Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

La ley Torricelli y el bloqueo a las telecomunicaciones de Cuba

| 9

imagen-nobloqueocubaA propósito del reporte anual del Departamento del Tesoro al Congreso de EE.UU sobre los activos confiscados a los estados y organizaciones calificadas por Washington como “terroristas”, que revela que ese país congeló a Cuba 245 millones de dólares durante el 2011, recuerdo que en el mes de octubre se cumplen veinte años de que fuera sancionada en el Congreso norteamericano la Ley Torricelli, promulgada por el ex presidente George Bush (padre) el 23 de octubre de 1992, en plena campaña electoral, con el propósito, entre otros, de ganarse al electorado de la Florida.

Es una de las expresiones más acabadas de la línea agresiva del imperio contra la Revolución cubana, al articular toda una retórica eufemística que enarbola conceptos como democracia, derechos humanos, economía de mercado, y, por supuesto, un reforzamiento del bloqueo impuesto desde inicios de la Revolución. Al mismo tiempo se pronunció a favor de “comunicaciones adecuadas entre ambos países”, en el interés de “promover cambios políticos en Cuba”.

En este contexto, en julio de 1993, el gobierno norteamericano hizo pública su nueva política de telecomunicaciones hacia Cuba, que se caracteriza por los aspectos principales siguientes:

Ratificó que la cuenta perteneciente a la empresa EMTELCUBA, por concepto del tráfico telefónico internacional entre los años 1966 a 1992 no fuera desbloqueada. Esta cuenta era de unos 122 millones de USD que sumados los intereses, más la cuenta bloqueada a favor del Banco Nacional de Cuba por otros conceptos, se elevó a unos 161,6 millones en el año 2000.
Ratificó la prohibición de adquirir por Cuba medios de comunicaciones en EE.UU., y de que las empresas del vecino del norte participaran en la modernización de la red nacional de telecomunicaciones de la mayor de las Antillas.
Autorizó la liquidación de cuentas entre empresas de telecomunicaciones de ambos países, aunque evitando la acumulación “excesiva” de ganancias en divisas por parte de empresas cubanas.
Fijación de forma arbitraria e impositiva de la tasa de distribución máxima a repartir entre las compañías de $1.20/minuto que aunque era la histórica debió haber sido determinada y acordada nuevamente por las compañías operadoras de ambos países, y no impuesta por el gobierno norteamericano.
De esta forma, se le da un carácter político a una cuestión puramente técnica y económica entre empresas. Es decir, la Ley Torricelli aboga por comunicaciones eficientes y adecuadas entre ambos países pero exige que el gobierno cubano no acumule beneficios que ellos consideren “excesivos”.

Aunque se autorizaba las llamadas familiares se limitaban las llamadas comerciales como las derivadas del turismo y continuaban confiscando activos de empresas cubanas.

Como se manifiesta con la confiscación de los activos cubanos en 2011, la administración de Barack Obama continúa la línea de sus antecesores y refuerza el injusto bloqueo económico y comercial contra Cuba en un año electoral en EE.UU.. Algo por lo que le vaticino momentos nada agradables en la próxima Cumbre de las Américas, a efectuarse esta semana en la ciudad colombiana de Cartagena de Indias.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • JULIANO SIQUEIRA dijo:

    “LEI TORRICELLI”, PODERIA CHAMAR-SE TUDO, MENOS LEI. É UM INSTRUMENTO DE PROMOÇÃO DO BANDITISMO, COMO FORMA DE RELACIONAMENTO INTERNACIONAL. NÃO POR ACASO, FOI SANCIONADA POR UM GANGSTER E GENOCIDA. OBAMA A PRESERVA. QUAL A DIFERENÇA ENTRE INÍCIO E CONTINUAÇÃO ? QUE DIRÁ, SOBRE ESTE MONSTRO PSEUDOJURÍDICO, O “ENCONTRO DAS AMÉRICAS”?

