Imprimir
Inicio » Reflexiones de Fidel, Política  »

Un error suicida

| 24

En la reflexión escrita la noche del jueves 25, hace tres días, dije: “Ignoramos qué ocurrirá esta noche o mañana en Honduras pero la conducta valiente de Zelaya pasará a la historia.”

Dos párrafos antes había señalado: “…Lo que allí ocurra será una prueba para la OEA y para la actual administración de Estados Unidos.”

La prehistórica institución interamericana se había reunido al otro día en Washington, y en una apagada y tibia resolución prometió realizar las gestiones pertinentes de inmediato para buscar una armonía entre las partes en pugna. Es decir, una negociación entre los golpistas y el Presidente Constitucional de Honduras.

El alto jefe militar, que seguía al mando de las Fuerzas Armadas hondureñas, hacía pronunciamientos públicos en discrepancia con las  posiciones del Presidente, mientras solo de modo meramente formal reconocía su autoridad.

No necesitaban los golpistas otra cosa de la OEA. Les importó un bledo la presencia de un gran número de observadores internacionales que viajaron a ese país para dar fe de una consulta popular, a los cuales Zelaya habló hasta altas horas de la noche. Antes del amanecer de hoy lanzaron alrededor de 200 soldados profesionales bien entrenados y armados contra la residencia del Presidente, los que apartando rudamente la escuadra de la Guardia de Honor secuestraron a Zelaya, quien en ese momento dormía, lo conducen a la base aérea, lo montan por la fuerza en un avión y lo transportan a un aeropuerto en Costa Rica.

A las 8 y 30 de la mañana, conocimos por Telesur la noticia del asalto a la Casa Presidencial y el secuestro. El Presidente no pudo asistir al acto inicial de la consulta popular que tendría lugar este domingo. Se desconocía lo que habían hecho con él.

La emisora de televisión oficial fue silenciada. Deseaban impedir la divulgación prematura de la traicionera acción a través de Telesur y Cubavisión Internacional, que informaban de los hechos. Suspendieron por ello los centros de retransmisión y terminaron cortando la electricidad a todo el país. Todavía el Congreso y los altos tribunales envueltos en la conspiración no habían publicado las decisiones que justificaban la conjura. Primero llevaron a cabo el incalificable golpe militar y luego lo legalizaron.

El pueblo se despertó con los hechos consumados y comenzó a reaccionar con creciente indignación. No se sabía el destino de Zelaya. Tres horas más tarde, la reacción popular era tal que se vio a mujeres golpeando con el puño a los soldados, cuyos fusiles casi se les caían de las manos por puro desconcierto y nerviosismo. Inicialmente sus movimientos parecían los de un extraño combate contra fantasmas, más tarde trataban de tapar con las manos las cámaras de Telesur, apuntaban temblorosos sus fusiles contra los reporteros, y a veces, cuando la gente avanzaba, los soldados retrocedían. Enviaron transportadores blindados con cañones y ametralladoras. La población discutía sin miedo con las dotaciones de los blindados; la reacción popular era asombrosa.

Alrededor de las 2 de la tarde, en coordinación con los golpistas, una mayoría domesticada del Congreso depuso a Zelaya, Presidente Constitucional de Honduras, y designó un nuevo Jefe de Estado, afirmando al mundo que aquel había renunciado, presentando una firma falsificada. Minutos después, Zelaya, desde un aeropuerto en Costa Rica, informó todo lo ocurrido y desmintió categóricamente  la noticia de su renuncia. Los conspiradores hicieron el ridículo ante el mundo.

Otras muchas cosas ocurrieron hoy. Cubavisión se dedicó por entero a desenmascarar el golpe, informando todo el tiempo a nuestra población.

Hubo hechos de carácter netamente fascista, que no por esperados dejan de asombrar.

