Imprimir
Inicio » Especiales, Salud  »

VALIENTES: Los enfermeros también lloran, el rostro y la historia de José Espino (+Video)

| 40 |

¡La emoción de volver a casa! Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

Mientras el avión que lo regresa a Cuba está en el aire, el enfermero intensivista José Espino Pedraza –32 años, primera misión internacionalista–piensa en su familia. La casa siempre se extraña. “Yo estaba desesperado por venir”, dice uno de los 34 colaboradores cubanos que enfrentaron la COVID-19 en Andorra.

Antes de salir de La Habana hacia el otro lado del Atlántico, tuvo el último abrazo del hogar: el de la madre, la hermana, la esposa y un hijo recién nacido. “Imagina, me fui el 28 de marzo y el niño cumplió dos meses el 24. Mi mujer es una heroína”, cuenta como quien sabe que el éxito y la tranquilidad de su misión también se debe al apoyo de Isabián y los pucheros del pequeño Joseph. La cara del contingente Henry Reeve son los médicos cubanos, pero su retaguardia descansa en la familia. Un binomio sin el que, irremediablemente, no hay victoria segura.

Cuando partió hacia Andorra su pequeño bebé tenía solo dos meses. Foto: Cortesía del entrevistado.

A 7.810 kilómetros de casa, José Espino cruzó a diario la zona roja en el hospital “Nostra Señora de Meritxell”, en Andorra la Vieja. Desde la capital del país europeo y durante tres meses y dos días, el enfermero cubano atendió a pacientes positivos a la COVID-19: “Tuvimos personas de 45 o 50 años, pero eran pocos, casi siempre los contagiados eran adultos mayores, los más vulnerables y con más complicaciones”.

Hace poco más de 24 horas que volvió “a casa”, junto a sus compañeros de misión. Conversamos unos breves minutos por teléfono, desde el centro de salud La Pradera, donde pasarán 14 días de cuarentena.

“Aunque de acá no salimos hasta ver al Presidente”, dijo recordando la invitación hecha por el mandatario cubano Miguel Díaz-Canel Bermúdez, cuando les dio la bienvenida a la Patria, para reunirse una vez cumplido este período e intercambiar experiencias sobre el programa cubano de enfrentamiento a la COVID-19.

El enfermero intensivista José Espino durante el recibimiento en el Aeropuerto Internacional José Martí a la brigada médica cubana que luchó contra la COVID-19 en Andorra. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

–La situación epidemiológica era tensa cuando llegó la brigada médica…

–Sí. En Andorra tienen una terapia de diez camas y ya estaba llena. Habían habilitado otra en un hospital de día y la tenían prácticamente ocupada con pacientes graves con la COVID-19, por lo que se preparaba otra sala más por si empeoraba la situación.

José comenta que permaneció en la “terapia intensiva del hospital, donde todos los pacientes que atendí eran positivos a la COVID-19 y estaban ventilados, o sea, con un respirador mecánico”.

Cuando le preguntamos por la importancia de la enfermería en la estocada contra la pandemia, dice con orgullo: “es el día a día con el paciente, es el baño, la cura, los medicamentos en vena, estás muy cerca del virus, y hay que extremar mucho las medidas de bioseguridad”.

“Todo el tiempo estuve en zona roja”, remarca, no sin pausar la conversación los segundos suficientes para saber que hay cientos de imágenes y recuerdos que se le agolpa. Agrega entonces que, “gracias a las medidas que tomamos, ninguno de los profesionales cubanos enfermó”.

Todo el tiempo el joven se mantuvo laborando en Zona Roja con pacientes positivos a la COVID-19. Foto: Cortesía del entrevistado.

Desde que la pandemia llegó a Andorra han muerto allí 52 personas y otras 800 se han recuperado. El pequeño principado— ubicado entre Francia y España, en las montañas de los Pirineos— llegó a tener, de acuerdo con datos de su Ministerio de Salud, una tasa de infección de 1 100 personas por 100 000 habitantes, equivalente a las de las ciudades más afectadas de Europa.

“El día que el hospital nos dio la despedida fue cuando se dio la última alta de la COVID-19 en el país”, cuenta José y añade con la emoción a borbotones:

–Cuando los pacientes lograban despertar nos decían: “ustedes son cubanos, muchas gracias por venir a ayudarnos”. Era una experiencia que se repetía con todos. Recuerdo uno que estuvo entre la vida y la muerte y, después del alta, me llamó a mi móvil desde su casa para agradecerme por la atención y a Cuba por la ayuda humanitaria que tenía con su país.

