Imprimir
Inicio » Especiales, Sociedad  »

Miriam Abreu: Ella borda un sueño

| 54 |

La arquitecta y profesora del ISDi, Miriam Abreu. Foto: ONDI.

Los nasobucos de Miriam Abreu son inconfundibles, en primer lugar, por los colores que usa: azul, rojo y hasta negro, aunque también los ha hecho blancos. Además, todos llevan la marca Cuba, bordada en un lugar específico: a la derecha y arriba, como si fuera la bandera izada en ese fragmento de tela, devenido escudo de batalla contra el SARS-CoV-2.

Ella nunca hubiera querido que esta historia en la cual es protagonista se contara; pero el relato se impone tras revelarse su nombre en la Mesa Redonda dedicada al cumpleaños del doctor Francisco Durán, director de Epidemiología del Ministerio de Salud Pública, a quien ella le enviara unas mascarillas de regalo, cual “cubana agradecida”.

Todo empezó cuando supimos que el amigo intensivista Noydel M. Rivero, sería de los primeros en conformar los equipos de atención al paciente grave del Instituto de Medicina Tropical Pedro Kourí, en medio de la contienda contra la COVID-19.

Entonces, sentí ganas de hacerle un regalo-resguardo, algo que significara mucho para él y que, a la vez, hablara de la grandeza de su alma, de su ética y compromiso profesional. Noe, como cariñosamente le decimos quienes lo conocemos y empezamos a quererlo sin más, se nos iba a convertir en un valiente y, como tal, merecía un obsequio distintivo.

Pensé entonces en la marca Cuba, ese símbolo de altas connotaciones que había visto aplicado a una bata de médico en el Manual de Pautas Gráficas que regula su aplicación, pero que nunca había podido observar implementado de esa manera.

Le pregunté entonces a mi vecina querida, Miriam Abreu, quien ya nos había confeccionado los primeros nasobucos para empezar a batirnos contra el nuevo coronavirus, si le sería posible hacer esto. Ella tenía, además de su máquina de coser, una bordadora, pero en ese momento no le funcionaba por problemas de software.

Tras publicar un artículo con esta idea —la de bordar en la bata de mi amigo Noe la marca Cuba, así como en la de todos los médicos cubanos que como él lo merecieran— otras manos voluntarias se ofrecieron para hacer realidad el deseo.

Más textos y más iniciativas empezaron a aparecer, en los medios de comunicación masiva y en los barrios: en muy poco tiempo, el uso de la marca Cuba se había convertido en tendencia, en signo distintivo de agradecidos y guerreros.

Una noche supimos, a través de la red social Facebook, de una comunidad del Cotorro a donde alguien llegó con unas pegatinas y los vecinos las ubicaron en aquellos espacios que para ellos tenían más valor, la puerta de la casa, la entrada al tallercito, el carro…

A los pocos días nos sorprendió, por la misma vía, la imagen del Presidente de la República junto a su esposa; ellos, como el resto del pueblo, celebraban desde el hogar, sin el acostumbrado desfile, el Primero de Mayo. Ellos, por primera vez, llevaban unos nasobucos impresos… con la marca país.

En cuanto vi la foto se la envié a Miriam por Whatsapp, pues sabía que cualquier triunfo de la marca significaba para ella un logro propio. Cuestiones profesionales y personales hicieron que Abreu estuviera muy ligada a la gestación de este signo, en 2001: su esposo, José (Pepe) Cuendias, entonces Jefe de la Oficina Nacional de Diseño, lo impulsó y lideró, y su hija menor, diseñadora, participó del equipo creativo que “halló” el símbolo.

Volvimos entonces a hablar de la posibilidad de que ella bordara la marca, si tuviera actualizado el software de su máquina, el cual requería de pago. Mi esposo —quien la conoce hace mucho más tiempo que yo, aunque ambos la queremos igual— se dio a la tarea de encontrar una alternativa en internet para este dilema, y la halló.

