de la corriente en chorro, o eje de fuertes vientos que soplan a alturas de 10 a 12 kilómetros, contribuyeron a ejercer una barrera que mantuvo a muchos ciclones tropicales en aguas del Atlántico lejos de tierra, como ocurrió en agosto y principios de septiembre, que puede decirse que fue una característica que marcó en cierto sentido la temporada. Por ello, muchos ciclones que se formaron en la porción oriental del Atlántico, recurvaron en pleno océano y no amenazaron a tierra alguna. También es de interés, la concentración de trayectorias sobre la península de Yucatán, destacándose el huracán de gran intensidad “Karl” (14 al 18 de septiembre), que azotó dos veces, primero en la península de Yucatán (Belice y México) y después a la costa mexicana del Golfo de México (penetró en tierra próximo a Veracruz).

La temporada ciclónica del 2010 ha sido un ejemplo de que puede haber una temporada muy activa y afortunadamente ser relativamente benigna, al no tocar tierra la mayoría de los ciclones tropicales que se formaron, y especialmente los más temibles, los huracanes.

rubiera-ciclones-1

Cuba fue afectada solamente por la Depresión Tropical #16, por "Paula" como tormenta tropical y por el huracán "Tomás" en el extremo oriental del País, aunque su centro no cruzó por Cuba, sino por el Paso de los Vientos.

Trayectorias de los ciclones tropicales de todas las clasificaciones (Depresión Tropical, Tormenta Tropical, Huracán) ocurridas en la cuenca del Atlántico en la Temporada de Huracanes 2010. Obsérvese la gran cantidad de trayectorias en el océano, sin afectar a tierra alguna; y también la incidencia de trayectorias sobre la península de Yucatán.

Trayectorias de los ciclones tropicales de todas las clasificaciones (Depresión Tropical, Tormenta Tropical, Huracán) ocurridas en la cuenca del Atlántico en la Temporada de Huracanes 2010. Obsérvese la gran cantidad de trayectorias en el océano, sin afectar a tierra alguna; y también la incidencia de trayectorias sobre la península de Yucatán.

Imagen de satélite geoestacionario GOES de la NOAA, donde se muestran tres huracanes al mismo tiempo, de izquierda a derecha: Karl, Igor y Julia. Karl, saliendo al Golfo de Campeche después de cruzar Yucatán, Igor, "gigante" por su tamaño, todo lo contrario al "pigmeo" Paula; compárese su tamaño con Cuba y Julia, mucho más pequeño en tamaño, compárese con Igor. Esta imagen fue tomada el día 16 del muy activo mes de septiembre de 2010.

Imagen de satélite geoestacionario GOES de la NOAA, donde se muestran tres huracanes al mismo tiempo, de izquierda a derecha: Karl, Igor y Julia. Karl, saliendo al Golfo de Campeche después de cruzar Yucatán, Igor, "gigante" por su tamaño, todo lo contrario al "pigmeo" Paula; compárese su tamaño con Cuba y Julia, mucho más pequeño en tamaño, compárese con Igor. Esta imagen fue tomada el día 16 del muy activo mes de septiembre de 2010.

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Jesus dijo:

    A proposito de este analisis post-temporada preliminar, seria bueno conocer como se toma en cuenta la DT 16 en esta area, ya que en los centros meteorologicos de Estados Unidos se publico como la TT Nicole, y a proposito de ello se publico la cronica “La Tormenta Tropical que no fue”. Personalmente coincido con el Dr Rubiera en los aspectos que dejan ver claramente que no existio una TT, y por ello me gustaria saber si esto se lleva a analisis en alguna reunion del area para llegar a concenso o cada pais lo toma desde su punto de vista.

    Muchas felicitaciones a todo el equipo de Meteorologia de Cuba, en especial al Dr Rubiera por sus cronicas.

  • Jose Rubiera dijo:

    Respuesta a Jesús:

    El procedimiento es como sigue:
    El centro Especializado de la Organización Meteorológica Mundial (OMM) en Ciclones Tropicales para el área (que coincide con el National Hurricane Center (NHC) de la NOAA, EE.UU.) hace su análisis post-temporada, que usualmente finaliza a principios del próximo año. Antes que eso ocurra, cada país Miembro de la OMM en el área envía, si los tiene o desea, sus consideraciones y datos que la sustentan. Después, ya en marzo o abril, se reúne el Comité de Huracanes de la OMM en esta región, que es el marco donde multilateralmente se hace el análisis de la temporada ciclónica pasada. El National Hurricane Center de los EE.UU., que como dije también juega un papel regional en el sistema de Centros Regionales Especializados de la OMM, siempre ha tomado nota de manera efectiva de los criterios del Centro Nacional de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba y existen buenos intercambios entre los especialistas de ambas instituciones basadas en el respeto mutuo y la discusión de los problemas que surjan, como es natural que deba ocurrir.

  • Berenice dijo:

    como dirian mis abuelos: gracias a dios y a todos los santos que no nos toco nada grave este año!!!!!!!!!!!!! solo paula, pero ella no era gran cosa….

  • Berenice dijo:

    ah, gracias rubiera por la aclaración, ahora me toca investigar a mi, que no soy muy conocedora del tema. pero validísima la aclaracion que le hizo a jesus.

  • Garen dijo:

    Hay un sitio donde pueda ubicar afectaciones de tormentas y huracanes para una región en particular de Cuba? sobre todo lluvia caída, etc. para un periodo dado como 1992 a la fecha. Lluvias antes y después del paso del evento.
    saludos y gracias

Se han publicado 5 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Dr. José Rubiera

Dr. José Rubiera

Director del Centro Nacional de Pronósticos del Instituto de Meteorología de Cuba, Investigador Científico, Doctor en Ciencias. Vice-Presidente del Comité de Huracanes de la Asociación Regional IV América del Norte, América Central y el Caribe) de la Organización Meteorológica Mundial (OMM) y representa a Cuba ante este Comité desde 1989. Miembro del Equipo de ejecución y coordinación de los servicios meteorológicos para el público de la Comisión de sistemas básicos de la OMM y miembro del Equipo de Expertos de la OMM sobre medios de difusión.

Vea también