Imprimir
Inicio » Opinión, Sociedad  »

La rebeldía del “cuerpo negro” y las leyes “ilegales”

| 113

La peligrosa belleza de una llama naranja y de una barra de hierro calentada “al rojo vivo” oculta algo más que un fenómeno natural con el que ya estamos muy familiarizados. Ese hecho tan común fue un reto insoluble para el entendimiento humano hasta hace poco más que un siglo.

Una llama es un fenómeno cuya descripción científica, la que permite su dominio total, es bastante compleja y requeriría muchas más líneas que las disponibles. Baste decir que la luz naranja más o menos intensa que emiten las llamas de un bosque ardiendo, o de una vela, o de un fósforo encendido, se debe a partículas calientes, muy calientes. Se producen durante el “quemado”, o la reacción química del oxígeno del aire con las materias que componen los vegetales. Están constituidas mayormente de agregados de átomos de carbono que salen hacia arriba impulsados por el aire, también caliente y por ello menos denso. La luz emitida depende de la temperatura de la partícula. Si no se han acabado de quemar, esas partículas se enfrían al salir de las llamas y por eso se apaga la luz naranja que emitían. Dejan entonces la huella característica del carbono: el hollín.

El fenómeno de que se le suministre calor a un cuerpo y este lo convierta en luz fue tratado por la teoría física clásica, considerada incontrovertible en el siglo XIX. Se postuló así la llamada “Ley de Rayleigh – Jeans” prediciendo, en pocas palabras, que mientras mayor fuera la temperatura de un cuerpo más energía luminosa emitiría. Así una barra de acero al salir del horno de fundición podría llegar a emitir luz ultravioleta y hasta rayos X si es que de veras estaba muy caliente. Para los experimentos de estas mediciones se inventó un dispositivo de laboratorio al que se le puso el original nombre de “cuerpo negro”. Estaba diseñado para que absorbiera toda la radiación que se le suministrara y que no reflejara nada. Por eso era “negro” por definición.

Sin embargo, ocurre que al absorber luz infrarroja, que no podemos ver porque nuestros ojos no están seleccionados para ello, el dispositivo se puede calentar a altísimas temperaturas pero nunca llega a devolver luz ultravioleta, al menos en la cantidad esperada por “la ley” clásica. A esto se le denominó con el dramático apelativo de “la catástrofe del ultravioleta”, por tanto que significó que una ley como la de Rayleigh – Jeans, establecida como general no se pudiera cumplir en ciertas condiciones.

Solo Max Planck con una idea revolucionaria en la Alemania de 1898 pudo explicar el fenómeno. Esa idea dio lugar, para el pesar de muchos conservadores, a una nueva forma de interpretar la naturaleza física que se llamó “cuántica”. Se trataba de ir a lo profundo, a las causas más íntimas de los fenómenos y abordarlas sin el prejuicio de leyes o dogmas preestablecidos, cambiando todo lo que debía ser cambiado. Se dice que el propio Planck no estaba muy contento con lo que estaba destruyendo al explicar la “catástrofe” de un modo no convencional, aunque a la larga ello le valiera el premio Nobel.

La “catástrofe del ultravioleta” es una gran enseñanza para el pensamiento humano desde las llamadas ciencias naturales. Puede que un determinado hecho sea generalizable y se pueda calificar como una ley de comportamiento. Sin embargo, la realidad es el criterio que nos debe condicionar. Puede que ciertas normas que parecieran únicas posibles por una determinada teoría, deban ser transformadas por otra teoría más revolucionaria para que los procesos se desenvuelvan mejor.

La crisis de una pandemia nos trae a escenarios inéditos que pueden ser importantes para cambiar lo que deba ser cambiado en lo hasta ahora legal para la economía revolucionaria de nuestra Patria, pero que no ha funcionado bien. La correcta exposición pública actual de las ilegalidades que todos sospechábamos que existían en infinidad de relaciones comerciales informales o no tan formales nos estremece. Inevitablemente conduce a que muchas de las increíbles acumulaciones de bienes que se han ido detectando y exponiendo por las fuerzas del orden público implican cadenas de relaciones mucho más complejas y extensas. Esto merece varias reflexiones.

Una es que las personas que acumulaban esos bienes se hacían de ellos a partir de un suministrador en nuestro sistema económico actual. Solo pueden ser el estado cubano o alguna entidad productiva privada que se supone supervisada y controlada por él a través del sistema tributario. Y que esa obtención ilegal de recursos es por ello solo un eslabón de una cadena de corrupción que comienza en otras instancias, siempre relacionadas con el estado. Sería muy saludable exponer la cadena completa y no solo una parte de ella a la opinión pública.

Otra reflexión es que la magnitud de los hechos demuestra que esas actividades cumplen, o cumplían un papel nada despreciable en la vida económica real del país: la que viven las personas y sus necesidades, no necesariamente las de un plan elaborado en una oficina. Si acumulaban madera y fabricaban con ellas ventanas era porque alguien necesitaba las ventanas y poseía de alguna forma el dinero para pagarlas al precio que fuera. El estado cubano estaba ajeno a esa transacción porque el sistema legal regulatorio de la economía la niega, o la ignora, o no tiene forma de tenerla en cuenta. ¿Debe o puede un sistema económico justo negar o ignorar por ley una necesidad?

