Imprimir
Inicio » Especiales, Política  »

The New York Times: ¿Cuál es el trato de Facebook con Donald Trump?

| 11 |

Ilustración: Brandon Celi / The New York Times

El pasado 20 de noviembre, NBC News dio la noticia de que Mark Zuckerberg, Donald Trump y un miembro de la junta de Facebook , Peter Thiel, habían cenado juntos en la Casa Blanca el mes anterior. "No está claro por qué la reunión no se hizo pública o qué discutieron Trump, Zuckerberg y Thiel", dijo el informe .

Eso fue todo. Nada más ha surgido desde entonces. No es la fecha, no quién organizó el menú, el lugar, los asientos, ni la lista completa de invitados. Y no si se hizo algún tipo de trato entre dos de los hombres más poderosos del mundo. El ciclo de noticias siguió adelante y la cena se convirtió en uno de los misterios sin resolver del poder estadounidense.

Pero pude obtener algunos de esos detalles sueltos la semana pasada de los funcionarios de la Casa Blanca junto con los empleados actuales y anteriores de Facebook y las personas con las que hablan. La mayoría dijo que solo hablarían con la condición de que no se usen sus nombres, ya que la compañía no está ansiosa por llamar la atención sobre la relación de Zuckerberg con el presidente.

Sus relatos pintaban una imagen de una reunión inusual: algo entre una cena de estado de alto riesgo entre los líderes de superpotencias aliadas inquietas y la cena de ensayo incómoda antes de un matrimonio que ha sacudido un poco a ambas familias.

El yerno de Trump, Jared Kushner, organizó la cena el 22 de octubre con poca anticipación después de enterarse de que Zuckerberg, el fundador de Facebook y su esposa, Priscilla Chan, estarían en Washington para una audiencia de criptomonedas. en Capitol Hill, dijo una persona familiarizada con la planificación. La cena, dijo la persona, tuvo lugar en la Sala Azul en el primer piso de la Casa Blanca. La lista de invitados incluía al Sr. Thiel, un partidario de Trump, y su esposo, Matt Danzeisen; Melania Trump; Señor Kushner; e Ivanka Trump. El presidente, una persona que ha hablado con Zuckerberg, dijo, fue el que más habló. El ambiente era agradable, dijo otra persona que contó la cena. Al Sr. Trump le gustan los multimillonarios y las personas que son útiles para él, y el Sr. Zuckerberg en este momento es ambos.

Pero se cierne sobre la cena privada una pregunta: ¿El Sr. Trump y el Sr. Zuckerberg llegaron a algún tipo de acuerdo? Zuckerberg necesita, y parece estar recibiendo, una aprobación tanto de los tuits enojados del presidente como de las serias amenazas de demandas y regulaciones que enfrentan otras grandes compañías tecnológicas. Trump necesita acceso a la plataforma de publicidad de Facebook y su poder viral.

Ambos hombres obtienen lo que quieren, y es justo preguntarse si esto es una mera alineación de intereses o algo más.

"Creo que tienen un acuerdo", dijo Roger McNamee, uno de los primeros inversores de Facebook que ahora es un crítico feroz, y agregó que "probablemente fue implícito en lugar de explícito".

"El acuerdo de Mark con Trump es altamente utilitario", dijo. “Básicamente se trata de obtener rienda suelta y protección contra la regulación. Trump necesita el pulgar de Facebook en la escala para ganar estas elecciones ".

Jesse Lehrich, cofundador de Accountable Tech, un nuevo grupo sin fines de lucro que empuja a Facebook a ajustar los controles en su plataforma, sugirió que los dos hombres tengan un pacto tácito de no agresión. "Trump puede enfurecerse con Big Tech y Mark puede decir que está disgustado por las publicaciones de Trump, pero al final del día el statu quo sirve a sus intereses", dijo Lehrich.

