Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Raúl Castro: “La corrupción es equivalente a la contrarrevolución”

| 33

pccEl presidente de Cuba, Raúl Castro, aseguró que  la corrupción en la isla “es equivalente a la contrarrevolución” y  llamó al gobierno a ser “implacable” contra ésta, ya que puede  “llevarnos a la autodestrucción”.

En el Tercer Pleno del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, celebrado ayer y cuyo resumen fue transmitido por el Noticiero de la Televisión Cubana, Raúl agregó que esos delitos son consecuencia “de  la pasividad con que actúan algunos dirigentes y la falta de  funcionamiento integral de no pocas organizaciones partidistas.”

Recordó un discurso del líder de la Revolución cubana Fidel Castro en el 2005 y dijo que “estos fenómenos pueden llevarnos a la autodestrucción de la  revolución”.

Raul llamó a enfrentar “con firmeza” las  negligencias e irresponsabilidades que dañan a la economía  nacional”. “No se puede andar con los brazos cruzados”, expuso.

raul-castro-iii-pleno-cc

III Pleno del Comité Central. Foto: Raúl Abreu

La nota leída por el NTV

Por Lázaro Barredo Medina y Yaima Puig Meneses

El Tercer Pleno del Comité Central del Partido sesionó en la tarde de ayer presidido por su Primer Secretario, el General de Ejército Raúl Castro Ruz.

Al comentar la agenda de trabajo a analizar por el Pleno, el compañero Raúl habló a los miembros del Comité Central sobre la necesidad de enfrentarnos con firmeza a las negligencias e irresponsabilidades que dañan a la economía nacional, como consecuencia de la pasividad con que actúan algunos dirigentes y la falta de funcionamiento integral de no pocas organizaciones partidistas.

Subrayó que no se pueden admitir las debilidades que propician la labor de los delincuentes y corruptos, quienes se aprovechan de ellas. Hay que pasar de las palabras a los hechos, dijo, y ejemplificó el daño que provocan las irregularidades en los cobros y pagos como causa explotada por los que con doble moral y simulación, medran a costa de las necesidades del pueblo.

La batalla contra el delito y la corrupción no admite más contemplaciones, reiteró.

José Ramón Machado Ventura, Segundo Secretario del Comité Central, ofreció una detallada actualización acerca de los preparativos de la Primera Conferencia Nacional del Partido.

Destacó la discusión -en más de 65 mil reuniones de los núcleos del Partido y Comités de Base de la Unión de Jóvenes Comunistas-, del proyecto de documento Base de la Conferencia, sobre el cual la militancia emitió más de un millón de opiniones que resultaron en la modificación de 78 de los 96 objetivos y la incorporación de otros cinco.

En una evaluación general, Machado Ventura subrayó que este proceso contribuyó a demostrar nuestras fortalezas y vulnerabilidades, al tiempo que reflejó disciplina y unidad en el seno del Partido, coincidencia en la necesidad de cambiar métodos y estilo de trabajo, así como de elevar el rigor y la exigencia en todos los ámbitos de nuestra sociedad.

Durante el Pleno, también se presentó un informe de la Comisión Permanente de Implementación y Desarrollo, sobre los pasos iniciales acometidos para dar cumplimiento a los Lineamientos aprobados por el VI Congreso del Partido.

Muy relacionado con este tema, el Segundo Secretario del Comité Central, hizo una explicación sobre el trabajo del Partido para la atención y seguimiento a esas tareas. Asimismo, reforzó el concepto de que la batalla de la economía se gana o se pierde en los centros de trabajo, porque lo esencial es comprobar en el terreno todas las medidas que vaya adoptando la dirección del Partido y del Gobierno.

En cumplimiento de los acuerdos del VI Congreso, el Tercer Pleno analizó prioritariamente temas esenciales de la economía. Especial atención se dedicó a la propuesta de los indicadores fundamentales del Plan y el Presupuesto del Estado para el año 2012, que será propuesto a los diputados durante el VIII Periodo Ordinario de Sesiones de la Asamblea Nacional.