La conclusión obvia es que estamos en presencia de lo que suele denominarse como la punta del témpano de hielo o “iceberg”. Solo se ve flotando sobre la superficie del agua la novena parte de su verdadero volumen, que está sumergido. Si esas personas encausadas por actividades económicas hasta ahora ilícitas afrontaban los riesgos de violar o ignorar la ley era porque hay demandas de la sociedad que no están siendo satisfechas por el entramado regulatorio de lo que hoy oferta el sistema económico cubano. Eso les compensaba el riesgo hasta para corromper a los encargados de velar por los bienes de sus entidades públicas.

Una sociedad socialista que aspire a ser próspera y sostenible no se puede dar el lujo de ignorar los requerimientos de todas las personas, sean de la índole que sean. Hay que cambiar lo que debe ser cambiado y hacer leyes revolucionarias, aunque no estén de acuerdo con dogmas preestablecidos, igual que hicieron los científicos con la catástrofe del ultravioleta. Se trata, esencialmente, de aplicar lo que ya hemos propuesto y escrito durante los importantes congresos partidistas y eventos sociales más recientes. La oportunidad de la presente crisis puede favorecer un buen curso para estos necesarios cambios.

Se han publicado 113 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Pablo dijo:

    Buen planteo, una cosa mala nada mas. No sé a qué solución se referirá cuando dice, "aplicar lo q hemos acordado". Puede eso traer más confusiones q soluciones. Desde mi infancia, me enseñaron q era pobre pero honrado, así fueron mis padres y así fueron y son los hijos. Lo ajeno no se toca y lo del estado no se toca pues es de todos y no pertenece a nadie en particular, no se puede justificar el robo con la necesidad, el robo es robo y por último, no se desconocen las necesidades, se priorizan, pues con esa justificaciones el q trabaja en el banco se llevaría el dinero. Sí hay q perseguir la cadena integralmente, no solo a la punta.

    • Carlos dijo:

      Pablo Ud tiene razon en parte. Nos enseñaron a ser pobres pero honestos..es cierto, sucede que en el caso de una empresa estatal una persona de la noche al dia pasa de proletario a empresario o en el peor de los casos de "politiquero de ligas menores" a politiquero de las mayores donde ya venian deformadas la honradez y la humildad porque en muchos escalones de nuestra sociopolítica se prohibe decir la verdad a camisa quitada... pero bueno volviendo al tema, ese empresario si no tiene los pantalones donde van y se deja sobornar por aquellos que quieren desarrollar su iniciativa privada pero que estan privados de hacerlo por causas x,y o z no resueltas por nosotros mismos, entonces pasa de empresario defensor del patrimonio del pueblo a malversador y mafioso de cuello blanco. Culpables son ambos, unos por seducir y otros por dejarse seducir pero si vamos a la raiz del problema deberiamos resolver este algoritmo de manera que ambas partes queden satisfechas.. brindar la posibilidad de desarrollar la iniciativa privada a aquel que quiere ser empresario privado y darle parte en las acciones al estado de manera que se asegure el patrimonio del pueblo a la vez qie no se frena ese deseo de aquel que quiere emprender y digamoslo sin miedo: hacer dinero porque le gusta tener un colchon de dinero.. claro.. de aqui se deriva que su actividad debe ser debidamente orientada fiscalizada y trasparente y con garantias para que el privado invierta su capital o pida capital a prestamo.. En cuanto a nuestras empresas estatales deberian ser tan efectivas y remuneradas como los sectores privados para que no exista la desestimulacion de gerentes, subordinados y trabajadores y no tengan que robarse las materias primas para tener "un salario mayor " sino que el ganado en la producción sea tan digno como digno debe ser el que se gane el emprendedor privado HONESTO..

      • Aroldo dijo:

        Totalmente de acuerdo.

    • FABIOMAXIMO dijo:

      LO HA PLANTEADO UD CORRECTAMENTE AMIGO. NO SE DEBE JUSTIFICAR EL ROBO DE NINGUNA MANERA, PUES HASTA EL RATERO TIENE SU CAUSA. MAS BIEN ENCONTRAR SOLUCUIONES REALES PARA EVITAR QUE SEAN MECESARIOS ESTE TIPO DE INDIVIDUOS. SOLO TRABAJANDO FUERTE SACAREMOS ADELANTE EL PAIS. ES LO PRIMER9 Y DEBE DE SER CUMPLIDO COMENZANDO POR LOS DIRIGENTES DE CADA EMPRESA. BASTA DE JUSTIFICAR EL DESFALCO DE LA ECONOM8A ESTATAL CON LAS NECESIDADES. EN TODO EL MUNDO Y AQUI CON LOS QUE TRABAJAN PARA CUENTAPROPISTAS TAMBIEN LAS TIENEN PERO SI ROBAN VAN DE PATICAS A LA CALLE.

