Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Partidos políticos de Grecia discuten formación de nuevo gobierno

En este artículo: Atenas, Elecciones, Gobierno, Grecia, Política
| +

elecciones-greciaLos negociadores de los tres partidos políticos que discuten la formación de un nuevo Gobierno de coalición en Grecia que evite que el país caiga en bancarrota, terminaron el martes un intenso ciclo de reuniones y acordaron continuarlas el miércoles.

“Discutimos todos los temas políticos, hemos hecho progresos y continuaremos con las conversaciones mañana”, dijo el funcionario del partido socialista PASOK Kostas Skandalidis tras suspenderse las negociaciones el martes.

El partido conservador Nueva Democracia, que logró el mayor número de escaños en la elección parlamentaria del domingo, encabeza desde el lunes las discusiones para formar un Gobierno de coalición con el PASOK y la agrupación más pequeña Izquierda Democrática.

Las conversaciones del martes no definieron quiénes estarán en el gabinete del nuevo gobierno, informó otro dirigente partidario.

Alemania, el mayor contribuyente en el rescate que alejó a Grecia de la bancarrota, se opone a introducir grandes cambios al plan de austeridad, algo que sería la propuesta inmediata de un nuevo Gobierno de coalición

Sin embargo, un funcionario de la zona euro dijo que intentar aplicar los términos originales del rescate de 130.000 millones de euros, mientras la economía griega está cada vez más deprimida, significaría “refrendar una ilusión”.

El líder de Nueva Democracia, Antonis Samaras, prometió negociar mejores términos para el acuerdo y para eso cuenta con el apoyo de su posible socio en el futuro Gobierno, el jefe del partido socialista PASOK Evangelos Venizelos.

“Se debe formar un gobierno lo antes posible”, señaló Venizelos el martes en un comunicado.

Venizelos dijo que su partido respaldaría al Gobierno pero destacó que no se había decidido qué papel podría jugar dentro de una coalición.

“Hay una necesidad de formar un equipo negociador nacional que lidie con la revisión de los duros términos del acuerdo de rescate”, agregó.

Los socios europeos de Grecia no han descartado la posibilidad de extender algunos vencimientos, pero se han resistido a renegociar las condiciones básicas del acuerdo.

En la cumbre del G-20, la canciller alemana Angela Merkel dijo que “el nuevo Gobierno debe respetar sus compromisos, los que ha aceptado el país”.

Sin embargo, el funcionario de la zona euro dijo que el acuerdo con Atenas podía ser renegociado, explicando que las circunstancias habían cambiado en Grecia, que se sumió en una parálisis política cuando las elecciones en mayo no arrojaron un ganador, forzando a una repetición el domingo pasado.

“Cualquiera que diga que no necesitamos o no podemos renegociar el acuerdo es un delirante, porque él -o ella- deberían entender que todo el programa, todo el proceso, ha estado completamente encaminado incluso desde las semanas anteriores a la primera elección griega”, aseguró.

Con la austeridad y las privatizaciones agravando la situación y los ingresos impositivos cayendo por la contracción económica, la fuente rechazó la idea de no revisar el rescate.

“Estaríamos refrendando una ilusión. Por eso tenemos que sentarnos con nuestros colegas griegos y decir: aquí es donde deberíamos estar en julio, y aquí es donde estamos en julio (…)”, añadió.

COMPARTIENDO EL PODER

Nueva Democracia y PASOK se han alternado en el poder desde la caída de la dictadura militar en 1974 hasta el año pasado, cuando la crisis económica griega forzó a los partidos rivales a compartir el poder en un gobierno de unidad nacional favorable al rescate.

Pero el apoyo de PASOK se ha derrumbado este año, al punto que quedó en un distante tercer lugar detrás de Nueva Democracia y SYRIZA, un partido radical de izquierda que hizo campaña en favor de desechar por completo el pacto de austeridad.

Dado que Nueva Democracia obtendría 50 escaños más al ser el partido más votado, una alianza Nueva Democracia-PASOK lograría 162 escaños, y tendría la mayoría del parlamento de 300 miembros. Si se suma Izquierda Democrática, eso representaría 179 escaños.

La victoria de los conservadores evitó el riesgo inmediato de la salida de Grecia de la zona euro, pero despertó dudas respecto de si el nuevo Gobierno puede imponer recortes de austeridad en una nación profundamente dividida por el precio pagado por el rescate.

A semanas de que Grecia se quede sin fondos y un nuevo Gobierno tenga que negociar la próxima llegada de dinero de los prestamistas internacionales, los dirigentes griegos parecían decididos a impedir el estancamiento que siguió a la votación no concluyente del 6 de mayo.

(Con información de Reuters)

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también