Patricia Rodas, la ministra de Relaciones Exteriores de Honduras, fue después de Zelaya el objetivo fundamental de los golpistas. Otro destacamento fue enviado a su residencia. Ella, valiente y decidida, se movió rápido, no perdió un minuto en denunciar por todos los medios el golpe. Nuestro embajador había hecho contacto con Patricia para conocer la situación, como lo hicieron otros embajadores. En un momento determinado les solicitó a los representantes diplomáticos de Venezuela, Nicaragua y Cuba reunirse con ella, que, ferozmente acosada, necesitaba protección diplomática. Nuestro embajador, que desde el primer instante estaba autorizado a brindar el máximo apoyo a la Ministra constitucional y legal, partió para visitarla en su propia residencia.

Cuando estaban ya en su casa, el mando golpista envió al mayor Oceguera para arrestarla. Ellos se pusieron delante de la mujer y le dicen que está bajo protección diplomática, y solo se puede mover en compañía de los embajadores. Oceguera discute con ellos y lo hace de forma respetuosa. Minutos después penetran en la casa entre 12 ó 15 hombres uniformados y encapuchados. Los tres embajadores se abrazan a Patricia; los enmascarados actúan de manera brutal y logran separar a los embajadores de Venezuela y Nicaragua; Hernández la toma tan fuertemente por uno de los brazos, que los enmascarados los arrastran a los dos hasta una furgoneta; los conducen a  la base aérea, donde logran separarlos, y se la llevan. Estando allí detenido, Bruno, que tenía noticias del secuestro, se comunica con él a través del celular; un enmascarado trata de arrebatarle rudamente el teléfono; el embajador cubano, que ya había sido golpeado en casa de Patricia, le grita: “¡No me empujes, cojones!”   No recuerdo si la palabra que pronunció fuese alguna vez utilizada por Cervantes, pero sin duda el embajador Juan Carlos Hernández enriqueció nuestro idioma.

Después lo dejaron en una carretera lejos de la misión y antes de abandonarlo le dijeron que, si hablaba, podía sucederle algo peor. “¡Nada es peor que la muerte!”, les respondió con dignidad, “y no por ello les temo a ustedes.”  Los vecinos de la zona lo ayudaron a regresar a la embajada, desde donde de inmediato se comunicó otra vez con Bruno.

Con ese alto mando golpista no se puede negociar, hay que exigirle la renuncia y que otros oficiales más jóvenes y no comprometidos con la oligarquía ocupen el mando militar, o no habrá jamás un gobierno “del pueblo, por el pueblo y para el pueblo” en Honduras.

Los golpistas, acorralados y aislados, no tienen salvación posible si se enfrenta con firmeza el problema.

Hasta la señora Clinton declaró ya en horas de la tarde que Zelaya es el único Presidente de Honduras, y los golpistas hondureños ni siquiera respiran sin el apoyo de Estados Unidos.

En camisa de dormir hasta hace unas horas, Zelaya será reconocido por el mundo como el  único Presidente Constitucional de Honduras.

Fidel Castro Ruz

Junio 28 de 2009

6 y 14 p.m.

Se han publicado 24 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • horacio dijo:

    Estuve escuchando al presidente Zelaya en su reportaje del domingo por la tarde en CNN y acabo de escuchar al representante permantente de Honduras ante N. Unidas y me parece que equivocan el discurso cuano intentan justificar la decisión de llamar a una encuesta pública, calificándola de constitucional, etc. etc. porque esa es una discusión falsa. Si decimos que la decisión cuestionada por los golpistas no justificaba el golpe, tácitamente estamos admitiendo que podría haber otras que sí lo hicieran. Hay que condenar el golpe y punto, sin excusarse, del mismo modo que la mujer violada no tiene porqué explicar si llevaba una pollera por encima o por debajo de la rodilla.
    Saludos fraternos.

  • Eduardo Diaz L. dijo:

    Es un cinismo repugnante de esos sectores sociales antaño favorecidos
    que hacen del lucro grosero una forma de vida; hacerse el loco frente a la verdad sustancial, es el metodo. Justificar la tropelía con “palabritas” que contienen una carga emotiva de tergiversación “violo el orden constitucional” “trastoco la democracia” “se trata que esta suspendido mas no destituido por un acto de fuerza” es la constante en estos sectores que niegan en lo comunitario y social una necesidad para progresar por los estamentos menos favorecidos. Recordemos a Hobbes y la tesis del Estado de Naturaleza; quien disfruta de los bienes y servicios; el impetuoso? o el circunspecto? al decir de Maquiavelo; obviamente el impetuoso. Le tocará al pueblo Hondureño ser impetuoso? Creo que si, de lo contrario que se acostumbren al grillo y a la servidumbre.