    • Eduardo Ortega dijo:

      Estimado Pablo, no creo que el Profesor Montero este justificando el robo; nada más lejos de eso.
      Creo que el Profesor se refiere a los acuerdos de los Congresos del PCC VI y VII.
      El Partido perfiló los cambios económicos que debemos realizar en nuestro país. Así, de los Congresos, surgió el documento titulado Conceptualización del Modelo Económico Cubano, publicado, con la aprobación del CC y del Buró Político en julio de 2017. Lamentablemente, a 4 años del último Congreso y a 3 años de publicada la Conceptualización…, hay muy importantes acuerdos que no se han puesto en funcionamiento. Recuerdo las Micro, Pequeñas y Medianas Empresas, así como las Cooperativas No Agropecuarias. Las PYMEs no se han puesto a funcionar y las Cooperativas están congeladas, aunque tibiamente se permitieron algunas.
      El documento del Profesor Montero es excelente. La reflexión y el símil de lo que sucede en el mundo de las ciencias naturales es genial.
      Ante la situación tenemos que actuar rápido. Nuestro Gobierno está trabajando seriamente para evitar o paliar los grandes problemas post-pandémicos. Nuestro Presidente ha dicho, claramente, en varias ocasiones que tenemos que poner en funcionamientos los acuerdos postergados y más, que no podemos pensar que haciendo lo mismo vamos a tener éxito (no es versión exacta). Granma publicó recientemente un artículo que no mira a las PYMEs con buenos ojos, llamándo “entusiastas consejeros” del neoliberalismo, a los que “insisten - en un sentido muy preciso y enfático- en que el núcleo de la solución estaría en promover con mayor celeridad las pequeñas y medianas empresas de propiedad privada (las llamadas Pymes)”.
      Yo creo firmemente, que debemos aplicar los acuerdos del VI y VII Congresos del PCC, con las PYMEs y Cooperativas No Agropecuarias incluidas. El país lo necesita y mucho.

      • Jorge dijo:

        Totalmente de acuerdo. Ahora sí creo que se ha hecho una adecuada interpretación de lo escrito por el Profesor

    • Memoria Cubana dijo:

      Estimado Pablo, “aplicar lo que hemos acordado” no es más que Los Lineamientos, aprobados hace ya 10 años ¡10 AÑOS!
      Una gran parte de “lo acordado” duerme el sueño eterno de La Bella Durmiente, y están los ejemplos del mercado mayorista y el desate de las fuerzas productivas.
      Pero como decía Adam Smith, “La Mano Invisible” del mercado de Oferta y Demanda que es “el mercado negro” ha sido el Príncipe que despertó a la Princesa de su encantamiento:

      Las tiendas minoristas pasaron a ser mayoristas, se creó otro mercado detallista con precios más altos y una cadena de suministros que comienza dentro de las mismas tiendas con todo un ejército de coleros y revendedores.

      Todos esos “actores paralelos” que continúan ilegales en Cuba son LEGALES en cualquier otro país del mundo como parte de las relaciones comerciales empresariales, donde NINGUNO de los hechos mostrados en televisión es DELITO, y dónde sí es delito que esos actores no cumplan con sus impuestos al fisco.

  • Mayi dijo:

    Muy buen articulo, como pocos, no creo de mucho pie al debate, solo a la reflexion

  • Alfonso dijo:

    Exelente refleccion!!!! Solo un detalle Dr eso pasa en nuestro pais desde hace un par de veinte años....aprovechemos la actal situacion para comemzar de cero......ej. una sola moneda...

  • el bobo dijo:

    Interesante articulo. Solo demuestra lo lejos que estamos de la verdad en materia economica. OJO parto del principio revolucionario de que lo que tenemos no podemos perderlo pero como estamos no podemos seguir un segundo mas. A mi juicio ll que ocurre es que en la direccion del proceso economico nuestro le dieron responsabilidades a personas francamente ineptas y pienso q hasta contrarrevolucionarias aunque no quisieran eso realmente, pero el resultado es el mismo. Por muchos años hemos negado el papel del mercado y eso ha sido fatal, nos tiene en una situacion de franca decadencia, no hay otro apelativo. Creo que en la idea de la justicia social hemos desdeñado el mercado y el papel del mercado y su adexuada relacion con la planificacion nos ha pasado la cuanta. Lo mas preocupante es que sobre el año 2007 la gente se volco al proceso de reformas y en el 2020 no hemos ido muy lejos. Dudo q me publiquen

    • FABIOMAXIMO dijo:

      TAMBIEN SUCEDIA QUE SE LE QUERIA DAR LO KISMO AL QUE TRABAJABA MUCHO Y AL QUE NO. AL MEDICO Y AL OBRERO. LA REVOLUCION HIZO BIEM EM EQUIPARAR LOS DERECHOS DE TODOS LOS CUBANOS, PERO ECONOMICAMENTE TODOS NO MERECEN SER IGUALES EN CUALQUIER PARTE DEL MUNDO. ESE, EN MI PUNTO DE VISTA FUE UNO DE LOS GRANDES ERRORES DE LA REVOLUCION.

      • Adrian dijo:

        Eso de que se le da lo mismo al medico que al obrero no es tan así. En muchos casos el obrero gana más que el medico y si es un negociante seudo legal que apenas paso la primaria gana mucho muchísimo más que el medico ha tenido que estudiar toda la vida. Eso por decir el médico ni hablar del resto de los profesionales. A mi entender el artículo no justifica el robo solo hace mención a que existen una serie de necesidades que no están cubiertas para la población y allí se aprovechan los inescrupulosos y sacan dividendos. Utilizan los mismos recursos que el estado para satisfacer una demanda que el propio estado es incapaz de satisfacer. Por otra parte hay cosas que son inexplicables por poner un ejemplo. Se dan licencias a carpinteros, estos deben pagar patente, impuestos etc. pero no existe ningún lugar donde puedan comprar madera (solo por mencionar la madera), no la pueden compara ni siquiera a un particular que posea una arboleda ENTONCES le estan dando patente para que roben??? porque sino es así de donde saca los recursos para trabajar??? y es solo un ejemplito

      • Jorge dijo:

        Creo que lo que UD quiere decir es que está de acuerdo con la igualdad, no con el igualitarismo. De acuerdo plenamente. Creo q igualdad en este sentido significa que todos los ciudadanos cubanos tengamos los mismos derechos y deberes. Esto es el acceso a la educ. a la salud, a la alimentación etc. Creo que con los años eso se malinterpreto y ha degenerado en igualitarismo. Ahora se le trata de llamar equidad y creemos que así estamos corrigiendo el error. Creo que hay que cambiar lo que debe ser cambiado para mantener nuestro proyecto social. A veces olvidamos lo que significa revolución

  • BESTEIRO dijo:

    Totalmente de acuerdo. Mis respetos al autor, lo puede decir más alto, pero no más claro. Revolución es cambiar todo lo que debe ser cambiado. Hagamos la Revolución que la Revolución necesita.

