Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

¿Qué sentido tiene la bandera de una nación?

En este artículo: Bandera Nacional, Cuba, Nación, Patria
| 86
Jóvenes reflejados en una bandera gigante, antes del desfile del Primero de Mayo en la Plaza de la Revolución, en La Habana, Cuba, el domingo 1 de mayo de 2016. Foto: Ramón Espinosa/ AP

Jóvenes reflejados en una bandera gigante, antes del desfile del Primero de Mayo en la Plaza de la Revolución, en La Habana, Cuba, el domingo 1 de mayo de 2016. Foto: Ramón Espinosa/ AP

Con profunda pena hemos venido observando que la enseña nacional, la gloriosa bandera de la estrella solitaria que no ha sido jamás mercenaria, está a la venta entre otros productos de la artesanía como si se tratara de una de ellas o de un objeto común.

Ante esto debemos meditar: ¿Qué sentido tiene la bandera de una nación? Asociada al Himno, a los actos cívicos, a la representación de todo un pueblo en conmemoraciones, festividades patrias o a media asta en ceremonias de duelo; protagonista cuando nuestros deportistas alcanzan la gloria olímpica y observan en silencio cómo asciende a lo alto del mástil; cuando se encuentran los jefes de Estado o cuando ondea simbolizando a la patria al lado de otros pabellones. ¡Cuánta sangre y sacrificios, cuántos murieron abrazados a ella, cuántos la soñaron en tierra extraña!

Fue creada en los Estados Unidos por el exgeneral al servicio de España Narciso López, nacido en Venezuela, cuya estrábica carrera política no puede opacar el mérito de haberla imaginado en compañía de Miguel Teurbe Tolón y de su esposa y prima hermana Emilia, quien fue la primera en bordarla, y de su secretario, el novelista cubano Cirilo Villaverde, autor de Ce­cilia Valdés y testigo presencial de los hechos.

Se dice que en 1849 —año previo a la confección de la bandera—, en un día estival, en el cielo de un atardecer de Nueva York, López  vio los colores de la enseña nacional, así como aquel triángulo equilátero, símbolo de la fraternidad masónica. Esos elementos encarnaban los pensamientos más puros de la revolución que recorría el mundo: libertad, igualdad y fraternidad; cinco franjas, y en el centro del triángulo, como un rayo de luz en el cielo que se abría, la estrella marcaba el porvenir de Cuba. Triángulo que debía ser rojo y no azul, aunque desafiara las leyes de la heráldica.

Ostentaba los colores republicanos de Norteamérica inspirados en los de la Revolución Francesa de 1789; colores que hoy son también los de otras naciones del mundo. Al unísono con la enseña de los cubanos surgiría la de Puerto Rico, cuyas aspiraciones independentistas quedaron frustradas hasta hoy.

Enarbolada en años difíciles, cuando aún las supremas aspiraciones de las vanguardias políticas del pueblo cubano no habían alcanzado su plenitud y no pocos se inclinaban porque la estrella solitaria fuese una más en la constelación americana, resultaría necesario recorrer un árido sendero y derramar la sangre de los precursores que se anticiparon al acto magnífico del 10 de octubre de 1868 en La Demajagua o a la solemne celebración de la Asamblea Constituyente de Guáimaro en abril de 1869.

También surgió de esos anhelos libertarios el escudo sostenido en la unión de bastos donde reposa el gorro frigio con idéntica estrella solitaria. No era otro que el tocado que llevaban los cargadores en los barrios periféricos de París y Marsella, la palma real y la isla de Cuba representada entre los peñones del cabo de San Antonio y la península de Yucatán y la llave como símbolo de la libertad prometida y tras ella el sol naciente. A su alrededor hojas de laurel y acanto en ramas símbolos de la gloria combativa y del mérito alcanzado en el campo de batalla.

¡Cuántos cadalsos, cuántas lágrimas, cuántos exilios, cuánta tristeza! para que ahora la estampen en un delantal para la cocina, en una ridícula camiseta y en otras incalificables y vulgares formas.

