Imprimir
Inicio » Noticias, Salud  »

Entrevista con uno de los médicos de Guillermo Fariñas: “Luchar por la vida es nuestro deber”

| 36
El doctor Armando Caballero, jefe de los Servicios de Terapia Intensiva del Hospital Universitario Arnaldo Milián Castro, de Santa Clara

El doctor Armando Caballero, jefe de los Servicios de Terapia Intensiva del Hospital Universitario Arnaldo Milián Castro, de Santa Clara. Foto: Ismael Francisco

Tomado del diario Granma

Ciencia, humanismo, profesionalidad y los más avanzados y costosos tratamientos se han empleado en la lucha por salvarle la vida al paciente Guillermo Fariñas. Ciencia, porque se le han aplicado los últimos adelantos para atender su caso; humanismo y profesionalidad, porque recibe los servicios de prestigiosos especialistas, quienes enarbolan la máxima de que luchar por la salud del ser humano es lo primero; y los más avanzados y costosos tratamientos, porque el Estado cubano no ha escatimado esfuerzos por garantizarle a esta persona los medicamentos necesarios de última generación, que se emplean en los más reconocidos centros asistenciales, muchos de los cuales son adquiridos en el exterior.

Fariñas fue ingresado el 11 de marzo en la unidad de cuidados intensivos del Hospital Universitario Arnaldo Milián Castro, en la ciudad de Santa Clara. Desde hace más de 120 días inició un ayuno voluntario que pone hoy en peligro su vida.

Interesados en su actual estado de salud nos dirigimos a la institución asistencial ubicada en la central provincia cubana y conversamos con el doctor Armando Caballero, jefe de los Servicios de Terapia Intensiva del hospital.

La primera interrogante que le hicimos al especialista de Segundo Grado y fundador de esa unidad asistencial, es que nos explicara desde su experiencia cómo es posible que esta persona, transcurridos cuatro meses en ayuno aún sobreviva.

“Es la pregunta que se hace todo el mundo -expresó-, realmente una persona sin ingerir alimentos por vía alguna no puede sobrevivir tanto tiempo, pero este no es el caso de Fariñas”.

Explicó el doctor Caballero que “este paciente se niega voluntariamente a comer por vía oral. Lleva 125 días en esta situación, pues estuvo dos semanas en su casa durante las cuales dice que no ingirió alimentos antes de ser internado en nuestro servicio, donde lleva 110 días. Lo recibimos con cierto deterioro físico y por esa razón fue internado. Él aceptó, estaba consciente de que le aplicáramos nutrientes, alimentación por vía parenteral, o sea, por las venas.

El paciente está recibiendo aminoácidos que conforman las proteínas que todo el organismo necesita, también se le provee de lípidos, vitaminas y minerales, “todo lo que requiere una dieta balanceada para cualquier ser humano“, señaló el galeno y acotó: “A tal extremo que Fariñas llegó a nuestra sala con 63 kilos de peso y en la actualidad está oscilando entre los 67 y 69 kilos. Ha aumentado su peso corporal durante su ingreso y ha sido precisamente por la alimentación parenteral que está recibiendo”.

-¿Cuán comprometida está la salud del paciente en este momento?

Para hacer la alimentación por vía parenteral se requiere que algunos nutrientes que tienen una alta osmolaridad (peso molecular) pasen por vías centrales del organismo humano. Es decir que se requiere cateterizar venas importantes de la parte superior del cuerpo como son las subclavias y las yugulares internas, lo que tiene sus peligros y complicaciones, particularmente cuando por esos catéteres parenterales van alimentos hiperosmolares, tales como aminoácidos y dextrosa hipertónica.

En tales casos, los riesgos de infecciones en la sangre aumentan en los pacientes que tienen de forma prolongada ese tipo de alimentación, quienes son propensos a contaminarse e infectarse con bacterias o con hongos, incluso pueden contraer otras complicaciones como la que ahora ha desarrollado este paciente.

-Pero esas complicaciones ¿Tienen que ver con los procederes médicos o con la atención que ha recibido?

En lo absoluto. Esas complicaciones son comunes en los pacientes sometidos a una alimentación de esta naturaleza.

Por ejemplo, a Fariñas en los 110 días que lleva en nuestra sala hemos tenido necesidad de cambiarle el catéter diez veces. Durante su ayuno de 251 días en el 2006 -cuando también estuvo ingresado en este servicio- hubo que pasarle 37 catéteres. Yo llevo 37 años trabajando en terapia intensiva y jamás atendí a un paciente al que se le haya aplicado tantas veces este proceder.