Posteriormente, al analizar algunos hechos de corrupción que implican a funcionarios de instituciones y empresas estatales como consecuencia de la falta de control de organizaciones del Partido y la administración, Raúl recordó los planteamientos de Fidel en su discurso el 17 de noviembre de 2005 en el Aula Magna de la Universidad de La Habana sobre cómo estos fenómenos pueden llevarnos a la autodestrucción de la Revolución y, por eso, reiteró que la corrupción hoy es equivalente a la contrarrevolución.

En la reunión, a la que asistieron como invitados los miembros de los Consejos de Estado y de Ministros, afirmó que desde el gobierno central tenemos que ser implacables contra estos fenómenos dentro del marco de la Ley. No se puede andar con los brazos cruzados, no se puede dejar de analizar la más mínima de las irregularidades, exigir y adoptar las medidas correspondientes y que el Partido, sin suplantar a la administración, desempeñe un papel más protagónico en esta batalla de control y fiscalización.

Cada militante está llamado a alertar sobre los problemas en el espacio en que se desenvuelve su vida y a combatir toda manifestación que propicie violaciones de la legalidad, dijo. “El asunto es pensar y volver a pensar qué podemos hacer en cada lugar para evitarlas y actuar”, concluyó.

Se han publicado 33 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • JESUS GARCIA CLAVIJO dijo:

    ASI MISMO ES RAUL, LO VENGO DICIENDO HACE AÑOS, COMO TAL DEBEN SER SANCIONADOS, SIN MANOS BLANDAS, ESTO NO LO PUEDE TUMBAR NADIE, MENOS TRES CORRUPTOS. HA COSTADO MUCHA SANGRE LLEGAR HASTA AQUI Y SEGUIREMOS.

    PATRIA O MUERTE PRESIDENTE

    JESUS GARCIA CLAVIJO

  • maria dijo:

    Totalmente de acuerdo.

  • Marisol dijo:

    Esta batalla es de todos, dirigientes y no dirigentes. Los militantes no podemos ser activos en una reunión del núcleo y después ser pasivos ante las evidencias de falta de control y corrupción, o mucho peor ser partícipe de estas; lo primero que tenemos que hacer cada uno de nosotros es predicar con el ejemplo.
    Nuestro Che decía que “La actitud comunista frente a la vida es mostrar con el ejemplo el camino que hay que seguir, es llegar a las masas con el propio ejemplo, cualesquiera que sean las dificultades del camino a vencer.”
    Todo el pueblo cubano, militantes o no tenemos la misión de defender nuestra Revolución.

  • Dr. Jorge Luis Vazquez Cedeño dijo:

    ¡¡¡¡ Bravo por Raúl !!!!.
    Los invito a leer los siguienres articulos de la revista TEMAS

    Revista Temas, 05-05-2010.
    Aproximación sociológica al problema de la corrupción en Cuba
    Fernando Barral
    Psiquiatra. Jubilado.
    http://www.temas.cult.cu/catalejo/economia/Fernando_Barral.pdf

    Revista Temas, 20-05-2010.
    Acotaciones al texto del Dr. Fernando Barral sobre la corrupción en Cuba
    Dr. Ramón de la Cruz Ochoa
    Presidente de la Sociedad Cubana de Ciencias Penales, de la Unión de Juristas de Cuba.
    http://www.temas.cult.cu/catalejo/economia/Ramon_de_la_Cruz_Ochoa.pdf

  • Maria M alvarez dijo:

    Estoy muy de acuerdo con la propuesta, en el pleno del partido hay que trabajar mucho en la corruccion que eso facilita a los contrarevolucionarios a decinformar y hacer de las sullas a las administrciones sindicatos a trabajar con firmesa y mano dura.Y muy importante hacerle conciencia a la juventud de que hay que cuidar las riquesas que nos dio la revolucion.

