Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

El bloqueo no es una cuestión bilateral

| 3
  • Réplica del Canciller cubano Bruno Rodríguez Parrilla a las intervenciones de la Unión Europea y Estados Unidos en la Asamblea General de la ONU que votó la resolución de Cuba contra el bloqueo, el 28 de octubre de 2009.

Me siento obligado a responder a las intervenciones de Estados Unidos, la Unión Europea y Noruega.
Debo decir a la Unión Europea que Cuba no le reconoce absolutamente ninguna autoridad moral para dictar modelos o dar consejos en materia de democracia. Deseo recordarle su complicidad con los actos de tortura que se produjeron en Guantánamo y Abu Ghraib, y reiterar que mientras mantenga una posición de doble rasero e hipocresía no gozará de credibilidad alguna.
La señora Susan Rice, que lamentablemente no está aquí en la sala en este momento, empezó diciendo "aquí vamos otra vez". Con esa frase reconoce que ha venido a hacer lo que 17 representantes de Estados Unidos hicieron en el pasado.
Respeto sus opiniones y reconozco que su trayectoria es totalmente distinta a la de un neoconservador como Bolton; pero ha tenido la triste tarea de defender aquí la política de bloqueo que empezó, según un memorando clasificado, el 6 de abril de 1960, con el propósito declarado de causar hambre, desesperación y desaliento al pueblo cubano.
El único remanente de la guerra fría de que se ha hablado aquí, es, precisamente, el bloqueo. Levántese el bloqueo y habrá desaparecido ese remanente.

Señor Presidente:
Cuba es una democracia, que se parece más a los principios de Lincoln, de un gobierno del pueblo, con el pueblo y para el pueblo, que la plutocracia o gobierno de los ricos que funciona en este país.
Aquí, la Embajadora norteamericana llamó disidentes o presos políticos a quienes en realidad son agentes de una potencia extranjera, mercenarios pagados por el gobierno de Estados Unidos. Si de presos políticos se quiere hablar, libérese a los cinco héroes antiterroristas cubanos, sometidos a tratamiento cruel, inhumano y degradante en cárceles norteamericanas.

Señor Presidente:
La señora Rice ha dicho que se fuerza la palabra genocidio cuando se califica así al bloqueo. Cito el Artículo 2, incisos b) y c) de la Convención contra el crimen de genocidio, de Ginebra, de 1948.
Inciso b) "Genocidio es lesión grave a la integridad física o mental de los miembros del grupo", referido a un grupo humano.
Inciso c) "Genocidio es sometimiento intencional del grupo humano a condiciones de existencia que hayan de acarrear su destrucción física total o parcial."
Recomiendo al Departamento de Estado que estudie mejor esa Convención.
El bloqueo a Cuba es una política unilateral y criminal que ha de ser levantada también unilateralmente. No es razonable, justo ni posible esperar gestos de Cuba para que cese la aplicación criminal de medidas contra el pueblo cubano, incluidos sus niños y ancianos, a partir de los ejemplos que he aquí descrito.
Estados Unidos debe levantar el bloqueo, y debe levantarlo ya; primero, porque Cuba no bloquea a Estados Unidos ni ocupa una porción de su territorio con una base militar, ni discrimina a sus ciudadanos ni empresas, y, en segundo lugar, debe hacerlo porque está en el mejor interés de los propios Estados Unidos y en la voluntad del pueblo norteamericano.
Se ha hablado de libre circulación de información. Levántese la prohibición a los ciudadanos norteamericanos de viajar libremente a Cuba, respétese su derecho a la libertad de viajar. Levántese el bloqueo contra Cuba en el área de las tecnologías y la información; permítase una mejor conectividad de nuestro país; expórtese software y tecnología de la información a Cuba y se podrá avanzar en ese terreno.
La señora Rice ha mencionado avances constructivos. Es cierto que ha habido algunos pasos en la dirección correcta, estrictamente limitados a las relaciones de los cubanos que residen en Estados Unidos con su país de origen, pero que no tienen nada que ver ni significan ninguna flexibilización del bloqueo. Son pasos correctos, pero extremadamente limitados e insuficientes.
El bloqueo no es una cuestión bilateral, ha quedado claramente demostrado, con los muchos ejemplos presentados, de su aplicación extraterritorial.
La señora Rice ha mencionado la propuesta de continuar manteniendo intercambios o diálogo entre los dos países, la cual ha sido presentada hace muchos años por el Comandante en Jefe Fidel Castro y reiterada públicamente varias veces por el presidente Raúl Castro. Si Estados Unidos desea hacerlo, debe responder a la propuesta de una agenda para el diálogo bilateral, presentada por Cuba a ese gobierno el 17 de julio del 2009.
Señor Presidente:
La señora Susan Rice, en la Universidad de Nueva York, el pasado mes de agosto, dijo: "Los Estados Unidos lideran con su ejemplo, reconocen sus errores, corrigen el curso cuando es necesario, tratan a otros con respeto, forjan estrategias de cooperación."
Dijo ella también en ese discurso: "Nosotros estamos demostrando que los Estados Unidos están listos para escuchar, respetar las diferencias y considerar nuevas ideas." Me sorprende profundamente que la señora Rice haya tenido que decir esta mañana todo lo contrario.
Muchas gracias.