Los funcionarios de Facebook y de la administración se burlan de la idea de que hay algún tipo de pacto secreto. Y es difícil imaginar que alguien, ciertamente no el Sr. Zuckerberg, sea lo suficientemente tonto como para hacer un trato secreto con un presidente conocido por no guardar secretos ni tratos.

Trump y Zuckerberg se habían reunido solo una vez antes de la cena, un encuentro de la Oficina Oval en septiembre pasado. Luego, el presidente se jactó de sus seguidores gigantes en la plataforma. Pero octubre fue un mes político caluroso en Facebook: Zuckerberg estaba en una batalla abierta con una importante candidata presidencial demócrata, la senadora Elizabeth Warren, que amenazaba con romper Facebook y a quien llamó "una amenaza existencial" para la compañía. La mañana de su cena, un alto funcionario británico exigió respuestas sobre por qué Facebook toleraría la publicidad política falsa.

Zuckerberg, dijo un ejecutivo de Facebook, parece ver a Trump como un compañero. Por el contrario, le dijo a los principales asistentes divertidos en una de sus reuniones regulares de los lunes en marzo que Kushner lo llamaba con tanta frecuencia por ayuda con la respuesta del coronavirus de la administración que no podía mantenerse al día, dijeron dos personas familiarizadas con la reunión. ("Mark no se considera un compañero de este presidente ni de ningún otro presidente", dijo un portavoz de Facebook, Tucker Bounds, y agregó que Zuckerberg había iniciado la conversación con Kushner sobre la respuesta al coronavirus).

Zuckerberg ha jugado la política de alto riesgo e impredecible de los años de Trump, así como cualquier otro ejecutivo corporativo. Y una semana antes de la cena en octubre pasado, dejó en claro en un discurso que sus intereses y los del presidente estaban alineados: Zuckerberg rechazaría un movimiento creciente para limitar las declaraciones falsas o inflamatorias del presidente estadounidense.

"No creo que sea correcto que una empresa privada censure a los políticos o las noticias en una democracia", dijo en el discurso en la Universidad de Georgetown el 17 de octubre. "No hacemos esto para ayudar a los políticos, sino porque piensan que las personas deberían poder ver por sí mismas lo que dicen los políticos ".

Trump, por su parte, ha sido notablemente más suave en Facebook que en Amazon, Google, Twitter o Netflix en un momento en que su aparato regulador a menudo se centra en los enemigos políticos que identifica en los tweets.

Aún así, Facebook, al igual que otros gigantes tecnológicos, se encuentra en una situación política : los demócratas los odian y desconfían de ellos porque difundieron información errónea de la derecha y ayudaron a elegir a Donald Trump; Los republicanos los odian y desconfían porque son dirigidos por liberales de California y eliminan algunos discursos de derecha. Pero Facebook ha evitado esa trampa hábilmente en los últimos tres años y medio, moviéndose más rápido y con más seriedad que sus competidores para calmar a los conservadores.

Facebook siempre ha tenido un oído más atento al lado derecho de Washington que gran parte de Silicon Valley, dirigido en parte por Joel Kaplan, un amigo de Zuckerberg y ex funcionario de la administración Bush que es el vicepresidente de política pública global de Facebook. Pero comenzó a enfocarse intensamente en ganarse a los medios conservadores en la primavera de 2016, cuando Gizmodo alegó que la moderación del contenido en el producto Trending Topics en Facebook "suprimió las noticias conservadoras". Un aparato derechista que había pasado décadas reclamando prejuicios en los medios volvió su atención hacia el gigante tecnológico. Y el Sr. Zuckerberg les dio la respuesta que siempre habían esperado: cerró el producto, dio la bienvenida a sus críticos a las reuniones y señaló que compartía sus preocupaciones.