A este caso le hemos combatido cuatro infecciones que se detectaron a tiempo y se resolvieron con los medicamentos adecuados cuando se trata de estafilococos áureos que se desarrollan en la sangre. El germen en cada ocasión fue aislado de forma inmediata y combatido eficazmente por los antibióticos y medidas específicas.

Desde el pasado fin de semana el paciente ha hecho otra complicación, que no es solo una infección, es un poco más seria. En esta ocasión hizo una tromboflebitis del componente yugulo-subclavio en las venas del cuello. Ese trombo tiene un gran peligro, pues puede desprenderse e ir directo al corazón y de ahí a los pulmones, y provocar un tromboembolismo pulmonar que puede matar a una persona.

Ese inconveniente se ve con relativa frecuencia en los hospitales y es una de las causas de muerte súbita, cuando los trombos son grandes, pero también puede no desprenderse y ser disuelto con el tratamiento que estamos aplicando de anticoagulantes y antibióticos. En esta oportunidad también hemos logrado aislar el germen que provocó esa flebitis de venas centrales, que en este caso se asocia a la presencia de un trombo venoso en el segmento yugulo-subclavio.

Desde el domingo hasta hoy hemos visto una discreta mejoría, aunque no podemos afirmar que se descarte una complicación más seria. Nadie lo puede saber, ni aquí ni en ninguna parte del mundo, si ese trombo se desprenderá o no.

Disponemos para esto de todos los medicamentos necesarios; además, cuando el sábado pasado detectamos esta complicación del paciente discutimos colectivamente el diagnóstico y tratamiento, y confirmamos la patología con tecnología de punta.

-¿Son estos los límites de la medicina en la lucha por la vida de este paciente?

Estamos en los límites, sobre todo ahora; un tema que hemos hablado mucho con él -con quien tenemos buenas relaciones médico-paciente- es que abandone su ayuno voluntario y comience a alimentarse para poder recibir las energías que necesita por las fiebres presentes a causa de esta infección.

Estamos casi imposibilitados de alimentarlo por otro catéter, porque podrían aparecer otras complicaciones, cuando ya hay una en curso. Ingerir alimentos en su caso es un elemento importante en la lucha por la vida.

-¿Cuáles son los efectos que podría causar esta conducta de Fariñas?

Consideramos que podría ser un empeoramiento de su cuadro, particularmente nutricional, el cual hasta este momento lo hemos mantenido bastante estable pese a su negación de ingerir alimentos por vía oral.

-¿Y si decidiera comer?

El paciente está perfectamente preparado para la ingestión de alimentos. No hay ninguna contraindicación al respecto. Solamente su deseo puede ser un factor médico importante en la solución de su problema de salud.

-¿Qué establecen las normas médicas ante la actitud de un paciente que ha decidido no ingerir alimentos?

Como ya dije anteriormente, en mis 37 años en terapia intensiva he visto casi 20 mil pacientes, pero Fariñas es el único que he atendido en dos ocasiones porque se ha negado voluntariamente a ingerir alimentos oralmente de forma prolongada. Eso no es habitual. He visto muchos casos en este servicio, incluso he sido el médico de personas que han hecho intentos suicidas por determinadas razones y al final la mayoría quiere la vida. Eso es lo que los médicos de esta sala le estamos pidiendo a Fariñas: que contribuya a la lucha por su vida.

Respondiendo la pregunta, no existen normas, solo es la ética médica lo que vale. Uno de sus principios fundamentales es el de la autonomía, que establece no aplicar algún proceder a un paciente sin su consentimiento. Eso lo respetamos mucho.

Fariñas es un paciente que está consciente, orientado, en pleno uso de sus facultades mentales y por tanto está en su derecho de aceptar o no, por propia voluntad, la ejecución de cualquier acto médico. Es, a mi criterio, un mal derecho que tiene la gente a matarse. Yo le he dicho a Fariñas que tiene una conducta que atenta contra su integridad física.

Somos médicos para salvar vidas; sin embargo, la norma ante un caso como este es respetar la voluntad de los pacientes. No podemos luchar contra esa voluntad, a menos que éste se encuentre inconsciente y sea aprobado por sus familiares allegados.

-¿Explicaría usted más detalles sobre la atención que está recibiendo Guillermo Fariñas?

