Opinión  »

| +

En otro momento anterior en la historia –a no dudarlo– Washington hubiera logrado, si no desatar una guerra entre Colombia, Ecuador y Venezuela, al menos, propiciar la desunión y el resquemor entre las naciones suramericanas, al socaire del atentado del ejército colombiano contra el grupo de las FARC en territorio ecuatoriano.

Guerras y terrorismo de Estado  »

| +
Sed de sangre (I)

El imperio no se resigna a ser el único perdedor en la reunión del Grupo de Río celebrada en Santo Domingo el 7 de marzo. Desea armar de nuevo el sangriento tinglado. No es difícil demostrarlo.

Opinión  »

| +

La masacre de combatientes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia(FARC) por la grosera invasión de Bogotá a territorio de Ecuador obedece a la decisión de Washington de reventar el proceso de liberación de rehenes de de la organización guerrillera a pedido del presidente venezolano Hugo Chávez.

Opinión  »

| +

Dudo que en los anales de las acciones de contrainsurgencia exista una operación tan letal como la llevada a cabo por las fuerzas armadas colombianas contra el destacamento guerrillero que acompañaba a Raúl Reyes, segundo jefe de las FARC. Parece cosa de Hollywood.

Opinión  »

| +

Uribe es el personaje del mexicano Luis Buñuel, con una máscara de ángel cuando en realidad es el exterminador de una esperanza de paz negociada políticamente y no a sangre y fuego, genocidio y bestialidad al estilo Bush en Iraq.

Opinión  »

| +

Efraín Chury Iribarne entrevista a James Petras :: Los gobiernos inglés, alemán y norteamericano estaban frente a dos opciones muy desfavorables, o la presencia de los líderes occidentales en el tribunal o la terminación del juicio y la liberación de Milosevic. Eso indica que tenían una alta motivación para liquidar a Milosevic, porque se estaba presentando una situación sumamente reveladora y escandalosa Comentarios de James Petras. Lunes 13 de marzo de 2006 »

Opinión  »

| +

En Venezuela se ha roto el mito de la invulnerabilidad de los medios. Horas y horas de satanización del Presidente Hugo Chávez no lograron, ni antes ni después del Golpe de Abril y el Paro Petrolero, derrumbar la estructura bolivariana que se ha consolidado en el poder entre los fogonazos opositores y el fuego mediático de los Estados Unidos. Sin embargo, los datos de la arremetida siguen siendo escalofriantes.

Destacadas