Al año siguiente, Trump continuó presionando las normas de verdad y cortesía, y las plataformas de redes sociales comenzaron a considerar su problema más amplio de información errónea y acoso. Eso lo colocó en un curso de colisión inevitable, y para sus partidarios, bienvenidos, con los nuevos guardianes. La dependencia de Trump de Facebook como vehículo publicitario ( gastó $ 44 millones en la plataforma en 2016 y se espera que supere con creces este año) significa que necesita a la compañía tanto como a él. Y, como informaron Mike Isaac, Sheera Frenkel y Cecilia Kang en mayo , el Sr. Zuckerberg representa cada vez más a su compañía.

Entonces, la cálida relación del Sr. Zuckerberg con el presidente y su familia es una victoria para el equipo de política interna de la compañía dirigido por el Sr. Kaplan. Pero la compañía, dicen las personas involucradas en su estrategia política, ha estado teniendo un debate interno sobre equilibrar la realidad del control republicano de las agencias reguladoras con el hecho de que los demócratas son mucho más propensos, a la larga, a impulsar una nueva supervisión o intente romper la empresa forzando la venta de Instagram o WhatsApp. El equilibrio, en los años de Trump, ha cambiado a la derecha. Sheryl Sandberg, una destacada demócrata y poderosa diputada de Zuckerberg, ha visto que sus conexiones con los demócratas se deshilachan a medida que la compañía los desafía y su poder en la compañía también se desvanece.

La administración de Trump ha correspondido. El Departamento de Justicia está llevando a cabo investigaciones antimonopolio de los gigantes tecnológicos. Pero aunque Google y Amazon enfrentan "investigaciones maduras", la investigación de Facebook "no es real", dijo una persona que ha sido informada sobre la investigación. Y Facebook ha actuado como una empresa sin preocupaciones en Washington. Continuó adquiriendo compañías, como informó Isaac la semana pasada , y se movió para permitir que los usuarios envíen mensajes entre Messenger, WhatsApp e Instagram, una fusión de los servicios que podría alimentar aún más las preocupaciones de monopolio. (La opinión de Facebook es que es mucho menos dominante en cualquier mercado que las otras grandes compañías tecnológicas y tiene menos de qué preocuparse que Google o Amazon).

El verano de 2020 es uno de esos momentos en que Washington corporativo comienza a entrar en pánico. Lo que parecía una política hábil de la era Trump ahora parece exposición y riesgo. Los principales demócratas, incluidos Joseph R. Biden Jr. y Nancy Pelosi, que se enfurecieron cuando un video distorsionado de ella se volvió viral, han señalado a Facebook como un mal actor. En este momento, Trump es visto por la clase de información privilegiada de Washington como probable que pierda en noviembre, aunque Biden representa una amenaza menor para Facebook que la senadora Warren.

Si bien los ejecutivos de Facebook insisten en que la posición de Zuckerberg sobre la libertad de expresión en la plataforma es una cuestión de planificación y principio a largo plazo, no de conveniencia política, su equipo político también reconoce que están muy fuera de posición para una administración demócrata. Y en los últimos días, Facebook ha estado ansioso por mostrar su independencia de la Casa Blanca. La compañía ha estado aplicando sin vacilar la política existente contra las publicaciones de Trump, y se ha apresurado a señalarlo a los medios, como lo hizo el jueves pasado , cuando un anuncio de Trump utilizó un símbolo asociado con la Alemania nazi.

Sin embargo, Zuckerberg no se ha movido sobre su insistencia central de que Trump debería poder decir lo que quiere en la plataforma y la mayoría de lo que quiere en los anuncios, incluidas declaraciones falsas, siempre que no sean engañosas. sobre temas específicos y específicos, como el censo . Pero, según los informes, le dijo al Sr. Trump que se oponía, personalmente, a la advertencia del Sr. Trump de que "cuando comienza el saqueo, comienza el tiroteo". Y él y la Sra. Chan escribieron a científicos financiados por su organización sin fines de lucro que estaban "profundamente conmocionados y disgustados por la retórica divisiva e incendiaria del presidente Trump".