Esta persona, como todos nuestros pacientes, es privilegiado. Dispone de un acompañante las 24 horas. Tiene un televisor donde ve el mundial de fútbol y lo que le gusta; además, cuenta con un teléfono directo, al igual que el resto de los ingresados en la sala. Fuera del contexto médico, esas facilidades son importantes para la espiritualidad del enfermo.

La terapia intensiva es cara en el mundo. Fariñas, como todos los cubanos que necesitan de este servicio, no paga un centavo, gracias a nuestro sistema sanitario.

Yo he tenido la oportunidad de trabajar en el extranjero, en países subdesarrollados y en naciones del primer mundo. En Francia estuve un año y medio y pude observar lo costoso que resulta la atención de una persona ingresada en cuidados intensivos. Cuesta muy caro mantenerlo.

¿Y en cuanto a calificación médica, los equipos que se disponen, los exámenes adicionales que se le han practicado?

Ahora en el tratamiento médico tiene a su disposición a todo el equipo de terapia intensiva. Son diez médicos especialistas, de los cuales la mitad son de Segundo Grado en Medicina Intensiva y Emergencia. Todos ellos trabajan con Fariñas. Día por día se discute colectivamente el caso de este paciente, cómo evoluciona, qué hacer, si falta algo para buscarlo.

Usted ha dicho algo que me interesaría resaltar: “si falta algo para buscarlo”. Pregunto: ¿buscarlo dónde? ¿aquí? ¿en el exterior?

Aquí y en otros países. Se han comprado medicamentos para este y para otros casos, porque muchos de los medicamentos tenemos que adquirirlos en el exterior.

Por ejemplo, todos los nutrientes parenterales de Fariñas que son aminoácidos, lípidos, vitaminas y oligoelementos vienen de Europa y eso lo compra Cuba, no solo para el caso en cuestión, sino para otros cubanos que lo necesitan; sin embargo, el único que lo precisa porque no quiere comer, es Fariñas.

¿Tiene idea de los costos al país por el tratamiento de este paciente?

Comparar los costos de Cuba con otros lugares es casi imposible. La medicina cubana es, quizás, la más barata del mundo y tal vez una de las más eficientes, porque aquí no se lucra con la medicina.

De lo que sí doy fe es que un día en una unidad de cuidados intensivos, en cualquier país del primer mundo, no baja de mil 300 dólares, sin contar los medicamentos y exámenes complementarios, y estamos hablando en este caso de 110 días y más de 300 pruebas de laboratorio.

Por ejemplo, nosotros le hacemos a este paciente el control de la glicemia. Hasta hoy le hemos realizado 96, casi uno diario.

Ya le tratamos cuatro infecciones vasculares bacterianas graves que han requerido antibióticos como vancomicina, ciprofloxacina, gentamicina y rocephin; le hemos practicado 66 ionogramas para medir los electrolitos en sangre y corregir cualquier alteración; le calculamos casi a diario la urea de 24 horas para evaluar el gasto nitrogenado de su organismo y garantizar un balance adecuado.

Constantemente hemos monitoreado su sistema para evitar cualquier tipo de alteración; es lo que nos ha permitido que el estado de Fariñas, después de 125 días, se mantenga nutricionalmente bastante aceptable, pero siempre con peligro, porque eso como quiera que sea resulta antifisiológico, lo ideal sería comer.

A esta persona se le han efectuado electrocardiogramas, radiografías, ultrasonidos, tomografías multicortes. Hemos estudiado todo lo que ha sido necesario.

Comentó que la relación médico-paciente ha sido buena. ¿Cómo evalúa el vínculo médico-familia?

He conversado con la madre, la esposa y un tío, así como otras amistades. Hay una buena comunicación medico-paciente, que logra todo menos que coma, una petición casi constante que le estamos haciendo.

En resumen, yo creo que la relación que han tenido Fariñas y su familia con el equipo médico y de enfermeras de nuestro servicio es adecuada. En el tiempo que lleva ahí no he recibido la más mínima queja de la atención que se le brinda. Todo lo contrario, él siempre habla de la profesionalidad del personal que lo atiende, de la calidad de los médicos, incluso, dice que no quiere irse para ninguna parte -pese a que le han hecho, según refiere- propuestas para llevarlo al extranjero. Sin embargo, afirma que no se va porque aquí está la gente que le ha salvado la vida. Él confía en nuestra medicina.

¿Cómo evalúa la situación actual de Guillermo Fariñas?

