Imprimir
Inicio » Opinión, Economía  »

Cuba cambia el modelo económico (I)

| 20

El cambio en marcha  del modelo económico marca un hito  decisivo en la Revolución cubana y, probablemente, en la historia mundial de luchas por el socialismo dada la singularidad que ha caracterizado a aquella y su ascendencia en los movimientos trasformadores a escala latinoamericana, tercermundista  y universal.

La “actualización” del modelo -no reforma desmanteladora- se propone preservar el rumbo socialista, en que será “la planificación y no el mercado el rasgo distintivo de la economía” y, por consiguiente, mantener y elevar la calidad de las conquistas en educación y salud gratuitas así como seguridad social para todos,  cuya sostenibilidad es imposible con el modelo económico en vigor.

Para lograrlo, prevé una descentralización progresiva de las decisiones,  ahorros sustanciales de recursos, aumentar exportaciones, sustituir importaciones, potenciar la oferta de productos al mercado interno, hacer que el salario remunere de veras los resultados, elevar la productividad en relación con el salario medio, instaurar un sector de trabajadores por cuenta propia y microempresarios como fuente de empleo para cientos de miles que quedarán disponibles en las nóminas infladas del Estado y como palanca creadora de producciones y servicios  que la empresa estatal no ha podido solventar;  trasformar en cooperativas numerosas empresas públicas como peluquerías, talleres de mecánica automotriz, servicios gastronómicos y de taxis.

Se propone, en suma, un radical golpe de timón en el modo de organizar y dirigir no sólo la economía sino la sociedad, en los métodos y estilo de trabajo del  Partido Comunista de Cuba (PCC) y el gobierno y en las funciones diferenciadas que deben existir entre ellos. Para comprenderlo es necesario remontarse a la trayectoria de cambio y continuidad, propia de la Revolución desde sus orígenes, tratando de superarse siempre a sí misma y de adaptarse a los convulsos cambios en la palestra internacional, a la vez que ha enfrentado  la guerra económica más prolongada de la historia contemporánea.

La actualización del modelo cuestiona conceptos que se dieron por verdades absolutas en los manuales del socialismo derrumbado y se asienta en la decisión de no volver a copiar de otras experiencias, sin desechar por ello la asimilación de lo que en ellas pueda haber de provechoso, e incluso  de lo positivo del capitalismo. También impugna arraigadas concepciones erróneas prevalecientes en la isla  sobre la distribución en el socialismo, como consecuencia del paternalismo, el idealismo y el igualitarismo generados desde los albores de la Revolución por el afán de lograr lo antes posible toda la justicia social. La actualización requiere un cambio de mentalidades.

Antecedentes inmediatos de ella son el discurso de Fidel Castro en la Universidad de La Habana en noviembre de 2005 y el movimiento promovido por el presidente Raúl Castro desde el 26 de julio de 2008 cuando convocó a abrir un debate nacional sobre los cambios “estructurales y de concepto” que debían realizarse en la economía. En aquel debate se palpó el sentir y la opinión del pueblo, que inspiraron la elaboración del Proyecto de Lineamientos de la Política Económica y Social del VI Congreso del PCC, puestos ya a discusión en las organizaciones de base de aquel así como en asambleas obreras, campesinas, estudiantiles y populares, cuyas propuestas y opiniones serán objeto de análisis en la reunión partidista a celebrarse en abril, dedicada a la economía nacional. El discurso de Raúl sobre el debate de este documento en la Asamblea Nacional constituye un análisis crítico y autocrítico memorable no ya sobre la economía sino sobre la construcción del socialismo en Cuba, “punto de inflexión”, como lo calificara Eusebio Leal, historiador de la ciudad de La Habana , en encuentro con intelectuales.

