Imprimir
Inicio » Opinión  »

¡Escucha, yanqui!

| 19

Editorial de la revista Punto Final, de Chile


Señor
Barack Hussein Obama,
Presidente de los Estados Unidos de América

Señor presidente:
Simón Bolívar escribió el 5 de agosto de 1829: “Los Estados Unidos parecen destinados por la Providencia para plagar la América de miserias a nombre de la Libertad”. Una profecía confirmada mil veces, hasta nuestros días. La advertencia del Libertador se hizo realidad no sólo en América Latina y el Caribe, condenados por su cercanía geográfica y sus enormes riquezas a sufrir el pillaje de EE.UU. y sus legiones de marines. A partir de la segunda guerra mundial, la voracidad depredadora del nuevo imperio se hizo universal y sigue cometiendo crímenes de lesa humanidad invocando la libertad y los derechos humanos de sus víctimas.
Su país, señor presidente, que forjaron patriotas ejemplares inspirados en nobles principios republicanos, se ha convertido en un imperio desalmado, sangriento y rapaz, odiado y temido en el mundo.
Guerras e invasiones, bombardeos de poblaciones civiles, golpes de Estado, conspiraciones y asesinatos políticos, torturas en cárceles secretas, sabotajes, terrorismo, campañas de propaganda y dinero para desestabilizar gobiernos, patrañas para justificar la ocupación de países ricos en petróleo, gas y otros minerales, bloqueos de alimentos y medicinas para someter la soberanía y dignidad de naciones pequeñas y débiles, y, sobre todo, su desenfrenado espíritu de rapiña, convierten a EE.UU. en odioso símbolo del escarnio al derecho de gentes.
¡Qué lejos está hoy su país del noble espíritu que animó la Declaración de Independencia en 1776! La proclama de Jefferson y sus compañeros de que “todos los hombres nacen iguales”, se extravió en la oscuridad de la traición.
Usted, señor, representa algo muy distinto al país que soñaron los Padres Fundadores. Usted es el jefe de un imperio que amenaza al mundo con su desesperada búsqueda de materias primas y recursos energéticos para alimentar una economía que no reconoce otro límite que la máxima ganancia. Esa irresponsabilidad está empujando a la Humanidad al hambre y el desastre. El desprecio de su nación por las leyes de la naturaleza pone en riesgo la existencia del planeta y atropella las normas de solidaridad ambiental que aseguran la presencia de la pareja humana en la Tierra.
Su gobierno, señor presidente, ha continuado las políticas que hacen de EE.UU. un imperio guerrerista. Más que un país, el suyo es un bastión militar. Lo corrobora el presupuesto de defensa de este año con 553 mil millones de dólares y un suplemento de 117.800 millones para sostener la guerra en Afganistán e Iraq.
Usted no habla en nombre de los 155 millones de norteamericanos que quieren un mundo en paz. Mucho menos lo hace por los miles de sindicalistas y jóvenes que se han movilizado estos días en Wisconsin, Ohio y otros estados protestando contra las leyes que reducen las jubilaciones y salarios. Usted habla en nombre de los 400 norteamericanos que Michael Moore ha dicho que “tienen la misma cantidad de riqueza que la mitad del total de los estadounidenses”. Ese gordo formidable e incansable, que ha hecho lo suyo para difundir la realidad de EE.UU., afirma: “Hemos entregado nuestra preciosa democracia a una elite financiera. Wall Street, los bancos y Fortune son los que gobiernan esta república”(1).
Esa realidad -la del capitalismo-, la vivimos también en Chile.
Somos poco más de 17 millones de una población mestiza, que sin embargo, discrimina a indígenas, morenos y negros. Nuestro país sufre las mismas deformaciones que afectan al suyo, entre otros motivos porque se empeña en imitarlo. También en Chile una elite ejerce el poder. Sus miembros poseen enormes fortunas y figuran en el cuadro de honor de Forbes. Iris Fontbona viuda de Luksic posee 19.200 millones de dólares. Horst Paulmann, 10.500 millones; los Matte, dueños de bosques y plantas eléctricas, 10.400 millones; y el presidente de la República, Sebastián Piñera, elevó su fortuna a 2.400 millones el año pasado. Esta minoría insaciable controla los medios de comunicación y la educación privada -donde se educan la mayoría de los niños y jóvenes chilenos-. Logra así el mismo engaño masivo que Moore menciona en su discurso de Madison: que los pobres “voten por el partido que protege a los ricos porque ‘usted podrá ser un día uno de ellos'”.