Hoy el paciente tiene un peligro potencial de muerte, porque depende de la evolución de ese trombo que tiene alojado en el confluente yugulo subclavio izquierdo, el cual se está tratando adecuadamente. Ojalá desaparezca, se convertiría en una complicación más resuelta por nuestro equipo de médicos y enfermeras, lo que continuaremos haciendo para preservarle su vida.

Se han publicado 36 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Dr. Jesús Vila Díaz dijo:

    Esta es la medicina que practicamos, sin barreras, ni razas, ni clase social, ni afiliación política, en fin: A TODOS POR IGUAL. Deseamos pronta recuperación del paciente. Felicitaciones al equipo de trabajo del Profesor Caballero. Mis saludos afectuosos por los logros alcanzados.
    Pediatra Intensivista de Cienfuegos, CUBA.

  • F. Juan Águila dijo:

    EVITAR LA PUBLICACIÓN DE MENTIRAS.

    Muy bien la información ofrecida.

    Un “Médico” de un “Colegio fantasma” ya había ofrecido datos; pero añadiendo infecciones intrahospitalarias, etc. Igualmente, hubiera podido añadir a su “Parte” otras complicaciones ajenas, si con ello mostrara “deficiencias inexistentes”.

    Hay que colocarse por delante.

  • OLIMPIO RODRIGUEZ SANTOS dijo:

    TOTALMENTE DE ACUERDO CON LO QUE HA PLANTEADO EL MEDICO ESPECIALISTA ARMANDO CABALLERO.

    MIS FELICITACIONES POR SUS CONCEPTOS ETICOS QUE CONSTITUYEN LA EXPRESION PALPABLE DE QUE (LO COGNITIVO, AFECTIVO Y CONDUCTUAL) LO LLEVA EN CADA ACTO DE SU VIDA.

    ES ASI Y ASI DEBE SER SIEMPRE EN CUALQUIER LUGAR DEL MUNDO, PORQUE ESO ES LA MEDICINA DESDE SUS RAICES.

    A FARIñAS LE SUGERIMOS COMO LO HAN HECHO MUCHOS QUE MEDITE EN SU ACTITUD Y QUE PIENSE EN SU MADRE QUE LE HA PEDIDO DEJE EL AYUNO. QUE PIENSE EN LO QUE EL CONSIDERA JUSTO PARA QUE BUSQUE OTRA VIA SI DESEA REALMENTE LOGRAR RESULTADOS.

    CON TODOS MIS RESPETOS Y AUNQUE LA SITUACION NO ES PARA LLENAR ESTE ESPACIO DE FELICITACIONES. HAY QUE RECONOCER QUE LOS COLEGAS DE VILLA CLARA LLEVAN MUY EN ALTO LOS PRINCIPIOS ETICOS Y HUMANOS DE LA MEDICINA CUBANA.

    ADELANTE FARIñAS DEJE SU HUELGA QUE LAS COSAS SE RESUELVEN DESDE EL DIALOGO JUSTO Y HUMANO

  • JesusCuba dijo:

    Los mafiosos de Maimi, que se aprovechan de esta absurda decisión de Fariñas es seguro que se alimentan diaria y abundantemente y brindan por su terquedad.

  • Luis Enrique Rodríguez Campos dijo:

    ¿Qué quiere Fariñas? ¿porqué su huelga de hambre? ¿porqué no acepta la salida para el extranjero?. Necesito saber porqué motivo se ha declarado en huelga de hambre.

  • José Luis dijo:

    Qué bueno sería que esta entrevista pudiera ser leída íntegramente por los neobatistianos siquitrillados de Miami y sus pupilos de Europa, la culta y refinada. Sobre todo donde se detalla cuánto desembolsa este país a diario por salvarle la vida a este connotado apátrida y, lo mejor de todo, su negativa de marchar al extranjero porque aquí es donde están los médicos que bien lo han atendido.

  • Marisol dijo:

    Divulgar todos estos datos para conocer la verdad es muy importante, no para nosotros los cubanos que no dudamos ni un momento de la excelencia de nuestros médicos y del esfuerzo que ha hecho este equipo, a pesar de que este señor está en contra de un proceso que lleva la salud a todo el mundo sin distinciones y que está costando tanto recursos al país, es muy importante para aquellos que desde el exterior reciben noticias tergiversadas producto de la desinformación de los grandes medios y la campaña en contra de nuestro país. La verdad siempre estará ahí y una muestra de que no mentimos jamás es la reciente elección de nuestro pais para la vicepresidencia de la Comisión de Derechos Humanos.
    El pueblo cubano seguirá enfrentado todas las campañas que trate de orquestar el enemigo, sobre todo la mafia miamense y los contrarrevolucionarios internos, con más apoyo a la Revolución en todos los sentidos.