  • Milton García dijo:

    Esta es de las cosas más geniales que he leído en mucho tiempo. Gracias, profesor Montero!

  • Rolo dijo:

    Excelente artículo Dr. Muy real todo lo que plantea.

  • @ivecubana dijo:

    Excelente trabajo, es cierto que se está en el camino de darle una estocada a la impunidad del desvío de los recursos y la corrupción, pero para que la cura sea efectiva hay que arrancar el mal de raíz, es decir además de que se vaya hasta el fin de las cadenas hay que valorar los mecanismos que lo propician.

  • luis dijo:

    Aparece el mercado, como la sacrosanta solución a estos problemas que ahora se exponen y que evidentemente son de larga data.¿Existen en el País suficientes mecanismos para contrarrestar estos fenómenos?. Claro que existen lo que a mi juicio falta es el control de Todos los organismos implicados, porque todo eso ocurre en un municipio de este País

  • Juan dijo:

    Muchos de los delitos que cometieron estás personas que ahora se denuncian públicamente solo son delitos en nuestro país . Con esto no digo que no esté mal lo que hicieron sino que debieran existir las condiciones para que negocios como estos (el de las ventanas, el de las piezas de auto) se desarrollaran dentro de lo que permite la ley y sin tener que robar ni corromper a nadie.

    Ataquemos las causas que generan estas consecuencias. Si nos quedamos en las ramas y vemos solo la punta del iceberg le estaremos haciendo un flaco favor a nuestro país y a nuestro pueblo.

    El artículo es muy bueno. A ver si no cae en oídos sordos

  • rmb dijo:

    Interesante este artículo, abarcador que intenta tocar todas las aristas del fenómeno y estoy muy de acuerdo con el periodista en sus planteamientos. Ahora bien, todas esas ilegalidades que salen a la luz pública hoy no se tratan de "gestiones" de pocos meses en desarrollo, pues por las condiciones creadas además de los volúmenes se hace notar que son negocios viejos de montaje y han funcionado muy bien ante los ojos de todos. Espero que la policía y demás factores hagan en lo adelante un mejor trabajo, para proteger los recursos del estado y del bienestar ciudadano. Así se hace también un trabajo preventivo evitando que la epidemia de la corrupción se extienda más que la del coronavirus.

  • Pepe dijo:

    Coincido en que es un magnífico artículo, pero me salta la duda sobre si el Doctor conoce que en Cuba hay un Código de Comercio vigente y su no aplicación por el Estado provoca innumerables ilegalidades, propongo también leer un libro al que desde su celda escribió el prólogo nuestro héroe Ramón Labañino titulado «Socialismo Traicionado», una de las causas de la caída del socialismo en la URSS fue la gran magnitud del mercado negro, algo que en nuestro país se le asemeja. No se puede continuar negando la existencia de demanda no satisfecha por el Estado, de lo que se aprovechan personas que por la forma en que actúan y el daño que causan a la economía, pudieran ser considerados contrarevolucionarios, sin embargo si se aplica el vigente Código de Comercio, esas personas o grupos de ellas pudieran ser considerados como empresas y ser tratados como tal.

  • Preocupada dijo:

    Ir hasta el final de las cadenas de ilegalidades pero no justificar el robo con la necesidad de la personas. Si cambiar a unas cuantas personas que viven de este país y no para el país ese es el problema a solucionar.

  • Rolo dijo:

    El problema es muy serio, en Cuba los únicos que pueden revender productos son los carretilleros que ya estaban autorizados cuando se suspendió ésa licencia. es decir ningún particular puede vender digamos piezas y partes de carro. No sé si los mecánicos pueden. Ahora yo me pregunto que pasa si de pronto desaparecen todas esas personas que se dedican a eso, dónde se puede comprar una goma o una batería aquí en Sancti Spiritus?. Sería muy fácil acabar con todos los que se dedican a eso, solo buscar en internet y están todos sus datos con los precios de todos los artículos. Lo difícil será resolver el problema de todo el que tenga carro y necesite comprar una pieza que solo en esos lugares se encuentra.

  • kike dijo:

    !BUEN COMENTARIO O ARTICULO! válido para la reflexión como bien alguien antes dijo. En mí criterio este mal es viejo, se arrastra hace tiempo, décadas ya. Por ejemplo en uno de los últimos casos expuestos se entrevistó al Delegado de la circunscripción, creo, el de la fábrica de pinturas. ¿El cro. lo habían elegido el día antes allí y no conocía de su exisstencia?, qué hacía entonces? yo ni hablo. las cantidades de cosas que se han vito acaparan estos delincuentes no son cosas de un rovbo un día antes...¿y las autoridades? a las exigencias del Presidente, cro. Díaz Canel han entrado en acción, ¿por qué no antes? Cada cual le toca lo suyo y la hora es de hacer. !CAMBIAR TODO LO QUE TENGA QUE SER CAMBIADO! NOS DEJÓ EL LEGADO DE NUESTRO ETERNO COMANDANTE. Hagamos todos, cada cual donde le toque, y las informaciones HASTA EL FONDO, según aparezcan implicados.

