Imprimir
Inicio » Opinión  »

El Camaján: Aquí están las pruebas

| +

  Elizardo en el momento en que se recibe la Medalla de Servicios Distinguidos del MININT.  

DESCARGUE EL VIDEO

Especial para Cubadebate

LA HABANA, septiembre 11.- Llegaron las pruebas adicionales. Elizardo Sánchez Santa Cruz es El Camaján, tal y como fue descrito en el libro homónimo de los periodistas Arleen Rodríguez y Lázaro Barredo, presentado por Cubadebate el pasado 18 de agosto y que reveló la amplia colaboración de este "disidente" con la Seguridad cubana.

Una medalla, la Distinción Servicio Distinguido del Ministerio del Interior es prendida a su impecable y blanca guayabera por el coronel Arístides Gómez, en una ceremonia que fue filmada en su totalidad y presentada este jueves por los autores del libro a la prensa cubana y corresponsales extranjeros en La Habana en un video de ocho minutos de duración.

Se escuchan las palabras de elogio para "la veracidad de la información que nos has dado", en referencia a los informes suministrados por Sánchez Santa Cruaz a la seguridad cubana sobre sus colegas de la llamada disidencia, diplomáticos, funcionarios norteamericanos y hasta el reconocimiento a sus valiosos datos que permitieron detectar a tres agentes de la CIA que integraban una delegación de estadounidenses que visitó Cuba.

"Gracias compañeros, estoy consciente", dice Elizardo tras recibir la condecoración que corresponde a la Orden No. 654 del jefe de una Dirección del MININT, coronel Felipe Villa Herrero, con fecha 28 de octubre de 1998.

En uno de los encuentros, el "opositor" solicita a un oficial de la seguridad, como estrategia, realizar acciones que pudieran "aumentar mi propia influencia" dentro de los grupos y pone como ejemplo que antes de la excarcelación del contrarrevolucionario Héctor Palacios, el puede visitarlo, dejando entrever que Elizardo propicio su liberación.

Elizardo Sánchez Santa Cruz queda nuevamente al descubierto como un auténtico vividor que quiere navegar en todas las aguas. El hombre que reparte el dinero con que el Gobierno de Estados Unidos paga a la "oposición" o "disidencia" que ha fabricado en Cuba, brinda con jugo y ron por su galardón y se le ve también en imágenes de otros contactos con oficiales de la Seguridad donde incluso entrega ciertos documentos. Algunos de esos encuentros datan de varios días de septiembre de 2001.

Elizardo Sánchez, cuando fue interrogado por la prensa tras la presentación del libro, el pasado  de agosto, lo había calificado de "montaje", "infamia", "calumnia" y "parte de una campaña para dividir a la oposición". Aseguró entonces que no era una distinción sino una pluma lo que le entregaban en las fotos que aparecen en las páginas gráficas del volumen, las que ahora se comprueba estaban tomadas de las imágenes de video.

Lo que él calificó de "mentira colosal" se vuelve como un boomerang y le descalifica totalmente, al exponer su doble juego. El camaján traiciona a cualquiera con tal que mantenerse a flote, las espaldas bien guardadas y con los bolsillos llenos para poder darse la dulce vida.

Las revelaciones de ahora ponen en ridículo a otros "líderes de la disidencia" como Oswaldo Payá, quien había declarado a la salida del libro El Camaján que era "una calumnia contra nuestro hermano", y a Vladimiro Roca, su amigo personal, quien exigió "pruebas contundentes y no con libros".

También entra en ese grupo el vocero del Departamento de Estado, Richard Boucher, quien había considerado que era "falsa la acusación de ser espía para La Habana", contenida en El Camaján y la calificó entonces de "estrategia de Castro para dividir a la oposición".

Cuando El Camaján fue presentado por los periodistas Arleen Rodríguez y Lázaro Barredo el pasado , Periódicos de Miami, agencias de noticias internacionales y alguna prensa española se hicieron eco de los desmentidos de Elizardo. Este jueves hubo un murmullo generalizado y alguna risa en la sala del Centro de Prensa Internacional de La Habana donde fue presentada una prueba adicional, el video de sus encuentros con los oficiales de la seguridad cubana.

Lázaro Barredo, uno de los autores, al anunciar la proyección del material fílmico -del que fueron entregadas copias a las cadenas de televisión y otra prensa-, parece prometer nuevas revelaciones pues sus palabras exactas fueron: "queremos presentarles, por ahora, una prueba adicional", y subrayó el por ahora.

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Juana Carrasco Martín

Juana Carrasco Martín

Periodista cubana y jefa de la página internacional del diario Juventud Rebelde.