Fue así que Miriam dispuso sus días y noches a la iniciativa que otra amiga en común ha denominado “el cuba-naso”: instalar el programa, introducirle el diseño de la marca, ajustarlo, hacerle pruebas… Además, buscó recortes de tela, pullovers que no se usaban, incluso alguna sábana para el forro interior.

De esta manera, su casa se convirtió en un taller minúsculo del cual empezaron a salir prendas simples de inconmensurable valor. Sus piezas empezaron a lucirlas figuras públicas y anónimas, amigos y desconocidos, civiles y oficiales, ministros y amas de casa, funcionarios públicos y empresarios, médicos y logísticos. Uno de los primeros en mostrar públicamente un nasobuco con “el sello” de Abreu fue el propio Presidente de la República, Miguel Díaz-Canel, a quien el detalle le llegó a través de terceras manos y aun así tuvo la deferencia de incorporarlo a su día a día.

A Miriam, a veces, las solicitudes le han llegado de manera directa, explícita; pero, la mayor parte del tiempo, es ella la que sorprende a alguien con su obsequio inesperado, bordado con los hilos del corazón. Hace poco me dijo que andaba por los 130 confeccionados, en algo más de un mes.

Muchos de los destinatarios la llaman para contarle que en la calle o en el centro de trabajo la pieza causa furor; todos quieren saber quién hace tan cubanas prendas, cómo se obtienen. Y entonces algunos le aconsejan que las venda, a lo cual Miriam se niega sin vacilación: “los nasobucos son salud y en Cuba la salud no se paga”, argumenta.

Los materiales se le han ido agotando y el tiempo del que disponía para esta colaboración altruista, también. El país va entrando en fases de normalización y ella, la profesora del Instituto Superior de Diseño, contratada tras su jubilación, volverá poco a poco a sus conferencias y asesorías.

Aunque no pueda extenderla en el tiempo, la experiencia de coser y bordar nasobucos le ha permitido a Miriam darle forma, con manos propias, a un capítulo de un sueño familiar: ver la marca Cuba realizada, querida por muchos, inspirando respeto.

(Tomado de la ONDI)

Foto: ONDI.

Los confeccionados por Abreu son inconfundibles. Foto: ONDI.

Foto: ONDI.

Se han publicado 54 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • YGA dijo:

    MIRIAM YO QUIERO UNO ASI POR FAVOR ME ENCANTAN

    • M dijo:

      Mis felicitaciones a Miriam por tan brillante idea.
      Precioso el logotipo.
      Ojalá pudiera tener uno

  • ak.50 dijo:

    muy bueno y donde vive

  • yanet dijo:

    Buenas tardes:

    Dónde los puedo adquirir?

  • yanet dijo:

    Buenas tardes:

    Cómo los puedo adquirir?

  • Ariana dijo:

    Hermoso trabajo. Muchas felicidades.

  • Luison74 dijo:

    Muy Originales, y bonitos, hasta yo quiero uno para guardarlo.
    Felicidades a Miriam por su gran aporte

  • Maydelin dijo:

    Muy bonitos la felicito por la creatividad, es importante que en la ciudad se apruebe la venta de esta prenda tan importante en estos tiempos de pandemia la cual llego para quedarse y hasta ahora no he visto la venta de esta prenda las personas las han tenido que hacer por su propio esfuerzo aunque hay centros de trabajo que las han entregado pero es insuficiente hay que pensar que cuando comience la escuela vamos a necesitar muchos para garantizar el cambio de los mismos.

  • Antonio Ramírez Fernández dijo:

    Por favor les pido .soy de Camagüey y quisiera que dentro de lo posible me hicieran llegar un juego de nasobuco hechos por ella .uno de cada color.vivo en calle marti 28 entre 1 y 2 Jayama Camagüey

  • Armando J. Azcuy Fundora dijo:

    MIRIAM recibe de este humilde cubano y comunista de corazón mis felicitaciones por tan importante labor en estos días que atraviesa mi querida patria. hoy se cumple 100 días que tenemos en Cuba este enemigo invisible pero seguro estoy que VENCEREMOS. Siento vivir serca de usted pues me gustaria lucir sus revolucionarios NASOBUCOS, te ratifico una vez mas mis FELICITACIONES.