  • Glenda dijo:

    Mientras los médicos cubanos luchan por la vida de Fariñas, estoy casi segura que los enemigos de la Revolución hasta estén rezando porque se muera y así poder arremeter todo su odio en campañas contra el gobierno de Cuba, tratando así de confundir al mundo entero. ¿Es que este señor no se da cuenta que es una marioneta más que utilizan para su sucio juego y que a ellos para nada les interesa el bienestar del pueblo?
    Nada, ni nadie podrá manchar el prestigio de nuestro país y su máxima dirección. Allá los que se dejen confundir; pero el pueblo cubano sabe bien que nadie puede imponer condiciones que vayan en contra de nuestros ideales, esos por los cuales muchos héroes sí ofrecieron sus vidas para que logremos lo que hoy tenemos y, que no quepan dudas, nadie podrá quitarnos.

  • Marisol dijo:

    “Cuba, que ha demostrado con creces que tiene como divisa principal la vida y la dignidad del ser humano, no aceptará presiones ni chantajes.”

    Para los que han planteado dudas con respecto al caso de este mercenario y sus demandas, les remito a esta página:

    http://www.granma.cubaweb.cu/2010/03/08/nacional/artic02.html:

    “En este caso, no es la medicina la que debe resolver el problema intencionalmente creado con el propósito de desacreditar nuestro sistema político, sino el propio paciente y los apátridas, diplomáticos extranjeros y medios de prensa que lo manipulan. Las consecuencias serán de su entera y única responsabilidad.”

    CUBA NO ACEPTA PRESIONES NI CHANTAJES.

  • Matilde dijo:

    Es muy bueno que se vuelva a leer ese artículo que menciona Marisol. Como Santa Clareña, me siento indignada por la actitud de este ciudadano, es por eso que me he decidido a sacar algunos fragmentos del artículo, para que quede bien claro a todos quién es Fariñas y las verdaderas motivaciones chantajistas de su huelga.

    RAZONES DE ESTA HUELGA (no es la primera que hace):

    “Trata de imponer la liberación de más de 20 presos contrarrevolucionarios, sancionados con todas las garantías procesales por nuestros tribunales; por actuar al servicio de intereses extranjeros, contra la independencia y el orden constitucional de nuestro país.”

    SU PRIMERA ACTO DE VIOLENCIA. PARA EVADIR LA JUSTICIA INVENTA SU PRIMERA HUELGA DE HAMBRE.
    “… a finales del año 1995, cuando agredió físicamente a una mujer, funcionaria de la institución de salud donde laboraba como sicólogo, ocasionándole múltiples lesiones en el rostro y los brazos. El delito motivó una sanción de tres años de privación de libertad sin internamiento, además de imponérsele una multa de 600 pesos.”

    UN SEGUNDO ACTO EN EL 2002 (no hay que explicar a nadie quién es el Luis Posada mencionado):
    “En plena ciudad de Santa Clara, Fariñas golpeó fuertemente con un bastón a un anciano que había impedido un acto terrorista de un enviado personal del criminal Luis Posada Carriles. Los daños en el lesionado provocaron una urgente intervención quirúrgica para extirparle el bazo.”

    POR SUPUESTO AL SER SANCIONADO VUELVE AL SHOW DE LA HUELGA DE HAMBRE TENIENDO SOLO UNA LIGERA DESHIDRATACIÓN

    “Interrumpe la huelga y el 4 de noviembre del año 2002 decidió reiniciarla exigiendo que le pusieran un televisor en la sala de Enfermería de la prisión donde se recuperaba.”

    (FÍJENSE EN LO QUE INCLUYE NUESTRO CÓDIGO PENAL POR EL CUAL SE BENEFICIA, A PESAR DE SU ACTITUD)

    “El 5 de diciembre del 2003, en atención a sus padecimientos de salud, se le concedió una licencia extra-penal (en el artículo 31, incisos 3.b y 4, del Código Penal, se establece la facultad de conceder la suspensión del internamiento al sancionado a privación de libertad por causas justificadas, sobre la base de que observe buena conducta), en cumplimiento de nuestras leyes y con base en la concepción humanitaria de nuestra justicia y sistema penitenciario.”

