Imprimir
Inicio » Noticias, Sociedad  »

Condenan a 10 años de prisión a ex alcalde de Nueva Orleans

| +

NaginEl exalcalde de Nueva Orleans Ray Nagin, célebre por su controvertida gestión del desastre causado por el pasaje por su  ciudad del huracán Katrina, en 2005, fue condenado este miércoles a 10 años de  prisión en casos de corrupción y sobornos, informó el departamento de Justicia.

El exgobernante local demócrata, que reinó en esta ciudad del estado de Luisiana (sur) entre 2002 y 2010, fue condenado en el marco de una investigación federal abierta rápidamente tras el paso del huracán, que a fines  de agosto de 2005 causó más de 1.800 muertes e inundó el 80% de la ciudad,  generando miles de millones de dólares en pérdidas materiales.

La jueza federal Helen Ginger Berrigan, que reconoció culpable al exalcalde en febrero, anunció este miércoles la pena de diez años de prisión. Nagin deberá también restituir 84.000 dólares al gobierno.

Los fiscales federales, que pidieron entre 15 y 20 años de cárcel, demostraron que la administración municipal recibió sobornos de empresas a cambio de un trato favorable en la atribución de los trabajos de reconstrucción  de la ciudad.

Nagin, cuya popularidad decayó tras el paso de Katrina, habría recibido sobornos de parte de empresas unos meses antes del huracán, y habría mantenido  la misma práctica en los años siguientes. En total, el dinero “negro” habría  llegado a unos 500.000 dólares y habría sido blanqueado por la empresa de  granito manejada por el exalcalde y su familia.

Este fallo “pone fin a un capítulo sórdido de la historia de Nueva Orleans en el cual el hombre encargado de sacar a la ciudad de la crisis decide por el  contrario enriquecerse él, su familia y sus amigos”, comentó Rafael Goyeneche  III, presidente de la comisión de criminalidad de la ciudad.

(Con información de agencias)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también