  • Rosi Liekfeldt dijo:

    Felicidades Miriam Abreu por tan original diseno. Desde Alemania me preguntan cómo se puede contactar con ello para conseguir algunos.

    • Miriam Abreu dijo:

      Gracias! Me apena no poder complacerla pero esta mini producción no tiene fines comerciales. Se trata de una acción para hacer que la población se apropie de la marca País, que muestre el orgullo de ser cubano por decisión propia en los momentos difíciles que vive el mundo.

  • Belkis dijo:

    Muchas gracias a Miriam y su familia, por tanta dedicación a esta marca q nos representa.

    • Miriam Abreu dijo:

      Gracias Belkis!

  • Javier Hernández Fernández dijo:

    Miriam Abreu,Ud es una artista de verdad hoy.

  • José antonio lastra aleman dijo:

    Muchas felicidades por su creación muy original y cubania que es lo importante le deseo mucha salud y como cubano desearía unos de esos gracias teléfono.52455363

    • Miriam Abreu dijo:

      Gracias José Antonio! Siento no poder complacerlo, no cuento con materiales para ello.

  • Adelante dijo:

    Tendremos nasobucos para unos cuantos meses más. Creo llegó para quedar su uso en lugares públicos.

  • Javier Hernández Fernández dijo:

    Sra Miriam solo tengo 2 no muy buenos a mi gustaría por favor poder comprar 4 de 4 color a través de mi dirección postal,tel 53001577,y domicilio legal en Calle A,Edif#18,Apto#14,en Veracruz,S.M.P,13000,La Habana,ahora estoy muy orgulloso de usted,arquitecta y profesora del ISDi,nunca voy a olvidar su gran talento.cu

  • Annie dijo:

    Felicidades Miriam por tan bonito trabajo, me encanto, yo tambien quiero uno de cada color, de corazon muchas felicidades.

  • La China dijo:

    Miriam, felicidades! Hace tiempo quería saber donde se hacian esos nasobucos con la marca Cuba, me gustan mucho. Es un gesto muy lindo el suyo. Gracias.

  • Raquel Rodríguez Artau dijo:

    Excelente ser humano y profesional. Mi esposo y yo sentimos orgullo de conocerla.

  • Lisbeth dijo:

    Muy lindos y muy cubanos.Dios le bendiga mucho

  • BYC dijo:

    Muchas felicidades MIRIAM por la iniciativa. Una amiga, que sabe cuánto me gusta nuestra bandera cubana, tiene uno que usted hizo y le regaló. Ojalá la idea se generalice y más de lo que amamos CUBA podamos tener al menos uno.

  • Irma Pérez oquendo dijo:

    Míriam te felicito por tan lindo trabajo se lo importante que es para ti poner en alto la marca País y que mejor ocasión para esto estoy y aprovecho para decírtelo que eres algo especial para mi familia lo sabes orgullosa estoy de ti por lo que he aprendido por ser el gran ser humano que eres además decirte lo linda que eres

  • Irma Pérez oquendo dijo:

    Míriam orgullosa de que seas parte de mi familia se lo importante que es para ti haber hecho esto con la marca Cuba no te imaginas y aprovecho para decírtelo el gran ser humano que eres y lo linda que eres por fa síguenos dando estos ejemplos el mundo y nuestro país necesitan personas especiales como tu gracias

  • La lluvia dijo:

    Miriam yo se que es mucho pedir
    Pero seria para mi de mucho orgullo contar con el nasobuco suyo llevando CUBA
    Parto próximamente
    Me encantaría llevarlo puesto hacia italia
    Orgullosa de ser CUBANA
    Hagame saber algo me voy el 27 si se pudiera gracias
    Y felicitaciones por su bella iniciativa.