El joven enfermero también agradece a ese país. “De Andorra me traigo muchas cosas”, afirma.

Foto: Cortesía del entrevistado.

“Conocí bellas personas, que son muy parecidas a los cubanos, allegados, amistosos, y se convirtieron en familia. Y en lo profesional aprendimos mutuamente. El Principado tiene una tecnología brillante como país del primer mundo, y eso nos costó un poco al principio. Pero a la semana ya estábamos a la par de ellos, porque le enfermería y la medicina, tanto en Andorra como en Cuba, es igual, y lo importante es la clínica y el paciente”, resume.

José Espino tiene 13 años de graduado y ama su profesión. Lo dice y no es difícil creerle cuando describe minuciosamente el rol que juegan los enfermeros y enfermeras en una terapia intensiva. Más aún, cómo han sido claves en la lucha contra la pandemia que los ha colocado en primera línea, siendo los más expuestos al virus.

—¿Por qué escogió la enfermería?

—Mi madre es enfermera retirada. Yo jugaba de niño con mi hermana a que ella siempre era la enferma y yo el que la curaba. Me apasionó la especialidad. Fue lo que vi desde pequeño  y un día le dije a mi mamá: yo quiero ser enfermero, y aquí estoy.

El hospital militar Carlos J. Finlay fue su primer centro de trabajo luego de graduado. Ahora labora en el policlínico Cristóbal Labra en el municipio de La Lisa, en La Habana, en una pequeña sala de cuidados intensivos de la cual dispone esta institución. Hacia allí piensa volver, luego del tiempo establecido, comenta.

A pesar de una ausencia de tres meses en el hogar, siente que siempre estuvo, de alguna forma, cerca. “Desde Cuba mi familia me dio ánimos, no dejaron de decirme que me cuidara siempre, que pensara en ellos, que extremara las medidas”.

Foto: Cortesía del entrevistado.

“Yo desde allá le decía a mi esposa que para combatir la COVID-19 hay que seguir las cosas que dice el profe Durán por la televisión, y siempre protegerse con el nasobuco, el lavado constante de las manos y mantener la distancia. Hay que ver cómo empeoran los pacientes, cómo sufren por el agotamiento respiratorio. Esta es una enfermedad que ha cobrado muchas vidas. Por eso le recomiendo a las personas que extremen las medidas y dejen los besos y abrazos para después. Ya llegará el momento de eso”, reitera José a modo de consejo, esta vez para su pueblo.

Hace solo dos días, cuando lo vimos llorar en el aeropuerto “José Martí”, de La Habana, no sabíamos su nombre. En la pantalla que servía entonces como una especie de cercanía, suponíamos que el joven había visto alguna imagen conocida, o había escuchado alguna voz familiar, de los varios rostros y voces de seres queridos que grabaron también un mensaje para el recibimiento de los galenos.

Ahora lo sabemos: “Pusieron a mi familia: mi madre llorando, mi hermana, mi niño, de cinco meses ya, mi mujer, después mis sobrinitas hablando…vaya, me mataron”.

La emoción y las lágrimas fueron genuinas. Y sí, a veces, se muere de orgullo y felicidad, para vivir después y contar la vida como en la historia de José.

¡La emoción de volver a casa! Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

Médicos cubanos que enfrentaron la COVID-19 en Andorra llegan a Cuba. Foto: Irene Pérez/ Cubadebate.

En Video, mensaje del enfermero José Espino

Cubadebate conversó con el enfermero José Espino Pedraza, uno de los colaboradores cubanos que enfrentaron la COVID-19 en Andorra

#CubaSalva 🇨🇺 Cuando vimos llorar al enfermero José Espino Pedraza en el aeropuerto "José Martí", no sabíamos su nombre. Él es uno de los colaboradores cubanos que enfrentaron la #COVID19 en Andorra y ya están de vuelta. #Cubadebate contactó con él. Escucha aquí lo que nos dijo 👇

Publicado por Cubadebate en Viernes, 3 de julio de 2020

Se han publicado 40 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Amy dijo:

    Gran labor la de estos trabajadores de la salud.....orgullosa de ustedes

  • José Andrés Quesada Fernandez dijo:

    Gracias a todos los médicos q laboraron ahí en ese pequeño principado .....gracias ....gracias....y porque no llorar también nosotros cuando leemos estas palabras q aquí se escriben ......pues a mí me saco las lágrimas y mucho ...puesto q no estuve en esa primera fila pero si me hubieran dado la oportunidad lo hubiera hecho ...somos cubanos y de gran corazón .....hoy con lo q estás brigadas están haciendo en el mundo queda reconocida por toda la comunidad internacional el alto valor humano q tiene nuestro sistema de salud y que dicho sea de paso nos creo nuestro Invicto Comandante Fidel.....Gracias Fidel le doy desde aquí y dónde quiera q me pare ...pues sus ideas perduran en la memoria de todos esos q salen hoy a luchar contra un gigante microscópico q ya ha llevado al mundo a una PANDEMIA desastrosa en algunos países y q dónde han estado los cubanos todo se ha logrado controlar ..este es mi país ...mi Cuba bella ...estos son mis médicos ...los Campeones Mundiales de la Medicina .....Gracias a todos

    • Ana dijo:

      José los los dos me sacaron las lágrimas. Tu y este enfermero.
      Gracias este bello Reporte. Un hombre llorando me emociona realmente.
      Gracias... Muchas gracias por todo.... Gracias Enfermo... Le han dado una bofetada moral a todos los que hablan tanta cáscara de Piña...
      Dios me los Bendiga....

    • Ana dijo:

      José los dos me sacaron las lágrimas. Tu y este enfermero.
      Bellas palabras tuyas José.
      Gracias a este bello Reporte. Un hombre llorando me emociona realmente. CUBA ES UN PAÍS INCALCULABLE
      GRACIAS A LOS ENFERMEROS.... GRACIAS UN MILLÓN INFINITO DE VECES... .. Muchas gracias por todo.... Gracias Enfermo... Le han dado una bofetada moral a todos los que hablan tanta cáscara de Piña...
      Dios me los Bendiga....

  • Rafael Emilio Cervantes Martínez dijo:

    ¿Y quién no llora ante emociones tan intensas? Lo hemos hecho al verlos regresar de Crema y de Andorra, y no se agotará nunca la admiración que sentimos por nuestros compatriotas que han acudido al llamado del deber con la humanidad.

  • Marta dijo:

    Bello relato! Grandiosa labor! Me hace feliz que estén de vuelta a nuestro país y hayan cumplido con los objetivos de la misión. Disfruta a tu familia y en especial a tu bebé

  • Paloma dijo:

    Gracias, muchas gracias a todos x su entrega

  • Camilo dijo:

    Son los mejores y lo seguirán siendo porque Cuba y los cubanos somos así de grandes como nos enseñó Fidel y ahora nos guía Díaz Canel

  • Inarvis Medina González dijo:

    Los enfermeros lloramos más de lo que algunos puedan imaginar. Recibimos vida y damos el último adiós. Felicidades José. Éxitos en tu vida personal y profesional.

  • Sandra dijo:

    Bella historia, me emocionó también sacó mis lágrimas. Muchas felicidades a todos, un ejemplo a imitar.

  • YFF dijo:

    Un abrazo a todos los médicos y enfermeros que tienen la noble misión de salvar vidas aquí y en cualquier parte del mundo me emociona muchisimo las imagenes que salen en la tv cuando llegan las brigadas de colaboradores a nuestro país. Mil gracias a todos

  • Francisco de Paz dijo:

    Un hijo digno de la Revolución Cubana.

  • El dependiente dijo:

    Yo también me emocioné, ¿sabes por qué? porque hay sensibilidad, se quiere a la familia,a la vida y así lo refleja la historia, de cada uno de ustedes,sus valores engrandece el nombre de nuestro gran país, su obra imperecedera será el legado de las futuras generaciones, asi lo recogerá la historia de Cuba y de esos países donde sirvieron,mi profunda gratitud.

  • Yo dijo:

    Q bella foto junto a su bebé

  • Ivette Mulens dijo:

    Orgullosa de mí profesión y de los profesionales de la salud cubanos. Siempre ayudando a los más necesitados. Digna laboral de este colega en Andorra.

  • angela dijo:

    ¡Bienvenido a casa José! ¡Héroe de nuestro tiempo! Admiramos tu valor y la sabia decisión de ayudar a los que lo necesitan. ¡Gracias Fidel por enseñarnos a amar al ser humano, a ser solidarios, y demostrar esa vocación más allá de las fronteras!

  • Yanelis dijo:

    Dios te bendiga José y a todos los médicos compañeros tuyos que se han enfrentado a este virus tan de cerca ,que Dios los siga protegiendo,los guíe , por esa manera de actuar tan amorosa y de tan grande conciencia como la que hay que tener para ejercer dicha profesión,que a mi entender, es bien difícil , con una grande y sacrificada responsabilidad, como es el trabajar para salvar vidas.Dios bendiga tus manos y tu trabajo.Cristo te ama.