El soporte social de la elite que gobierna en Chile es una pretendida clase media, alienada por el consumismo y que se equilibra sobre la tarjeta de crédito. Esto le facilita acceder a automóviles, electrodomésticos, celulares, viajes y espectáculos cuya profusión permite crear el espejismo de una sociedad igualitaria. Detrás del telón se esconden tres y medio millones de pobres e indigentes y casi 700 mil jóvenes que no estudian ni trabajan. Una parte considerable de la población es prisionera de la droga. Chile -como usted sabe- es uno de los diez países con mayor desigualdad en el mundo.
Como puede ver, señor presidente, en Chile se sentirá como en su casa. De algún modo -lo percibirá si el espeso muro de su seguridad lo permite-, nuestro país es una burda imitación del suyo. Pero ustedes son el imperio y nosotros la colonia.
El modelo económico y social que nos impusieron mediante el terrorismo de Estado los militares y empresarios coaligados con las trasnacionales, fue el premio mayor de la intervención norteamericana. La oligarquía que ayudó a desatar el golpe es la misma que hoy gobierna el país. No ha dejado de hacerlo en ningún momento durante casi 40 años. Para ello se ha valido indistintamente de militares y políticos de derecha y centro-“izquierda”. Estos últimos gobernaron durante 20 años y ni siquiera despeinaron el modelo neoliberal. Por el contrario, terminaron de traspasar al sector privado lo poco que quedaba en el área pública.
Esa gentuza, señor presidente, son sus amigos en Chile. Tenga cuidado con ellos.
Es lamentable, señor presidente, que usted recorra el mismo camino sinuoso que ya hicieron sus antecesores. No ha corregido la alevosa política hacia Cuba que impulsaron los diez presidentes anteriores. El bloqueo a la isla -usted lo sabe- es una arbitrariedad inicua que viola los derechos humanos del pueblo cubano. Lo señala todos los años Naciones Unidas, sin que su país se dé por enterado. Esto constituye un agravio y una afrenta para toda América Latina y el Caribe porque atropella la soberanía de una nación hermana. Aún más, su gobierno ha hecho oídos sordos a la petición mundial de libertad para cinco cubanos prisioneros en EE.UU. acusados de impedir las acciones terroristas que se fraguaban contra la isla.
La beligerante actitud de su gobierno contra Venezuela es otro hecho bochornoso de esta política imperial. Sus intentos por desestabilizar al gobierno del presidente Hugo Chávez repiten el mismo esquema de intromisión extranjera que vivieron Chile en 1973 y Honduras en 2009.
Usted parece no entender que en América Latina y el Caribe ha renacido una corriente social y política que demanda democracia participativa, justicia e igualdad. Es un movimiento de pueblos cansados de ficciones democráticas a la medida de los intereses oligárquicos. Su demanda superior -desde siempre- es la unidad e integración de América Latina y el Caribe.
Eso es lo que representa Hugo Chávez para el pueblo venezolano y para los pobres y excluidos del continente. La revolución bolivariana tiene una línea de continuidad de dos siglos con la historia política latinoamericana y caribeña. Proviene de los libertadores que desafiaron y derrotaron al poder colonial, entre ellos nuestro Bernardo O’Higgins que proclamó “más vale morir de pie que vivir de rodillas”. Ese fue el espíritu combativo de los jefes y soldados indígenas y mestizos de las primeras luchas de la independencia. Es el mismo espíritu que renació en Fidel Castro y Salvador Allende, y que hoy recorre los llanos de Venezuela y las selvas y montañas de Ecuador y Bolivia.
En 1960 un gran norteamericano, el sociólogo C. Wright Mills, escribió Escucha yanqui. La Revolución Cubana. Fue un intento por hacer comprender a EE.UU. ese acontecimiento histórico. Pero el yanqui no escuchó. Ojalá usted preste atención a norteamericanos valientes como Noam Chomsky, James Petras, Michael Moore y tantos otros intelectuales, artistas, cineastas, pastores religiosos, científicos, sindicalistas, etc., que con honestidad tratan que su nación despierte a la realidad. Si usted atiende esas voces, comprenderá porqué el clásico grito “Yanqui go home” lo continuarán escuchando los presidentes norteamericanos hasta el día del juicio final del imperialismo.
Lo saluda atentamente,

MANUEL CABIESES DONOSO
Director de “Punto Final”

(1) Discurso de Michael Moore en Madison, Wisconsin, 5/3/2011. (Ver http://www.rebelion.org/noticia.php?id=123832).