Fidel, en el “discurso de la universidad”, como es conocido, planteó: “Una conclusión que he sacado al cabo de muchos años: entre los muchos errores que hemos cometido todos, el más importante error era creer que alguien sabía de socialismo, o que alguien sabía de cómo se construye el socialismo”.  Es de suponer que esta afirmación está sustentada en la ausencia de una auténtica teoría de la construcción socialista como consecuencia de la infertilidad del trabajo teórico en la ex URSS. Dicho en palabras de Raúl: …la edificación de la nueva sociedad en el orden económico es, en mi modesta opinión, un trayecto hacia lo ignoto…

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Jose Pedro dijo:

    Al imperio y sus lacayos duele que Cuba encuentre vías ideológicamente aceptables con el Pensamiento Martiano, el Marxismo, el Leninismo y el Fidelismo para repotenciar su economía en medio de los efectos de un brutal bloqueo económico y una coyuntura de caos económico financiero mundial.
    Eso los aterra, porque pueden apreciar como las alternativas capitalistas, neoliberales o Kissenianas, agotan las posibilidades de recuperación y todo apunta a que solo las medidas de fortalecimiento del papel rector del estado en la propiedad de los medios fundamentales de producción, el control financiero y la planificación a nivel global se muestran como únicas alternativas para redireccionar la economía del mundo con la salvaguarda del medio ambiente en que vivimos.
    Los Yankees, ya ni las guerras ganan, solo con ellas atemorizan a incautos, su economía lo demuestra, vale solo observar el déficit presupuestario interno de USA que es mayor que su PIB.
    ¡Vaya sueño exportable americano!
    Saludos
    José Pedro.

  • Carmen R R dijo:

    Sería tan bueno que todos nuestros más notables intelectuales escribieran en Cubadebate sobre estos temas que tanto nos preocupan hoy, ayudarían tanto a esclarecer el camino, a entender las cosas con mayor claridad. Es cierto que todavía somos pocos los que tenemos acceso a internet, pero los artículos se imprimen y se divulgan por toda Cuba cuando son buenos.
    Angel, que bueno un trabajo suyo. Gracias.

  • OLIMPIO RODRIGUEZ SANTOS dijo:

    El artículo de Ángel Guerra Cabrera me lleva a remontarme a mis años de cortador de caña en una agricultura que comenzaba a dar sus primeros pasos hacia un socialismo que se debatía todos los días en el sueño de su extinción para llegar al Comunismo.

    Comenzaron a crearse y a desaparecer ministerio y a crecer una burocracia que cada día hacia que el que sembraba la tierra ganara menos para pagar salarios….
    Una vieja historia que la mayoría conoce y no es el espacio adecuado para hacerla extensa.

    Voy al directo y al grano hacia uno de los logros que todos coincidimos se deben preservar: LA SALUD.
    La misma burocracia que enterró a la agricultura esta enterrando a la salud y en ese trayecto hacia lo ignoto… (que se refiere el autor) hay que denunciarla pues resulta increíble que en el proceso de reordenamiento se sigan aun considerando imprescindibles e intocables (ES COMO SI UN MEDICO SE CONSIDERARA MAS IMPORTANTE QUE EL ENFERMO O EL MAESTRO MAS QUE EL ALUMNO)

    Pongo un ejemplo y pudiera señalar cientos:
    Hace mucho tiempo que estas producciones están en existencia en todas las provincias.

    Juego de VALERGEN sublingual Códigos
    Blomia tropicalis 338 9 04 4415 0000
    Dermatophagoide Siboney 338 9 04 4416 0000
    Dermatophagoide Pteronyssinus 338 9 04 4417 0000
    Extracto alergénico Vacunas subcutáneas
    (VALERGEN R-BT) de Blomia tropicalis 338 9 02 5036 0000
    (VALERGEN R-DS) de Dermatophagoide Siboney 338 9 02 5035 0000
    (VALERGEN R-DP) de Dermatophagoide Pteronyssinus 338 9 02 5034 0000

    Se trata de un producto que tiene un costo elevado de producción y que en Cuba lo hace el centro Nacional de Biopreparados.

    ¿Sabían que llevo más de 10 meses pidiéndolo para mis pacientes?

    La burocracia me “pelotea” de un lugar para otro, pero el producto no llega y para colmo me enviaron otro que ya esta vencido y que nada tiene que ver con mi especialidad.

    EL PAIS NO ESTA EN CONDICIONES DE PRODUCIR PARA BOTAR Y MUCHO MENOS PRODUCTOS QUE PUEDEN SALVAR UNA VIDA O MEJORARA SU CALIDAD.

  • Jorge L Guerrero dijo:

    Si asi es,esto aterorisa al imperio,al ver como su cerco se va rompiendo y cuba se va abriendo su propio camino,sin sus modelos clasicos de explotacion,que le recetan al mundo subdesarrollado,esto que esta sucediendo en cuba es para fortalecer la revolucion y para meoria del nivel de vida del cubano.