    (TRES AÑOS DESPUES, OTRA VEZ CON EXIGENCIAS):
    “…protagoniza un ayuno prolongado para exigir a funcionarios de ETECSA el acceso a Internet desde su domicilio. Fariñas es un asiduo reportero de la infame emisora nombrada Radio Martí y de otras estaciones anticubanas.”

    SAQUEN USTEDES SUS PROPIAS CONCLUSIONES. ¿MERECE ESTE CHANTAJISTA ALGUNA RESPUESTA?

  • Liena María Nieves dijo:

    Doctor Caballero, una vez más loable su trabajo y el de su equipo. Para quienes tenemos el honor de conocerle resulta impresionante cómo coloca a un lado sus elevados valores revolucionrios para luchar por la vida de Fariñas. Imagino cuán decepcionante resultará esforzarse por arrancarle una vida a la muerte y no encontrar la reciprocidad del paciente, pero ello no quiebra su voluntad.
    Sea cual sea el desenlace de este lamentable episodio en su vida profesional, tenga por seguro que nadie podrá reclamarle algo al colectivo de Terapia Intensiva…en verdad merece el respeto de todos tanta pujanza frente a lo inevitable.
    La admiración y eterno agradecimiento de esta cubana que hoy goza de la dicha de un padre gracias a usted.

  • Chukay dijo:

    Por favor no malgasten mas recursos medicos que les hace falta a otros cubanos verdaderos en ese idiota que se vende por dinero.

  • OLIMPIO RODRIGUEZ SANTOS dijo:

    Liena María Nieves:

    Es muy lindo leer, con tal profundidad hacia un medico especialista, opiniones de alguien que valora el trabajo profesional y etico de un personal de la salud como el Dr. Caballero.

    Se nos han ido de las manos pacientes en medio de una guerra cuando nos han cortado la luz del salon y siempre se siente no poder aportar todo hasta el final de la vida.

    Siempre aun en esas circunstancias dificiles y otras peores la vida es lo primero, porque somos eso, por encima de todo MEDICOS.

  • Dardo Ribas dijo:

    BIEN, PREPARÉMONOS PARA OTRO MELODRAMA
    DEL DIARIO “EL PAÍS” Y DE SU AGENTE EN LA HABANA

    Por lo visto, el señor Fariñas está transitando sus últimas horas.

    Me parece fantástico que los médicos cubanos acudan a todos los recursos para salvarlo, pero, ya sabemos, la cosa se complica y este lunático empedernido ha decidido inmolarse.

    Lamentable para su atribulada madre y sus familiares.

    ¿Qué más se puede hacer?
    ¿Qué debería hacer el gobierno cubano para impedir este desenlace?
    ¿Alimentarlo por la fuerza?
    ¿Ceder a sus pretensiones?

    Tenemos claro que en ningún país del mundo -cualquiera fuere su sistema social-, se aceptan esta clase de planteos a TODO O NADA.
    O, lo que es lo mismo, un mecanismo extorsivo para lograr demandas apelando a ruindades carentes de toda épica.

    Las “huelgas de hambre” pueden resultar comprensivas para lograr presionar y obtener alguna petición, pero, en este caso -y vistas las circunstancias creadas por quienes alientan a Fariñas a impulsar su propia muerte-, todo se complica.

    Lo que él pretende es inaceptable a cualquier entendimiento.
    Las libertades que solicita nada tienen que ver con el trasfondo de los penitentes que tanto le conmueven.

    No se trata de “OPOSITORES” o “DISIDENTES”, como insiste pegajosamente la usina contrarrevolucionaria que late en la SINA o en las redacciones de los monopolios periodísticos del imperio, sino de colaboradores reclutados por el enemigo de Cuba para crear sabotajes y disturbios.

    No estamos ante la presencia de valientes luchadores sociales que han sido injustamente detenidos y condenados.

    Cuba no es la Argentina de Videla o el Chile de Pinochet. Muy por el contrario -y lo sabe todo el mundo-, Cuba es un país agredido desde hace décadas de manera feroz por un enemigo brutal que pretende imponerle el coloniaje.

    Estos señores que purgan allí condenas y por los que está dispuesto a perder la vida el amanecido mártir que nos ocupa, son, en su mayoría, elementos al estilo Montaner o crápulas que de no haber sido detectados con las manos en la masa, estarían seguramente allanando el camino de la invasión mercenaria que se prohíja, minuciosa, desde hace cincuenta años allí Miami y en los escondrijos de la CIA u otras cuevas infectas del enemigo exterior.