  • Tabano dijo:

    Creo que lo que está saliendo la luz pública no es más que la permisividad que se ha tenido con estas personas, donde estaba los factores que no vieron estos almacenes no tan clandestinos, por donde ha entrado tanta mercancia que en .uchod casos no se comercializa en el sistema de tiendas nuestro. Creo que en todos los casos hay www ustedes profundizar en las redes asociativas y en la cadena de violaciones toleradas o la mala administración El coviv nos está dando otra lección, nada de esto nació a hora con la pandemia, ya era una pandemia que hay que contar definitivamente.

  • Andrey dijo:

    Creo que hay muchas cosas que hay que cambiar sin olvidar los principios que han guiado la Revolución de no dejar desamparados a nadie.
    Lo que si es penoso que hasta ahora (¿y alguien duda de que el delito continue?) personas robándole al Estado de manera totalmente impune y a la cara de las autoridades que se hacian de la vista gorda o viraban la cara para el otro lado, se enriquezcan sin trabajar, a costa del pueblo trabajador. Eso se ha permitido y era sabido en la calle...

  • Carlos dijo:

    Y yo le voy a aportar algo al estimado cientifico pero no desde la fisica sino de la ingenenieria de caminos.. Se dice que en la antiguedad los ingenieros de caminos para determinar cual era el mejor trazado para un lugar escabroso soltaba un rebaño de cabras.. con el tiempo el rebaño comenzaba a andar y las huellas de sus patas marcaban el camino que debian seguir los hombres.. Estos ladrones de hoy tambien como las cabras del cuento nos estan mostrando el camino necesario e insatisfecho hasta los dias de hoy. Nos han mostrado que tienen que haber comerciantes, emprendedores con fabricas, innovaciones tan elementales como camaras de frio para que un tomate que dura 3 dias en condiciones normales pueda extender su vida util hasta 15 y mas dias.., los consechadores que siembran y tienen gastos que cubrir venden su cosecha a aquel que les ofrece un mejor precio (y porque el Estado no licita ese precio o crea condiciones o compite) en fin las cabras o el pueblo muestra por si solo el camino de sus necesidades..

  • Nani dijo:

    Es indudable es solo la punta del inmenso mercado subterraneo que existe por las necesidades no satisfechas y por la corrupción de un monton de gente. En nuestro burlarse del fisco es un chiste, por ejemplo parece que nadie sabe que muchisimas personas importaron desde europa y otros lados partes y piezas de automoviles de todo tipo y con ello florecieron las tiendas y los talleres este ejemplo a la vista de todos hay que revisar la oftalmología en nuestro pais porque el ciego y el miope estan a pululu. Si alguien acapara productos del agro LO HACE PORQUE LOS QUE estiman las cosechas se lo permiten y no hay control de ningun tipo. La Habana por ejemplo está llena de revendedores y no pasa nada creo que expusieron 1 o 2 los demas se escondieron en una cueva. Coincido con usted estos hechos son un atentado a la economía y como tal deben ser tratados. No hemos sido capaces de ofrecer servicios de carpintería, plomería, etc a nuestros ciudadanos por tanto donde falta algo alguien busca como !prestar el servicio!. Socialmente ser honesto y trabajador son dos cualidades que casi no importan.

  • Leandro Villarroel dijo:

    La impudencia social y la merma de la confianza en las instituciones revolucionarias nos ha traído hasta aquí.Sin principios revolucionarios no vamos avanzar,al contrario, estamos más expuestos al ataque enemigo.

  • Ernesto Peñate dijo:

    Debemos partir de un hecho real - Cuba es una plaza sitiada. La guerra es permanente - falta combustible, alimentos, medicamentos, etc. Si no podemos abastecer (sin excesos ni lujos) las tiendas con alimentos y bebidas, ni electrodomésticos, etc - cómo podemos pensar en crear negocios de gastronomía que se abastecen en las mismas tiendas donde compra la población? Nosotros mismos estamos creando el monstruo - es por ello que no hay refrescos, maltas, cervezas, pollo, carnes en general, queso, etc. Entonces, los nuevos ricos cuentapropistas comienzan, entre ellos, una guerra total para ver quien se lleva el gato al agua (abastece su negocio, xk si no, no vende) y ahí la honestidad de los dependientes almacenero, etc, comienza a tambalearse! La corrupción empieza a crecer y llega hasta el punto en que el producto ni entra físicamente a la tienda - pasa directamente del camión del transportista al almacén del negociante. Y así comienzan a aparecer los suministradores ilegales, con almacenes ilegales, con productos robados o desviados del consumo público, etc. Alguien, en su sano juicio, piensa que un dueño de un restaurante que atiende cientos de personas x día puede abastecerse de lo que aparece en la placita, o de las bebidas que resuelva en la shoping? Por otra parte, está la permisibilidad que ha tenido el comercio ilegal a la vista de todos - compran los productos de más demanda (demanda nunca satisfecha) y, en el mismo portal de la tienda lo revenden al doble o más de su precio, a la vista de todos y sin ocultarse de autoridad alguna. Si el estado es incapaz de abastecer la Red estatal de gastronomía, cómo puede un particular hacerlo, sacando los abastecimientos de la Red estatal de abastecimiento a la población? Obviamente que eso conlleva un desabastecimiento de esa Red, lo que realmente ocurrió antes de la Covid19! Me maravilla ver que hay (solo como ejemplo) restaurantes en la ciudad que atienden cientos de personas al día con elevados consumos de carnes rojas y blancas, pescado, bebidas de todo tipo, etc, cuando no encuentras en toda la Habana un pomo de refresco, una lata de Malta o cerveza cristal o bucanero, un paquete de pollo, un pedazo de queso, etc! Y eso, para alimentar una familia de 4 personas! O piensa alguien que quien tiene un almacén lleno de sacos de cebolla, etc, lo tiene para vender a librita x librita a los vecinos del barrio? Obvio que no, ese abastece negocios que compran por sacos! Yo creo, honestamente, que no estamos en condiciones de crear una 5ta columna en Cuba, fomentando una burguesía capitalista que hoy, aún en pañales, ya enseña sus uñas! Quien siembra vientos recogerá tormentas!