  • Agustín Navarro dijo:

    Amigo Olimpo hay que cambiar todo lo que tenga que cambiar no hay de otra Cuba tiene que mejorar a como de lugar no se puede perder todos debemos de luchar los que están allí y muchos que estamos fuera cada uno en lo que pueda hacer.

  • Francisco A. Dominguez dijo:

    A Jose Pedro y Jorge L Guerrero:

    Ojala, sinceramente, que el Imperio, como lo llamo Alexander Hamilton en el primer numero de El Federalista, de todos los “Padres Fundadores” probablemente el mas amante de un gobierno fuerte, se asustara con los cambios que estan ocurriendo en Cuba… Eso, sin embargo, no es cierto, pues aqui la gente –los que estan asustados, la gente comun– esta asustada porque cualquier dia pueden perder el trabajo o perder la casa, y los de arriba estan tan bien asociados con la maquina del Estado que no tienen por que tener absolutamente ningun miedo, no por lo que pasa en Estados Unidos, y mucho menos por lo que pasa en Cuba.

    Dejenme aclararles tambien que a la hora de controlar los medios fundamentales de produccion, el Estado aqui cumple exactamente esa funcion, pues subsidia la base economica de este pais: el Complejo Militar-Industrial, la industria de alta tecnologia y la agricultura, todo pagadito con nuestros impuestos. Yo no se si ustedes lo saben, pero el sistema imperante en Estados Unidos es esencialmente un “socialismo alto-burgues” al que le falta muy poco para llegar al fascismo, aunque hay por ahi ya campos de concentracion que se sospecha podrian llegar a ser utilizados para encerrar a los descontentos. En todo caso, lo unico que creo los puede asustar es un movimiento serio para la abolicion total del Estado.

    Tal vez haya algun asustado en Miami, uno de esos ilusionados con volver a Cuba a mandar, o cualquiera de esas locuras, alguien que tema que estas reformas salgan bien… Ellos al fin y al cabo prefiririan que Cuba se hundiera en el Oceano Atlantico a que a Cuba las cosas le vayan bien. Pero Miami no es Washington, ni Los Angeles, ni Seatle, ni Houston, ni Chicago ni Nueva York…

    Yo les rogaria que se concentraran en Cuba, en que estas medidas salgan bien para los cubanos, en discutirlas con los cubanos, en apoyarlas si lo estiman conveniente, que me parece que los cubanos no estamos para distracciones.

    Francisco A. Dominguez
    dominguezfranciscoa@yahoo.com
    Los Angeles, California

  • anibal dijo:

    Solamente esperando que pasado un tiempo no se diga,”esto no es socialismo”¿Que es?.

  • el imparcial dijo:

    no creo que se esté actualizando nada. sobreel tema la gente de a pie que son las personas que van a sufrir las consecuencias están bien ecepticas.
    lo indiganante es que raul castro diga que va a rectificar ls errores que el y su hermano cometieron en los últimos 50 años en el siguiente quinquenio. yo me pregunto: ¿por qué no se rectifican ellos? al fin y al cabo quien nos llevó a esta situación que a la postre hasta nos compromete hasta nuestra soberanía.
    creo que las reformas o reajuste son mas de lo mismo, un intento de la elite en el poder en cuba por mantener sus privelegios, nada mas.

  • J. Valdes G. dijo:

    amigo Francisco A. Dominguez
    tenemos una pekeñita diferencia con el enemigo.
    ellos llevan más de un siglo con leyes antimonopolio y anticárteles.
    nosotros llevamos 500 años sin alguna ke proh’iba ke un solo monopolio tenga el 100 del mercado.
    la idea de estas medidas no es eliminar la gran industria sino emparejar la “guerra” entre ellas.
    nosotros solo tenemos un propietario y toda gran empresa es dueña del 100% del mercado nacional.
    ¿porqué habrían de preocuparse los administradores?
    ¿por las miniempresitas rústicas ke se van a crear con los cuentapropístas?

  • juan dijo:

    hola

  • El Sofista dijo:

    Es posible que la empresa privada (la que está conectada al capitalismo) tenga mucho de eficiencia y de positivo, si lo comparamos con los resultados economicos de las economias centralizadas segun sus experiencias probadas. Sin embargo, no hay nada más desastrozo y absurdo que un capitalismo en la forma en que se desarrolla actualmente en el mundo, independientemente de que aun asi todavia sea capaz de generar productos de manera abundante, incluso hasta en los paises mas atrasados y pobres. Espero que seamos capaces de REGULAR a esa empresa privada de manera que no se le deje mucho al azar y a lo espontaneo sino que a un orden de desarrollo seriamente analizado.