En nombre de todo ello hago un patriótico y ardoroso llamamiento a nuestros conciudadanos y al menos aquí en el Centro Histórico de La Habana, Patrimonio Mundial, se apeguen las costumbres públicas a las leyes vigentes y no se pisotee ni se ponga precio.

Recordad las emotivas palabras del insigne poeta que al regresar a la patria evoca el valor de la bandera cuando aún podían verse a la entrada del puerto las canteras y la vieja cárcel y el pedazo de pared donde fueron ejecutados los estudiantes de 1871:

“Si deshecha en menudos pedazos
llega a ser mi bandera algún día…
¡nuestros muertos alzando los brazos
la sabrán defender todavía!”

(Tomado de Granma)

Se han publicado 86 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Ciudadano I dijo:

    Que oportuna reflexión y mandamiento la del Doctor Eusebio Leal, uno de los hombres más consagrado que ha dado esta tierra,

    Lamentablemente vemos nuestra enseña nacional izada de manera incorrecta, con la estrella solitaria virada hacia abajo, La he visto en esa forma en centros de estudios de todos los niveles, en centros hospitalarios, en empresas, incluso en el Parque Lenin, donde hay una gigantesca bandera al lado de la imagen de Celia Sánchez Manduley,

    Hay que actuar, las instituciones y los ciudadanos debemos actuar, la prensa nacional debe criticar estos hechos con fuerza suficiente, hay que aplicar medidas a los que incurren en este grave acto cívico.

    No solo nuestra bandera es objeto de semejantes atrocidades e irrespeto, otras de otros países la usan indiscriminadamente en prendas de vestir, en autos, en triciclos, como pañuelos de cabeza las mujeres, etc.

    Debemos rescatar el respeto a los símbolos patrios, porque lo que está sucediendo es un reflejo del dejar hacer, la inercia y la indiferencia que hoy se entroniza en nuestra sociedad, males que nos llevarán a la anarquía y al caos irremediablemente.

    • Melanio dijo:

      Pero además, existe un Reglamento para el uso de cada símbolo patrio cubano, incluída la bandera, por supuesto. Nunca ha visto que se haya penalizado a alguien por violar tal reglamento, que se viola con toda inpunidad, como por ejemplo, en los estadios deportivos antes, cuando empezaba a llover, se detenía el juego para arriarla, e igualmente ocurría a las 6 de la tarde, hora de arriarla. Ya eso es historia; vergonzosamente no se hace.

    • Melanio dijo:

      PROHIBICIONES del Reglamento para el uso de la bandera cubana (miren cuántas veces se viola, incluso por instituciones oficiales).

       Se prohíbe usar la bandera de la estrella solitaria en los siguientes casos:
      a) como distintivo o anuncio;
      b) como parte del vestuario;
      c) pintada, grabada o dibujada en los vehículos, exceptuándose de esta prohibición el caso de las aeronaves;
      Ch) reproducidas en artículos de uso no oficial;
      d) cruzada ni junto a otra bandera cubana;
      e) en forma de telón, colgadura, cubierta, lienzo, tapete o cualquier modo que impida que se pueda desplegar libremente, excepto en el caso de que se use para cubrir sarcófagos;
      f) como réplica en cualquier material con propósitos ornamentales o comerciales;
      g) para cubrir tribunas, mesas para presidir actos o frente de plataformas; y
      h) en los techos, en los laterales y parte trasera de un vehículo, o cubriendo su radiador o capó.
      Sobre la bandera no se podrá estampar, escribir, pintar o colocar objeto ni figura de ninguna clase. Tampoco se podrá utilizar la bandera de fondo para superponer o aparentar superposiciones de diseños de cualquier clase.
      Lo dispuesto en el presente Artículo sin prejuicio de las autorizaciones que correspondan de acuerdo con la legislación vigente o las que otorgue el Ministro de Relaciones Exteriores.
       Cuando la bandera de la estrella solitaria se rompa, deteriore o pierda sus colores originales, no se deberá tomar para otros usos, y si no habrá de ser conservada como objeto histórico, se deberá incinerar, lo que se ejecutará con el respeto debido.