  • nestor dijo:

    Yo no soy militante, pero siempre digo que soy un cubano patriota que quiere y daria la vida por Cuba, sobre este tema hace mucho tiempo que comento con mis amigos y compañeros de trabajo, mi opinion sobre el tema de la corruccion, la incompetencia, la tolerancia y el oportunismo con que lamentablemente muchos han maldirigido, maladministrado, malorientado, etc, ha tenido peores consecuencias que lo que puedan haber hecho los enemigos confesos de la revolucion, porque ademas de los daños economicos causados han servido de malejemplo a otros que adoleciendo de las mas elementales virtudes humanas como son la honrrades, la desencia y el decoro los han imitado.

  • Ramón R.S.T. dijo:

    Estoy totalmente de acuerdo con lo planteado por nuestro presidente.

  • Yaylin Sosa dijo:

    Grande Raùl, es asì como se deben agarrar las cosas, bien duro.. A mejorar la economìa cubana, a no renunciar al desarrollo, pero sin perder los principios de nuestra revolucion. Coincido que muchas organizaciones han perdido fuerza, los dirigentes dan menos importancia, a lo importante, a lo lindo que logramos, y no podemos permitir que se siga perdiendo..

  • Aristides Rondón Veláqzquez dijo:

    Es imprescindible comprender el alcance de estas palabras de Raul. Hay que ayudarlo.

  • C.S. dijo:

    CORRUPCIÓN ES CONTRAREVOLUCIÓN!!! Bien dicho Raúl, así sin tapujos. Es cierto que al enemigo externo no podemos subestimarlo, pero cuánto daño nos hace el interno. Los mal llamados opositores no tienen ni verdaderos líderes ni poder de convocatoria, esos tampoco pueden subestimarse pero tampoco son los que van a destruirnos.
    Lo que más daño nos hace es la contrarevolución desde nuestra filas, la que practican los dirigentes corruptos que no son ejemplo para nadie pero siguen ahí nucleando a otros como ellos y multiplicando la desverguenza. En algún recodo del camino se nos olvidó la práctica de que ser Jefe es ser el primero en el cumplimiento del deber,en el sacrificio, en el ejemplo y en los valores morales, que ocupar un cargo es un compromiso con el pueblo y eso es sagrado, que primero morir que fallar al pueblo. En su lugar florecieron aquí y allá y por muchos lados los Jefes por conveniencia, ser dirigente pasó a ser para algunos la forma de mantener un estilo de vida burgués, de nuevo rico por encima del nivel que los trabajadores honrados pueden mantener. y apareció la justificación de satanizar el igualitarismo, que en lo personal tampoco comparto , pero que hizo menos daño que este afán de lucro y poder desmedido de esa plaga de Lindoros Incapaces que hoy nos azota. Se tomó a mi parecer el rábano por las hojas pues la diferencia debe ser para premiar al que más aporta, al que produce, al que se supera no al que por palanca y deshonor ha escalado sin importar las cabezas que para ello ha tenido que pisar. TE APOYAMOS RAÚL, CREEMOS EN TÍ, LA PATRIA TE CONTEMPLA ORGULLOSA!!!

  • ADB dijo:

    Raúl abordó en el 3er Pleno del Comité Central un tema neurálgico que constituye uno de los problemas fundamentales que enfrenta nuestro país en su tarea impostergable de perfeccionar nuestro sistema social: la corrupción. Ya hace más de un año el Cro. Esteban Morales había denunciado a la corrupción como la principal contrarrevolución, por ello fue sancionado por el partido, y aunque en su apelación le fue restituida su militancia, nunca más lo hemos visto en la Mesa Redonda, opinando sobre la política estadounidense, que es su especialidad, ahora Raúl lo ha expuesto de manera concluyente. La corrupción no sólo sustrae enormes recursos y bienes pertenecientes a nuestro pueblo sino que afepta enormemente la moral y el prestigio de la Revolución, porque son los dirigentes, principalmente lo administrativos, quienes la practican desde hace muchos años con total impunidad. Es hora, como señala Raúl, de combatir con la mayor decisión y valentía este flagelo que puede destruir la Revolución si no se le controla con toda la urgencia que demanda.