(Publicado en “Punto Final”, edición Nº 729, 18 de marzo, 2011)
punto@tutopia.com

Se han publicado 19 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • juan cesar martinez dijo:

    Criterio,DEBEMOS SER RESPETUOSOS,con los Presidentes de los paises.
    No debemos,utilizar lenguajes y menos titulos Ofensivos.O que se puedan interpretar como ofensas al pueblo de los Estados Unidos.
    Es Mi Opinion y solicito al Consejo Editorial, que por favor, analice ,estos pormenores.
    Unidos en la Diversidad, Dios Bendiga a ambos Pueblos!
    Y Mis respetos para el Señor Presidente Barak Obama. Y tambien para el periodista.a pesar de estar en desacuerdo con el titulo. Gracias

  • Juan Clemente Aguilera Carbonell dijo:

    Cuantas verdades encierra este excelente artículo del Director de la revista Punto Final, Obama ni lo leera, ni le interesa leerlo, él solo lo que quiere y desea es resucitar la “Neo Alianza para el Progreso” después de 50 años de haber fracasado la creada por el ex-Presidente asesinado John F.Kennedy. Hoy el Sr. Obama quiere hacernos creer que tiene buenas intenciones para con America Latina, solo hay que mirar para Libia y ladear la cabeza y mirar para Haití y esas son las políticas que nos brindara su Gobierno.
    Detrás de su verbo florido se esconde las intenciones más imperiales de un hombre que olvidándose de sus anscentros africanos enarbola la misma política de quien lo antecedio, es el mismo perro con diferente collar.
    Saludos.
    Juan Aguilera.
    Desde Toronto City.

  • Amauris Domínguez Meriño dijo:

    Así chilenos, así es como se debe recibir a ese renegado, que reniega de su color , de sus raíces, del color de su piel, color que debe por apego histórico ser defensor de los más nobles luchas del pueblo estadounidense y mundial.
    Gracias MANUEL CABIESES DONOSO,Director de “Punto Final”, por ese articulo que ya deben de habérselo leído los miembros de la seguridad del presidente del imperio, ya usted debe estar en la lista negra, pero se que no le importa, no debe importarle estar reconocido por los de seguridad de su país y del imperio,sino que debe de estar orgulloso de que desde acá millones de cubanos, de latinoamericanos y ciudadanos del mundo todo estamos con usted.
    A los yanquis y a sus lamebotas se les debe de enfrentar con la verdad y la frente en alto, sin hacer ningún tipo de concesión.
    ADELANTE HERMANOS LA LUCHA CONTINUA…RECORDEMOSLE AL PRESIDENTE DE LOS YANQUIS QUIENES SOMOS LOS LATINOAMERICANOS, QUE SOMOS CUNA DE LAS REVOLUCIONES MAS LIBRES Y BELLAS QUE SE HAN GESTADO EN LA HISTORIA DE LA HUMANIDAD Y QUE DEL VIENTRE DE AMERICA HAN SALIDO LOS PENSAMIENTOS LIBERTARIOS MAS COMPLETOS,

    !!!!HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!!!!

  • maria dijo:

    Muy buen artículo y sí los presidentes deben hacer honor a los principios que fundaron la patria que representan, los que conozco como base de nuestras constituciones son: la libertad, la justicia y el honor, pero sobre todo la autonomía de los pueblos y el respeto a su cultura. Los romanos, ingleses, españoles, mongoles y alemanes en alguna oportunidad y quizá por circunstancias de barbarie y poca jurisprudencia se comportaron como barbaros ,¿Por qué después de 200.000 años de la aparición del hombre sobre la tierra, aún no entendemos que el respeto se gana y no lo heredas? .¿Dependerá el respeto de la lealtad a los preceptos que constituyen tu historia y la actitud hacia el resto de los hombres?Hoy Barak Obama obedece a las estrategias de dominio que ya antes se aplicaron, sólo que con tecnología ,pero con el mismo criterio de odio ,destrucción y latrocinio, ¿creen ustedes que merece el respeto de alguien?, quizá el de la persona servil. Los yanquis escuchan pero no hacen caso y no le importa, podemos tal vez sentir por ellos la lástima que sintieron los cristianos ante la desolación de las almas de los romanos o la ira que sintieron los perseguidos por la inquisidores españoles durante su imposición a los pueblos, pero ellos no escucharan el alarido del pobre jamás, porque siempre un vasallo los respetará.