  • Ramón RST. dijo:

    Muy lindos los nasobuco, para mí, sería un honor llevar uno con la marca de mi bandera, pero soy cienfueguero y no creo que tenga posibilidad de llevarle a una de estas obras del arte manual de esta señora. Llamo la atención, de que a principio de la pandemia surgieron alternativas que nos resolvieron el problema, pero esto es una prenda de tela que por el rigor de la higiene que hay que tener con ella, se deterioran y por lo menos aquí el la Ciudad de Cienfuegos no encuentro ningún lugar donde adquirirlo, incluso son muchas las personas que llavan nasobuco profesionales sacados de hospitales y de empresas, en deterioro del objeto para el que fueron adquiridos por esas entidades estatales. SI CONTINUAREMOS USANDO ESTA PRENDA POR UN PERIODO AÚN NO DEFINIDO, pregunto. ¿porque el estado no continúa fabricando y vendiendo el nasobuco? Los gestos altruistas y desinteresados de algunas costureras no están en todas las esquinas.
    Por otra parte en la medida que avancemos en la recuperación, nos incorporaremos a todas nuestras autoridades y sólo para una jornada laboral necesitaremos 2 o 3 nasobuco. En fín son muchas las razones por las que los gobiernos locales deberían garantizar a la población esta prenda que hoy es y será en un futuro una necesidad.
    Saludos

  • Aníbal del Prado dijo:

    Un saludo y felicitaciones a la Arq. Miriam Abreu, a quien conozco desde que estudiábamos la carrera de Arquitectura, también recuerdo mucho a su esposo Pepe Cuendias (EPD)

    • Miriam Abreu dijo:

      Hola Anibal!
      Gracias. Te he visto varias veces en FB a través de Bris peŕo pensê que quizás no te acordabas de mi. Qué bueno fue ver tu comentario!

  • Ramón RST. dijo:

    En vez de llevarle, quise decir llegarle y donde dice autoridades, quise decir, actividades.

  • Boris dijo:

    Otro excelente artículo Ivette, sincero y muy válido reconocimiento a la profe Míriam, muchos le debemos lo que somos... Que privilegio haber sido su estudiante... un fuerte abrazo para ambas...

    • Miriam Abreu dijo:

      Gracias Boris! Los profes le deben mucho a sus alumnos. Se que has trabajando en estos días en los ventiladores... nada nuevo para tí el Diseño de equipo médicos, gracias y felicidades por eso. Un beso.

  • Dani Villalón dijo:

    Señora Miriam, yo quiero uno de cada color!!!! Cueste lo que cueste!!!
    Que sus manos sean bendecidas

  • JORGE ANTONIO dijo:

    Ya estamos toda la familia deseando los nasobucos Miriam Abreu, ja, somos un abuelo (yo) una abuela, una hija y dos nietecitos pequeños (un varoncito de 5 años y una nena de 3). Dirección: Edificio 28, Apto. A - 5, Distrito Rafael Izquierdo, Puerto Padre, Las Tunas. Pueden ser de cualquier color, eso sí, con el nombre de nuestra patria, la más grande del mundo en valentía, solidaridad, altruismo, internacionalismo y hermandad. FELICITACIONES MIRIAM!!!

  • Doris mendoza dijo:

    Muy linda la iniciativa de la compañera Lidia.Deberian de crear talleres de corte y costura para ofrecerle a los estudiantes aunque sea dos nasobucos para que se lo pongan con los uniformes y así crar una uniformidad y no ponerse los nasobucos de distintos colores y formas.Tambien me gustaría tener uno de esos.Felicidades Lidia es usted una buena patriota.

Se han publicado 54 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ivette Leyva García

Ivette Leyva García

Periodista y comunicadora. Editora de La Tiza, Revista Cubana de Diseño, y colaboradora de Cubadebate.

Vea también