Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Luis Britto: El bloqueo contra Cuba ha sido una política errada

| 2
El intelectual venezolano Luis Britto García en la Feria Internacional del Libro de La Habana. Foto: Ladyrene Pérez.

El intelectual venezolano Luis Britto García en la Feria Internacional del Libro de La Habana. Foto: Ladyrene Pérez / Cubadebate.

En ocasión de haber sido designado coordinador del jurado del concurso internacional de ensayo Pensar a Contracorriente, el escritor venezolano Luis Britto García, se encuentra nuevamente en La Habana. Mientras colaboraba en el montaje del stand de la Delegación del Centro Nacional del Libro de Venezuela, a quienes acompaña en la Feria del Libro cubana, compartió con Cubadebate algunos detalles de su agenda estos días en la Isla, y brevemente su visión acerca de algunos acontecimientos recientes en la región.

¿Impartirá, como de costumbre, alguna conferencia durante su estancia? ¿Sobre qué tema?

Hay dos organizadas por la embajada de la República Bolivariana de Venezuela en Cuba: una sobre la situación actual de Venezuela, y otra sobre la integración latinoamericana. Sin embargo, es posible que realice alguna otra, pero no está definido aún.

Mi otra actividad durante la estancia será ya como parte del jurado del Premio Pensar a Contracorriente. Nos encerraremos en el más absoluto secreto a ver cuál de los trabajos presentados es el ganador. Pero el deber de los jurados, como el de los presos políticos –bromea– es no hablar. Es la primera vez que soy jurado. Yo mantengo publicaciones constantes sobre temas de América Latina, el mundo moderno, la crisis capitalista, etc. y posiblemente por eso me otorgaron ese honor. Ahora, es muy difícil: alguien decía que organizar intelectuales es como arrear pollitos a caballo.

A propósito de los intelectuales –y además por ser su ámbito–, ¿qué lugar están ocupando en el contexto actual de Venezuela?

La intelectualidad venezolana está tratando de definir problemas y plantear alternativas. Hay un hecho muy interesante en Venezuela: yo diría que la mayoría de la intelectualidad –y en mi concepto, los más brillantes, los más importantes– son de izquierda y apoyan al bolivarianismo. Incluso muchos de los más brillantes intelectuales venezolanos apoyaron siempre la izquierda hasta que en la vejez, a partir de la década anterior, se pasaron a la derecha. Y están ahí y no han hecho nada notable.

Entonces el bolivarianismo cuenta con un grupo de intelectuales muy eficaz, de gran valor y muy numeroso, que lo defiende, analiza los problemas y hace críticas que son necesarias. Pero yo diría que ese es el papel. El intelectual es una persona que observa desde el compromiso. Susan Sontag decía que toda palabra es política y que todo acto es político. Pretender la neutralidad es una cosa bastante ilusoria. Uno puede fingir que es neutral, pero de hecho raramente lo es.

Como estudioso de América Latina, ¿cuál sería su proyección del impacto de la nueva relación entre Cuba y Estados Unidos sobre la región?

A mí me da la impresión de que esa es una estrategia de Obama. Primero, al darse cuenta de que el bloqueo ha sido una política errada: ahí está Cuba; lleva más de medio siglo y no la han doblegado. Pero sobre todo lo siguiente: se está abriendo ya otro canal interoceánico por Nicaragua; América Latina es el segundo socio comercial de China, y tenemos una Zona Especial del Mariel abierta a una cantidad de intereses, entre ellos, los asiáticos. De repente, debe ser que Estados Unidos ha visto con pavor que Cuba, con los puertos importantísimos que tiene, se abra al comercio del mundo y, sobre todo, un comercio con intereses chinos, asiáticos, etc. Es decir, Cuba va a ser una isla con un intenso comercio con el gran rival real de Estados Unidos en la hegemonía del mundo, que es China, la primera potencia económica desde octubre del año pasado.

Pensemos que se intensifica ese tipo de relaciones –que ya está creciendo cada vez más–, que se habilitan otros puertos, etc.: Estados Unidos tendrá una Cuba dedicada en gran parte al comercio con el Asia y con el resto de América Latina en sus propias puertas. Y estarían fuera de ese “baile”, por así decirlo.

Ahora, aparentemente el bloqueo sí sigue. Yo creo que, aunque sea muy paradójico, el bloqueo ha contribuido a la preservación de la Revolución; porque yo siempre imagino qué efecto tendría en La Habana, Cuba, la presencia de millones de turistas con los bolsillos llenos de divisas. Creo que tendría un efecto de distorsión muy fuerte. Pero desde luego ha sido una política errada, no solo desde el punto de vista humanitario por los sacrificios que le cuesta a Cuba, sino también ha sido contraproducente desde el punto de vista de los intereses de los Estados Unidos.

Usando su imagen, ¿cómo bailar con Estados Unidos?

Hay que esperar a ver cómo reaccionan ellos. La relación de Estados Unidos con el mundo está cambiando. En América Latina prácticamente China lo ha ido desplazando. En Washington agarré en una tienda un par de zapatos: Made in Brazil; agarré otro: Made in China. Son señales. La industria de Estados Unidos, que fue tan poderosa, ha amigado a otra cantidad de países bajo otros intereses. Tenemos que Detroit es una ciudad en quiebra; más de la tercera parte de la población se ha ido. Es la ruina de toda una región industrial que antes era muy poderosa.

En términos generales, el mundo está cambiando mucho… Esperemos que para bien.

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Pablo Albiol dijo:

    Elbloqueo jamas podra con el proceso

  • Pablo Albiol dijo:

    Claro que el bloqueo es una politica herrada ademas el bloqueo jamas podra con las Ideas de Fidel , lo que wl Comandante estableio eso no se puede destruir por nada ni nadie Pablo Albiol QUE ES EN UNA PALABRA REVOLUCION

Se han publicado 2 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Mónica Rivero

Mónica Rivero

La Habana, 1989. Graduada de Periodismo (2012) en la Universidad de La Habana. Twitter: @lamagoch

Vea también