Imprimir
Inicio » Fotorreportajes, Entretenimiento  »

Necesito el mar, mi mar, con su Malecón

| 9

Hay un borde donde la esperanza y la tenacidad se dan como prodigios, y donde La Habana tiene sus labios para besar al mundo. Ese es el Malecón, espacio purificado por el aire del mar, y que tanto ha deslumbrado a poetas, a visitantes, y a hijos legítimos de la Isla.

Desde el muro del Malecón se han visto crepúsculos inolvidables. Y desde él se han lanzado flores y preguntas a las aguas; se han vivido abrazos; se han tejido sueños; y se han susurrado promesas.

Así será hasta el final de los tiempos. El muro pardo no dejará de sostener los ímpetus de familias enteras, de enamorados, de amigos que van tras el vaivén de las olas buscando algún consuelo, algún secreto que solo el arrullo conoce, algún alivio para volver tras los pasos, ciudad adentro, hacia calles desde las cuales no se podrá avistar una buena puesta de sol.

Los pescadores quizás sean, sobre el muro, la más viva y graciosa estampa de la espera y el esfuerzo. Rasgan la frialdad del amanecer o el polvillo dorado de las tardes para probar suerte con lo que traerán las olas. Lanzan sus carnadas del buen augurio, y el tiempo se les va como el agua, sin cansancios, y la respiración termina confundiéndose con los espasmos marinos.

“Vas a ver… vas a ver…”, dicen tozudos y alegres, porque sobre el Malecón, ensanchada el alma, no se puede pensar sino en grande.

Alguien que haya caminado alguna vez como rey sobre los labios La Habana, si demora en volver a hacerlo, podrá sentir como si algo se le estuviera marchitando muy adentro del pecho. Cualquiera que haya tenido cerca en algún momento de su vida al Malecón, entenderá estos versos de nuestro poeta Jesús Orta Ruiz:

La Habana es una ventana
al mar. Canta en mis pulmones
el aire azul de La Habana.
Lejos de ella, suelo estar
falto del aire preciso:
necesito el mar, mi mar,
mi mar con su Malecón,
el azul con el recuerdo,
la espuma con la ilusión.
No me lleven al Edén,
que si no estoy en La Habana,
no sé, no respiro bien.

Pescando en el Malecón Foto: 10K

pescando-malecon-habana-cuba-02

Pescando en el Malecón Foto: 10K

pescando-malecon-habana-cuba-04

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Pescando en el Malecón Foto: 10K

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Víctor Hugo Parés Lores dijo:

    ALGO MAS QUE UN LARGO MURO

    I

    El Malecón es espuma
    blanquiazul que siempre besa
    la cintura tibia y presa
    del paisaje que perfuma.

    Se extiende como una suma
    litoral, y ya es leyenda,
    que quien recorra su senda
    desde el inicio hasta el fin,
    tendrá de noche un violín
    y en el sol verá su ofrenda.

    II

    El Malecón es pupila
    marinera de esta tierra,
    y parpado azul que encierra
    lo nocturno que rutila.

    Al amanecer destila
    ensueños de aguas ardientes
    por las luces más pacientes,
    esenciales y habaneras,
    da sus olas pendencieras
    o tranquilas a las gentes.

    III

    Su muro es verso y de un trazo
    dibuja la capital,
    es la acuarela con sal
    que endulza el otro pedazo.

    La Habana Vieja es abrazo
    que guarda el ayer nacido
    en su puerto protegido
    por cristianos, por Orishas
    bendecidores de dichas
    que conforman nuestro nido.

    IV

    Cofre de olas donde el Arte
    cubano es beso y dulzura
    de ala que bate ternura
    y hacia el mundo se reparte.

    El Malecón… estandarte
    de finísimo soporte,
    dujo popular, resorte
    de arterias, túneles brujo
    que comunican reflujos
    caribeños hacia el Norte.

    Víctor Hugo Parés Lores

  • Kaloian dijo:

    Muy bueno 10k…acá estamos, exponiendo nuestra CUBA!!!! abrazos Kalo

  • Luis Arellano dijo:

    Hermosas fotografías que hacen recordar nuestras visitas por allá. Pero, Sr. fotógrafo, ¿qué le pasó que en ninguna instantánea aparece alguna fémina? Queda en deuda…

  • ADRIAN LEIVA PEREZ dijo:

    cuando todos los cubanos que somos un solo pueblo…podamos caminar por el malecon sin ninguna de las restriccones migratorias que hoy existen…se habra ganado la mayor batalla contra el imperio…la reconquista del amor a la familia y lo que somos como pueblo libre y soberano.

  • Jota Henry dijo:

    Son imágenes de y para la historia. No importa que la muestra sea monotemática.Se sabe que el malecón habanero tiene fama nacional e internacional por las historias de amor que se han tejido en su muro, por el paseo dominical familiar a que incita cada vez, por soportar el paso de miles de cubanos cuando ha sido necesaria la denuncia, y por permitir vistas envidiables y únicas de La Habana. El malecón no es solo muro y litoral, es mucho más, es poesía, canción, rumba, pesca, murmullo, confesión y miles de cosas más que enorgullecen

  • eric dijo:

    QUE VIVA LA MUSICA…Y QUE SIEMPRE SEA EL MEDIO PARA UNIR LOS PUEBLOS DEL MUNDO Y DEJAR A TRAS LAS DIFERENCIAS ….Y QUE VIVA LA SOBERANIA DE LOS PUEBLOS DEL MUNDO Y DEMONOS LAS MANOS PARA MEJORAR LA CALIDAD DE VIDA …NO NOS OLVIDEMOS DE HAITI …PUEBLO HERMANO DEL CARIBE QUE VIVE EN LA DESGRACIA

  • yuzhina fuentes sanchez dijo:

    increible, desde que uno sale una de las cosas que mas extraña de la tierra amada es ese muro… no importa si eres de la habana o “palestino” o de donde sea, si tan solo una vez cantaste canciones de madrugada en tus noches de estudiante, a la luz de la luna, si tan solo una vez miraste ese horizonte, o viste a los niños y ancianos pescando… recordarás siempre. Esas imagenes permanecerán en tu recuerdo, latiendo Cuba por dentro, fuerte en tu corazón al compaás de las olas inmensas del muro del malecón

  • Dolores dijo:

    Gracias Alina por regalarnos este hermoso artículo.

  • bety dijo:

    ALINA QUIEN NO A TENIDO UN ROMANCE EN EL MALECON BAJO LAS ESTRELLAS O A COMPARTIDO EN SU JUVENTUD CON SUS COMPANEROS DE CURSOS UN SABADO O DOMINGO .ESO SE ESTRANA POR ESO CADA VEZ QUE VOY A LA HABANA APROVECHO Y ME SIENTO A CONTEMPLAR LA BAHIA CON SU MAR Y SU BELLEZA.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Alina Perera Robbio

Alina Perera Robbio

Es periodista cubana, columnista de Juventud Rebelde y colaboradora de Cubadebate. Ha ganado múltiples premios de periodismo en los certámenes anuales del país. Es autora del libro “Buscándote, Julio”, y coautora de “Voces del milagro”, “Niños del milagro”, “La maldición del avetruz” y “La cuadratura del círculo”.

10K

Fotorreportero cubano

Vea también