Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Aprueba el Parlamento ley sobre el uso del nombre y la figura de Fidel Castro Ruz (+ PDF)

| 118 |

fidel-castro-1El proyecto de Ley que hoy presenta el Consejo de Estado a la consideración de la Asamblea Nacional del Poder Popular, en el ejercicio de la iniciativa legislativa reconocido en el artículo 88 inciso b) de la Constitución de la República, responde a la voluntad del líder histórico de la Revolución cubana, Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz, que como señalara el General de Ejército Raúl Castro Ruz, en el acto político en su homenaje efectuado en la Plaza Mayor General Antonio Maceo Grajales, de Santiago de Cuba, el pasado 3 de diciembre, era su deseo (cito): “que una vez fallecido, su nombre y su figura nunca fueran utilizados para denominar instituciones, plazas, parques, avenidas, calles u otros sitios públicos, ni erigidos en su memoria monumentos, bustos, estatuas y otras formas similares de tributo”.

Fieles a la tradición histórica universal, a lo largo de los años los cubanos hemos reverenciado a nuestros héroes mediante formas de tributo similares a las mencionadas. Muchas de nuestras plazas, calles y sitios rememoran a grandes hombres de la Patria, como justo reconocimiento a sus vidas.

En cada uno de nosotros pudiera estar latente el sentimiento y la convicción de que Fidel merecería, sin lugar a dudas, esas formas tradicionales de homenaje, o incluso superiores, para perpetuar su memoria.

Únicamente el respeto sagrado a su voluntad, expresión de la humildad y modestia que le caracterizaron, y el haber hecho siempre honor a la prédica martiana de que toda la gloria  del mundo cabe en un grano de maíz, nos conduce a asumir un texto legal de tal naturaleza.

Debemos recordar como un antecedente que el 20 de marzo de 1959, el Consejo de Ministros, amparado en  su  facultad constituyente y legislativa, aprobó la Ley No. 174, mediante la cual se estableció la prohibición de monumentos, estatuas y bustos para homenajear a personalidades nacionales no fallecidas.

En este proyecto de ley que hoy sometemos a la consideración del Parlamento se define la prohibición del empleo del nombre de Fidel “para denominar instituciones, plazas, parques, avenidas, calles y otros lugares públicos, así como cualquier tipo de condecoración, reconocimiento o título honorífico”.

Asimismo, queda prohibida la utilización de su figura “para erigir monumentos, bustos, estatuas, tarjas conmemorativas y otras formas similares de homenaje”; igualmente debe entenderse que para situarlos en sitios públicos.

De lo anterior se exceptúa el uso de su nombre para denominar en un futuro alguna institución que se cree, conforme a la ley, para el estudio de su invaluable trayectoria en la historia de la nación.

Dando continuidad al espíritu de su voluntad, se prevé también prohibir “el uso de denominaciones, imágenes o alusiones de cualquier naturaleza referida a la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz para su utilización como marca u otros signos distintivos, nombre de dominio y diseños con fines comerciales o publicitarios”.

En ese ámbito la norma está referida a limitaciones en materia de propiedad industrial, en lo relativo a las marcas, emblemas y lemas comerciales, o rótulos de establecimientos, y evitar el uso de la figura del líder de la Revolución en el tráfico mercantil, o con fines de publicidad comercial.

La norma no limita la producción artística literaria, por lo cual resulta totalmente válido que un artista se inspire en Fidel o utilice su figura para crear una obra en cualquiera de las manifestaciones, ya sea la literatura, la música, la danza, el cine o las artes plásticas y aplicadas.

Tampoco se imponen limitaciones al uso de su iconografía e imágenes acumuladas en su rica trayectoria revolucionaria, en actos públicos, así como se mantendrán como hasta hoy sus fotos en centros de trabajo o de estudio, unidades militares e instituciones.

Fidel continuará siendo un icono en las luchas de nuestro pueblo por preservar nuestra unidad, nuestra independencia, nuestra soberanía y nuestro socialismo. Seguirá también como fuente de inspiración de todos aquellos que en cualquier parte luchen por un mundo mejor, por un mundo de justicia e igualdad social.