  • Juan Carlos de Chile dijo:

    Don Juan Cesar Martinez: Al juzgar por su escrito estoy convencido que usted reaccionó, no por los “insultos” sino porque solapadamente usted defiende los valores imperialistas representados por Obama y tal es su miopia que no leyó el sentido y el fondo del escrito. Parece ser que no se dió cuenta que el titulo del texto hace mención al titulo de una obra, ademas el escrito del Director de Punto Final, en ningun momento se leen “insultos” o descalificaciones, al contrario, lo hace con respeto a una perona que a mi juicio ni siquiera lo merece si pensamos de que manera se angaña al mundo. En chile estamos prontos a vivir la visita de Obama y según las encuestas se dice que el 80% de los chilenos se complace por esta visita, desgraciadamente de ese 80%, el 90% a lo menos son “incultas” o “ignorantes” en el sentido de su alusinación y alienación por el sueño americano,personas que han sido absorvidos por la propaganda y mensajes suliminales de un mundo que no exite, lo que demuestra nuestra mediocridad y solo el 10% restante sabe perfectamente y esta conciente porqué apoya a Obama y las reales intenciones de esta visita y presisamente son la oligarquia de este pais.

  • nelson valderrama dijo:

    Este si es un analista serio y te pone en la realidad rapidito, no tiene rebatimiento todas las verdades que dice, y no le falta el respeto a nadie con la verdad bien dicha.

  • Mirta dijo:

    Nunca es triste la verdad, lo que no tiene es remedio. Felicitaciones al director de la publicación, por su sinceridad, y por el respeto conque se dirige al “Nobel de la paz”

  • Juan de Jesus dijo:

    Como ciudadano Americano y descendiente de padres latinos;lo unico que le puedo decir;es que al que quiera al presidente de este pais [USA];Se lo regalo en papel de regalo;pero sin devolucion.A Obama le quedo muy grande el traje de presidente para los Estados Unidos y la unica esperanza que tenemos los verdaderos Americanos es;que no sea reelecto en Noviembre del 2012.Por ser un blandito con los dictadores;por tratar de socializar la economia;por subir los impuestos a la companias Americanas y estas tenga que mudarse fuera de este gran pais por tratar de sobrevivir a la competencia y miles de pesonas este deseepleadas hoy dia a lo largo de nuestro pais;por no ser mas fuerte con la inmigracion ilegar que nos invade y quieren vivir acosta de nosotros los ciudadanos que pagamos miles de dollares en impuestos y cada dia perdemos mas nuestro derechos como ciudadanos honestos.Como este presidente no va salir ningun otro mas por lo menos en 200 decadas.

  • Jose A Garcia dijo:

    He leido varias veces el articulo, muy bueno por cierto, y no he podido encontrar falta de respeto alguna hacia el presidente de ese pais y mucho menos hacia su pueblo, nada, que todavia quedan algunos que quieren ser mas americanos que los propios yanquis. gracias

  • Amauris Domínguez Meriño dijo:

    Señor Juan Cesar Martinez:
    Se debe ser respetuoso con los presidentes de los países que representen una ética en en desarrollo humano y de los mejores valores de la especie humana.Se le debe guardar respeto a los grandes ESTADISTAS MUNDIALES, A LOS GRANDES PENSADORES a todo aquel que representó un paso de avance de la especie tanto con su pensamiento como con sus acciones.
    A todo aquel que sea representante de lo peor y retrogrado, a una persona que prometió “cambios” y engatusó a sus posibles votantes, que engaño a sus hermanos de color con un lenguaje florido para lograr sus votos, y que hoy día se ha plegado a los poderosos de su país y de lo peor del mundo capitalista, a esa persona se le dice la verdad en la cara de ser posible.
    LA VERDAD que representa las guerras que está desarrollando, matando civiles en otras partes del mundo,torturando y desapareciendo personas (está bien documentado) de la usurpación de las materias primas que corresponden a otros solo para satisfacer el buen vivir de alrededor de 400 supermillonarios que tiene EUA y quizás su bolsillo propio, y también satisfacer el deseo de consumo de los capitalistas y todas aquellas personas que en el mundo ven en el consumo sobredimensionado su faro de realización personal y que está llevando a este mundo al caos y al deterioro.
    A esa persona SE LE TRATA COMO MERECE y fíjate, a nuestro COMANDANTE EN JEFE FIDEL CASTRO RUZ que ha representado los mejores ideales humanistas sobre la Tierra, las personas de DERECHA le tratan como a un diablo.
    ENTONCES,¿Señor Juan Cesar Martinez, como ud. cree que se debe de tratar a un SEÑOR como lo trata Ud. que representa lo mas oscuro en este planeta (y eso si está bien documentado y a la vista dela MAYORÍA MUNDIAL?

