Imprimir
Inicio »

Huberta von Wangenheim: “En Cuba vas a encontrar lo que buscas”

Publicado en: NosOtros
En este artículo: Alemania, Antropología, Cuba, Religión
| 13

Velada de la Santa Bárbara según la religión afrocubana Palo en el Monte, en el barrio de Versalles, de la provincia de MatanzasEntrevista a Huberta von Wangenheim,  Doctora en Antropología por la Universidad Libre de Berlín

R.M.L.G.- ¿Cuándo  comenzó tu interés por las religiones de origen africano?
Hubi- A esos estudios fui llegando de a poco. Verás. Estudié mi carrera de Antropología, Estudios Latinoamericanos y Sociologia en Berlín, en la Universidad Libre de Berlín, después de la maestría seguí con el Doctorado en esa misma universidad, estudié un año en Colombia, en la Universidad del Valle y ahí fui conociendo los estudios afrocolombianos y los afrolatinoamericanos. Hice mi primer trabajo de campo en el Pacífico colombiano allá por los años 90, muy a principios, fue una experiencia maravillosa, pues tuve un contacto directo con esas comunidades de origen africano que vivían alejadas de las políticas centrales y tenían, para entonces, unas pautas culturales muy propias.

Mis intereses investigativos comenzaron por las fiestas navideñas, por la semana santa y por sus narrativas performáticas, pero me quedé con la inquietud de conocer algo más de lo que pasaba en aquellos grupos, y algunos amigos que conocían sobre el tema en Cali, me recomendaron venir a Cuba. Me decían: “ve a Cuba que es donde vas a encontrar lo que buscas”.

En el 95 aun en la carrera, vine por primera vez a Cuba a hacer mi primer trabajo de campo en el contexto de la Santería. Había muy poca literatura especializada, por suerte encontré los textos clásicos. Me di cuenta enseguida que estaba entrando en un campo virgen y que éste prometía como un perfecto tema para perfilar mi doctorado. En aquel momento me tropecé con una amiga periodista que también había, por algunos vaivenes de la vida, entrado en algún que otro ritual santero.

Cuando me vi involucrada en aquellas fiestas rituales y en contacto directo con los religiosos, sentía que era algo que de alguna manera se estaba dando por primera vez, (sí, me refiero a las visitas de mi amiga y las mías). No estaban acostumbrados acá a que personas extranjeras visitaran sus casas templo. Eso me dio fuerzas, porque veía la confianza que me depositaban. No tuve nunca dificultades de ningún tipo. Al tercer día de estar en Cuba ya estaba en cumpleaños de santos. Sin ningún tipo de interés económico por
parte de ellos.

R.M.L.G.- ¿Y específicamente qué fue lo que te interesó?

Hubi- Bueno, en un inicio comencé a preocuparme por la relación salud- enfermedad en el contexto de estas religiones. Luego, me atrapó muchísimo el discurso que se tejía detrás de todo esto, la percepción sensorial de aquellas personas. La gente decía: A mí me lo pusieron en el oído, en el pensamiento, en los sueños, estoy viendo… Todo a partir de la médium unidad. No imaginé que la presencia de aquel discurso estuviera actuando tan masivamente. Me contaban con bastante frecuencia sobre los sueños. Y aquello me impresionó sobremanera, pues siempre he estado entre personas que han sufrido algún tipo de desajuste nervioso, o se han vuelto  “locas”, según las pautas culturales de mi país.

De las personas cercanas a mí en Alemania, que tenían muchas capacidades, pero que su mundo vivencial no cabía en las pautas de lo que era concebido como “normal” allá, tengo suficiente experiencia. Aquello no cabía, no encajaba en sus mundos interiores, y lo más común ha sido catalogarlos de enfermos. Por supuesto, me refiero a personas de un coeficiente de inteligencia, incluso, por encima de la media.

Siempre me he cuestionado eso de la construcción cultural de la normalidad psíquica. Hasta qué punto tiene que ver el concepto de lo que es “normal” con el contexto cultural que lo define. En Alemania esas personas que oían, veían, soñaban con seres no vivos, o “cosas”, son consideradas por la sociedad como personas desequilibradas y anormales y, al efecto, son sometidas a tratamientos médicos en correspondencia con el grado de afección.