      • Mexico2 dijo:

        Pues sin dudas sera hora de cambiar algunas de estas limitantes

      • XLRG dijo:

        Para Mexico2: Usted dice “Pues sin dudas sera hora de cambiar algunas de estas limitantes”, y yo pienso que ese es el comentario de un ignorante, lo que hay que hacer es aplicar de verdad la legislación que establece todas estas limitantes. Supongo que si el artículo hubiera tratado sobre las violaciones de la Ley de Seguridad Vial, usted hubiera dicho “sera hora de cambiar esta Ley para permitir todas las violaciones”

      • Mexico2 dijo:

        Compañero XLRG no todo es blanco y negro… en la vida hay más colores y mucha más opiniones inteligentes. El error esta en creer que tenemos toda la verdad y por eso estamos lamentablemente como estamos en este y otros temas. Pero me voy a limitar solo al tema de la bandera. Ejemplos donde se prohíbe su uso.
        Se prohíbe usar la bandera de la estrella solitaria en los siguientes casos:
        a) como distintivo o anuncio: es decir no se puede usar en un sello en la ropa de todo cubano digno o adicionada a una gorra del equipo cubano de pelota?
        b) como parte del vestuario: adicionada en un pulóver de nuestros equipos nacionales o delegaciones a eventos internacionales?
        Tampoco se podía haber usado en un sombreo de yarey, como el que uso Camilo o el Quijote de la Farola de Korda el 26 de julio de 1959, o los miles de nuestros campesinos que como mambises del 59 acudieron a la plaza en La Habana ese día a pedirle a Fidel que regresara y esto es historia de Cuba.
        ¿Por qué no cambiar lo que debe ser cambiado manteniendo el respeto a nuestros símbolos patrios?
        PD: XLRG usted da más muestras de ignorancia que yo con su opinión. ¿Pero qué hacer si nos han educado en la prosa del insulto y no en el verdadero arte del debate, de donde salen no las imposiciones sino las mejores ideas?

  • Falcon dijo:

    En lo personal los simbolos son creados por los hombres con sus preceptos que muchas veces no coinciden con los de la mayoria sean de cualquier cogregacion, patria es humanidad decia Marti por lo que creo que un dia dejaran de existir. esa bandera tambien la usaron como pretecto muchos que mancharon y manchan la patria aunque se limitaron a poner eso.

    • Diógenes dijo:

      De acuerdo con el Dr. Leal en cuanto a usos inadecuados de la bandera. Hay que revisar la legislación o reglamentación sobre el particular, adecuándolas racionalmente a las condiciones actuales de la vida real hoy día y encontrar un “justo medio” que, sin menoscabo de su dignidad, permita usar la bandera en funciones varias. Aunque hay mil cosas más que debían ser objeto de legislación -o aplicar la legislación vigente- en cuanto al deterioro del comportamiento cívico, o simplemente de convivencia civilizada, que se ha producido en este país. ¿Quién podía oír hace 25 años una sarta de obscenidades proferidas a voz en cuello en un lugar público? ¿Porqué no se reinstala, por ejemplo, aquella asignatura, “Moral y Cívica”, en nuestras escuelas? No nos ofendamos por el comportamiento de la juventud, sobre todo, cuando no somos capaces de informar y divulgar reglas claras y precisas y sus razones de ser. Sin duda que el deterioro del comportamiento ciudadano es evidente, y al parecer va para peor. Creo que en ello influye la fatiga que produce en la gente el exceso de politización del discurso oficial, que a veces banaliza el mensaje por repetición.

  • Rogelio dijo:

    Bueno, eso está muy conmovedor y todo eso, pero, y la persona que quiera tener una bandera cubana en su casa, ¿se la van a regalar? ¿O le vamos a negar el derecho a tenerla?