  • Yolaisy dijo:

    Ay al leer esto, las lagrimas cayeron de mis ojos, que emocionante relato. Felicidades a todos y José a disfrutar de las cosas bellas que vendrán con ese hermoso bebé.

  • Bebitamela dijo:

    Felicidades José, por tu labor, por tu sensibilidad,por tu heroísmo , por volver a casa con los tuyos , tu familia es lo más importante,cuida de ellos , y adelante un pueblo entero te reconoce , te admira y te queremos .

  • jesse dijo:

    Son tanques de guerra, SIN DISCUSIÓN que quepa.
    TIEEEEEEEENEN QUE LLORAR, los sentimientos SIEMPRE afloran.

  • Roberto B dijo:

    Cada dia estoy mas orgulloso de ser Cubano y vivir en mi querida Cuba, asi somos los cubanos!!!!!!!!!!!

  • abel dijo:

    Esos son los jóvenes cubanos de hoy, librando las batallas que les toco en su tiempo, no es la Sierra Maestra, no es el Escambray, pero como a lo largo de la historia de nuestra Nación la juventud en la primera línea de combate. Estas cosas que se ven en mi cuba me hacen sentir orgullo de haber nacido aquí en la tierra de Fidel, Raúl y Díaz Canel.

    El sistema de salud cubano fortaleza de la Revolución.

  • Clarivel dijo:

    Mucha salud y bendiciones para este joven enfermero, su familia y el resto del personal que cumplió con esa noble misión y ayudar a salvar vida en otras latitudes. Feliz regreso a casa. ❤✌

  • p89 dijo:

    Dios bendiga a estos valientes que no solo lloran ellos sino también nosotros de emoción cada vez que vemos a nuestro pequeño país bloqueado salvando el mundo, y nos sentimos tan orgullosos de haber nacido cubanos que vivan todos los que hacen posible preservar la vida de un ser humano

  • yisel D. dijo:

    Con mucho orgullo soy cubana, te admiramos, a Ti y a todos los que de una forma u otra estan ganando esta batalla.Gracias Cuba.

  • Yanetsy dijo:

    Admirables,Unicos, Ejemplares y la Mayor muestra de Sacrificio y Amor.

  • mary.hernánd. dijo:

    JOSÉ ESPINO, FELICIDADES NIÑO GRANDE DE CORAZÓN SENSIBLE, COMO TODOS LOS ENFERMEROS, CONOZCO PERFECTAMENTE DE QUÉ SON CAPÁCES USTEDES, LES DEDIQUÉ MÁS DE 40 AÑOS, MÁS, Y PIENSO CONTINUAR, ME JUBILÉ HACE UNOS MESES, PERO EL DEBER SE IMPONE,TUVE UN VARÓN DE APELLIDO ESPINO, NO SÉ EN QUÉ FACULTAD ESTUDIASTE, SI FUE EN EL CALIXTO TE DIMOS CLASES DE ÉTICA, BIOÉTICA Y SALUD MENTAL, LA PROFE DE SALUD MENTAL Y LA OTRA DE ÉTICA Y BIOÉTICA TE ENVÍAMOS EL ABRAZO DESDE NUESTRAS CASAS, TAMBIÉN LLORAMOS CONTIGO, EN EL AULA SIEMPRE LES DECÍA CUANDO HABÍA QUE HABLAR DEL RIGOR,LA IMPORTANCIA DE HACER BIEN LAS COSAS, PRQUE UN DÍA SE ENCONTRARÍAN EN CUALQUIER PARTE DEL MUNDO SÓLOS Y NO PODÍAN IMPROVISAR, SINO CREAR, SER CREATIVO EN BASE A LOS CONOCIMIENTOS CIENTÍFICOS APRENDIDOS, SABEMOS QUE EL ENFERMERO ESTÁ LAS 24 HORAS QUE TIENE QUE OBSERVAR TODO,TODO, ES TODO HASTA CUANDO VIENEN UN MÉDICO DE OTRA ESPECIALIDAD QUE SE SOLICITE DE MOMENTO, SABER SI ES NECESARIO LLAMARLO Y POR QUÉ, PARA ORIENTAR, PARA PODER ORIENTARLO, PARA DESPUÉS PODER CONTINUAR SÓLOS CON EL PACIENTE HASTA EL OTRO DÍA QUE LLEGUE EL MÉDICO DEL GBT, GRUPO BÁSICO DE TRABAJO, SIEMPRE LES DECÍAMOS ESO, HOY RECOGEMOS EL ORGULLO DE VERTE A TÍ REPRESENTANDO JOSE, LOS SENTIMIENTOS DE TODOS, PORQUE TODOS SON ASÍ, SI NO, NO FUERAN ENFERMEROS, LOS SIGO VIENDO MIS NIÑOS, ESTARÍA YO NO VIVA SI NO CONTINUARA CON USTEDES, QUIERO SEGUIR APORTANDO, MODESTO Y NO MODESTO Y APARTE, QUIERO ENSEÑAR ESAS MAÑAS QUE SÓLO PODEMOS HACER LOS DE MÁS EDAD PARA SEGUIR FORTALECIENDO NUESTRO SISTEMA DE SALUD, PORQUE ESO HAY QUE ENSEÑARLO ASÍ CUANDO SON JÓVENES Y EN LA PRÁCTICA IR PERFILANDO COMO DECÍA EL CHÉ LA PRAXIS DE LA PERFECCIÓN, EN MEDICINA TIENES LA OPORTUNIDAD QUE COMO NO ES UNA CIENCIA EXACTA, PUEDES LUCIRTE CREANDO, SIENDO CREATIVO PARA LA PROSPERIDAD, RECUPERACIÓN,, EN LA PROMOCIÓN, EN LA REHABILITACIÓN DEL PACIENTE HASTA REINCORPORARLO A LA SOCIEDAD, ESO TODO SE TOMA EN LA CONCIENCIA EN EL SABER, EN LOS PRIMEROS AÑOS,TERMINANADO LAS CIENCIAS BÁSICAS, YA EN LA CLÍNICA COMO BIEN PLANTEAS TÚ JOSE, FELICIDADES PARA TI, PARA TODOS LOS ENFERMEROS, LOS MEDICOS, Y LOS QUE AOS APOYAN, GRACIAS TRAMBIÉN A LOS FAMILIARES,.

  • yayabero100porciento dijo:

    Uno ve estas cosas y se pregunta como es posible que se condene lo que es tan humano, como es posible que un país tan poderoso como los estados unidos no sea capaz de convocar a sus médicos a realizar una colaboración en algún otro país y sin embargo quiera condenar a nuestro médicos, es realmente un absurdo, además que se escogan organizaciones mundiales para discutir estos temas en vez de discutir como juntos todos se pueden enfrentar pandemias como estas o más peligrosas que estas, conozco de médicos estadounidense que mediante ONG, prestan servicios en lugares reconditos del mundo, pero el Gobierno Norteamericano, no tiene la capacidad de hacer lo que hace cuba en materia de colaboración médica y todavía condena lo más humano que hacemos, salvar vidas, felicidades a estos campeones por la vida.

  • Chantell Medina dijo:

    Soy también enfermera desde el año 2007, es incomparable el sentimiento que se tiene al ayudar en la recuperación de un paciente. No he salido a brindar mis servicios a otra nación todavía, pero me emociona y me llena de orgullo el ver como compañeros que comparten esta misma profesión brindan y extienden su mano a aquellos que lo necesitan.

  • tr dijo:

    Orgullosamente cubanos. Gracias oír tanta lección de humanismo, humildad, sencillez y solidaridad. Ningún dinero paga lo relatado.

  • Sixto dijo:

    Gracias por tanto honor sembrado a este pueblo y a su profesión...

  • Sandra dijo:

    Muy linda historia. Imposible no llorar de orgullo por nuestros médicos y verlos regresar sanos a su familia. Nuestro personal de salud es increíble!!!!

Se han publicado 40 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Lisandra Fariñas Acosta

Lisandra Fariñas Acosta

Periodista de Cubadebate. Graduada de la Facultad de Comunicación de la Universidad de La Habana (2011). Trabajó en el Periódico Granma (2011-2019). En Twitter: @LisyFA

Andy Jorge Blanco

Andy Jorge Blanco

Cárdenas, 1996. Estudiante de Periodismo en la Universidad de La Habana. Presentador de "Nexos", el Canal de la Universidad de La Habana. Ha sido premiado en el Concurso Nacional de Periodismo Universitario "Manolito Carbonell".

Irene Pérez

Irene Pérez

Fotorreportera de Cubadebate. Graduada de Periodismo en la Universidad de La Habana (2014). En Twitter: @irenepperezz

Vea también