  • jotab dijo:

    La corrupción es sin duda el mayor peligro que acecha a nuestro proyecto social. – Mucho más dañina que la anémica “oposición” mercenaria y sus partidos de cuatro gatos. – Esos nunca han logrado calar en la gente.
    Sin embargo, ¡cuanto desmoraliza y corroe un corrupto con sus dineros robados al pueblo?
    Muchos de ellos se ufanan de poder comprar lealtades y voluntades casi sin distinción y desgraciadamente, así ha sucedido en no pocas ocasiones.
    Porque otra de las características innatas del corrupto es su poder de enlodar todo lo que toca. Un corrupto no puede vivir sin corromper.
    De ahi el peligro de este fenómeno. Es un cáncer corroyendo todas las zonas de la sociedad, y eso es un peligro mortal.
    Una de las estadías del corrupto es venderse en determinado momento al mejor postor. Y ahí estará siempre el dinero de Washington esperandolo complaciente. – El imperialismo sabe bien que estos canallas tienen un precio y no muy alto.

  • @cubatux dijo:

    Bravo Raul, bien dicho. Hace unos años, recuerdo en una discusión en el seno de mi CB de la UJC algunos militantes expresábamos nuestra inconformidad con la corrupción y el exceso de burocratismos en nuestro pais. En aquel momento coincidiamos en que esos problemas atentaban contra el desarrollo de la Revolución y nuestra sociedad mucho mas que los mercenarios pagados por USA y que viven todavía en Cuba. recuerdo también que posterior a ese análisis en mi CB supimos de la opinión del organismo superior sobre el mismo, en la cual nos tildaban de oportunistas y extremistas. Sin embargo, esos ¿qué pensaran ahora?.
    Me imagino que el propio Esteban Morales se debe estar “riendo a carcajadas” y aquellos que lo sancionaron escondidos que se yo donde…
    Los jovenes seguimos al pie de la lucha y no dejaremos que acaben con este hermoso proyecto que nos vio nacer y a pesar de sus deficiencias nos ha proporcionado tantas alegrias y satisfacciones.
    YO PIDO QUE LOS CORRUPTOS SEAN SANCIONADOS POR COMETER DELITOS CONTRA LA REVOLUCIÓN Y SE LE APLIQUEN LAS MÁXIMAS PENAS.

  • davidson dijo:

    Está pero que muy claro que la corrupción es equivalente a la contrarrevolución y que esto puede llevarnos a la autodestrucción de la revolución, lo que ocurre que el período especial hizo que la gente cambiara el significado del verbo “luchar”, realmente ese susodicho período especial, del cual no hemos salido todavía, aunque ni se le menciona, acabó y destruyó los mejores valores del pueblo cubano, la honradez, la honestidad, la sinceridad y la hombría, son ya casi vocablos desconocidos en muchas personas; ahora al que roba, malversa, desvía recursos y demás y demás, se dice que está “luchando” y roba todo el mundo, no sólo los delincuentes, eso está enraizado en la sociedad, roba el bodeguero, el carnicero, el farmacéutico, el cuentapropista y el empleado estatal, los cuadros, jefes y funcionarios de menor, medio y alto nivel, otros venden su ética como los médicos y personal de salud a los que hay que llevarles regalitos para que te atiendan; en los centros de trabajo la gente anda buscando que llevarse, para optar por una plaza, lo primero que preguntan es y qué hay para llevarse y hay plazas que hay que comprarlas en miles de pesos, también se ha enraizado en que todo hay que pagarlo, independientemente de que se perciba un salario que por supuesto no alcanza para nada, hasta imprimir una hoja en una máquina estatal tiene precio, a un mecánico estatal hay que pagarle para que te arregle un carro que también es estatal.
    Por ello existen grandes delitos en la economía nacional, la gente dice si yo lo que robo son unos pesitos, los grandes jefes roban por miles y por rastras.
    Lo más peligroso de todo eso es que hay una mayoría que roba por lucro y una minoría para poder vivir.
    Es verdad que no se puede andar con los brazos cruzados, hay que enfrentarlo y con coraje, está peligrando la revolución, es una corrupción generalizada a pequeña escala, pero llegará el momento que será a gran escala y entonces será tarde.

