Imprimir
Inicio » Especiales, Ciencia y Tecnología  »

Unión de Informáticos de Cuba: Un impulso al teletrabajo en tiempos de pandemia

Por: Tamara Rendón Portelles
En este artículo: Computadora, Cuba, Tecnología, TICs, Trabajo
| 14 |

Teletrabajar es una opción para muchos, cuando la COVID-19 está al acecho en espacios públicos y superficies comunes, como mesas de oficinas, computadoras, puertas y ventanas o el transporte urbano. Sobre esta modalidad laboral y el uso eficiente de las tecnologías se ha centrado el Foro de Gobernanza de Internet de América Latina y el Caribe (LACIGF13), que esta vez se celebra de forma online.

Omar Correa Madrigal, vicepresidente de Capacitación de la Unión de Informáticos de Cuba (UIC), en calidad de asistente a la cita virtual, subraya las ventajas del teletrabajo, no solo desde el punto de vista epidemiológico al facilitar el aislamiento físico, sino también para la economía doméstica y nacional.  Por ello, el desarrollo de esta forma de empleo mediante las nuevas tecnologías está concebido como parte de la política de informatización de la sociedad cubana y de su transformación digital.

En Cuba, la Ley No.116/2013 del Código del Trabajo ofrece una garantía legal para trabajadores y administraciones, quienes acuerdan las condiciones y responsabilidades de ambas partes.

Según Correa Madrigal, las principales profesiones donde se teletrabaja en nuestro país son: Diseño y desarrollo de software, soporte y mantenimiento de aplicaciones informáticas, auditoría y consultoría de servicios en las redes y de seguridad informáticas, proyecto y diseño, trabajos periodísticos, redacción y revisión de guiones, comunicación y marketing, relaciones públicas, edición, investigación, asesoría jurídica, gestión documental y traducción.

Santiago de Cuba, Granma, Guantánamo y La Habana figuran como los territorios donde más se opta por laborar a través de Internet. En tanto, por sector, sobresalen el Ministerio de Educación Superior, el Instituto Nacional de Recursos Hidráulicos, el Ministerio de Salud Pública y AZCUBA.

La UIC ha facilitado espacios virtuales para perfeccionar el soporte tecnológico en aras de aumentar la eficiencia y la seguridad de las plataformas para el teletrabajo. También ha propiciado herramientas informáticas para el desarrollo de talleres virtuales sobre las bondades y normativas  de esta modalidad, donde han participado distintos actores sociales.

Además, en estos espacios se han identificado los desafíos que implica esta forma de empleo en cuanto a la organización del trabajo, la evaluación del desempeño del teletrabajador, el uso de herramientas claves para lograr su efectividad y la mitigación de posibles barreras.

Una iniciativa de esta organización social que aúna a los profesionales cubanos de las tecnologías es el proyecto UIC-TV, promovido desde inicios de la pandemia en Cuba, para la formación interactiva desde las nuevas Tecnologías de la Información y la Comunicación (TIC), donde el teletrabajo ha sido un tema protagónico.

 “De este intercambio se desprendió la labor colaborativa con vistas a desarrollar una Guía para la Implementación del Teletrabajo. Con el desarrollo de este Webinar, la UIC pretende continuar aportando desde la capacitación en el uso de las TIC y la promoción de buenas prácticas para el desarrollo efectivo de dicho tipo de empleo”, precisó Correa Madrigal.

“Socializar avances nacionales como estos con la comunidad latinoamericana y caribeña es fundamental para la UIC, actor de la sociedad civil que busca facilitar la innovación, integración y transformación  digital en la Isla”, señaló María Esther Alfonso Suárez, su vicepresidenta primera.

Según Alfonso Suárez, este evento online “constituye un aprendizaje continuo para seguir trabajando en la agenda 2030, en cuanto al acceso de la ciudadanía a las nuevas tecnologías y es una oportunidad de intercambio de experiencias entre las múltiples partes interesadas de la región. Desde el punto de vista estratégico, la UIC, junto a otras organizaciones de la sociedad civil cubana, nos hemos propuesto que Cuba pueda ser sede de un foro regional, a partir de las experiencias que hemos ido adquiriendo en los últimos años, con la realización de talleres, cursos y el Foro Nacional de Gobernanza de Internet”.