Esos gestos pueden haber apaciguado a la fuerza laboral de Facebook, pero han pasado desapercibidos en Washington.

"Todas las grandes compañías se desviaron hacia la derecha después de que Trump ganó, y Facebook probablemente se movió más lejos que las demás", dijo Nu Wexler, un demócrata que trabajó en comunicaciones políticas para Facebook en Washington. “Pero la política de la tecnología está cambiando y las empresas también deberían preocuparse por los demócratas. Los días de mantener contento al presidente han terminado ".

(Tomado de The New York Times)

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Idalberto Alonso Rodriguez dijo:

    Los cubanos siempre han emigrado.
    Existen EMIGRADOS y Emigrados. Hay mucha gente talentosa y preparada profesionalmente que emigran buscando una mejoría económica para ellos y para su familia. Esos, no tienen que doblegarse, ni arrastrarse ante nadie para lograr sus objetivos, sin ofender a su patria y sin ofenderse a ellos mismos. Son muchos de esos cubanos que se han declarado dispuestos a venir a defender a su país en caso de agresion.
    Los otros, los que nunca trabajaron aquí y nunca estudiaron ni se prepararon, pensaron que allá la vida le resultaría más fácil. Por ello, ahora se dedican a un negocio que le da algunas oportunidades de hacer dinero sin trabajar. Esos son los agraciados de la USAID y del aparato contrarrevolucionario que se ha enquistado en la política de los eEstados Unidos contra Cuba. A esos no le podemos permitir que ensucien nuestras aguas territoriales

  • Sergio dijo:

    Seguimos en la Guerra de las "NARRATIVAS",, yo digo esto, y yo digo lo otro.

    Esta semana acaban de CERRAR perfiles de "supuestas personas" vinculadas a la derecha, y entonces "los de derecha" escriben algo muy parecido a esto,,, pero al revés, jajajjajajaa, atacando ferozmente al Zucky y acusandolo de COMUNISTA, que es la MODA nueva, es muy cómico todo esto.

    En resumen,,, es lo que hay

    Saludos,

  • Rafael Emilio Cervantes Martínez dijo:

    Sin dudas no fue una cena de caridad.

  • manolo dijo:

    El NYT no perdona A NINGUNO!!

  • Israel dijo:

    Llama mucho la atención, que anuncios y opiniones favorables a Trump permanezcan bastante tiempo visibles en facebook, se nota la diferencia cuando hay una crítica a esa persona

  • Israel dijo:

    Es notable que hay trato preferente hacia Trump en esa red social, se nota que publicaciones donde es promovido están mas tiempo visibles que otras donde es criticado

  • nadie dijo:

    Nada solo chisme de farándula y nos préstamos para eso. Que barbaridad

    • Sergio dijo:

      Es lo que hay,,, como ya dije,, las "GUERRAS de NARRATIVAS" conducen a esta cosas,,, Infelizmente.

      Saludos,

  • Jose dijo:

    Trump es respaldado en redes sociales

    • Arturo dijo:

      Todos son respaldados por las REDES,,,,

  • Lola dijo:

    Asi es! Aqui hay muchos cubanos preparados, gente buena, trabajadora y racional que no tiene el tiempo ni el deseo de estar envenenando en redes sociales todo el dia, eso es para la parte de la clase obrera que se alimenta de univision y telemundo (Si, con minuscula) y de las cadenas de oro.
    Para mi esta el mundo, estudie el idioma, yo me gradue de lo que verdaderamente me apasiona y mis hijos casi estan al terminar lo que les gusta. hay que esfrozarse, hay que trabajar mucho por eso es importante hacerlo en lo que a uno le gusta para asi poder salir en las mananas con una sonrisa de oreja a oreja a enfrentarse al diario vivir. Es un gran pais que empieza un poquito mas abajo de la frontera sur de Georgia.

Se han publicado 11 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también