  • joaquin dijo:

    100% de acuerdo con el general, que le partan las patas a aquellos que se han creído durante mucho tiempo que porque se les ha destinado a dirigir una empresa ya son dueños de la misma,a los que creen que ellos son elegidos de dios para vivir como reyes a cuenta del erario publico, a los verdaderos traidores que son los que tratan de descapitalizar empresas del gobierno y el pueblo en su beneficio propio dañando la economía nacional,que los lleven como vulgares delincuentes a donde deben estar,a la cárcel,pero a una cárcel común,al combinado del este sin ningún tipo de privilegios.
    joaquin.

  • Edulman Hardy M dijo:

    La represalia, aunque la vistan de seda…

    ¿Por qué las ideas tan claras y los ejemplos tan nobles que emanan a diario no atraen a todos los hombres a luchar por lo justo?
    Esa pregunta y otras más las repetimos varias veces para buscar, en el fondo del silencio, una respuesta que es sabida por todos, es el temor a uno de los actos más denigrante de la especie humana, el temor a la REPRESALIA.
    Nuestra Sociedad no es perfecta, por lo tanto también tiene entre sus problemas este mal, que está muy enraizado y hace mucho más daño que cualquier otro, incluyendo la corrupción; porque sus consecuencias son ante todo ideológicas; además desmoviliza y trae aparejado la indolencia, con la repetida frase “no hay que buscarse problemas”, sobre todo con los jefes.
    Durante muchos años, este tema ha sido evaluado y criticado en todos los niveles de nuestra sociedad, recuerdo que el primer proceso de Rectificación de Errores y de Tendencias Negativas, partió de un análisis realizado de una acción de represalia que se había tomado contra una compañera, allá en Santiago de Cuba. Posteriormente, de este tema, han salido varios documentos que ponen de manifiesto el combate que hay que realizar a esta práctica nociva para erradicarla.
    Pero todo eso que se ha expresado, se ha escrito y se ha ejemplificado sobre la Represalia, está muy lejos de aproximarse a la realidad de lo que en la práctica cotidiana está sucediendo; porque los que deben encabezar la lucha contra la represalia también son seres humanos y están cargados en su subconsciente de este mal.
    La represalia es como el camaleón, y hoy en día ha cambiado tanto, que pasa de forma sutil por delante de nosotros y a veces hasta la apoyamos y la aplaudimos.
    Recientemente, escuche decir a una compañera dirigente política de un territorio la siguiente frase, “Si él ha sido súper exigente para que se cumplan las cosas, entonces con él, también lo vamos hacer”.
    Cuando usted oye frase como esa y dicha por cuadros de cierto nivel, siendo usted un obrero o trabajador revolucionario, enseguida la duda cubre su conciencia y queda en un estado de inseguridad psicológica y se preguntará ¿será un delito ser exigente?, o puede ser su reflexión la siguiente “no voy a exigir tanto para que a mi después no me apliquen la ley expresada anteriormente”.
    De esta frase expresada, voy a plasmar una valoración que me dieron varios compañeros que estaban presentes cuando se pronunció, “Si ese el trato con él que ha sido ejemplo de exigencia y consagración, que esperaremos para nosotros, no vamos a coger lucha, si todo va seguir igual”
    Ahora bien, esta no es la única forma o frase que escucharemos a diario que están cargada de un gran toque de represalia, le citaré otras como:
    “Si él quiere exigir vamos a exigirle”
    “Si él habla bastante y además vive criticando, él sabe que no se puede equivocar, porque le aplicaremos lo establecido”
    “Aquí lo que hay que criticar menos y trabajar más, eso es lo que hace falta”
    “El que incumpla lo que yo digo se jugará su puesto de trabajo”

    Como le expresaba al inicio, el papel desmovilizativo que tiene la represalia no se compara con nada; y deja un cráter en la conciencia de los revolucionarios muy grande, incluso crea una división entre ellos, y esto al final daña y perjudica a los valores que están en los hombres y mujeres de nuestra sociedad.