En el contexto de las religiones afrocubanas hay otra interpretación del asunto, aunque se trate de lo mismo. Acá son considerados como mensajes que vienen de otro plano, que es algo que se mueve en el marco del espiritismo. Ese punto me motivó y traté de profundizar en ese contraste de lo “patológico” y lo “normal”. No hablaba entonces la científica. Esas fueron mis primeras impresiones y lo que me hizo decidirme a tomar aquello muy en serio. En fin, trabajé sobre la médium unidad y el discurso de lo cotidiano. Era algo muy difícil de captar, pero apasionante.

R.M.L.G.- ¿Y a qué resultados llegaste?

Hubi- Bueno, para mí no hay resultados, pues la antropología es etnografía. Sólo procesos y cuestionamientos. Lo vi como que tenía que enfrentar los conceptos religioso y científico, pues ahí se reflejaba lo que buscaba del choque de las epistemologías occidental y no occidental (que no es nada nuevo, pero quería hacerlo a través de los discursos de la misma gente espiritista, los médium), en fin, a través de las historias de vida, de las narrativas de las gentes. Lo más interesante es que todas las personas con las que trabajé se movían en un marco de referencia afrocubano. Traté de entrar de la manera más profunda que podía, y sabes como nos involucramos los antropólogos en los procesos que estudiamos. Participé todo lo que se me permitía y participé mucho.

R.M.L.G.- ¿Te iniciaste?

Hubi- No, no tuve la necesidad.

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Fanny dijo:

    Esto sí que está bueno. Pero esta entrevista no puede haber terminado ahí. ¿Contyinuará?
    Interesantísimo

  • HUMBERTO CARRERO MENOCAL dijo:

    Hola permiso para mi comentario sobre la religion yoruba,Esta religion muy arraigada en cuba viene de hace 3 siglos, traida por los africanos esclavos,y no dudando nunca de lo que llevaban,consigo,muchos en sus pocas horas de descansos hacian sus cosas y no se conocia pues era entre ellos,y planteo esto pues hasta hace 60 años se conocia muy poco entre comillas de esta religion y todos la conociamos pero no se divulgaba, por temor que le dijeran la frase famosa eso es una negrada,al final un tabu, esto es secreto aquello no se puede decir todo un tabu que llego hasta nuestros dia, llego la revolucion y empezo a divulgarse mas y eso que el estado de cuba es laico,los investigadores, que hacia muchos años que estaban detras de esta religion practicada por los africanos que despues se covierte en afrocubana,descubrieron muchas cosas de ella hasta tal, que se iniciaron pues cuando tu vez la verdad ante tus ojos,no dudas estudias mas,Hoy en la actualidad hay mas creyentes que antes de yoruba, que catolico, siempre digo que siempre en cuba fue asi aunque personas quieran decir lo contrario y tapar el sol con un dedo.(La frase de antes no te curo el medico pues ve a un santero o babalao.) hasta la proxima amigos.

  • Carlos Alberto dijo:

    Muy buena la entrevista. Recuerdo aquellos tiempos en que a los extranjeros no se les concebia en el espacio santero. ¡Como han cambiado los tiempos!!!!
    Pregunto igual que Fanny si tendra continuidad?

  • Tomey dijo:

    ¿Donde estan los amigos de la sesion?

  • Armando L. dijo:

    Es una mirada típica de una europea sobre nosotros. Ellos no pueden escapar del eurocentismo, aunque sean respetuosos. Bueno, a eso se dedica la Antropología, a tratar de comprender al otro como una vía de acercamiento entre los seres humanos. No deja de ser interesante apreciar cómo nos ven.

  • Tomey dijo:

    La antropóloga ha sido muy respetuosa y aquí ha mostrado lo que ha vivido, lo que ha sentido y en fin sus experiencias. El que tiene que aprender un poquito es usted Armando.
    ¿Nuevo en este foro?
    Hubi no hagas caso a los hipócritas que hablan de eurocentrismo y en el fondo son más eurocéntricos que los europeos. Mira que los conozco aunque se disfracen.

  • Augusto R dijo:

    Qué bien!!! Para el común de los mortales es siempre interesante eso de los posesos y esos procesos que se dan en los comportamientos de los religiosos.
    Los babalaos y los santeros y los paleros siempre fueron personajes interesantes. Pregunto a la antropóloga esos mediums son dentro de la religión santera?