Vea además:

¿Por qué teletrabajar y qué herramientas usar?

Se han publicado 14 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Physico dijo:

    Sigue sin aparecer la licencia para los programadores , más de 3 años en eso, ya creo q saldrá cuando salga la legislación de los trabajos dónde solo se prohíben algunos, y el estado perdiendo Miles de dólares por concepto de impuestos , bravo !!!

    • Protesta de Baraguá dijo:

      Se ha demostrado que se puede trabajar y producir bienes y servicios con el teletrabajo en aquellas actividades económicas o cargos que lo puedan hacer. Creo que la pregunta aquí a debatir es la siguiente: ¿Qué pasará con ésta opción en el sector estatal en tiempos de post pandemia?

      Porque la realidad de muchas empresas o entidades estatales es que lo han permitido porque vino de arriba la orientación y porque no les quedó más remedio. Hay una cantidad de jefes de la vieja escuela que lo que tienen en el cerebro es la asistencia, el trabajo presencial. Como si el trabajador fuera más productivo por estar sentado en frente de su PC en el trabajo.

  • Holos dijo:

    Miren: no basta con una ley. Ni con una intervención directa del gobierno. Son las admon las que tienen que adquirir esa cultura y dejar atrás muchos prejuicios que existe en go mercado laboral cubano. Son los consejos o juntas directivas los responsables de adquirir esa cultura y depende de ellos. Se necesitan cuadros cada día más cultos. A ellos no lo miden por cantidad de trabajadores en teletrabajo sino por el cumplimiento de un plan. Pongan eso en la evaluación de los cuadros y otro canto sería.

  • Holos dijo:

    Tampoco la intolerancia al teletrabajo es exclusivo de cuba. Espańa por ejemplo es muy intolerante. Suecia no lo es. Hay estudios muy serios realizados que tratan este asunto. Lo qué pasa en cuba es además de esa cultura de intolerancias existe también la falta políticas asequibles a la conexion remota. Las organizaciones no quieren involucrarse porque las políticas de los organismos rectores no son flexibles ni poseen prácticas vinculantes: las normas son rígidas en ese sentido. Y por la vía personal las conexiones son muy caras. Esa es la otra cara del teletrabajo que habría que estudiar:

  • AMC dijo:

    Necesitamos EMPRESARIOS

    NO CUADROS

    que evaluen costos y beneficios

    En el teletrabajo
    Se beneficia LA EMPRESA

    • Trabajador dijo:

      De acuerdo con tu comentario, Necesitamos EMPRESARIOS, no cuadros. Te pongo un ejemplo yo tengo y mis compañero todas las condiciones para hacerlo, pero nuestro cuadros quieren verno la cara todos los días, no entienden los costo y benéficio que esta actividad genera, calculen 8tn de equipo de clima, almuerzo, meriendas, transporte, luz electrica, refrijerador,impresoras,teléfonos fijo, etc , saquen sus propias conclusiones.

  • Ricardo Bustamante dijo:

    Muy bien lo del teletrabajo. Pero para teletrabajar se necesita acceso a la red y con los precios de etcsa no creo eso sea muy factible para el cubano de a pie

  • espirituano2020 dijo:

    Coincido con que las administraciones tienen que tener cultura con el tema del tele trabajo por ejemplo en EMCOMED Sancti Spiritus no se usa esta modalidad por que la administración no la considera importante y lo ve como algo turbio. Es necesario tomar conciencia e implementar estas medidas que tambien ayudan al ahorro energético en el sector estatal, algo que nos está llamando la máxima dirección del país.

  • Juane dijo:

    Me alegra ver esta publicación porque al fin puedo expresar una duda que tengo desde que escuché la palabra Teletrabajo. En nuestro país todas aquellas personas vinculadas al mundo Informático deben saber que significa Seguridad Informática, donde se tomen “en serio” sus Políticas el Teletrabajo NO es posible. Los Ministerios que tienen establecido correctamente los mecanismos que controlan el empleo de los medios informáticos en las redes, es decir, que se ocupan y les preocupa quienes lo utilizan en cada caso NO permiten el acceso de cualquier persona en una Institución a todas las aplicaciones y mucho menos a los medios declarados en su Sistema de Administración de Riesgos, como es el caso de los Servidores, a cada cual lo que le corresponde. Correa Madrigal está afirmando que un usuario desde su casa por ejemplo pudiera estar accediendo a la base de datos de su empresa para ejecutar determinada operación. Aun cuando ese usuario tuviera permisos administrativos no se le permitiría, así está establecido hasta la fecha en la Base Legal existente en nuestro país, pendiente a ser actualizada para el Teletrabajo. Además, la complejidad de la infraestructura en las redes desde la Nación a los Municipios puede frenar el desarrollo normal del Teletrabajo ya que no están totalmente preparadas para ello en términos de conectividad. En mi modesta opinión de las profesiones que el compañero menciona un grupo muy reducido puede hacerlo eficientemente, por ejemplo, redactar trabajos periodísticos para trasladarlo posteriormente en una memoria. Si estoy equivocado y alguien puede responderme lo agradeceré.

  • uno mas dijo:

    Es muy bueno que en el país se este desarrollando la modalidad de teletrabajo y a pesar de su aparición forzada por la situación de la Covid espero que quede para el futuro. Pero... esto lleva también un cambio en la infraestructura informática del pais y revisión de las políticas de restricción de la conexión, y planes de precios.
    Por un lado el teletrabajo para el que no tiene acceso a internet es imposible, para los que poseen Nauta hogar o viven cerca de una wifi que puedan usar la conexion nacional gasta buena parte del salario trabajando tomando 8h * 25dias * 0.1$/h = 20cuc mensuales en trabajar desde casa, es verdad que no todos necesitan estar las 8h conectados para hacer su trabajo pero hay quienes si lo necesitan y hay que pensar en todos los casos. Por otro lado hay quien no tiene conexión vía WiFi pero si tiene de plan de datos, pasa que no hay forma de comprar plan de datos nacionales solo se obtienen de bonos de 300mb que de contra no se acumulan en las recargas como los internacionales, lo cual obliga a comprar datos para trabajar y la cuenta seguro se va por encima de la de la WiFi.
    Hablando de las restricciones algunas como la del acceso SSH no permite el teletrabajo de quienes administran servidores o utilizan los mismos como herramienta de trabajo, casos como el uso de la red HPC de las universidad para realizacion de investigaciones.

  • Miguel Gomez dijo:

    Todavia los organismos no tienen conciencia de las ventajas que tiene el tele trabajo, soy trabajador del turismo y le brindo soporte a las redes de datos del sector y estoy en tele trabajo y no tengo acceso a la red para dar el servicio porque en nuestro sector no han le han prestado la importacia que requiere, hemos tenido que trabajar con nuestros recursos personales y apelando a la creatividad para prestar el servicio.

  • Taran dijo:

    Yo quisiera que a la UIC le dieran la tarea de destrabar el comercio electronico, a ver si vuelvo a comprar algo.

  • ODC56 dijo:

    Hay muchos buenos planteamientos aquí, pero mis mayores preocupaciones son la o gran escasez de un servicio de internet de calidad y con tarifas adecuadas, ¿cómo voy a trabajar pagando de mi salario si he de estar conectado al menos 8 horas diarias, saquen cuenta al mes en cuanto me sale la cuenta de internet? creo que las empresas y entidades tienen que buscar alternativas de conexión para resolver este problema a sus trabajadores y no cargarle esa cuenta a su salario.

  • Liban dijo:

    Muy bien que se toque este tema. De hecho los tiempos que nos toca vivir lo exige.

    Hablar del tema, pensar en aplicarlo y aplicarlo son tres cosas diferente.

    Ya se van identificando los principales problemas. Conectividad, equipamiento, conocimiento, política cultura y disciplina tecnológica, seguridad.

    En medio de esta crisis pandemica y sin olvidarnos de las limitaciones, por decirlo suave, he tratado de combinar con el trabajo a distancia, pensar alternativas, autopreparacion. Pensar como cubano, como siempre se ha hecho. Buscando la solución, explotando el capital humano, el conocimento técnico y empírico del cubano.

    Que tropezamos con 20 trabas y no precisamente tecnológica, es verdad, pero eso también ha sido parte de nuestra rica realidad. Y miren donde estamos.

    No se detengan, sigan avanzando. Un obstáculo a la vez.

Se han publicado 14 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Tamara Rendón Portelles

Comunicadora Institucional de la Unión de Informáticos de Cuba

Vea también