Dictamen de Ley sobre el uso del nombre y la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz

El proyecto de Ley que se somete a nuestra decisión por el Consejo de Estado en ejercicio de la iniciativa legislativa que le reconoce el inciso b) del artículo 88 de la Constitución de la República, guarda plena concordancia con la Norma Suprema y, como su título refiere, es expresión de la voluntad del Líder Histórico de la Revolución cubana, compañero Fidel Casto Ruz.

Esta norma consagra uno de los elementos éticos inherentes a la personalidad de nuestro Comandante en Jefe, su total y permanente identificación con el principio martiano de que toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz y su concepción del juicio de la historia, sobre el que se pronunció:

“…carecería de sentido hablar de un juicio futuro de la historia.  Pienso así, sinceramente lo pienso.  A mí me interesa más el prestigio que pueda tener el país, por su lucha, por su batalla de hoy, no vinculado necesariamente a mi persona.”

Para todos los agradecidos que siempre acompañarán al compañero Fidel, resultarán pocos los homenajes que se le rindan, pero fieles a su deseo y a la memoria martiana que le inspiró y guió, nuestro mejor tributo será respetar su voluntad, ser consecuentes y fieles a su legado histórico, que es la Revolución misma y el concepto magistral que de ella nos dejara y sobre todo salvaguardar la unidad de la nación cubana, de todos los revolucionarios y de una Patria socialista, libre, independiente y soberana.

En este momento, en el que plasmaremos en una Ley su proverbial expresión de modestia, desinterés y humildad, parece oírle decirnos con Martí, su maestro de siempre:

“Pero ¿Ud. no sabe, aunque le parezca de mi parte afirmación muy zancuda, que no hay en mi persona una partícula de egoísmo ni soberbia, ni de pensamiento y cultivo de mí propio, –que es mi almohada la muerte, y Cuba mi único sueño, — y que solo me tengo y uso para allanarle dificultades y para servirla?”.

Con total comprensión de la grandeza humana y ética de nuestro Líder Histórico, el compañero Fidel Castro Ruz, les interesamos aprobar esta Ley, conscientes de que vivirá por siempre en la  memoria e historia de este pueblo digno y revolucionario que le honrará, de que la Patria  vivirá siempre agradecida de su obra y cuando se muere en manos de la Patria agradecida, la muerte acaba y comienza al fin con el morir la vida.

Comisión de Asuntos Constitucionales y Jurídicos

26 de diciembre de 2016.

Debate de los diputados

La doctora en Ciencias Pedagógicas Ena Elsa Velázquez, diputada por Palma Soriano (Santiago de Cuba) y ministra de Educación desde 2008 solicitó la palabra para “apoyar la Ley que se presenta porque es la voluntad de nuestro querido Fidel. Nunca podremos erigir un monumento o una tarja en cada lugar donde esté presente la obra de Fidel, porque sería en toda Cuba. Lo que sí podemos hacer es que su legado continúe en los niños”.

Velázquez recalcó que la figura del líder histórico debe homenajearse en la enseñanza de sus logros. Las nuevas generaciones deberán conocer de Fidel a través del estudio de la Historia de Cuba, específicamente de la etapa de la Revolución en el poder.

Por su parte Jennifer Bello Martínez, presidenta de la FEU recordó que hace exactamente un mes y un día el pueblo cubano sufrió un fuerte golpe que nunca imaginamos o pensábamos que tendríamos aunque se tratara de una cuestión natural de la vida

“La pérdida física de Fidel ha causado el mismo dolor que cuando perdemos un padre, a un hermano o un amigo entrañable. Sin embargo ningún niño, ningún joven, ningún cubano lo hemos sentido ausente. Ahora disponemos con un instrumento  legal que ampara y respeta su voluntad”.

La joven diputada agregó que son los cubanos y cubanos quien tiene que respetar esa voluntad e instó a parlamento que apruebe el proyecto de ley que hoy se presenta.