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    Para cambiar hace falta algo más que deseos, hace falta mucha voluntad, dinamismo y conocimientos. Continuar en la improvisación es algo que ya no cabe en ninguna medida que se aplique ni el estar inventando modelos. Hace bien la dirección de la revolución en utilizar el mayor tiempo, antes de actuar en pensar, elaborar y someter a criterios. Solo con lo probable hecho realidad y consolidando como dice Raúl Castro Ruz, cada milimetro, cada metro ganado, pisonearlo y fortificarlo y luego seguir adelante.

    Hoy se impone más que otra cosa la razón, guardando el estusiasmo para otros momentos y obrando en tiempo real, que el tiempo es poco y esta generación está anciosa de disfrutar lo que alcancemos.

  • Marcelino Morales dijo:

    !!Adelante Cuba y los cubanos, pues con los cambios que hacen, simplemente cumplen con los precetos del materialismo Històrico. Es en los cambios donde està el desarrollo. Ya quisieramos aquì en Guatemala cambios que vayan al final de cuentas en beneficio deel pueblo. Ustedes estàn en el paraiso y no se dejen llevar por la iformaciòn mediatica del “mundo democràtico”. De esta parte del mundo estamos en el infierno y solo unos pocos dicen que la felicidad existe.

  • El sofista dijo:

    Aunque Cuba no se dirige hacia el capitalismo, considerando que los cambios introducidos no merecen ser considerados como capitalistas, sí hay que alertar sobre posibles nuevos cambios que sí pudieran llevarnos al capitalismo, una vez que estos primeros cambios no sean suficientes para aumentar la producción y disminuir las importaciones, lo cuál me temo que sucederá. O sea, que estos cambios no no creo que vayan ni siquiera a llevar a Cuba a los niveles de producción y de existencias de bienes de consumo de 1968; años en el que ya faltaban muchas cosas, pero todavía quedaban otras. Y digo esto basándome en que la eficiencia y productividad que se busca, solo se reflejará en la rama de los servicios (maestros, médicos, técnicos, transportistas, etc.), pero no realmente donde más importa, que es en la producción, o sea, en la agricultura, la minería y la construcción. Los cubanos, al igual que los norteamericanos, no quieren trabajar en el campo (a no ser dirigiendo una maquinaria agrícola, ni en la minería ni en la construcción, a no ser que les pagaran salarios exorbitantes.

    Por lo tanto, aunque todos nos hayamos defraudados con lo que esperábamos del socialismo y va y hasta no queramos más oír a nadie hablarnos del mismo socialismo ya probado y fracasado, si creo que vale la pena mencionar una serie de cosas que demuestran (como dijera el mismo presidente Hugo Chávez)lo muy poco eficientes que son los capitalistas.

    Cuando no hay una planificación centralizada se forma una locura que nos significa grandes pérdidas de recursos, que parecen pasarse por alto. Es aquí algunos ejemplos a citar:
    Una firma consigue un negocio contra otra firma que está más cerca del cliente, incurriéndose en mayores gastos por concepto de transporte. Pero la mentalidad sobre la libertad de empresa _en sus contradicciones_ forma luchas contra un arreglo, según sus tiempos de ventaja.
    Surgen empresas e industrias innecesarias, cuya única finalidad para permitirlas radica en “la necesidad de inversión de capitales”, ya que no van a producir mas sino que van a robarle una tajada a los negocios del mismo ramo ya establecidos, mas una parte de sus producciones.
    Se mudan constantemente empresas que empezaron desde abajo, para locales más grandes una vez que sus operaciones aumentan.
    (Aquí lo imprevisible está totalmente fuera de los cálculos en base a las perspectivas de desarrollo, sino que se depende de la suerte de la empresa en la competición.)
    Se montan locales para alquilar que tienen que ser reajustados a las necesidades de cada negocio establecido en los mismos, o estos reajustarse al local; cuando se retiran unos inquilinos, nuevos reajustes _con todas sus implicaciones en gastos, etc._ tienen que hacerse para que se acomoden los siguientes.
    (Muy pocas industrias o negocios se fundan en los lugares propios o instalaciones idóneas para el desarrollo de sus operaciones, sino que se improvisan acordes con los locales que se adquieren para basarse. Una de las causas de esto radica en la falta de capitales “fuertes” en los orígenes del capitalista, y/o en el temor a grandes riesgos.)