    • mercedes dijo:

      Estimado Ernesto, este problema de las ilegalidades tiene muchas aristas y en cada uno de los comentarios de los foristas se revelan las que a mi juicio son verdades sobre problemas que nos urge resolver. Sin embargo, en mi modesta opinión, concuerdo con usted ciento por ciento y en mi familia y personas cercanas siempre comentamos que sin un mercado mayorista, cómo es posible fomentar el cuentapropismo, por ejemplo en los restaurantes que ofrecen de todo, incluyendo lo básico que el ciudadano común no tiene, o debe hacer interminables colas para comprar, y ya le digo este es solo un ejemplo. El Estado cubano tiene ante sí un grave problema, y nuestro Presidente siempre está alertando de que existe, pero remover un mecanismo tan asentado, el monstruo del que usted habla, costará muchos esfuerzos. Yo, como revolucionaria de la vieja guardia, siempre he desconfiado de los mecanismos capitalistas que nos vemos obligados a implementar, pero tampoco se puede negar la dialéctica y las estrategias que debe asumir nuestra isla sitiada. Lo que vayamos a hacer sobre este tema, es tan urgente como eliminar la Covid 19.

    • Tamara Dovale Moisés dijo:

      Está claro que si no hay suficiente oferta para abastecer las necesidades del pueblo, de una manera mas equitativa y asequible, la competencia con los TCP que tienen un poder adquisitivo mayor resulta una gran desventaja.
      Quien puede comer en un restaurante a los precios tan altos?? Una minoría de la población
      Que problema resuelven estos restaurantes o cafeterías?? Ninguno, para la mayoría de los trabajadores que no tienen el poder adquisitivo ni para comprar en las tiendas del estado. Realmente estos TCP, se han convertido en acaparadores y le han puesto mas difícil la situación a los de a pie.
      Creo que la solución es producir mucho más, para que puedan sobrevivir pueblo y TCP y exista materias primas para las producciones de los TCP, sin necesidad de cometer ilegalidades. Y sobre todo que haya un control de todo lo que adquieren estos TCP para brindar su servicio, porque no se entiende que haya colas inmensas para comprar cualquier alimento y ellos los tengan a pululu. Cómo los consiguen??
      Yo de veras no entiendo nada, el salario cada vez alcanza menos y la vida se le va a la gente en las colas, eso trae disgusto.
      Soy muy revolucionaria y por esos me preocupa la situación con la tiendas, incluso antes de la pandemia, ya las colas eran algo grandes y me pregunto como se las arreglan las personas con niños pequeños, los ancianos, las personas enfermas para adquirir sus alimentos.
      El pueblo está cansado de plantear que regulen los alimentos por la libreta, a lo que alcance, pero no se hace nada al respecto solo se hizo con el jabón, pasta y detergente.
      liquido. Por qué no se hace con los alimentos mas demandados??'
      Por qué no se venden por centro laboral aunque sea un combo (usando la libreta), una vez al mes?
      Por qué no se le vende a los ancianos que viven solos a precios módicos un módulo de alimentos?
      Estamos en una crisis mundial y nacional, tenemos que buscar soluciones para momentos de crisis. El país está lleno de colas y eso es algo destructivo.

      Hay que incentivar la producción de viandas, vegetales y frutas. Sembrar mas aguacates, mangos, guayaba, plátanos, calabaza, melón , ciruela, anón, uvas, cítricos, etc No puede haber solares llenos de hierbas cuando tenemos tanta carencia de alimentos, a pesar del clima tan bueno que tenemos.
      La tierra no se aprovecha bien, y lo digo con la experiencia de mi huerto donde en muy poco espacio he sembrado plátano, guayaba, ciruela, anón, aguacate, mamey, uvas y eso ha salvado a mi familia y a algunas amistades con las que he compartido los frutos.
      Como es posible que no tengamos esos vegetales por montones a lo largo del país, con tanta tierra que tenemos sin sembrar??
      Con respecto al abastecimiento de artículos para la reparación de viviendas, es una gran necesidad y también los acaparadores han puesto mas difícil la situación. Espero que el gobierno busque soluciones para mejorar las condiciones de vida de la población.

  • Ale Martin dijo:

    Muy buena reflexión profesor, lo que muchos piensan pero pocos se atreven a decir. Ojalá este sea el momento en que se decidan a iniciar una verdadera revolución económica.

