Imprimir
Inicio » Noticias, Sociedad  »

A la Plaza con Fidel

Por: Ivón Deulofeu
En este artículo: Cuba, Fidel Castro Ruz
| +
La plaza desbordada. Foto: Ladyrene Pérez/ Cubadebate

La plaza desbordada. Foto: Ladyrene Pérez/ Cubadebate

Si alguien me hubiese preguntado por qué vienes, le hubiese respondido: nuevamente a escuchar a Fidel.

Por estos días desde la Plaza nos vuelve a convidar a la unidad. Su voz retumba en el silencio de los escuchas, de los que caminan sin apuro porque él nos enseñó a llegar.

Que nadie piense que éste es el discurso más largo. Fidel tiene pensamiento y verbo para la eternidad. Del sol a la luna y de la luna al sol pasaron los días, los pocos días que no bastaron para que todos llegaran antes del Patria o Muerte.

Otra vez le escuché decir: Aquellos que creen que cuando desaparezca un líder desaparece una revolución, han sido incapaces de comprender- y no sé si alguna vez lo comprenderán- algo que hace años dije: “Los hombres mueren, el Partido es inmortal.”En éste caso sería más correcto todavía decir: “Los hombres mueren, los pueblos son inmortales”. Las ideas de un hombre pueden desaparecer con él, lo que jamás puede ocurrir es que las ideas encarnadas en el alma y en el corazón de un pueblo puedan morir”.

¿Será que Fidel cree haber desaparecido? y si así fuera, sus ideas laten en el alma del pueblo que le atiende atentamente por aquello, quizás, que me contó hoy la doctora Graziella Pogoloti: el arte de la improvisación y lo que el mismo llamara el parto de las ideas. La intelectual me habló del profundo conocimiento de la sicología social de Fidel.

Ésta fue una concentración compacta como su pensamiento y larga como sus discursos, tanto, que cuando parecía que terminaría, volvía a empezar.

Hasta los medios de prensa que tantas veces le mataron no han podido hacer otra cosa que hablar de la obra. No ha sido la muerte la noticia. Es su vida. Hoy esos medios, desde la Plaza, no han podido silenciar el contundente discurso de Fidel.

El líder de la Revolución nos convocará a la Plaza en cada amanecer para que no falte en la noche su luz.

Hasta la Victoria siempre, Comandante.

Guardar

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ivón Deulofeu

Periodista de Cubavisión Internacional

Vea también