    Se fabrican demasiadas cosas según las posibilidades de capital del inversionista, con muy poco control sobre calidad u obligaciones mínimas para con el futuro social. Esto es, que un edificio de apartamentos puede construirse calculando en base al fatalismo de la pobreza, y en base a la especulación con los números. Construir apartamentos para asalariados de mínimo poder adquisitivo, y al costo mínimo, es algo inmoral y contrario al progreso y desarrollo; es, si no condena a vivir miserias, es ponernos a pensar en todo lo que se habrá que demoler más tarde.

  • ReyNO+ dijo:

    J. Valdes G:
    sobre lo que dices, creo que los administradores si van a tener que preocuparse por estas personas, porque ellas pueden proponer y ya lo estan haciendo precios en algunos productos que la poblacion necesita verdaderamente modicos, no como los que presenta el estado, te pongo un ejemplo; la fabricacion de un tipo de mermelada en Stgo de Cuba, el estado esta comercializando la mermelada a 170 pesos en los Mercados Ideales, sin embargo, los particulares, estan fabricando la misma mermelada y una calidad igual y superior en muchos casos y el valor de comercializacion no sube los 60 pesos, eso deja mucho que decir, si somos un poco inteligentes, te das cuenta, si cuando un producto que se realiza en una fabrica, se le aplica un Impuesto de Valor Agregado, llamado tambien en el mundo entero IVA, que depende del producto que se confecciona, pues porque ademas de eso se le agrega otro valor para terminar con un precio casi inaceptable de comercializacion…….eso es algo a meditar, vamos a cambiar nuestro modelo economico, pero pensando y tomando estas medidas no hacemos nada, el valor de adquisicion de los salarios de los obreros y trabajadores en nuestro pais esta muy pero muy devaluado y para levantarlo hay que subir los salarios y bajar los precios, yo recuerdo, y era pequeño que en los finales de los 80 y hasta el 91, con el salario de mi mamá que es maestra se vivia muy bien en la casa, y era un solo salario, ahora mi mamá gana alrededor de 450 pesos y yo 5 veces esa suma porque laboro en los polos turisticos en la construccion de hoteles, pero no es suficiente para la casa, asi que imaginense como es la cosa, por lo minimo el salario debe ser subido a 1000 pesos mensuales para que la familia cubana pueda sentirse realizada.

  • ramon dijo:

    HOy todos hablamos de los errores que se han cometido, y buscamos un
    culpable en las figuras que han constituido un paradigma de trabajo y
    sacrificio en la conducción por más de 50 año nuestro país; no tenemos
    todos lo material que brinda la sociedad de consumo, pero si valor, cono-
    cimiento, dignidad y prestigio ante el mundo para seguir construyendo una sociedad
    prospera ,moderna y justa. Eso no lo resuelve la economía de mercado ni el
    capitalismo.
    La Revolución ha sido la madre que tiene muchos hijos; y todos los aptos para
    aportar no lo hacen; por lo que los ingresos de los que aportan no son
    suficiente para cubrir todos los gastos del hogar. De eso se trata de que todos
    aportemos y revisemos menos, los benéficos de la Revolución para todos
    sus hijos son innegable.
    Los precios de los productos estatales son muy alto, pero los ingresos por
    este concepto no va a parar a mano particulares para hacerse rico, ni
    Especular con las ganancias en carpas, fiesta y bares; sino de una forma
    u otra se redistribuye para todos los miembros de la sociedad, aporten o no.
    Eso es lo que hay que eliminar, debe de tener el que estando apto para aportar lo haga.
    Los que hay que salirle al paso es a los canallas y oportunista que especulan con las necesidades de los trabajadores, incrementando precios, cuando
    su servicio no es de primera calidad. (Ejemplo cocheros y transportista privados de pasajero.)
    ¿ És que los hijos, padres y familiares de estos nuevos tipos de capitalista no se benefician con los servicios gratuitos y oportunidades que ha y brinda la Revolución?
    ¿Por qué el gobierno no le pone tarifa justa ?El pueblo como siempre lo
    Apoyaría.