  • Albert dijo:

    Bueno si todas estas cuestiones son muy ciertas e injustas, pero…
    El que no tengamos un acceso amplio a Internet no tienen nada que ver con los servicios que brindan los servidores nacionales, ese problema ocurre fuera, pero dentro no acabo de entender porque continuamos utilizando tecnologías de conexión tan antiguas por no decir casi que en desuso siendo posible presentar algún tipo de proyecto que fomente el desarrollo y la actualización de las conexiones dentro Cuba, que permitan el acceso a la intranet desde el domicilio o cualquier lugar x con determinada eficiencia. Siempre vemos a la excusa como la manera más fácil de salir al paso, pero es evidente que necesitamos evolucionar porque vamos camino de la extinción tecnológica.

  • 1-27 dijo:

    y el cable que trajeron desde Venezuela también está fuera de funcionamiento por culpa de la Torricelli?

    Seamos serios caballeros y acaben de darse cuenta los dirigentes del país que hay toda una generación en Cuba ávida de acceder a INTERNET.

  • Arturo dijo:

    Albert, tu comentario no se ajusta en nada al tema, aunque pudieras o no tener razon. Lo cierto es que estos HP del norte se creen dueños del mundo y hacen lo que les dala gana. Y todavia hay personas que dudan de la eficiencia de la maquinaria del bloqueo. Hay que imaginarse cuantas cosas mas se pudiera hacer con esos millones congelados, cuantas toneladas de leche, o cuantos equipos medicos, o cuantas toneladas de alimentos. Ese dinero es nuestro y ellos nos lo roban impúdicamente. Si el tribunal interancional sirviera para algo llevariamos al ratero de Obama para que respondiera por sus actos. Y digo ratero porque comparado con el presupuesto de esa nacion 24500000 no representan nada. Para Cuba es bastante dinero y ellos lo saben, eso pone a nuestra economia en más problemas, además que con los que tiene que lidiar cotidinamente. Solo les deseo que todas esas actitudes se les vuelvan en su contra y tengan lo peor que se le puede desear a una persona.

  • Pavel dijo:

    Amen Albert… Amen…

    Llevo años diciendo eso… pero parece que es más facil botar el sofá….

  • Néstor Rodríguez-Triana Domínguez dijo:

    ¿Y el famoso cable de fibra óptica Cuba-Venezuela que iba a mejorar esta situación en qué quedó… se lo comieron los tiburones?

  • Clemente Martinez dijo:

    El problema radica en la viva maldad de los enemigo de la humanidad. Por que? Por que no desean que latino América y el caribe desarrollen su propia tecnología no solo de comunicación si no de toda índole científico tecnico. Un ejemplo sencillo.cualquier país Latino puede desarrollar los montajes de rampas de lanzamientos de cohetes para poner en órbita todos los satélites que necesitan tanto para su protección como de comunicación; pero que pasa como les digo a los enemigo de la humanidad quieren mantener a latino américa en la ignorancia; ya que solo a ellos les favorece y por otra parte ellos se creen los amo del mundo con cerebros robado de otros países. Inmaginense mis caros comentarista que si latino américa dominara la tecnología que domina Rusia y China; con los enemigos de la humanidad estuviéramos hablando en otros términos; pero desgraciadamente Dios nos ha mandado aquí a Latino América Gobernantes Demagogos con cerebros de chimpancé.

  • Dan dijo:

    Así mismo, y aunque no se ajusta al tema, Arturo, no es más que la pura verdad, hasta cuando estaremos mirando afuera, si adentro aún es un desastre tecnológico el que tenemos, acabemos de arreglar lo de adentro y luego entonces, pensemos en lo foráneo, no obstante y los servicios y el cablecito fantasma donde estan?

  • acevedo dijo:

    ?Internet¿ …….?que es eso¿ me suena……….. en el noticiero lo mencionan a cada rato,será un arma de estados unidos ,mejor le ago caso a mi abuela y ni pregunto jajajajajaja.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Omar Pérez Salomón

Omar Pérez Salomón

Ingeniero. Colabora con Cubadebate y otras publicaciones. Es autor del libro Fidel Castro. Soldado de las ideas, que recoge las reflexiones expresadas por Fidel acerca de las tecnologías de la información y los medios de comunicación entre 1959 y 2011.

Vea también