“El mayor homenaje no es crear monumentos o ponerle su nombre a todo lo que creamos sino que es ser fieles y leales a su obra que es mantener viva por siempre la obra de la Revolución. Yo soy Fidel ha sido escuchada en las plazas, pero al decir yo soy Fidel tenemos que meditar, hacer una examen de la conciencia, de la conducta, de la moral. Tendremos que predicar con modestia, cumplir cada tarea, ser modesto  y  no bajar la guardia”, concluyó.

Entre tanto la diputada por el municipio de Diez de Octubre, Irma Shelton Tassé expresó que urge aprobar la creación de un centro que compile sus imágenes, sus fotografías, sus documentos y reflexiones.

“Fidel nos queda en todo lo que nos rodea porque en todo lo que uno mire en Cuba está presente la obra de Fidel, pero cuando uno visita otras tierras del mundo allí también está Fidel”, agregó.

Este centro- señaló- será un legado para las futuras generaciones.

También intervino sobre este particular el intelectual cubano y presidente de la UNEAC Miguel Barnet.

“Esta no es un ley que apoyamos formalmente, yo pienso que es un abrazo que le damos a Fidel. Él no pudo ser más consecuente con los principios martianos. No es solo un acto de modestia sino de extrema lucidez.”

Luego, el diputado Yoelkis Sánchez Cuéllar expresó: “el mayor monumento a su memoria no será un pedestal en una plaza, no será una fábrica o una escuela con su nombre (…) el más grande monumento a Fidel y el más sublime homenaje a su obra será continuar con sus ideas”.

Una diputada del villaclareño municipio de Cifuentes citó la canción Su nombre es pueblo, compuesta por Eduardo Ramos e inmortalizada por Sara González: “a los héroes se les recuerda sin llanto, se les recuerda en los brazos, se les recuerda en la tierra; y eso me hace pensar que no han muerto al final, y que viven allí donde haya un hombre presto a luchar, a continuar”.

“Aquí hay un pueblo dispuesto a luchar por la obra de Fidel, por la Revolución”, concluyó la diputada.

Vea y descargue la Ley aprobada sobre sobre el uso del nombre y la figura del compañero Fidel Castro Ruz (PDF)

Se han publicado 118 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Wipeto dijo:

    Respetemos entonces su VOLUNTAD!!!

    • Papo dijo:

      Sin duda, como expresara el presidente de la UNEAC Miguel Barnet:
      “No es solo un acto de modestia, sino de extrema lucidez”.

      Para mostrar el COMANDANTE su apego, respeto y amor a la Patria; hizo dejación de todo humano deseo de trascender en simbolos.

      Se sintió, humildemente, el primero en el camino del desinterés personal y del homenaje propio; y el último en recibir los beneficios.

      No tuvo que predicar a Cristo, sino hacer la obra.

      POR SUS FRUTOS LOS CONOCEREIS

      P.D. Tenemos los libros de La Historia para encontrarlo y homenajearlo con el conocimiento: Siempre.

      • isora dijo:

        Considero que se debe respetar la voluntad de nuestro Comandante ya que siempre
        estará en nuestros corazones y siempre será eterno

      • Antifalso dijo:

        Creo que usted no sabe nada sobre Jesucristo, mira que atreverse a decir cosas que no conoce, lea la biblia que es el decreto de Dios más allá de un cuento, y le recomiendo que estudie a profundidad 1ra de Juan para que vea los verdaderos frutos de un cristiano genuino.

      • osiel dijo:

        exelentes palabras. Creo que fidel mas que un simbolo de humildad es de humanismos y solidaridad. Viva Fidel. Hasta la Victoria Siempre

    • MIGUELANGEL dijo:

      mi criterio es este: estoy de acuerdo que es una decisión personal y habrá que respetarla, pero: se permitirá que otras personalidades del país, con menos arraigo y méritos políticos e históricos se les puedan eregir monumentos, poner nombre a calles, instituciones etc?.