  • Jose A Quesada dijo:

    Queremos combatir la burocracia disminuyendo plantillas, pero no se reduce el volumen de información evidentemente innecesaria que se solicita por las distintas extructuras del aparato administrativo superior. por ejemplo en la contabilidad el clasificador de cuentas no ha variado se llevan el mismo sinnumero de registros, submayores etc etc etc.
    Es muy interesante lo de la lata de mermelada a 170 pesos el cubano medio gana unos 350 o 450 pesos mensuales estimo. de seguro que quien puso el precio no tiene necesidad de comprarlas y quien la compra no es un trabajador de lo contrario no come el resto del mes.
    En cuanto a la reduccion de plantillas y no me refiero a las infladas pues a pesar de la alerta del Cro Raul estan saliendo directivas de los organismos centrales que te indican tienes que sacar tantos y no hay escusa, sácalos aunque sean necesarios (tengo ejemplos concretos) en tanto esos organismos centrales peservan sus estructuras administrativas y al que sacan es al que trabaja. Es un problema de mentalidad, es un problema de que la burocracia como parasito del socialismo esta tan arraigada que desde un buró se pretende combatir sin que nos demos cuenta de que seria como predicar moral en calsoncillos.

  • El sofista dijo:

    Cada vez que se habla de las gratuidades que reciben los cubanos de parte del estado, yo me pregunto si es que tenemos en el gobierno a un Jesucristo que convierte las piedras en panes y que multiplica los peces, pues solo así se sería justo al hablarse de gratuidades, ya que no se invirtió en recursos humanos para producirlas.

    En las economias planificadas ó socialista se entiende que han de haber reparticiones equitativas de beneficios básicos (alimentos, medicina, educación, vestimenta, vivienda, agua, electricidad, recreaciones, etc)según las posibilidades ecónomicas del país, beneficios que ya habrian sido calculados en base a los ingresos y a la producción nacional. De manera que por lo único que en un país socialista uno debería de extender efectivo (dinero) para pagar por un servicio, debia de ser solo por ciertos productos muy competidos y a su vez escasos; todo lo demás nos correspondría por derecho. Y nadie nos estaría haciendo ningún favor por haberlos recibido.

    Eso de las “gratuidades” es un adjetivo que solo cabe dentro de los sistemas capitalistas, donde no existe una economia planificada ni socialista. Por ejemplo, en los EE.UU son alimentados millones de personas, de las cuales muchas jamás han trabajado, personas a las que se les da efectivo para que compren alimentos, además de que existen miles de lugares llamados de “servicios de caridad” donde tambien se ofrecen… no tres comidas al dia, sino que hasta cinco y seis comidas diarias a los indigentes que viven en las calles, sean vagos, ó locos, drogadictos y alcoholicos renuentes a recibir ayuda de reabilitación. Eso sí son gratuidades, sean dadas por el gobierno ó sean dadas por grupos caritativos. Pero llamarle gratuidades a las pocas cosas que se reciben en Cuba sin tener que extender efectivo para recibirlas, eso es una contradicción al socialismo.

  • Rene Isaac Roldan dijo:

    Hola que tal los saludo desde El Salvador con mucho cariño hacia cuba soy estudiante de economia de La universidad de El Salvador y he estado viendo los hechos d diferentes medios lo que suscita en la querida CUBA y creo que desde hace mucho que los cubanos las estructuras de la sociedad cubana estan bien prensadas o mejor dicho bien estructuradas y que esta listo para unos mecanismos de cambio de mejora para un socialismo que prevalezca y sea solida y creo que cuba dentro d unos años se levantara ya que las medidas son adecuadas como son las sustitucion de mas exportaciones y menos importaciones y que los cubanos no tienen ese patron de exceso d consumo como lo es en Estados Unidos que de ellos depende de su economia asi que cuba es claro ejemplos en todo el mundo mis mas siceras felicitaciones y que viva la revolucion..

  • Jose Antonio Chavez Tase dijo:

    ¿Que pasa con nuestra Economia?.A perdido el rumbo norte o desconocen las Leyes de la Economia Socialista no se acuerdan de Lenin yel CHE

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Angel Guerra Cabrera

Angel Guerra Cabrera

Periodista cubano residente en México y columnista del diario La Jornada.

Vea también