  • DARDO RIBAS dijo:

    Como dijo el Comandante, veremos ahora qué cosa es la OEA y qué cosas son las “buenas intenciones” del señor Obama.

    ¿Empezarán las declaraciones al estilo “memorandum de oficina” y “pour la galerie” mientras se consolida un gobierno brutal en la hermana República de Honduras?

    ¿Estarán pensando los “halcones” del país del Norte en recrear aquellos tenebrosos golpes de Estado -que creíamos fenecidos- a efectos de cimentar la dictadura de sus privilegios y una nueva expoliación de la América del Sur y ante el avance de gobiernos populares y patrióticos?

    No veo, claramente, manifestaciones concretas en los hechos por parte de la OEA y menos de los EEUU. La tibia declaración del Presidente negro se muestra, palmariamente, como las lágrimas del cocodrilo.

    El otro día, Obama, dijo algo que pareció no ser advertido por el mundo entero. Se refirió a Chile congraciándose con el gobierno que allí se desarrolla y dijo algo así como que “no había que revolver el pasado”… alegando a la intervención de la CIA en el golpe de 1973 que terminara con el gobierno de la Unidad Popular.

    Todo un ejemplo que nos hace dudar de sus intenciones, sentido de la autocrítica y criterios de Estado.

    Si esto no es cinismo… no sé cómo llamarlo.

    ¿Qué medidas concretas llevará a cabo la OEA y el Gobierno de los EEUU para enfrentar a estos golpistas miserables?

    Hacen falta hechos y no palabras vacías y declaraciones hipócritas por parte de estos señores tan apegados a los rituales de la democracia, según ellos la entienden.

    Buenas tardes, Comandante

    Desde Argentina, Dardo Ribas.

  • carlos josé dijo:

    Os golpistas estão isolados sem apoio internacional, por isso o golpe será facilmente derrotado! VIVA FIDEL

  • ernesto mónaco dijo:

    Es increíble que en Argentina, luego de ganar las elecciones de la Capital Federal, a la diputada electa y actual vice- jefa de gobierno Gabriela Michetti, lo único que le produjo el comentario de una conocida y muy derechista conductora de tv sobre la preocupación de nuestra presidenta sobre el golpe de Honduras, fue una gran carcajada.
    A la restauración conservadora en nuestro país sólo le interesa la democracia si es garante de sus siempre bien cuidados privilegios, y si esto no es así, no dudarán en echar mano de cualquier método que se los devuelva.

    Un abrazo Comandante.

  • Miguel Angel dijo:

    Es increíble que en pleno siglo XXI todavía se den golpes de estado.También es increíble la hipocresía de los EEUU.Primero dicen que hay que negociar,luego dicen que el unico presidente es Zelaya pero no hacen nada.Aunque es un primer paso seguramente tienen los medios para presionar a los golpistas y para que vuelva ´Zelaya y con el la democracia

  • Adonis De los ángeles Vázquez dijo:

    Un saludo a todos los hermanos de Honduras, a todos los hijos de América.

    Estoy totalmente convencido, que en ciertas mentes oligárquicas no se conoce el despertar de esta América nueva. Y mi Comandante que no se preocupe, que Cervantes cultivó pero el cubano enriqueció, y esa palabra que escribió la conoce el mundo entero, mire usted si se conoce que nos acompaño siempre y nos trajo donde estamos hoy, cuando andábamos a caballo machete en mano, el máuser temblaba en la mano del gachupin, y en El Granma, y en La Sierra, y en Girón, nada nos detuvo, y nuestros agresores supieron que esa palabra vivía en nosotros, y ayudo a poner frenos al andar del agresor.