  • Carlosf dijo:

    Bastante bueno el articulo. Todas las ilegalidades que estan poniendo por el TV las transmiten como si fuera algo nuevo que está ocurriendo todos los dias a los ojos de las autoridades y nadie hacía nada, lo que ahora se pusieron las "pilas". Una camiones llenos de cebolla y ajo y fabrica de pinturas no son negocios que se hacen de la noche a la mañana. Por lo que dónde está el control famoso?? Porque a veces se quiere controlar tanto que lo que hay es descontrol. Como bien dice el articulo el Estado no satisface las necesidades aunque sean minimas que necesita algun individuo y entonces se requiere acudir a los "particulares" que a veces no existe ni la licencia (porque estan muy limitadas las licencias y se desea que uno trabaje en lo que quiere el Estado) por ejemplo: si quieres comprar pintura, donde la puedes comprar y a precio relativamente economico para los bolsillos cubanos, existen otros servicios que el Estado no se ha ni preocupado por actividades que realizan los particulares y entonces no hay competencia, ya que este es un mecanismo regulador tambien. Hoy por hoy se dice que para tener un negocio prospero hay que cometer alguna ilegalidad ya que no existen los mecanismos, suministros, etc que satisfaga la demanda cuentapropista y el Estado lo sabe ya que pusieron un prociento a los cuentapropistas que no tienen que justificar con factura. Asi que hay que revisar desde la punta del iceberg el actuar de cada uno.

  • Milian dijo:

    La crisis de la pandemia con el mayor respeto a todos ,da a entender q todo lo q se ah hecho esta mal con respecto a la propiedad privada,el estado promovió nuevas formas de produccion pero no otorga libertades economicas reales para los emprendedores ,no existe aun una ley para importacion de caracter comercial,ni mercado donde acceder,entonces apareció la figura del revendedor,q solo especula con los bienes q son del comercio minorista,y bueno los resultados los vivimos dia a dia,no hay ni un refresco en la tienda,entonces todo queda como una falsa apertura,no es real a mi modo de ver,si no hay manera de establecer mercados para este tipo de gestion,por la situacion economica,otrguen licencias a cadenas logisticas foraneas o q se yo,ellos seguro estaran encantados,pero asi no puede ser,nunca tuvo q ser,hay principios basicos de la economia q no se pueden negar,pq esta es tambien una ciencia,ni siquiera un privado puede comprar recursos a las empresas del estado,yo de verdad no entiendo q estaban pensandoo cuando se otorgo licencias para hacer,sin respaldo de un mercado de acceso a los privados,entonces pues claro,la gran mayoria tiene q ir al black market,donde absolutamente todo es recurso estatal desviado.

  • Milian dijo:

    Con el comentario anterior no piensen q justificó a los q lucran con los bienes del estado,no,eso esta mal,pero es q hay q analizar las causas q conllevaan a estos modos de actuar,pero miren por ej el señor q hacia las cadenas para los animales,el hombre menudo problemos se buscó,sin embargo era un trabajador,hacia las cadenas con sus manos y sus instrumentos,solo q cayó,donde todos caen,pq no tiene otra manera de acceder al alambron,sin embargo,eso se produce en cuba,a q no puedes venderlo en cuc,pq es para exportar,vendelo en mlc y q tenga la oprtunidad de acceder a la materia prima!,son cosas sencillas q yo q soy un muchacho encuebtro solucion rapida

  • Heriberto dijo:

    Buen artículo para comenzar un debate serio y profundo del problema. ¿Le seguirán otros que pelen la cebolla capa por capa para desnudar la realidad? Cuesta trabajo creer que, como dice el artículo, "sospechábamos de la existencia de tales hechos"

    No puede haber sospecha, so pena de sugerir que las autoridades eran incompetentes y que ahora se despertaron y se enteraron, sino inacción por muchos años ante lo que ha estado gestándose, creciendo y extendiéndose durante más de una década.

    Desconozco las razones por qué no se actuaba pero decir que "ahora" o recientemente se "sospechó", se investigó y se actuó es algo inverosímil. Creo que lo que pasaba es que no se actuaba y ahí tampoco sé exactamente las causas.

    Lo que sí estoy convencido es que ha sido extremadamente pernicioso haber dejado crecer un cáncer que a nivel de base de la sociedad se sabía que estaba sucediendo.

    Se habla de necesidades de la población como causas incentivadoras de esas actividades ilícitas. Voy a decirlo muy claro porque es algo de lo que estoy convencido. La causa principal han sido las aperturas de la sociedad combinadas con las ofrecidas a la iniciativa privada sin un control de fiscalización adecuado, sin un análisis pormenorizado de las implicaciones en cada sector, en cada actividad.

    Sin preparación, a lo cubano, como somos nosotros. Que para algunas cosas es magnífico y nos resulta muy bien pero para otras desemboca en un desastre que escondemos debajo del sofá hasta que el problema revienta o hace falta revelarlo como sucede ahora.

    Resulta crudo decirlo pero no veo otra forma de asumir los problemas y resolverlos como no sea viéndolos al desnudo.