    No hay que ser un prestidigitador del futuro para imaginar lo que se viene.

    Titulares en toda la prensa capitalista criticando a la Revolución y sus dirigentes.

    Si el Estado de Israel arroja fósforo blanco sobre ciudadanos indefensos, como lo hizo recientemente en Gaza, se mide como un “acto de guerra”; si los yanquis asesinan desde un sofisticado helicóptero a más de una docena de civiles indefensos, es una noticia más -menospreciada-, por la prensa canalla; si una flota amenaza la paz del mundo allí en las cercanías de Irán, se ignora tácitamente esa provocación y, así de seguido, con los crímenes diarios en Irak o en Afganistán.

    Las muertes cotidianas a manos de los carteles de la mafia narcotraficante en México, para estos monopolios de la desinformación, constituye tan sólo la cuota diaria de truculencia para atraer a lectores impresionables, pero no existe detrás de las consabidas fotos dantescas donde se muestran a decapitados atados de pies y manos, el mínimo análisis que sirva para interpretar estas tragedias propias del universo capitalista.

    Si centenares de niños, adolescentes, ancianos, hombres o mujeres, mueren cotidianamente en América por HAMBRE OBLIGADA, no son más que datos para una estadística y, en el mejor de los casos; cuando no, la prensa a la que me refiero, oculta el dato o lo coloca como una providencia, algo inevitable y que se mira a la distancia con la misma asepsia que se puede contemplar la muerte de insectos en un terreno infecundo.

    Ahora, la anunciada muerte de Fariñas, provocará una avalancha de lágrimas e imprecaciones contra el socialismo y, en especial, contra sus dirigentes.

    El señor MAURICIO VICENT -obligado instigador del por lo visto inminente deceso de este tontuelo-, estará preparando ya la nota necrológica, plena de matices dramáticos.

    Tanto él como la ridícula provocadora de YOANNI, tratarán de lograr instantáneas de último momento y, si pudieran, no tendrían escrúpulos en estampar el rostro enjuto del cadáver en portales de Internet o donde puedan instalarlo. Ellos esperan ansiosos, además, tumultos y escenas patéticas a la hora del entierro.

    Se babean de antemano con los “argumentos” adquiridos y que darán nuevos bríos a su causa.

    También advertirán al mundo -lo hacen desde que percibieron que todos nos hemos dado cuenta que son los movilizadores de estos “sacrificios”-, en cuanto a “que hicieron lo imposible para convencer a Fariñas” a efectos que desista en su actitud. Hipocresía. Pura duplicidad. Teatrales gestos que se verán multiplicados en probables ríos de tinta.

    La Misa en escena ya está preparada desde el mismo momento en que atisbaron la pertinaz actitud de Fariñas. Ellos adivinaron en él la desviación psiquiátrica que le ha llevado a este publicitado martirologio y al cual arrimaron cantidad de aplausos metafóricos.

    Desde Miami, seguramente, centenares de mensajes serán colocados en el “blog” de la SINA y Montaner -perdón, de YOANNI-, clamando por lo que ellos interpretan como una cachetada al humanismo, mientras ignoran cotidianamente y hasta justifican -como YOANNI lo hizo-, la cárcel de más de diez años a la que han sido sometidos bárbaramente -porque son realmente inocentes-, cinco cubanos que intentaban desentrañar las telarañas tejidas por terroristas al estilo POSADA CARRILES para conspirar y atentar contra su Patria.

    Cara y cruz de la hipocresía.

    Nos esperan llantos desgarrados por el suicidio de Fariñas. Y no sólo eso, su muerte servirá para que encumbrados farsantes y “defensores de la democracia” desde Europa y EEUU, pidan más sanciones, bloqueo y perjuicios para Cuba.

    Daños insidiosos y salvajes que sólo lograrán multiplicar los padecimientos para el pueblo de una Nación digna que no se rinde a quien pretende imponerle sus caprichos y ansias de conquista.

    Tal es el resultado del santoral de Fariñas. Tal la obra realizada.

    Tal el resultado que anhelan los múltiples escribas y truhanes de la “prensa libre”.

    Buenas tardes. Perdió Argentina… eso sí que es una desdicha… ¡joder!