    El golpe de estado es un arma negativa que no produce fruto alguno, y en muchas ocasiones sí una pérdida de vidas entre sus actuantes muy superior a lo que podría rendirles de provecho. Zelaya como dijera Fidel, es el único presidente de Honduras, y mientras exista un americano digno se estarán repudiando actos como este, ya superamos aquellas épocas, ya la historia no la escriben aquellos con pluma fácil y palabras de colores que años tras años fueron arrastrando nuestros pueblos a la miseria; la historia la escriben los pobres, los campesinos, el pueblo humilde que ha decidido juntarse para formar la patria grande con la que soñaran nuestros padres sublimes.

    Tendrán que bajar el volumen de las bocinas que plantaron en palacio, para que sepan lo que es música, para que escuchen de un buen cantar; ya suena el himno del que escribiera Martí, un himno unánime de una generación que trae a cuesta por el camino abonado por los padres sublimes, la América trabajadora; del Bravo a Magallanes, sentado en el lomo de cóndor, regó el Gran Semí, por las naciones románticas del continente, y por las islas dolorosas del mar, la semilla de la América nueva.

    Las palabras de los presidentes de América, brillaron como brillan y brillaran siempre las de un estadista al que admiro y respeto por su incomparable capacidad de conductor revolucionario, y nos dieron la certeza de que se levanta de las republicas dolorosas de América, una patria nueva. Bien debemos andar en cuadros apretados como esas raíces de los andes, para defender los sueños de quienes nos permitieron que hoy pudiéramos desarrollar los nuestros, como hijos de esta América que ha de salvarse con sus indios, con sus campesinos, con sus hombres y mujeres humildes, no nos queda mas que estar listo para el llamado de la patria grande, para matar el pulpo que esta durmiendo sobre algunas de nuestras republicas, para recobrar con prisas aquellos siglos perdidos.

    HASTA LA VICTORIA SIEMPRE.

  • Cuba dijo:

    Es increíble que en pleno siglo XXI todavía hay golpes de estado.Los EEUU podrían hacer mucho mas por resolver este acontecimiento esperemos todo se arregle

  • Connie dijo:

    Desgracia la que vive Honduras ahora pero tengo la confianza de que muy pronto todo se reencauzará a la legalidad y los usurpadores serán duramente castigados si bien ya desde ahora cuentan con el repudio del pueblo hondureño y de los demás países de esta América Latina (ah! y hasta de Obama).
    Comandante, siempre es un placer leerlo. Por favor, no nos deje tantos días sin sus palabras
    Reciba un saludo respetuoso

  • Carlos dijo:

    Abaixo os bandidos/mercenarios dos americanos e sua politica esclavagista!

  • Edo. dijo:

    Un golpe de estado es un golpe de estado. Los aprendices de gorila y los adoradores de perrochet no aprenden y es simplemente porque no tienen cabeza como para captar que el basurero de la historia los espera.

    ¡Juicio y castigo a los golpistas, a sus instigadores y a sus sustentadores!

  • Rodrigo dijo:

    Tengo 58 pa’ 59. No quiero morir en una cama. Ya dure demasiado. Me ofrezco voluntario a una eventual Brigada Internacional. Hasta siempre comandante Fidel.

  • José Pedro dijo:

    Comandante:
    El proceso que se está desarrollando en Honduras nos muestra múltiples aristas desde mi humilde punto de vista:
    1º Los pueblos de NUESTRA AMÉRICA son los herederos de la Libertad profesada y defendida hasta las últimas consecuencias por Hatuey, Tupac Amaru, Bolívar, Martí, Chavez y usted.
    2º La información es la “categoría filosófica que hoy determina” el curso de los acontecimientos en el mundo.
    3º TELESUR; CUBAVISIÓN INTERNACIONAL Y LA TELEFONÍA CELULAR SATELITAL barrieron por tierra la desinformación al pueblo hondureño diseñada y dirigida desde Washington DC.
    4º El presidente Zelaya es un hombre comprometido con sus ideas y ha sido consecuente con ellas, lo que fortaleció y enalteció el espíritu rebelde del pueblo que lo llevó a la dirección del cambio DEMOCRÁTICO PARTICIPATIVO.
    5º El imperio tendrá que cambiar sus métodos y estilos contra NUESTRA AMÉRICA, porque una MASA CRÍTICA DE JUSTICIA POPULAR ha hechado a andar y no es tan fácil engañarla.
    6º Es imprescindible continuar trabajando por la UNIDAD DE NUESTRA AMÉRICA en lo político, económico, militar y social, para que nuestro pueblo unido alcance la plenitud de LIBERTAD y no permitamos que resurjan las ideas de la derecha en nuestro continente.
    MUCHA SALUD PARA USTED, lo necesitamos.
    José pedro.

