Imprimir
Inicio » Noticias, Economía  »

Industria de pantalones vaqueros en EE.UU. sufre efectos de tarifas

| 9

En el último año cerraron dos de las fábricas de mezclilla más importantes del país, incluida la más grande: la instalación de Cone Denim, en Greensboro, Carolina del Norte. Foto: Prensa Latina

Los fabricantes estadounidenses de pantalones vaqueros advierten de pérdidas en sus negocios como consecuencia de medidas de represalia de la Unión Europea (UE) ante los aranceles impuestos por el presidente norteamericano, Donald Trump.

De acuerdo con la agencia Bloomberg, muchos fabricantes de mezclilla ya habían cambiado sus negocios al extranjero, y los gravámenes del 25 por ciento aprobados por el bloque comunitario para las importaciones de esas mercancías son otro golpe a la industria.

En un trabajo publicado este viernes el medio cita el caso de Victor Lytvinenko, quien junto a su esposa, Sarah Yarborough, dirige un taller de mezclilla en Raleigh, Carolina del Norte.

A decir del hombre de negocios, como resultado de las tarifas de la UE perdieron dos cuentas importantes, entre estas la orden que canceló un cliente en Escocia por decenas de miles de dólares.

Según Bloomberg, la situación con las tarifas impuestas por Trump y las contramedidas de la UE son el más reciente golpe para una industria que ya había declinado en comparación con lo que alguna vez fue.

En el último año cerraron dos de las fábricas de mezclilla más importantes del país, incluida la más grande: la instalación de Cone Denim, en Greensboro, Carolina del Norte, que según muchas firmas fue la última en elaborar telas de alta gama a gran escala en Estados Unidos.

Los incrementos del salario mínimo de California también influyeron en que varias fábricas de indumentaria en la ciudad de Los Ángeles cerraran o se mudaran a México, lo que se sumó a unos meses tumultuosos para una industria que apenas se ha estado manteniendo, advirtió la publicación.

Unido a eso, agregó Bloomberg, los acuerdos de libre comercio impulsaron la producción de vaqueros en el exterior durante dos décadas, y ahora los fabricantes que quedan en el país no pueden creer la ironía de ser golpeados por un regreso al proteccionismo.

Las principales marcas, como Levi Strauss & Co., ya se habían recuperado en gran parte, al cambiar casi toda su producción a Asia o México, y las que permanecen aquí son en su mayoría pequeñas empresas que sobreviven al lanzar productos en el extremo superior del mercado con precios de 200 dólares o más.

Esta industria es solo una de las que se consideran golpeadas por la política arancelaria aplicada por la administración de Trump, quien atribuye su imposición de gravámenes y sus conflictos con varios socios importantes al interés de contrarrestar lo que hasta ahora ha sido un 'comercio injusto'.

Miembros de diversos sectores y legisladores de su propio partido, el Republicano, criticaron las tarifas aprobadas por el jefe de la Casa Blanca, así como un plan destinado a asistir a los agricultores, que se encuentran entre los principales afectados por la actual situación.

(Con información de Prensa Latina)

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • spra dijo:

    Já já, si la UE le pone aranceles que manden los pantalones para acá que le garantizo que la clientela se los va a comprar pues de seguro tiene mejor calidad que los que venden en las tiendas y las baratijas que traen los particulares del exterior.

  • kmelot dijo:

    y la industria cubana del pantalón ??

  • Felo dijo:

    Muy buenas noticia. Los vaqueros yankis no van a tener pantalones. Para los hipercriticos vean no estamos tan mal.

  • Andrea dijo:

    Pueden venir para la zona del Mariel , tienen un mercado de 10 millones de personas.

  • lectora preocupada dijo:

    Lo que más me preocupa no es las pérdidas que están teniendo estas compañías al final siempre se recuperan lo preocupante es la subida de los precios que tendrán estas prendas que ya para la población adquirirlas se ha convertido en un lujo mayor si aunque no sea un producto de primera necesidad siempre hace falta

  • sachiel dijo:

    !vaya, bajran los precios de los pitusas al fin en todas partes!!!! A comprar ahora, comerciales...

  • Cadillac dijo:

    que nos e desesperen si la prenda de ropa mas popular del mundo son los pantalones pitusa.

  • manolo dijo:

    Levi y Hollister... Grandes!!

  • María la jabá dijo:

    "Las principales marcas, como Levi Strauss & Co., ya se habían recuperado en gran parte, al cambiar casi toda su producción a Asia o México, y las que permanecen aquí son en su mayoría pequeñas empresas que sobreviven al lanzar productos en el extremo superior del mercado con precios de 200 dólares o más.". Levis se habrá llevado su producción a Asia pero el precio final de los pantalones no baja, igual siguen costando unos 150-190 dólares y 70 en época de fuertes rebajas, claro que así el beneficio es mayor si los costes de producción en Asia son risibles, con mano de obra barata y gente que trabaja 18 horas en condiciones deplorables.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también