Imprimir
Inicio » Noticias, Sociedad  »

Malnutrición infantil, un problema global y alarmante

| +

149 millones de niños menores de cinco años tienen retraso en el crecimiento y casi 50 millones padecen emaciación (peso bajo en proporción a su altura). Foto: adn Portal mx

El Fondo de las Naciones Unidas para la Infancia (Unicef) alerta que uno de cada tres niños en todo el mundo carece de los nutrientes necesarios para crecer sano y saludable."Lamentablemente la infancia está comprometida en su desarrollo a nivel mundial", explicó a Prensa Latina el coordinador de Unicef en Cuba, Dagoberto Rivera.

Un estudio realizado por esa organización sobre el Estado Mundial de la Infancia 2019 señaló que cada vez más las comunidades se enfrentan a una gran carga de malnutrición.

De acuerdo con el documento, 149 millones de niños menores de cinco años tienen retraso en el crecimiento (su estatura es menor a la que corresponde a su edad) y casi 50 millones padecen emaciación (cuyo peso es bajo en proporción a su altura).

Asimismo, cientos de millones sufren el hambre oculta (deficiencias en vitaminas y minerales esenciales), mientras las tasas de sobrepeso u obesidad aumentan rápidamente.

Estas condiciones describen el estado actual de la malnutrición, una condición que antes estaba ligada principalmente a las imágenes del hambre y la hambruna, indican los especialistas.

El estado nutricional de la madre, por ejemplo, afecta profundamente la supervivencia, el crecimiento y desarrollo del hijo, al igual que su alimentación en las primeras horas y días de vida.

Según el estudio, en los primeros seis meses de vida, solo dos de cada cinco niños reciben exclusivamente leche materna, y en muchos casos los alimentos que consumen luego son inapropiados para satisfacer sus necesidades.

Otras causas de la malnutrición incluyen un acceso insuficiente a servicios esenciales de salud, al agua potable y a un saneamiento adecuado; y todo ello puede dar lugar a enfermedades.

Diversos estudios coinciden en que el cambio climático, la urbanización y la globalización están alterando profundamente la forma de comer de los niños y los alimentos a los cuáles tienen acceso.

La organización para la infancia insiste en la necesidad de que cada Estado revise y discuta sus políticas en torno a este tema, y tome medidas con el fin de garantizar mejores condiciones en el aprovechamiento nutricional, explicó a esta agencia de noticias el coordinador de Unicef en Cuba.

Resulta de gran importancia velar por el correcto funcionamiento de elementos y actividades que intervienen en la producción, procesamiento, distribución, preparación y consumo de alimentos.

Para que los sistemas alimentarios funcionen mejor debemos responder a desafíos como el alto costo de los alimentos saludables, las presiones de tiempo, la limitada disponibilidad de frutas y verduras frescas en muchas comunidades, entre otros aspectos señalados en el informe.

Los sistemas de salud, agua, saneamiento, educación y protección social deben proporcionar tanto a los niños como a sus familias los conocimientos, el apoyo y los servicios necesarios para una correcta alimentación.

Desde hace 30 años, la convención sobre los derechos del niño se refiere a la necesidad de proporcionar a los pequeños alimentos adecuados para combatir la malnutrición y las enfermedades; una realidad que hoy se hace urgente ante las alarmantes cifras.

En Cuba, Unicef desarrolla, de manera conjunta con el Gobierno, acciones de fortalecimiento de la capacidad de los trabajadores de la salud, con guías alimentarias y materiales educativos, para que brinden información oportuna sobre el tema a las familias.

Para Blanca Terry, presidenta de la Sociedad Cubana de Higiene y Epidemiología, en la nación caribeña se debe fortalecer la educación alimentaria de la familia, así como el conocimiento de productores y comercializadores sobre las necesidades nutricionales del pueblo.

'Trabajamos para lograr que los involucrados garanticen la seguridad alimentaria nutricional de la población', aseguró a Prensa Latina la también jefa del Centro de Nutrición e Higiene de los Alimentos, del Instituto Nacional de Higiene, Epidemiologia y Microbiología.

Cada año, Unicef presenta un informe sobre el estado mundial de la infancia, donde se examinan los factores que afectan a la niñez alrededor del mundo.

En este 2019, el tema fue la alimentación y nutrición, una realidad que constituye sin dudas un problema global y alarmante en estos tiempos.

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también