  • Diuver dijo:

    Sencillamente excelente, no hay manera de decirlo de otra manera, esta reflexión realizada por tan distinguida personalidad como Eusebio Leal demuestra el valor que tiene y NUNCA puede perder nuestra bandera. En mi criterio, considero que por determinadas situaciones y condiciones haya que llevarla o convertirla en una prenda de vestir para momentos determinados como las olimpiadas, debe regularse en la Ley de Simbolos Nacionales, y para combatir eso que esta sucediendo solo tenemos que cumplir lo que dicen nuestras normativas pues en el Código Penal hay un delito que se nombra Ultraje a los simbolos patrios que implica la aplicación de multas como mínimo así que sencillamente a aplicar la ley y que no sea un impulso de unos días sino que se mantenga de manera constante el seguimiento a las personas que hacen estas cosas.

    Además quiero agradecer y reconocer que por fin se reconozca la pluralidad de cosas que giran alrededor de nuestra historia como es la influencia masónica que por tanto tiempo estuvo ausente en la explicación del surgimiento de este simbolo.

  • Arma Blanca dijo:

    Muchas gracias maestro por su sapiencia. De acuerdo con todo, excepto con el tema de la comercilización de la bandera como producto mismo: si la insignia no se vende, cómo puedo tenerla?? La regalarán??

    • senelio ceballos dijo:

      Arma BLANCA..ESTOY CON uD AL 200%

    • REVOLVER dijo:

      Un poco contraproducente su comentario porque si usted esta de acuerdo casi del todo con Eusebio y además quiere comprar una bandera, para que la tendrías? , digo a no ser que cito.Asociada al Himno, a los actos cívicos, a la representación de todo un pueblo en conmemoraciones, festividades patrias o a media asta en ceremonias de duelo; protagonista cuando nuestros deportistas alcanzan la gloria olímpica y observan en silencio cómo asciende a lo alto del mástil; cuando se encuentran los jefes de Estado o cuando ondea simbolizando a la patria al lado de otros pabellones.
      Realmente creo que es extremismo y , pensamientos de otros siglos, dijo Marx que no nos podemos adelantar ni atrasar al momento en que vivimos porque en ambos casos fracasarás.

  • Cubano con la Revolución dijo:

    No me disgusta ver, mi bandera cubana, llevada con orgullo, como prenda de vestir en el pecho, el cuello o la cabeza de una persona, pero me indigna ver como muchos divulgan la de nuestro enemigo de siempre, no seamos ingenuos que así fue, es y será, y pienso además que es un arma sutil que está usando con intencionalidad contra nosotros. El parece que tiene bien claro la frase de que si la guerra es a pensamiento, ganémosla a pensamiento.
    Admiro y quiero a nuestro querido Eusebio Leal y me imagino cuanto sufra por tantas cosas, pero por favor, no nos crucemos de brazos, el tiempo apremia.

    • Carlos L dijo:

      Estan quemados de verdad. No todo en esta vida es guerra. Cada cual que haga con la bandera lo que quiera mientras no le falten el respeto. Mejor ponganse para la economia que esta en candela

  • kane dijo:

    Difiero en esta opinión modestamente claro, pero pienso que la bandera cubana al igual que la de todos los países del mundo pertenece a su pueblo a su gente y para cada uno tiene una significación especial, es sentido de patriotismo es orgullo de llevar su bandera ya sea en un carro, como una pañoleta, como se quiera y que no se ofenda los valores y la historia que ella representa

  • el socialismo real dijo:

    Eusebio Leal, en este aspecto abordado , tienes mi más sentido aprecio y valoración con relación a la enseña nacional, tienes claridad en tus posiciones, ahora, hay que preguntatse por qué los y las que tienen responsabilidad de prohibir, atajar, hacer cumplor las leyes y normas jurídicas e ideológicas en este sentido nó mueven un dedo, nó salen del buró y hacen oirdos sordos a reclamos cómo lo expuesto, bueno, el problema de fondo nó sólo viene de las masas.

