Noticias  »

| +

El surgimiento de una tormenta tropical en el Caribe perjudicaría los esfuerzos de la British Petroleum (BP) por detener un escape de crudo que contamina el golfo de México. Su potencial avance hacia esas aguas introdujo un nuevo elemento que los especialistas consideran hoy para tomar medidas emergentes. El Centro Nacional de Huracanes (CNH), con sede en Miami, estima que hay un 60 por ciento de probabilidades para que el sistema de bajas presiones se convierta en una depresión tropical en las próximas 48 horas.