    ¿DE DONDE USTED BAJÓ Señor Juan Cesar Martinez, DE LA LUNA?

    Parece que si Señor con todo el respeto que usted merece, porque solo así, fíjese, se podría caer en tamaña galimatias.
    GALIMATIAS SI SEÑOR, en querer que se le guarde respeto a ESE PRESIDENTE DE ESE PAÍS.Ningún PRESIDENTE de ese país se ha ganado el respeto de la HUMANIDAD porque siempre han representado a lo peor que ha parido esta, a aquellos que quieren en enriquecerse a “costilla” de la mayoría expoliándolos y sacándoles el “zumo” no importándoles NADA para lograrlo.Le digo que ningún presidente, porque hasta los primeros, los que fueron padres fundadores de esa “GRAN NACIÓN” tuvieron sus manos manchadas de sangre por algún “problemilla” con los bravucones indios que no se dejaban sacar de sus tierras originarias para ser llevados a las reservas “cómodas y hospitalarias” que les daba el generoso hombre blanco.Los demás que le siguieron fueron peores hasta la actualidad, lo peor y los mayores desastres que ha ocasionado el hombre como ser viviente en la humanidad lo han apoyado esos “presidentes” de EUA.

    ENTONCES, Señor Juan Cesar Martinez, USTED PARECE QUE BAJO DE ALLÍ Y ES RECIÉN MIEMBRO DE ESTE PLANETA AZUL PARA OPINAR ASÍ, FÍJESE DEBE DE SER, SI ES ASÍ DE MI PARTE, (QUE NO REPRESENTO NADA SOY UN SIMPLE MORTAL QUE OPINA POR ACÁ)ESTÁ DISCULPADO POR MI, (A LO MEJOR NO LE INTERÉS EN LO MÁS MÍNIMO PERO BUENO ESTA DISCULPADO)

    PORQUE SI NO ES ASÍ, USTED ESTA EN LA CIUDAD Y NO VE LAS CASAS, O, NO LAS QUIERE VER.

    EL PUEBLO DE ESTADOS UNIDOS, maravilloso, y estoy seguro que el pueblo latinoamericano todo y el mundial se ufanarían y ufanan por lograr la bendición de Dios para ese pueblo.
    Ah y escuche Señor Juan Cesar Martinez también para que logren LA BENDICIÓN DE LOS HOMBRES que creo que es más importante.¿UD. sabe porque? Porque los HP gobernantes de ese país han actuado tantas veces en su nombre para hacer mal que los pueblos del mundo sienten odio por todo lo que huela a Norteamérica.
    Saludos, y que su Señor y Ud. tengan buenos días.

  • Carmen dijo:

    Está bueno el mensaje!! Francia hoy ,da el paso adelante esta vez para proteger a EE UU en la ofensiva y el vamos de la guerra que complicidad mas horrorosa!!!

  • Goran dijo:

    Sr. Juan Cesar Martínez, el respeto se gana, no se impone. Pero no se gana como el sr. Obama ganó su premio nobel de la paz. El respeto no se compra porque quien lo intente obtener de esa manera no se respeta a sí mismo. A mí no me infunde respeto un señor que manda a asesinar seres humanos e hipócritamente lo justifica actuando como si fuese Dios. Porque lo que el sr. Obama representa es sólo la minoría de la humanidad. Por la fuerza de las armas no logrará respeto. Podrá lograr odios y temor pero también resistencia contra sus injusticias. No me infunde respeto quien se aprovecha de su poderío militar contra pequeñas naciones indefensas para arrebatarles sus recursos y riquezas. No me infunde respeto el sr. Obama, ni ninguno de sus lacayos, europeos, asiáticos, árabes o americanos. Al fin y al cabo son todos políticos corruptos, explotadores de sus propios pueblos, a los que estafan diariamente.