  • Pioneer dijo:

    No estoy de acuerdo , pensar de esa manera retiraria nuestra bandera de las camisetas deportivas , o se prohibiria usar camisetas deportivas a los que no lo fueran o quien sabe cuantos desastres mas , el respeto a un simbolo esta en su uso nuestros heroes son diferentes a los del resto de mundo? , no lo creo y las demas banderas ondean en cuanto lugar se les pueda imaginar , porque una parte de ser quienes somos es que estemos , pienso que siempre que se lleve con orgullo pueda ondear en cuanto lugar imaginemos y que eso no resta al contrario suma valor a lo que representa , quienes lucharon por ella y quienes luchan por ella que no son menos que ninguno que lo hiso anteriormente no la quieren ver guardada , la quieren ver libre y en todas partes.

  • Guille dijo:

    Hace unos días sale un artículo (Guerra de símbolos) donde en sí se refiere a la critica de un periodista al uso de cubanos de banderas extranjeras y sobre todo la norteamericana, en disímiles prendas, eso originó una gran cantidad de comentarios que sugirieron en primer lugar el acceso a un precio asequible de nuestra bandera o que se pueda adquirir a un precio asequible ella o prendas en otras formas, que son las que ahora en su artículo el gran Eusebio Leal esta criticando, en mi humilde opinión coincido con él y muy particularmente no me gusta el uso de ninguna bandera en ninguna prenda o souvenir, del mercado debe quedar fuera eso, hay muchas formas de generar ingresos o de lograr que lugareños o foráneos se lleven a sus casas o países un recuerdo de su viaje, nuestros símbolos patrios hay que ponerlos en los lugares para los que esta previsto y llevarlos en el corazón como recuerdo ineludible de nuestra historia y luchas, luchas que aún no terminan. Siempre ha estado presidiendo eventos históricos o solemnes, verla en una humeante tasa de café o en un delantal donde será salpicada de toda suciedad, sencillamente no es su lugar y en vez de ganar una batalla de símbolos, ideológica o económica la estarían los que la usen devaluando y eso no debe ser, sino como las nuevas generaciones la van a valorar como hasta ahora desde su surgimiento lo hemos hecho como nuestro más preclaro símbolo, sin desmeritar a resto que nos identifica y con los que nos identificamos. Saludos.

  • nureya dijo:

    Como siempre Eusebio Leal ha sido un maestro, hace unos dias debatía con mis dos sobrinas, jovenes de 20 y 23 años sobre ese tema , ellas esgrimian ques eso ahora es la moda, no solo con la bandera cubana, sino con la de otros paises. yo les dedía que asimilaba una imagen de nuestra bandera en un pullover o sus colores adornado uniforme de atletas, me encanta verla sobre los hombros de los triunfadores en lides deportivas pero no mas haya, la bandera es nuestro simbolo y eso hay que respetarlo sobre todo y hacerlo entender a las generaciones más jóvenes.

    • La princesa dijo:

      Nureya ……… te dire que a mi me paso lo mismo con mi sobrino y le he tenido que explicar el significado de lo mismo, la moda es la moda y lo entiendo, pero les dije hoy se veia las banderas hasta en prendas de vestir que la deningran, por que desde pewueños a nosotros los cubanos nos han enseñado el amor y lo que significa esta y no solo la bandera sino los simbolos patrios, es triste que se pierdan ya los valores pero siempre habra personas como nosotros que hara conciencia desde nuestro pedacito para ello, nuestra bandera es bella y la queremos triunfante, siempre triunfante pero nunca caminando sobre partes del cuerpo que la desmeriten.

  • Ricardo dijo:

    Mi Bandera
    Al volver de distante ribera,
    con el alma enlutada y sombría,
    afanoso busqué mi bandera
    ¡y otra he visto además de la mía!
    ¿Dónde está mi bandera cubana,
    la bandera más bella que existe?
    ¡Desde el buque la vi esta mañana,
    y no he visto una cosa más triste… !
    Con la fe de las almas austeras,
    hoy sostengo con honda energía,
    que no deben flotar dos banderas
    donde basta con una: ¡la mía!
    En los campos que hoy son un osario
    vio a los bravos batiéndose juntos,
    y ella ha sido el honroso sudario
    de los pobres guerreros difuntos.
    Orgullosa lució en la pelea,
    sin pueril y romántico alarde;
    ¡al cubano que en ella no crea
    se le debe azotar por cobarde!
    En el fondo de obscuras prisiones
    no escuchó ni la queja más leve,
    y sus huellas en otras regiones
    son letreros de luz en la nieve…
    ¿No la veís? Mi bandera es aquella
    que no ha sido jamás mercenaria,
    y en la cual resplandece una estrella,
    con más luz cuando más solitaria.
    Del destierro en el alma la traje
    entre tantos recuerdos dispersos,
    y he sabido rendirle homenaje
    al hacerla flotar en mis versos.
    Aunque lánguida y triste tremola,
    mi ambición es que el Sol, con su lumbre,
    la ilumine a ella sola, ¡a ella sola!
    en el llano, en el mar y en la cumbre.
    Si deshecha en menudos pedazos
    llega a ser mi bandera algún día…
    ¡nuestros muertos alzando los brazos
    la sabrán defender todavía!…

  • Bluejet dijo:

    La reflexión de nuestro Historiador Eusebio Leal es muy lógica y llama a controlar el irrespeto crecientre por los símbolos patrios, en primer lugar nuestra bandera. Solo discrepo en parte con él y con todo respeto, al planteamiento de su venta en tiendas de artículos para el turismo. Creo efectivamente que la bandera no es un souvernir, pero también creo no se debe regalar. Sí pienso que deben habilitarse tiendas o espacios, donde se vendan artículos de corte patriótico, esos espacios existen en otros países. Esto desde mi punto de vista no significa que la bandea sea mercancía, pero su confección tiene un costo y además ese símbolo se coloca en casas, espacios de diversa índole con un fin de reafirmación nacional. No estoy de acuerdo con el diseño de determinados atuendos de nuestros deportistas olímpicos, en poullovers que son la bandera, además desde mi punto de vista el diseño dejó que desear, no es lo mismo que colocarla como hasta el momento una pequeña en el pecho u hombro del atuendo. También considero que dejó demasiado abierto el tema, quizá para que se establezca el debate, que considero pertinente. Gracias Cubadebate.

  • Jolubaro dijo:

    Con el perdón del gran Eusebio Leal, no estoy de acuerdo. ¿Por qué los artesanos no pueden venderlas y el estado sí? ¿Por qué? Hace falta quien las venda para que podamos tenerla, porque sí compatriotas, TENEMOS el derecho de tenerla aunque el Reglamento del uso de los Símbolos diga que no podemos colgarla en la puerta de la casa, pero ese Reglamento lo hicieron hombres y puede y debe ser modificado. No es lógico que se prohiba su venta cuando los beneficios de esta venta son enormes al permitirles a extranjeros y cubanos hacerse de ellas en señal de adoración, de cubanía y de respeto hacia nuestro país, máxime cuando pululan símbolos extranjeros por donde quiera. En todo caso pudiera verse como un mal necesario. Hay que poner las cosas en la balanza cuando se toman decisiones. En muchos foros se ha discutido sobre esto y la gran mayoría de las personas no piensan como el gran Eusebio Leal con respecto a la venta de la bandera. En las democracias se hace lo que dispone el pueblo, que nunca se equivoca. Decir que la bandera “está a la venta entre otros productos de la artesanía como si se tratara de una de ellas o de un objeto común.” es subjetivo. De igual modo está en las tiendas de ARTEX ¿Acaso van a quitarlas también de las tiendas? Muchas gracias y perdone usted Eusebio.

  • jorge perez dijo:

    creo que debia estar la bandera a disposicion de los cubanos y no precios elevados en divisa llevo anos por hacerme de una y no he podido para tenerla en la pared de mi cuarto y estar orgulloso de ella y de lo que soy un cubano ademas pienso que cuando la llevo encima en una prenda no estoy haciendo afrenta a ella si no que me siento orgulloso de mi nacionalidad por que tengo que usar pulover con letras simbolos y propagandas de otros paises cuando puedo llevarla con orgullo y sentido de identidad ojo hoy los simbolos patrios la bandera el escudo y el himno muchas personas lo asocian con una idiologia y es mucho mas que eso es nuestra identidad y nacionalidad que esta por encima del lugar donde resida,idiologia y pensamiento es mucho mas es incluyente como nacionalidad no excluyente estare siempre orgulloso del legado de mi padre y yo lo hare con mi hijo de nuestra nacion y sus aportes a la humanidad la lllevaria si pudiera con orgullo encima de mi antes que un pulovers de bandera de otro pais mire el hermoso uniforme de nuestros deportistas por primera vez en los juegos olimpicos que belleza mi cuba mi bandera piense como piense.j