  • Miguel dijo:

    Bravo por Fariñas…sigue haciendo el papel de anti-héroe…Hay en este mundo muchos que cometen actos suicidas y es su derecho, pero no sé porque me parece que éste es un chantajista profesional…Eso lo hace aquí en Cuba ,pero si estuviera en Francia u otro pais DEMOCRÁTICO ya hubiera dejado la huelga de hambre hace rato, (Udes saben porque)
    Bravo Fariñas manten la dignidad de los anexionistas …no hagas caso a los médicos ni a tu familia…Un trombo en la zona yugulo-subclavia es nada ,no te dará un tromboembolismo pulmonar no…eso yó te lo aseguro…todo eso es maniobra política del regimen castro-comunista…Adelante, Adelante…que estas ganando…..Es mentira que te utilizan…

  • joel dijo:

    Ante todo reconosco que la medicina cubana cuenta con algo espesial que es el valor humano, eso es algo por lo cual todos los cubanos nos sentimos orgullosos. No me queda duda de la voluntad que tienen los medicos por salbar la vida de Farinas. Pero hay algo que me duele al leer las opiniones en este foro, veo que muchos siguen en una posicion rigida, sin tomarse un tiempo para refleccionar. Este hombre nadie lo ha comprado, en su pasado sirvio a la revolucion con gran patriotismo, hoy sus ideas no concuerdan con la linea seguida por el gobierno cubano, algo que no aclara el articulo es el motivo de su huelga. Tengo entendido que desea la liberacion de 12 presos en mal estado de salud. Pienso que en este caso nada tiene que ver Miami, ni ningun plan de EUA. Cuando una persona ofrese su vida por una causa es por algo realmente grande y justo.

  • Ramon Fonseca dijo:

    es necesario que los datos .resfrecados por la compañera Matilde ,sean publicados nuevamente en Granma,y en la prensa provincial , divulgados por la radio y la television nacional , para que cada cubano conozca qien es realidad Fariña . tambien hay que divulgar la entrevista al doctor Caballero. Pronto ocurrira lo que la mafia de miami y sus lacayos en Cuba quieren , su muerte . y por eso cada cubano sea o no sea revolucinario tiene que conocer la verdad

  • Mario Lima dijo:

    Joel, conozco bien al personaje. Vivo en Santa Clara y aquí no se le puede hacer un cuento a nadie de quien es Fariñas, que han tratado de hacerlo parecer a Mahatma Gandhi y nada mas lejo de la realidad. Es un hombre con antecedentes criminales: le picó la cara a la directora del hospital donde trabajaba y la amenazó con materla a ella, a su esposo y a su hija. En otra ocasión le propinó una patada a un anciano, al que tuvieron que operar de urgencia. Si me preguntas creo que se fue muy benévolo con él despues de estos crimenes. Hizo lo que hizo y casi ni cumplió sanción. Un hombre despreciado por sus vecinos, mitómano, metido siempre en la Oficina de Intereses de los Estados UNidos, que han convertido en un martir no sabemos de qué.
    Dijo que la huelga de hambre esta la hace por otras personas presas, pero ya había hecho como 20 huelgas mas, por las razones más locas, entre ellas para que le pusieran internet en su casa. Hay que ser muy descarado para hacer una huelga por eso. Si lo hubiera hecho por una botella de aceite o jabon o alguna otra cosa habría tenido sentido, pero por Internet, por favor… Ese es el problema numero 2000 de un cubano de hoy en día. Te digo, es un descarado y lo usaron. Yo creo que todos los que lo alentaron querian que se muriera. Me da mucha tristeza esta situación, no por FAriñas, sino por los médicos. No quiero que se muera, pero el no se merece francamente tantas atenciones, tantos desvelos, tanta humanidad. Los médicos si se merecen que el viva. Es mi opinion.

    Saludos, Mario

  • Xuan dijo:

    ¿y por qué se tiene que ir de Cuba?

  • Jorge L Guerrero dijo:

    Este delincuente antisocial, cometio muchas fechorias, esa indiciplina y maltrato a otras personas, no deben ser permitidas, como asi fue y fue jusgado con todas la de la ley, pero vio un filon en llamar la atencion, haciendo esas huelgas y asi ganar connotacion, en la politica y dejar a un lado su historial delictivo, ese es su maletin, si quiere irse de este mundo, feliz viaje señor, si estubiera haciendo eso en la casa de su amo, reclamando libertad para los presos politicos de guantanamo, su caso no saldria en los medios y mucho menos cumplidas sus demandas.

Se han publicado 36 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Deisy Francis Mexidor

Periodista cubana. Integra la redacción de la agencia Prensa Latina.

Vea también