  • Goran dijo:

    Sr. Juan de Jesús, usted causa gracia al decir que se considera un verdadero americano estadounidense. El anglosajón, que se considera el verdadero americano estadounidense, lo tiene a usted, descendiente latino y latino, al fin, como un ciudadano de segunda, al que desprecian. Su posición, al tratar de parecer más anglosajón que ellos, delata su baja autoestima y su sumisión. Al despreciar al inmigrante desprecia usted a sus padres. Pero eso es lo que se le enseña a la sociedad de su país. Quédese usted con Obama porque lo votó la “democracia” estadounidense, americana como usted dice, aunque americanos somos todos los que nacimos en toda América, aunque les pese.

  • Juan Carlos de Chile dijo:

    Don Juan de Jesus…puede irse con su TRI PARTI donde quiera, usted representa lo mas retrogrado de la conciencia humabna por su rasismo y deshumanidad…..usted es el fiel representante del terrorista y asesino de Gerge W Busch y de de las grandes transnacionales que dominan al mundo. Le recuerdo que su suerte y de la sociedad americana ya esta echada ya que porque mas temprano que tarde terminara el tiempo de la dominación y la explotación del mundo para que usted viva….en adelante tendra que acostumbrarse a vivir las penurias y miserias a que los americanos han tenido acostumbrados al mundo…..yanky go home!!!!

  • maria dijo:

    Sí, pero lo más triste es que como el ciudadano norteamericano, tan orgulloso de ser mirado por debajo del hombro por los anglo-sajones y por ser tratado como cucaracha; en mi país, Venezuela hay muchos y yo he mirado como a ti te miran muchas veces porque tengo conque y sabes lo hago porque la gente que siente como tú solo quieren lastima o desprecio, disfruta tu Green Card (si es que la tienes), mientras, yo puedo disfrutar lo que la raza y tu complejo de inferioridad me permite ,sobre personas como tú. Siento yo más vergüenza por su situación que él y no merece el respeto de alguien, espero entiendan que mi criterio y corazón no es así de despreciable, pero mis padres y las monjas de veras me enseñaron a actuar de esa forma, es algo que se aprende, ese tipo (disculpen la expresión) jamás ha estado en una reunión de europeos y no ha oído como se expresan de los latinos, inclusive del amigo.

  • Antonio Jimenez dijo:

    Sujeto Juan de Jesus……….el senor Barack Hussein Obama,
    es un sujeto despreciable…Vivo aun en Estados Unidos y si respeto
    buscas,empieza por ganarlo con los supremacistas yanquis auto deno-
    minados americanos…creo que ahora tienes uno que si le falto el
    respeto a tu cabeza de gobierno…adios estadounidense!

  • Alfredo Antonio Clementi dijo:

    Magnífica síntesis de lo que significan los EE. UU.
    Como en la Argentina tenemos nuestro propio Libertador, el gral. San Martín, poco sabemos del otro gran Libertador de América: Simón Bolívar y su concepción política, que diríamos premonitoria a la vista de la cita volcada en la nota.
    Nótese que hablo de auténticos Libertadores; los “Padres Fundadores” de los EE. UU. estaban imbuidos de un espíritu mesiánico que desde el vamos los hizo creerse rectores del mundo.
    Por otra parte, cuán útiles son estos artículos, además, para poner en evidencia a los “respetuosos” de lo irrespetable y los “democráticos” a la yanqui

  • Antonio dijo:

    Le felicito y le saludo compatriota Donoso por ese artiículo suyo ¡Escucha,Yanquí! tan esclarecedor pero, le digo de antemano que sus peticiones cayerán en oidos sordos. Es de saber que allá por el año 1823 cuando el presidente Monroe en su discurso presidencial afirmó que América es para los americanos, todos los presidentes de ese pais desde ese entonces han soñado en lograr que el mismo sea algún día el dueño absoluto de no tan sólo nuestra América sino, del mundo entero (palabras del Secretario de Defensa Donald Rumsfeld al Congreso “Estamos ganando el respeto del mundo debido a las Guerras”) y lamentablemente el presidente Obama es otro mas que sueña con lograr ese objetivo y a ese fin está dispuesto a utilizar cualquier treta (en este caso, el halago). Sin duda alguna, tenemos que admitir que nuestro Libertador Simón Bolívar tuvo certeza en lo que vaticinó.

  • Antonio dijo:

    En mi tierra se le expresa,AL PAN, PAN,Y AL VINO VINO.¡Que nadie logre sus sueños a costa de las pesadillas del resto¡ Saludos a todos.

Se han publicado 19 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Manuel Cabieses Donoso

Manuel Cabieses Donoso

Chileno. Director de la revista Punto Final.

Vea también