  • Hameiduha dijo:

    Fui el encargado de negocios de la Embajada Saharaui en Caracas, Venezuela. Me consta el valor y la valentia del personal diplomàtico cubano en Caracas encabezado por el amigo German Sanchez Otero, Embajador de la hermana Repùblica de Cuba,durante el golpe fascista del 11 de abril del 2002 contra el Presidente Constitucional Hugo Chàvez, esa misma valentia la vimos en su compatriota en Honduras, defendiendo a la canciller hondureña. Asì actuan los cubanos valientes patriotas y formidables internacionalista, defensores de las causas justas en el mundo.
    Gracias a la heròica revolucion cubana y a su admirable resistencia ante las adversidades, Cuba hoy no esta sola y cada vez surge gobiernos progrsistas en el contenente americano, al que el Apostol llamò Nuestra America.
    Hay que condenar este golpe fascista y solidarizarnos con el pueblo hondureño y exigir el retorno del Presidente Constitucional de la hermana Republica de Honduras, Manuel Zelaya

  • Antifascista dijo:

    En todo conflicto, la primer y más elemental medida de justicia exige, antes de emitir un juicio, escuchar a las dos partes. Eso no se ha hecho con Honduras. Ni los medios informativos ni los gobiernos de tantos países lo han hecho. Zelaya, y su “patrón” Hugo Chávez, han tenido una amplia cobertura mediática a favor de sus mentiras. Del resto, de los poderes del gobierno hondureño, de sus políticos y del clamor de su pueblo, poco y sesgado se ha publicado. En general, se les condena como golpistas, a los demócratas y se solidarizan con el verdadero golpista: Mel Zelaya, como si fuera una inocente victima. El mundo al revés: el juez condenado por el delincuente.

    La verdad es muy diferente. Que las Fuerzas Armadas, obedeciendo órdenes civiles, apresaran al Presidente Zelaya y lo dejaran en Costa Rica, es un error de imagen, pero es algo secundario en este problema. Es demencial que se escriba, como han hecho tantos aquí, que deponer a Zelaya es más antidemocrático que lo que Zelaya ha venido haciendo y lo que pensaba seguir haciendo. Parecen pensar más en cuidar su imagen democrática, que en todos los desmanes que han sufrido los hondureños por culpa de ese sinvergüenza. Eso es filtrar el mosquito y tragarse el camello, que en este caso es más bien un gran gorila: Chávez. Otros, ingenuos, proponen retroceder en la película. Zelaya presidente prometiendo ser bueno y no hacer represalias contra todos los poderes democráticos que lo depusieron. ¿Quién puede creer eso?

    Si Zelaya vuelve al poder, volverá con una mayor chusma de extranjeros chavistas a sueldo de los que ya están rompiendo vehículos y comercios en Honduras.

    La verdad, poco a poco se va sabiendo. El Diario de Hoy está informando bien en casi todas sus páginas. Zelaya quiso hacer la misma maniobra que Chávez en Venezuela. Su “inocente” encuesta era en realidad un plebiscito vinculante que avocaría a una Asamblea Constituyente, que disolvería el Congreso. El conteo de votos lo haría una empresa contratada por el Ejecutivo. Zelaya sería reelegido para perpetuarse en el cargo. Pero a Zelaya le madrugaron y antes de que diera el golpe antidemocrático, le dieron el contragolpe, con toda la fuerza legal y popular.