  • Cubanocogelucha dijo:

    Me interesa el punto de vista de este artículo q no apela a botar el sofá. Estoy en contra del robo, pero... Tenemos un Estado omnisciente que en la práctica no pocos d los eslabones encargados de hacerlo funcionar se corrompen. Los hombres son malos? Todos los funcionarios son corruptos? Que mecanismos genera nuestro sistema que permite la sobrevivencia del funcionario corrupto?
    Sigo. Todos vimos el caso del fabricante de pintura. Más allá del aspecto ético, este hombre montó una estructura para producir pintura, y si ese hombre tuviera la posibilidad de hacer su fábrica legalmente? Yo llevo tres años en el intento de pintar mí casa y NO HAY pintura. No estoy justificando su actuar, pero el Estado no resuelve el asunto, pero no da espacio para q otros lo resuelvan. Puse el ejemplo de la pintura, pero hay muchos otros.
    Se habla de la industria conservera. Por qué el gobierno no la incentiva a través de licitaciones para privados o cooperativas... Yo no me creo q desarrollemos determinados aspectos económicos con arengas y exhortaciones. HAY que introducir mecanismos económicos de una vez. Hay q desatar de una vez las amarras. Todos estamos de acuerdo, pero le toca al gobierno acabar de una vez de romper los nudos, de lo contrario la inmovilidad acabará con este país. El costo político es peor cuando sentimos que se nos va la vida y se empieza a dejar de creer. Yo quiero soluciones nuevas a problemas viejos, muy viejos. Saludos.

  • Ariel F dijo:

    El artículo está muy interesante. Hace bastante tiempo se viene hablando en todos los medios cubanos de la impunidad y el dejar hacer, o como hacerse de la vista gorda. Esos casos que están saliendo a la luz pública actualmente es resultado de toda una cadena de corrupción de amplios kilates. En 1959, en los primeros meses de la Revolución el pueblo acuñó una frase que decía: Fidel sacude la mata... Eso es precisamente un pedido al querido presidente Diaz Canel: Presidente sacuda la mata, sin contemplaciones y sin compromisos, caiga quien caiga. Por favor publiquen este escrito. Esto es de las medidas que tienen que quedarse en la pospandemia

  • Rolando dijo:

    Adriano el emperador dijo que cuando los ciudadanos se veían obligados a violar la ley, lo que debía ser cambiado era la ley. Lamentablemente la prensa ha mezclado los casos de robos masivos a recursos del Estado con otro sector de la sociedad que sí produce lo que le decomisaron. No es lo mismo robarse un camión de arroz vietnamita que producir cebolla y conservarla por mejores precios. De hecho hay normas de Acopio que pagan mejores precios en agosto que en marzo, entonces como no justificar su conservación? Ni los propios periodistas han podido dejar claro que cebolla no es arroz, frijoles o maíz.
    Creo que no se debió criminalizar así a personas que es cierto que tienen dinero pero también es cierto que se levantan todo el año para producir comida para nosotros, cumplen su planes (malos o buenos son planes aprobados por representantes del Estado que no están presos nni salen en TV).
    Mejor sería repensar la cadena productiva, lo que no estamos teniendo en cuenta, si con una política fiscal mejor y menos prohibiciones podemos producir más y lograr que la gente trabajadora tenga que hacer cosas ilegales.
    Pero en vez de eso veo con tristeza que adelantandose al trabajo de nuestros fiscales, el MINAG dicta resoluciones para confiscar fincas a personas que han dedicado su vida durante generaciones a ella. Cómo respuesta, empiezan a aparecer camioneta de cebolla y cuerpos de cerdos botados en arrabales o ríos PQ prefieren perder lo invertido que la tierra que es más que dinero es cultura.
    Murillo dijo en la asamblea nacional, debemos acostumbrarnos a que después de cumplir sus compromisos haya ciudadanos con dinero. Hagamos legales a nuestros productores, dictemos leyes que vayan más allá demostrar coyuntura. El socialismo tiene potencialidades infinitas, lo demostramos a diario. Qué el que exceso de celo no nos recuerde esa frase que dicen dijo Gómez, cuando no llegan se pasan.

  • Jolaz dijo:

    Muy buena la reflexión del Dr.Montero. Las necesidades, como los problemas, no se resuelven ignarándolos, se agravan. Las realidad es que las personas siempre buscan una vía otra para satisfacerlas .La magnitud del mercado negro en Cuba es una prueba irrefutable de ello. Negar esta realidad solo agrava el problema. En el contexto actual un cambio de mentalidad en muchos aspectos, que no equivale a cambiar de sistema social, se impone.La acumulación de bienes, siempre que no sean malversados o robados, no puede verse como un delito, más cuando responde a satisfacer una necesidad de la población aún con un interés económico detrás. Y OJO, que no me refiero al acaparamiento de productos básicos producto del desabastecimiento generalizado.Las leyes deben ser más flexibles en el sentido de que aquellos actores económicos salgan a la luz pública y desplieguen todas sus potencialidades amparados en la legalidad. Son muchas acciones en este sentido las que el gobierno puede y debería desarrollar. Recordemos que hace no mucho tiempo, la compraventa de casas y carros era ilegal....y la gente SIEMPRE los compró y vendió...Y creo que nadie lo hacía con el remordimiento de lo mal hecho, porque no lo era. Considero que en el contexto actual no podemos darnos el lujo de que cambiar todo lo que debe ser cambiado sea solo una consigna.

Se han publicado 113 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Luis A. Montero Cabrera

Luis A. Montero Cabrera

"Es Doctor en Ciencias. Preside el Consejo Científico de la Universidad de La Habana. Miembro de mérito y coordinador de ciencias naturales y exactas de la Academia de Ciencias de Cuba."

Vea también