Se han publicado 3 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • joaquin bernal camero dijo:

    La brillante exposición de nuestro canciller Bruno Rodriguez Parrilla y la réplica contundente a la representante estadounidense merecen encomio y nos enorgullece .
    Es de notar que nuestro adversario trata de hacer ver que no hay bolqueo y que andan en el camino de suavisarlo con ciertas decisiones mínimas que para ellos ponen en evidencia sus" buenas intensiones" ,en fin tratan de tergiversar una vez más la realidad y todo eso pone en evidencia su falta de fuerza moral para defender categóricamente la política criminal de bolqueo que aplican . No tienen argumentos , ni nunca los han tenido pero hoy es más grande que nunca el despretigio de su política , la incredulidad en que ´Cuba constituya un peligro para su seguridad y el reconocimiento a nuestra obra abarca a todo el planeta.

  • F. Juan Águila dijo:

    Son tantos los puntos sobre los que comentar solamente porque hay un acumulado de despropósitos desde el final de la Guerra por la independencia de Cuba que se iniciara en 1968.

    Sin embargo, es preciso añadir, que probablemente los gobernantes estadounidense hayan acumulado la mayoría después de 1959 y que ninguno ha durado tanto como el bloqueo. No podrán ser separados el bloqueo, por ejemplo, para adquirir piezas de repuestos de todo tipo de maquinarias y equipos adquiridos en la Estados Unidos antes de 1959, con lo cual todos estos pasaron a formar parte de los grandes parques de “Chatarrería”. Además, cuando Cuba abría nuevos mercados en muchos renglones, como Estados Unidos no era el propietario de dichas empresas, no tardaban en comprarlas y ello permitía que fueran incorporadas a las empresas en las que Cuba no podía adquirir piezas de repuestos. Muchas veces el deterioro de múltiples piezas fue acelerado mediante la criminal introducción de agentes corrosivos, etc. lo cual ponían en la misma situación a los equipos adquiridos.

    Por ejemplo, la introducción de cemento de auto fraguado en las grandes Pasteurizadoras de leche con un doble “Mal propósito”. En fin, que solo basten estos ejemplos dentro de los cientos intentos de dañar la economía, lo cual era terreno fértil para que pudiera ser efectivo o más efectivo el bloqueo.

    Aparece el presidente Obama con la introducción de medidas “UNILATERALES”. En un primer instante decide levantar la prohibición de los viajes de cubanos a Cuba, como de las remesas. (Ambas medidas aprobadas por algunos cientos de cubanos-estadounidenses; pero ANTICUBANOS, que además no tienen un solo pariente en Cuba). Inicialmente debe recordar el Sr. PTE Obama que hablo de $179.00 para los gastos diarios de viaje, entre otras medidas ridículas.