    Ahora bien, hay un elemento que no mencioné, que ayuda a enmascarar el actuar de ese jefe o cuadro cuando de represalia se refiere, que es el peón del jefe.
    El peón es aquel personaje que es utilizado por los jefes para destruir a todo aquellos que se atreven a realizar una crítica, decirle un problema o señalamiento al dirigente. Es el títere, que bien manejado actúa, no cuestiona nada, ni pregunta el por qué, su misión es hacer que se cumpla la voluntad del jefe y ayudarlo a despejarle el camino de los que no les simpatizan, sin que la figura de jefe se haga notar, para de esta forma protegerlo.
    Este individuo es muy peligroso, porque no tiene visión de lo que está haciendo y como esclavo fiel solo cumple ordenes de su amo.
    Como expresaba al inicio, Nuestra Sociedad no es perfecta, pero podemos entre todos unirnos, para luchar contra esos males, como la Represalia, que tanto lacera la obra tan humana que estamos construyendo.

    Edulman Hardy. 11/11/11
    Correo edulmanhardymonier@yahoo.es

  • 3mi dijo:

    Es una verdad incuestionable lo expresado por Raul, antes citado por Fidel, no hay peligro mayor q la corrupsión, de la cual se hacen cómplices funcionarios, cuadros y miembros del partido, al no controlar e incluso siendo parte de esos desmanes en algunos casos, una obra hermosa, forjada con sangre sudor dedicación de miles de cubanos, no podemos permitir sea por ese edio destruida, es necesario acciones severas sin descuidar la justicia. Testigos somos y fue discutido en los lineamientos la corrupsión en entidades como la vivienda por ejemplo. si Raul mano dura con la corrrupsión

  • juanito dijo:

    Como todos los vicios, la corrupción es muy antigua: casi tanto como la vida del hombre en sociedad. Hoy hay más casos de corrupción o, simplemente, porque somos más conscientes de ella, tenemos más información o conocemos mejor sus consecuencias.

    Se trata de un fenómeno polifacético, con numerosas variantes y que, por tanto, ha sido y es objeto de explicaciones muy variadas; por tanto es muy difícil realizar un inventario de riesgos como lo exige la legislación cubana en materia de control interno.
    No es un mal, sino, en todo caso, el síntoma de males profundos de la economía, la política, la sociedad y la moral. Por tanto, el objetivo, más que perseguir la corrupción, debe ser conseguir que gobiernos, administraciones, empresas y ciudadanos honrados.
    Existen diversas manifestaciones de corrupción, tales como: la extorsión y el soborno, las comisiones, regalos y favores dudosos, y también el nepotismo, clientelismo y favoritismo, el uso ilegítimo o la venta de información privilegiada, la malversación y desvío de fondos.
    ¿Cuentan para algo los valores y las preferencias de los políticos, funcionarios y ciudadanos?. Es un hecho que la mayoría de los cubanos valoran positivamente la honradez e integridad, el cumplimiento del deber y de la palabra dada y, por tanto, rechazan la extorsión, el soborno y las otras formas de corrupción. Claro que esto no se puede exacerbar porque las personas que se le lleva a una situación extrema, donde no pueden cubrir sus necesidades básicas son proclives a tener el primer acto de corrupción y de ahí en adelante se acabaron los valores.
    Una lucha sincera contra la corrupción pasa por la reducción de las oportunidades y cuantía de los beneficios creados por la corrupción o al aumento de sus costes.
    Por tanto es hora que el salario de los cubanos le sirva para satisfacer las necesidades básicas, porque cuanto más bajo sea el salario, mayor será la utilidad derivada de los actos de corrupción.

  • Luis Alberto Rubio Naranjo dijo:

    A combatir duro ese mal, que crece como la yerba donde no existe ni vigilancia revolucionaria, ni control, para preservar la revolución y avanzar en nuestro camino tenemos que erradicar a los corruptos sin miedo y de raíz…

  • Jorge LGuerrero dijo:

    Apoyo totalmente a nuestro lider,asi es,asi se hace,tenemos que consolidar aun mas nuestra revolucion,no contemos con ideas y modelos extrangeros,que todo se resuelva a lo cubano,VIVA RAUL,VIVA CUBA Y VIVA LA REVOLUCION.

Se han publicado 33 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también