    • María I dijo:

      No estoy de acuerdo con la Ley en los términos en que fue redactada.
      Creo que todo se hizo de forma demasiado expedita. Difiero del querido y admirado Eusebio Leal, en que no debíamos estudiar puntos y comas de la Ley. Muy por el contrario, soy de la opinión de que debió ser consultada con el pueblo, recoger todas las opiniones, estudiarlas y hacer conveniar (al máximo que resultara posible y prudente) la última voluntad del Comandante y los deseos de su agradecido pueblo. Porque Fidel ya no se pertenece a sí mismo. Es cierto que no hablamos de un hombre común, pero aún así, no está en las posibilidades de ningún mortal, legislar para todos los tiempos y disponer de lo que consideren justo y necesario las futuras generaciones.
      Créanme que, si no fuera porque sabemos que todos los que estaban en esa sesión de la Asamblea, fueron y son fieles al Comandante en Jefe, hasta podría creerse otra cosa. Me perdonan, pero esperaba escuchar allí a alguno de los diputados expresar mi sentir y el de muchos otros cubanos que consideramos un error enorme lo que acaban ustedes de refrendar en Ley.
      Ustedes fueron más allá a lo que pudiéramos imaginar y plasmaron en esta ley la prohibición de imágenes o alusiones DE CUALQUIER NATURALEZA referida a la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz…..y sin embargo varios de ustedes lucían en la solapa la insignia de Comandante en Jefe. ¿Es que acaso no se puede colocar en la cima del Pico Turquino esta insignia?, ¿es que acaso no se podría dar cierto margen a otro tipo de monumento alegórico sin que el mismo fuera una figura hecha a su semejanza?.

      • Mario Rguez López dijo:

        de acuerdo contigo al 100% Maria I, no estoy de acuerdo con lo legislado y donde quiera lo diré, espero que algún dia se den cuenta del error cometido, muchos expresan que FIDEL está en todos lados, escuelas, hospitales, estadios, teatros, etc, es cierto, pero ya es un símbolo y un ícono, y los símbolos e íconos para garantizar que se recuerden y no dejarlo a la expontaniedad tienen que ser visibles, supongamos que sea correcto prohibir la utilización de su figura en monumentos, bustos, estatuas, etc, pero condecoraciones, reconocimientos o título honorífico, todo cubano estaría orgulloso de ello si se le entregara algunos de estos estímulos. Lo que refrendaron de exceptuar el uso de su nombre para denominar alguna institución que se cree para el estudio de su trayectoria en la historia de la nación ?no es ir en contra de su voluntad?, realmente como tú dices María I había que haber decidido esto más democráticamente como otras veces se ha decidicido consultando al pueblo, Fidel nos pertenece a todos los cubanos, el parlamento representa al pueblo, pero estoy seguro que muchos de nuestro pueblo tienen otro criterio al aprobado, me he quedado decepcionado en la forma en que se hizo.

      • Panoramix dijo:

        Oiga a usted se le subió la fama para la cabeza, o se tomó el medicamento equivocado. Se trata de la voluntad de Fidel, el hombre, el compañero y amigo, no se confunda, Fidel no era un dios. Yo tengo una foto en la sala de mi casa y no hay nadie que lo pueda impedir, haga usted lo mismo.

  • Eduardo dijo:

    Si la comisión quiso glosar los versos de Martí en su obra “Abdala”en las dos últimas líneas sería: “Cuando se muere en BRAZOS de la patria agradecida, la muerte acaba, la prisión se rompe, empieza al fin, con el morir, la vida”.

  • Víctor dijo:

    Si Fidel lo pidio en vida, se debe respetar y cumplir su voluntad.

  • Carlos luna dijo:

    Grande comandante….siempre serás eterno.

