Imprimir
Inicio » Especiales, Cultura  »

Desde Las Tunas: Museos, esos sitios vivos

Por: Yelaine Martínez Herrera
En este artículo: Cuba, Cultura, Historia, Museo, Patrimonio, Sociedad
| 7 |

Foto: Reynaldo López Peña/ Periódico 26.

Los museos son sitios vivos, donde la historia y la cultura se dan la mano para propiciarnos viajar al pasado y volver al presente, iluminados. Desde el 10 de abril hasta el 18 de mayo, Día Internacional de los Museos, se han divulgado por Internet cápsulas informativas relacionadas con estos recintos, así como fechas importantes, exposiciones alegóricas y materiales afines. Asimismo algunas muestras, con poco público, han matizado la jornada.

Entre los momentos más especiales figuró el Taller Regional de Colecciones y Piezas Museables que, en la modalidad online, aglutinó a investigadores de varios territorios cubanos. La cita, con sede en el museo provincial Mayor General Vicente García González, estuvo motivada, además, por el centenario de ese inmueble, de ahí que se divulgaron conocimientos en torno a sus piezas.

La labor de nuestros ancestros, visible en gubias, raspadores, vasijas de caracol y otros utensilios aborígenes; documentos de figuras cimeras de las luchas independentistas; variopintos horómetros, que van desde un reloj de arena, un cronómetro marino hasta otros curiosos medidores del tiempo, son algunos de los tesoros resguardados allí y que se visibilizaron en la ocasión.

Foto: Reynaldo López Peña/ Periódico 26.

No en balde la especialista Maricela Vázquez reconoció la importancia del evento para ampliar los saberes, vislumbrar los estudios y perfeccionar el trabajo en funciones como la exhibición, la conservación y la difusión de las colecciones museables.

En el contexto se compartieron estudios interesantes como el de la identidad de Manatí, localidad de origen azucarero, a través de la fotografía, a cargo de la máster en Ciencias Ana del Carmen Cañete González; otro sobre las hachas petaloides, presentado por el licenciado Aliec Justo Bosch, de Puerto Padre y uno del legado de Fidel en el patrimonio tunero, en voz del máster en Ciencias Abel Julio Sastre Matos, también de La Villa Azul.

Por su parte, el licenciado Luis Mariano Castillo nos acercó a la pluma de buen marfil con el que el bardo Juan Cristóbal Nápoles Fajardo (El Cucalambé) escribiera parte de su obra, una de las piezas salvaguardadas en el museo provincial. Mientras, Yanelsi Vázquez disertó sobre La Sala de los Relojes y colegas de otras provincias hablaron de sus respectivos fondos.

Cuando usted pase por la casa natal de El León de Santa Rita, detenga su andar; esa fue la primera vivienda “quemada antes que esclava” en 1876, por el mismo Vicente García González. Cuando se encuentre por el memorial Mártires de Barbados recuerde la historia de Nancy Uranga, aquella joven que, por el atentado, no pudo cosechar nuevos lauros con su florete, ni ver nacer y crecer a su párvulo, quien ni siquiera apreció las fotos de su boda, ocurrida en Camagüey ocho meses antes.

Mire nuevamente el reloj público ubicado en el tercer nivel del museo provincial Mayor General Vicente García y sepa que en esa institución lo espera una especie de máquina del tiempo; si se embulla a entrar, seguramente saldrá más sabio y orgulloso de ser tunero.

Foto: Reynaldo López Peña/ Periódico 26.

(Tomado del Periódico 26)

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Roberto dijo:

    Hermosa foto la de la portada del museo provincial pero ahora no se ve así le han colocado unas luces oscuras que mas bien recuerda un cabaret de cuarta categoría, creo que las autoridades municipales deberían velar por una mejor imagen de este espléndido edificio.

  • Eduardo González S. dijo:

    El 18 de mayo es día triste para los veteranos de la DAAFAR porque recordamos que ya no existe el Museo del Aire, lugar adonde peregrinábamos a encontrarnos con otros canosos como nosotros a recrear compañeros caidos y hechos de armas. Ya no peregrinamos. No tenemos Meca.

    • Roberto dijo:

      Leyendo el comentario de Eduardo pensé, caramba, otra persona piensa lo mismo que yo.
      La triste realidad es que nos dimos el lujo de borrar de la memoria histórica un lugar tan sagrado.
      Nuestros hijos y nietos,, no nos lo perdonarán.
      Espero que publiquen mi comentario.

      • Eduardo González S. dijo:

        Roberto, un sudafricano me pidió que le copiara nombre y apellidos de un connacional muerto en angola cuyo carné estaba en una de las urnas. Cuando le respondí que ya no era posible y porqué, me respondió dolido y todo lo que dijo lo podemos suscribir todos nosotros. Luego, cuando visité Sudáfrica en 2018, pude ver lo cuidadoso que son con el patrimonio histórico.

  • AFG dijo:

    En contraposicion con el titulo del trabajo en lapropia provincia de Las Tunas Hay un museo que pide a gritos la culminacion de su reparacion increiblemente dañado a consecuencias de los embates del huracan Ike y que aun no se ha terminado, vive gracias al colectivo de trabjadores y su direccion que aun en condiciones adversas presta servicios.

  • Juan Manresa dijo:

    Muchos saberes atezoran los museos de nuestra localidad tunera, los cuales son centros de referencia obligada para nuestros estudiantes en cada curso escolar, con la finalidad de enriquecer el conocimiento y la cultura de nuestras jóvenes generaciones. Ante la pandemía los museos siguen vivos derribando los muros que nos separan a través de Internet .

  • ZHL dijo:

    De esos sitios vivos que son los Museos tenemos que siempre tener presente y nunca perder su conservacion pilar importante para no perder la historia

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también