Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Todos somos ecuatorianos

| 9
Rafael Correa y Lenín Moreno, líderes de Alianza País. Foto: Reuters/ Mariana Bazo.

Rafael Correa y Lenín Moreno, líderes de Alianza País. Foto: Reuters/ Mariana Bazo.

“Todo se puede comprar menos el corazón” proclamó en Guayaquil el candidato Lenin Moreno al cierre de su campaña que culminará el 2 de abril con el balotaje para decidir quién será el próximo Presidente del Ecuador. Ya el ex Vicepresidente había derrotado a todos los demás en las elecciones de febrero en las que logró una votación aplastante y estuvo a unos pocos votos de obtener la mayoría requerida -40 por ciento- para evitar una segunda vuelta.

Entonces algunos voceros de la oligarquía amenazaron con “incendiar Quito” si era proclamado vencedor quien superó en un millón de votos al banquero Guillermo Lasso, personaje éste de ingrata memoria, ex Ministro directamente vinculado al desastre que en 1999, entre otras cosas, eliminó el sucre como moneda propia forzando la adopción del dólar como signo monetario local y condujo a la fuga en masa de unos dos millones y medio de ecuatorianos lanzados súbitamente a la pobreza.

El próximo domingo los ecuatorianos deberán decidir si regresan a aquella etapa dolorosa o continúan avanzando por el camino de la Revolución Ciudadana iniciado por el Presidente Rafael Correa hace diez años con un saldo muy importante en cuanto a una más justa redistribución del ingreso nacional, que sacó de la miseria a dos millones de personas y muestra progresos notables en materia de educación y salud pública, una admirable obra en caminos, transporte y comunicaciones y sobre todo, el rescate de la soberanía nacional y un Gobierno limpio y dedicado al beneficio de las mayorías. Nadie hizo tanto en tan poco tiempo por la justicia en uno de los países más desiguales de la Tierra y debió hacerlo en condiciones muy difíciles como consecuencia de la caída de los precios del petróleo, un terremoto descomunal y otras calamidades naturales.

Una feroz y multimillonaria campaña mediática se empeña en confundir al pueblo, promover la amnesia colectiva y arrastrarlo a votar contra sí mismo. Toca a los ecuatorianos decidir.

Pero lo que está en juego va más allá del pequeño y hermoso país. El próximo domingo Ecuador estará, literalmente, en el centro del mundo. Allá se decidirá también el futuro de una América Latina emancipada frente a un Imperio que busca restaurar su maltrecha hegemonía.

Artículo de Ignacio Ramonet sobre las elecciones en Ecuador

Ecuador, la batalla decisiva

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Evaristo Pascual dijo:

    Presidente, yo creo sinceramente que la situación es bien difícil. Lenin Moreno y su partido es, sin lugar a dudas, el candidato presidencial mas votado en la primera vuelta. Pero ese apoyo es menor del 40 %, lo cual quiere decir que la derecha tiene, distribuidos entre varios partidos, el 60 % de los votos. De que depende entonces el resultado de la segunda vuelta? Pues en primer lugar de que la derecha tenga éxito o no en aglutinar ese 60% de votos en un bloque que apoye a Lasso. Eso puede pasar o no, pero sin dudas que es una posibilidad. En segundo lugar, la segunda vuelta que se va a realizar ya dentro de nos pocos días, se hace como bien dice usted bajo la presión de una campana propagandista sumamente desfavorable .
    Desgajar a Ecuador de los países que han demostrado que la independencia y el progreso social no son una utopia es, seguramente, una prioridad para la derecha continental. Después de la salida de Argentina y Brasil de ese grupo, Ecuador tiene la singular responsabilidad de confirmar o no esa tendencia.

    • Jose R Oro dijo:

      Entiendo el bien razonado y serio (pero creo que incompleto) comentario del estimado Evaristo Pascual. Es importante incluir otras consideraciones para obtener cierta previsión de lo que va a pasar mañana domingo . Por ejemplo, el ex – candidato presidencial Iván Esquivel que obtuvo 300,000 votos en la primera vuelta apoya firmemente a Alianza País. Iván Esquivel ha basado su accionar político en la lucha anti-corrupción y me hace recordar un tanto el discurso de Eduardo Chibas en la Cuba de finales de los 40 y principio de los 50 del siglo pasado. Creo que le va a traer más de 300,000 votos a Alianza País, debido a que muchos del alto porcentaje de indecisos se debe a la preocupación en ese tema, y el máximo exponente de la lucha anti-corrupción que es Iván Esquivel, el proponente de la “Ley Bisturí” les da importante un espaldarazo a Alianza País. También estaban presentes en estos últimos días los líderes del movimiento indigenista Pachakutic, agrupación que junto a dos organizaciones de centro y centro izquierda, apoyaron a Paco Moncayo y obtuvieron más de 630,000 votos. Paco Moncayo no está apoyando a nadie en esta segunda vuelta, pero sus seguidores no van a apoyar a Lasso de ninguna forma y la presencia de Pachakutic en los días finales de la campaña junto a Lenin Moreno, es muy importante.
      Es decir, no solo la derecha cierra filas, sino la izquierda y centro-izquierda también. La campaña de Alianza País ha sido inteligente, incluyó la inauguración de un tremendo hospital de 220 millones de USD, y un claro llamado a la cordura y el dialogo nacional. La gran batalla será por el voto de los indecisos de la primera vuelta.
      De lado de Lasso, si bien es cierto que la derecha y su imponente aparato propagandístico han cerrado filas con él, quisiera comentar que la actividad del oposicionista Partido Social Cristiano (PSC) liderado por Cynthia Viteri, que obtuvo el 16,32% en la primera vuelta ha sido tan sañuda e inculta contra Alianza País (peor incluso que el propio Lasso), que muchos de sus seguidores se sienten desconcertados e irritados cuando comparan su ordinariez con el balance de Lenin Moreno..
      Mañana es el gran día y los ecuatorianos votarán por su destino. Creo que el Presidente Correa, Lenin Moreno y Jorge Glas han llevado muy bien la lucha política y aunque apretadamente, va a ganar Alianza País, lo cual es de una importancia que como muchas personas entienden, entre ellos el estimado Evaristo Pascual, sobrepasa con mucho los limites de Ecuador.