  • armando dijo:

    Apoyo la Ley sobre el uso del nombre y la figura del compañero Fidel Castro Ruz acoradado hoy en la Asamblea Nacional del Poder Popular, COMANDANTE siempre te recordaremos, seremos fiel a tus ideas y principios,ORDENE, YO SOY FIDEL

  • nersys dijo:

    Respetaremos su modesta voluntad, pero si me gustaria que se publicara más libros sobre su trayectoria revolucionaria. Hasta la Victoria siempre. Yo soy Fidel.

  • ale dijo:

    #Yo soy Fidel, porque siempre estará con nosotros la modestia y la sencillez del inmenso Fidel

  • mara dijo:

    Leyendo sobre el articulo 88 inciso b de la Constitucion de la Republica, nuestro Comandante dejo claro como siempre lo caracterizo nada que tuviera que ver con culto a la personalidad, nuestro Fidel era y seguira siendo mucho Fidel,aunque no estes fisicamente, siempre estaras en cada reunion partidista, en cada reunion de los jovenes, en cada CDR, en nuestra FMC, en nuestro actuar patriotico, nunca te dejaremos morir, Viviras eternamente en tu pueblo, viviras por siempre.Te amamos Fidel.

  • el que lee dijo:

    Saludos a todos…
    Debo decir que algo así esperaba. En mi opinión el mismo Centro de Estudios Martianos debe expandirse o actualizarse al estudio de la vida y la obra también de Fidel. El nombre de este centro igualmente debe actualizarse.

    • Otmara dijo:

      Estoy de acuerdo el que lee que al igual que estan las obras completas de Marti se debe compilar todo discurso,toda Mesa Redonda en que estuvo nuestro comandante,para que no se pierda nada de esa abundante material y las futuras generaciones conozcan la vida y obra de otro grande de la historia de Cuba

  • Anabel Madiedo dijo:

    ¨Toda la gloria del mundo cabe en un grano de maíz¨, palabras del Maestro que Fidel supo comprender muy bien, Cumplamos con su voluntad, TODOS SOMOS FIDEL !!!!

  • Nestor Labrada Rodriguez dijo:

    Vas bien Fidel…

  • nersys dijo:

    No necesitamos ningun monumento, para que su figura perdure.

  • Nestor Labrada Rodriguez dijo:

    …Vas bien Fidel…

  • El nene peña dijo:

    Que VIVA FIDEL !!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!!

  • Siré dijo:

    Por Fidel y para Fidel todo lo que hagamos es poco…ese es nuestro reto mayor y este no deja de ser…Tengamoslo siempre latente!!!!

  • Con criterio propio dijo:

    Es su voluntad y lo recordaremos vivo, más que poniendo su nombre en una tarja y sobre todo, poniéndolo en pañuelos y camisetas, por supuesto en Cuba, nadie podría obligar a los de otros países ya que en Brasil visité un Restaurante llamado Fidel, el dueño amigo de él y que estuvo en Cuba y los ceniceros tienen su imagen, al igual que los manteles y servilletas.

  • FIEL dijo:

    COMANDANTE EN JEFE, MI QUERIDO FIDEL, DOY GRACIAS A LA VIDA POR HABERME PERMITIDO CONVIVIR EN TUS TIEMPOS, CUMPLIREMOS CON TUS DESEOS.

    TU FIGURA Y TUS ENSEÑANZAS SIEMPRE ESTARÁN VIVAS EN MI CORAZÓN Y EN MI COMPORTAMIENTO PERENNE.

    TE RECORDARÉ HASTA EL ÚLTIMO SEGUNDO DE MI EXISTENCIA.

  • RONY9 dijo:

    Si es su voluntad, así ha de cumplirse, sin duda para mi el hombre mas grande e inteligente que ha parido esta tierra.

  • marthag dijo:

    Es cierto siempre supe que una vez muerto no dejaria que se hiciera tales cosas como monumentos, estatuas, etc, pero siento mucho (y respeto su voluntad) que no podamos poner de nombre, a una escuela especial de esas que tanto inauguro en nuestra Cuba linda, el Nombre de Fidel Castro Ruz, o de Comandante en Jefe, pues yo pienso que no hariamos para recordarlo, pues se que por siempre sera recordado ese gran hombre, ese gran amigo de todos, una vez mas demuestras que todo por lo que luchaste y nos enseñaste era verdad, hasta la victoria siempre mi comandante.