  • Augusto R dijo:

    Ah, se me fue una aclaración para el señor Armando. Díga si usted no es eurocéntrico. Como habla se siente cubano: ¿se viste usted con la ropa tradicional de esta parte del mundo o se viste como cualquier parisino? ¿piensa usted según los patrones filosoficos de los pensadores mexicanos o chilenos o latinoamericanos, o según la más rancia tradición europea? Amigo, deje de repetir slogan. Todos somos eurocéntricos aunque digamos que luchamos contra aquello.

  • Uno que no sabe nada dijo:

    Realmente la doctora se refiere con mucho respeto a nuestra idiosincracia. Lo que pasa es que el fenómeno de que habla es real, hay muchos países que materialmente han evolucionado mucho más que nosotros, pero cuando uno busca espiritualidad pues resulta que realmente han involucionado.

    Todos hemos visto películas sobre personas que las ponen como dementes porque ven y oyen cosas que los demás no. Como la medicina occidental es la que prevalece pues a esas personas las tildan de desequilibradas.

    La doctora Rosa María le hace una pregunta que devela hasta que punto el ser humano ha creado secretos. Le pregunta si se inició, ¿porqué para acceder a conocimientos sobre la religión hay que iniciarse?

    Dios existe para todos no para unos pocos elegidos, Él nos escucha a todos y nos da su conocimiento a todos. Acaben ya con tanto secreteo que lo que hace es dar pie a que unos cuantos amparados en lo demás no pueden saber los esquilmen y exploten.

  • norma dijo:

    pues sigue sin saber nada o iniciate y no seas tan curioso.saludos.

  • Uno que no sabe nada dijo:

    Norma o como te llames, ese conocimiento que para adquirir según algunos hay que iniciarse, en mi opinión personal es algo inventado a lo largo del tiempo por el propio ser humano.

    Yo fui iniciado por mis propios espíritus de una manera que ninguno entendería, comprobaciones de sobra me han dado, y no dependo de absolutamente NADIE para acceder a un conocimiento determinado, cuando mis espíritus deciden que yo debo conocer algo pues simplemente me lo enseñan y ya está, aún así yo sigo diciendo que no sé nada porque en un vida humana, por mucho que se estudie y se lea, solamente se accede a una millonésima parte del conocimiento verdadero que tiene un espíritu.

    La razón de ello no es que seamos malos, sino que estamos encarnados en materia y la mayor parte de ese conocimiento son cuestiones que para entenderlas plenamente hay que ser espíritu netamente porque de otra manera no se entiende.

    Lea un poco a Allan Kardec, y recuerde que en el concilio de Nicea se asumió el cristianismo como la religión oficial del imperio romano, y allí se decidió que la reencarnación era algo herético, lo que constituye el verdadero origen de los crímenes de la inquisición. Eso no lo decidió Dios a algún espíritu, eso lo decidieron seres humanos iguales que usted y yo.

    A Lutero casi lo queman entre otras cosas porque tradujo la biblia al alemán para que TODO EL MUNDO PUDIERA TENER ESE CONOCIMIENTO.

    Entonces por esa razón me refiero a que se elimine ese secreteo.

  • asdrubal alfredo dijo:

    la religion tiene un lado que respeto, tengo viviencias de cosas que se han logrado con la FE RELIGIOSAS, soy materialista pero de que la religion ha clmado la psiqui de muchos es cierto.

  • SCS dijo:

    Los ídolos de ellos son de plata y oro, obra de manos de hombres. Tienen boca, pero no hablan; tienen ojos, pero no ven; tienen orejas, pero no oyen; tienen nariz, pero no huelen; tienen manos, pero no palpan; tienen pies, pero no andan; no emiten sonido con sus gargantas. Como ellos, son los que los hacen y todos los que en ellos confían.

    Sólo Jesúcristo salva. No hay otro nombre dado a los hombres en el que podamos ser salvos.
    No es por no respetar otras religiones… es sólo para que abran sus ojos a la única verdad. Jesucristo es el camino, la verdad y la vida.
    Dios les bendiga.

Se han publicado 13 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rosa María de Lahaye Guerra

Es doctora en Ciencias Filosóficas y antropóloga cubana. Actualmente es profesora de la Facultad de Filosofía e Historia de la Universidad de La Habana. Tiene varios libros publicados, entre ellos “Yemayá a través de sus mitos”, en coautoría con Rubén Zardoya.

Vea también