  • Jose R Oro dijo:

    Sin dudas, esta es una batalla que excede los límites de Ecuador, y ganarla desmantela el falso concepto de que hay un movimiento pendular hacia la derecha en todo el continente (especie de Vendée latinoamericana) como una especie de fatalistas ciclos de la Historia. Lo mismo fueron la derrota de la ultraderecha en Holanda y la presunta derrota de Marine Le Pen en Francia, como lo es el renovado pataleo de la ultraderecha de Miami, apostando al gobierno Trump. Son indicadores de que los pueblos detendrán la feroz carga a la bayoneta de la derecha, convencida de lo imposible de su supervivencia. Ven en la segunda vuelta de este domingo en Ecuador una especie de ahora o nunca, y como bien indica el autor, ¡somos todos ecuatorianos!

  • yosjan dijo:

    Decir que todos somos Ecuador, Venezuela, Bolivia, Brasil y todo lo demás es una falta a la ideosincrasia de los cubanos. Sobre todo para aquellos que saben recordar que Ecuador le cerró las puertas a los cubanos hace unos meses con todo el problema migratorio. Cuba es cuba, todos los de aquí somos cubanos, esa es la realidad. Ecuador es Ecuador y que lo sea porque es su derecho.

  • cavafy dijo:

    …es una cuenta regresiva…que cuenta para la salud social de la región, ojala no continue el azhimer de los pueblos de la región, su precio se ve en Argentina y Brasil

  • José Francisco García Parrales dijo:

    Saludo camaradas del mundo y principalmente a nuestros hermanos cubanos, que son y
    siguen siendo el faro luminoso del socialismo en américa.
    Nunca les hemos traicionado, el problema con el grupo de cubanos que hacían escala en nuestro país para llegar al mundo del imperio yanqui, se transformo en un negocio genocidio humano y de ciertos gusanos hicieron negocio entre sus propios hermanos. Mientras los hermanos que viven en el Ecuador son prósperos medianos empresarios y gente de bien.
    Vamos a ganar el 39,48 % fueron votos duros y le llevamos mas de un millón de votos ahora en la segunda vuelta todas las encuestas dan ganador a la revolución , pero estamos trabajando duro para que sea mas del 55% para evitar la cantaleta del la derecha en llamar fraude. Las revoluciones la hacen los pueblo y el pueblo ecuatoriano esta en el rumbo certero. con el ejemplo del Che y Fidel. Venceremos

  • José Francisco García Parrales dijo:

    Ecuador país altivo y soberano, esta en la recta final la revolución ciudadana vencerá. viva la patria.

  • José Francisco García Parrales dijo:

    Camaradas la revolución ciudadana triunfará. el 39,26 % de la primera vuelta es voto duro. con un millón de votos mas que el enemigo de la derecha. Ahora estamos trabajando para llegar al 55 % para que la derecha se calle diciendo que es fraude. con el ejemplo del Che y Fidel. Venceremos.

  • Arnold August dijo:

    Excelente artículo, a unas horas de la votación, todo indica que, ¡si! como Alarcón escribe: ” Allá se decidirá también el futuro de una América Latina emancipada frente a un Imperio que busca restaurar su maltrecha hegomonía” Ser ecuatorianos todos hoy no es para nada negar las idiosincrasias de cada proceso revolucionario en América Latina. Hasta
    nosotros en la Red de intelectuales en defensa de la Humanidad por acá en Canadá somos también ecuatorianos porque el sentimiento anti-imperialist a anti-capitalista de una parte de la población se solidarisa en estos días peligrosos no sólo con Ecuador pero también la Revolución Bolivariana, los dos procesos ahora en La vanguardia de la lucha contra imperialismo estadounidense.

    Gracias Ricardo Alarcón por su larga lucha contra Imperialismo y a Cubadebate por publicar sus articulos.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ricardo Alarcón de Quesada

Ricardo Alarcón de Quesada

Doctor en Filosofía y Letras, escritor y político cubano. Fue Embajador ante la ONU y Canciller de Cuba. Presidió durante 20 años la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba (Parlamento).

Vea también