    • maikelm dijo:

      Ahí está la cuestión que nadie parece que se atreve a decir. Fidel es parte importante de la historia de un país y no se puede borrar así de un plumazo. Algunos dicen que no hace falta nada para recordarlo, si eso es cierto, no hace falta nada para nosotros, la generación que tuvimos el privilegio de vivir su momento. Pero para los que hoy tienen 2,3, 5, 7 años y para los que vendrán si harán falta esas cosas para recordarlo, no solo los libros de historia. Porque dígame si no es un orgullo para todo santiaguero esa figura imponente de Antonio Maceo en la plaza de la Revolución, o la de Calixto García para todos los holguineros, o la de Martí para todos los cubanos. Es así de sencillo, no se trata de culto a la personalidad.

      • Yanis dijo:

        De acuerdo con Maikelm. Fidel no se puede borrar así de un plumazo y relegarlo a los libros de historia. ¿Se imaginan, dentro de 50 años, una Cuba llena de estatuas, tarjas, monumentos… que conmemoran desde el indio Hatuey hasta los martires de Tarará o Barbados, sin un solo lugar donde rendirle tributo al cubano mas grande del siglo XX?

        Mi desacuerdo total con esa ley y la celeridad con que la aprobaron me genera muchas preguntas: ¿no deberia haberse consultado a TODO el pueblo?, ¿Marti hubiera aceptado un busto suyo casi en cada cuadra y en todas las escuelas, y ese imponente memorial “que todo cubano debe conocer”?, ¿desde cuando (empezando por los propios dirigentes) cumplimos al pie de la letra los deseos y orientaciones de Fidel? (si fuera asi, otra seria Cuba), ¿quien dice que una estatua, ubicada en un sitio publico, no es una obra de arte (algo que si acepta la ley)?, ¿que haran los de la UJC y la FEU con todos los puloveres que ya tienen (y cito la nueva ley) “imágenes o alusiones DE CUALQUIER NATURALEZA referida a la figura del Comandante en Jefe Fidel Castro Ruz”?, ¿estarán delinquiendo a partir de ahora si los usan? Seria el colmo!!!

      • Jesus dijo:

        Maikelm y Yanis:

        Ustedes simplemente no han comprendido. Simplemente debemos rendir tributo y respeto a la voluntad de nuestro Comandante. Es simplemente eso. Aunque pensemos lo que pensemos aunque querramos hacer lo contrario (nombrar instituciones, calles, escuelas, utilizar condecoraciones, etc, etc) debemos respetar la última voluntad de nuestro líeder histórico, de nuestro invicto Fidel.
        Nada puede estar por encima de eso.

  • ducardenas dijo:

    Que mayor monumento que el diario cumplimiento del deber patrio.

    • Papo dijo:

      Ese es el concepto ducardenas:

      Prefirió no querer monumento, decidió cumplimiento del deber patrio.
      Cada uno sabrá cual es su deber, tomándolo como ejemplo… …sencillo y agudo.

Se han publicado 118 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rosa Miriam Elizalde

Rosa Miriam Elizalde

Periodista cubana y editora del sitio Cubadebate. Es Doctora en Ciencias de la Comunicación y autora o coautora de los libros “Antes de que se me olvide”, “Jineteros en La Habana”, “Clic Internet” y “Chávez Nuestro”, entre otros. En twitter: @elizalderosa

Oscar Figueredo Reinaldo

Oscar Figueredo Reinaldo

Graduado de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana en el año 2015.Periodista del programa televisivo Mesa Redonda y del sitio web Cubadebate. En Twitter: @OscarFigueredoR

José Raúl Concepción

José Raúl Concepción

Periodista de Cubadebate, graduado en 2015 en la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana. En twitter: @joseraulcl

Vea también