  • Panchito dijo:

    Como todos tenemos puntos de vistas, los análisis se tornan complejos. Es tanto el respeto que siento por Eusebio Leal que hasta temo opinar diferente pero pudo más el deseo de dar la mía.
    Es cierto que la bandera no se debe coger para adornar ropas de forma ridícula, para pañuelos, para fiestar u otro acto no serio pero ¿por qué no venderse en las tiendas? ¿donde entonces podría compra una? si un visitante quisiera llevarse una ¿qué hace?. A mí particularmente me gusta ver por ejemplo en un pulóver una banderita pequeñita que avive la cubanía. He visto videos procedentes del extranjero donde alguien tiene una bandera cubana en una gorra, en un pulóver y me siento orgulloso de mi país.
    Sí me duele, y mucho, verlas pisoteadas por montones en todas las calles después de terminada una marcha patriótica.
    Ojalá se vieran en las instituciones, en las casas, en lugares públicos más banderas cubanas ondeando, pero se ven muy pocas. Creo que esto no tiene por qué interpretarse mal, tampoco veo mal que se vean banderitas en buroes de oficinas, en autos, etc

  • dayguan dijo:

    Excelente su comentario Dr Eusebio, como siempre una lección para todos, pero su llamado debe ser para todos en general, de un lado a otro de nuestro verde caimán, es nuestro simbolo nacional, como otros y no debe tener esa parafarnaria de artículos donde se plasma, a veces con un gusto horrible. Es excesivo su uso en la artesanía y en prendas, debería prohibirse de a todas, es mi criterio. La bandera es para honrarla, no para ser pose de visuterías

  • Fernando* dijo:

    Estimado y Admirado Dr. Eusebio Leal.
    Ante todo apoyo su posición y defensa del uso de la bandera y en general de los símbolos patrios, pero hay algo al respecto que sigue siendo inadmisible y es la imposibilidad de obtener una bandera cubana si no dispone ud de 20 ó 25 cuc, no una bandera grande y menos monumental una bandera para colgarla en mi balcón en días y ocasión de conmemoración patria. Al respecto observe que más del 60 % de las empresas estatales y unidades presupuestadas no izan la bandera nacional y observado como colmo algunas (pocas Gracias a Dios. GAD) escuelas con sus hasta sin nuestra bella enseña nacional. Lo invito a emplazar estas cuestiones. Le reitero mi admiración personal y su atención al asunto

  • cubaneo dijo:

    Magnifico el artículo del profe, como siempre. Atinado para estos tiempos convulsos donde permitimos que nuestros rumberos recibieran los cruceros de los Estados Unidos “engalanados” con la bandera; esa por la que nos sentimos tan orgullosos cuando la vimos ondear en Río de Janeiro y maxime cuando deportistas como Robeisy Ramirez lloraron de la emoción al verla izada.
    En los espacios se ha perdido el respeto por la cultura autoctona cubana, esa por la que tantos criollos abogaron y pelearon a brazo partido con los españoles, incluso antes del 10 de octubre de 1868. Profe, me parece que es muy importante recordarle hoy a los jovenes el por qué de la disposicion de la bandera, y explicarles, como usted lo ha hecho, la importancia de la disposicion de los elementos que la componen. Gracias Profe!!!!ojala su sapiencia nos dure muchos años.

  • Lola dijo:

    Bueno y donde hay que comprarla entonces, por favor quiero saber

Se han publicado 86 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Eusebio Leal

Eusebio Leal

Escritor y ensayista cubano. Historiador de La Habana..

Vea también