    La Constitución de Honduras no permite ser modificada mediante plebiscito; eso sólo se puede hacer a través del Congreso. Y el Congreso, en pleno, lo declaró inconstitucional y prohibió su realización. Zelaya desobedeció al Poder Legislativo y mandó imprimir en Venezuela cartillas de votación para realizarlo de todas maneras. Después Zelaya intentó comprar a las Fuerzas Armadas con 300 millones, pero la Junta de Comandantes y el Jefe Máximo de las Fuerzas Armadas rehusaron sus pretensiones. Ante la inesperada negativa de apoyo, poco antes del día de la encuesta, destituyó al Jefe de las FFAA. La Corte Suprema de Justicia dictaminó que no había causa legal para esa destitución. El militar había obedecido a la ley, el Presidente la incumplía.

    Cuando lo apresaron, sólo en Casa Presidencial encontraron 60 millones de lempiras (unos 3 millones de dólares), ya distribuidos en sobres, listos para ablandar voluntades. ¡Rara honestidad democrática!

    Pocos días antes del domingo 28 de junio, hubo manifestaciones multitudinarias en las principales ciudades del país en contra de las pretensiones de Zelaya. Todos los canales de televisión, salvo el estatal, y en general todo los medios de comunicación estuvieron en contra de él.

    Zelaya, por tanto, ha despreciado a todas las instituciones democráticas legítimas: el pueblo, los cuatro partidos políticos, los Medios, la Corte Suprema, el Congreso, el Fiscal General del Estado, la Procuraduría General de la República, el Comisionado de los DDHH, el Tribunal Superior de Elecciones Todas las instituciones habían ratificado, cada uno en su ámbito, la ilegalidad de la encuesta. Además, el artículo cuarto de la Constitución de Honduras dice: La alternabilidad en el ejercicio de la Presidencia de la República es obligatoria. La infracción de esta norma constituye delito de traición a la Patria. Para las instituciones democráticas en pleno, Zelaya es un delincuente máximo. Tiene varias órdenes de captura en los juzgados competentes.

    ¿Quiénes son, pues, los que defienden la democracia en Honduras? ¿El que quiere trasformarla en una sirvienta de Hugo Chávez?

    La Unión Europea ¿por qué está a favor de Zelaya? Y el gobierno de EEUU… ¿por qué reconoce a un sinvergüenza golpista como Zelaya como legítimo presidente? ¿No se da cuenta de a quién le hace el juego?

  • Marilia Guimaraes dijo:

    Antifascista, este es el tipo de tángana racista y derechista que no merece ningún crédito. Si te gustan los golpistas, te lo mereces. Eres una rata.

  • Douglas dijo:

    Foi um erro vergonhoso, os militares Hondurenhos pouco estudaram, e agora não deve haver dialogo com esses monstros assassinos. fim ao golpe e viva a resistencia.

  • Hameiduha dijo:

    Los comentarios del personaje que se apoda ANTIFASCISTA son patèticos, en esos mismos tèrminos se expresaban los golpista venezolanos con Pedro Carmona Estanga el breve a la cabeza, cuando decian que en Venezuela hubo un vacio de poder y que el Presidente Chàvez habia renunciado, mintiendole al pueblo venezolano y al mundo, eso mismo hicieròn los golpista hondureños inventando una renuncia que no existia, le recomiendo al comentarista que cambie de apodo por EL GOLPISTA, asì se le vè el plumero.
    Lo sucedido en Honduras es un golpe de estado y punto y quien lo avala va contra la constitucionalidad y la legalidad democràtica, ningun democràta puede callarse ante tamaña barbaridad. El pueblo hondureño seguirà luchando y los golpista iran mas temprano que tarde a los tribuñales y pagaran caro el rompimiento del orden constitucional.
    Viva la Democracia
    Abajo el golpismo y el fascismo

  • peter castle dijo:

    Yo iría más allá, elminar el ejército en Honduras y si es posible que se elimine de Centro América. No queremos un ejército que defiende los intereses de la burguesía.

  • Elalio Cantillo dijo:

    Deben dejar que Zelaya vuelva a Honduras y termine su mandato presidencial.

Se han publicado 24 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Fidel Castro Ruz

Fidel Castro Ruz

Líder histórico de la Revolución Cubana. Nació en Birán el 13 de agosto de 1926 y murió en La Habana, el 25 de noviembre de 2016. Ha escrito numerosos artículos, reflexiones y libros sobre la situación mundial, la historia de Cuba y su actualidad.

Vea también