    Tal parece que alguna persona le haya aconsejado que eso fuera prolongar lo establecido por su predecesor, de quien él no quisiera escuchar a hablar; pero a quien cada vez más imita, con lo cual realizó un giro importante hasta llegar a lo que existe hoy en esos dos aspectos. Sin embargo, a partir de esta medida que era una obligación comenzó a solicitar cambios en Cuba. Un ejemplo es la liberación de los “Disidentes presos”.

    Ya fue advertido de que Mr. Cason, desde su llegada a La Habana recorrió miles de kilómetros (No la Isla longitudinalmente) captando disidentes y ofreciendo Villas y Castillos con lo cual el número de “Disidentes” se vio incrementado enormemente; pero también se le hizo saber que dentro de esos había cientos de agentes de la, siempre respetada, Seguridad cubana, como lo demostraron unas fotos suyas publicadas en Cubadebate con dos agentes de la seguridad reunidos con él en una de sus famosas reuniones-parties (Canapés, mojito, whiskey, etc.), las cuales también se producían en embajadas de la Comunidad Europea, especialmente la de España, en el "Aznarato".

    Espiar opositores como hicera el expresidente Richard Nixon fue considerado ilegal, y lo es. Muy caro lopago, con el cargo; pero eso no hubiera sido así, de tratarse de espiar conspiradores estadounidenses junto a enemigos de los Estados Unidos para derrocar su gobierno.

    En su discurso de investidura, el Pte. Obama hizo referencia a que esta situación existía y que no aflojaría el puño. O sea que había agentes infiltrados dentro de las personas que visitaban no solo las oficinas de Mr. Casón, sino su domicilio. Mr. Casón resultó “Cazado”

    ¿Cuantos funcionarios cubanos se pueden mover tan libremente en los Estados Unidos?

    No hablar de los fondos, ordenadores y toda clase de equipos de transmisión de datos, etc. (Solo hay que revisar las hemerotecas) a los “Disidentes”.

    Cuba solamente ha actuado en “Legítima Defensa.” No hay uno solo de esos presos que no reciba visitas de sus familiares.

    Raúl Castro es, probablemente, el presidente que mayor porcentaje de intención de votos tiene dentro del pueblo cubano, si se le compara con el resto de muchísimos países, incluyendo al PTE Obama.

    Un acto, no politizado, como el “Concierto por la paz”, demostró que el mayor porcentaje de asistentes fueron jóvenes (Se sabe los grupos de edades más difíciles en todo el mundo en lo que respecta a la política) y que a pesar de las ilusiones que muchos se hicieron en la Plaza de la Revolución “José Martí” no hubo un levantamiento popular.

    ¿Es que para un millón cincuenta mil asistentes había igual número de vigilantes?
    ¿Es que esperaban una Rumania de Nicolai Ceaucescu en su día final en una plaza repleta?

    Presidente Obama, mientras usted se decide ha levantar el Bloqueo a Cuba, discuta muchas cosas que hay que discutir; como seguramente le han aconsejado; pero no tarde porque el tiempo conspira contra la Credibilidad en su humanitarismo, decencia, inteligencia.

    Haga “Honor” a su “Premio Nobel”, el cual penderá como una espada de Damocles, constantemente ante todos sus actos, no lo dude.

    Cuando una persona muere solo quedarán sus buenas obras durante toda su vida. Usted como presidente ha realizado muchas promesas en diez meses, comience a cumplirlas porque el tiempo transcurre inexorablemente.

  • yadel lugo dijo:

    BASTA YA ..... NO MAS BLOQUEO CONTRA LA NACION CUBANA.

Se han publicado 3 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Bruno Rodríguez Parrilla

Bruno Rodríguez Parrilla

Es diplomático cubano, actual Canciller. Representó a Cuba en la sede de la Naciones Unidas, en Nueva York. Ex director del diario Juventud Rebelde.

Vea también