Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

La Historia no contada de los Cinco (Parte II): Justicia en el país de las maravillas

| 6

Publicado originalmente en el diario digital Counterpunch: “The Cuban Five: Forbidden Heroes. Justice in Wonderland” 
Traducido por Geleny Ramos, del equipo de Cubadebate

Esta es la segunda parte de la secuencia de Ricardo Alarcón sobre los “Cinco”, publicado originalmente en Counterpunch. La primera parte se titula “La historia no contada de los Cinco: Héroes prohibidos”.

“¡Primero la sentencia… el veredicto después!”
Alicia en el país de las maravillas, Lewis Carroll

Habiéndose perdido el cambio de sede, el resultado del juicio de los Cinco ya estaba predeterminado. Siguió estrictamente la profecía de la Reina.

Los medios norteamericanos jugaron un papel muy importante en dos direcciones. Fuera de Miami un silencio total, como describió de forma muy apropiada el abogado Leonard Weinglass, en contraste con el papel que jugaron en el Condado de Dade, ofreciendo ambos, un show de impresionante disciplina.

Los medio locales no solo cubrieron el caso intensamente, sino que intervinieron activamente en él, como si fueran parte de la Fiscalía. Los Cinco fueron condenados por los medios incluso antes de ser acusados.

Muy temprano en la mañana del sábado 12 de septiembre de 1998, cada medio de comunicación en Miami hablaba sin parar acerca de la captura de unos “terrible” agentes cubanos, “dispuestos a destruir los EEUU” (la frase que la Fiscalía adoraba y repetiría una y otra vez durante todo el proceso). “Espías entre nosotros”, fue el titular esa mañana. Al mismo tiempo, a propósito, el jefe del FBI en Miami se encontraba con Lincoln Díaz Balart e Ileana Ros-Lehtinen, representantes de la vieja banda de Batista en el Congreso.

Una campaña de propaganda sin precedentes se lanzó contra cinco individuos que no podían defenderse, porque estaban completamente aislados del mundo exterior, día y noche, durante un año y medio, en lo que se conoce en la jerga de la prisión como “el hueco”.

Un circo de los medios ha rodeado a los Cinco desde su detención hasta ahora. Pero solo en Miami. En el resto de los lugares de los EEUU la dura situación de los Cinco solo ha recibido silencio.  El resto del país no conoce mucho del caso, y se le mantiene en la sombra, como si todo el mundo aceptara que Miami -esa “comunidad muy diversa, y extremadamente heterogénea”, según la descripción del Fiscal- perteneciera efectivamente a otro planeta.

Esto podría haber sido una proposición razonable, si no fuera por algunos hechos vergonzosos que se han descubierto recientemente. Algunas de las personas de los medios involucradas en la campaña de Miami -“periodistas” y otros-fueron pagados por el gobierno de los EEUU, figuraban en sus nóminas como empleados de la máquina de propaganda anticubana de la radio y la televisión, que ha costado muchos cientos de millones de dólares de los contribuyentes estadounidenses.

Sin saberlo, los estadounidenses se vieron obligados a ser muy generosos, de hecho. Hay una larga lista de “periodistas” de Miami que cubrieron el juicio completo de los Cinco, y, al mismo tiempo, recibían jugosos cheques federales (para conocer más del “trabajo” de estos periodistas consultar el sitio www.freethefive.org).

La decisión de la Corte de Apelaciones en 2005 también brinda un buen resumen de la campaña propagandística, antes y durante el juicio. Esa fue una de las razones que llevó al panel a “anular los veredictos de culpabilidad y ordenar un nuevo juicio”. Miami no era un lugar para tener siquiera apariencia de justicia. Como dijeron los jueces “la evidencia presentada [ante el Tribunal de Miami] respaldando las mociones para cambio de sede fue masiva”. (Court of Appeals for the Eleventh Circuit, No. 01-17176, 03-11087)

Vamos a aclarar algo. Aquí no estamos hablando acerca de periodistas, en el sentido que pueden estar pensando los estadounidenses fuera de Miami. Nos estamos refiriendo a los “periodistas” de Miami, que es algo muy diferente.

Su papel no era publicar las noticias, sino crear un clima que garantizara las condenas. Incluso convocaron manifestaciones públicas fuera de las oficinas donde se reunía la defensa y acosaron a los presuntos miembros del jurado durante la fase anterior al juicio.  El tribunal en cuestión, mostró preocupación por la “enorme cantidad de solicitudes de preguntas a realizar durante la selección del jurado con antelación al momento de hacerlas, aparentemente con el objetivo de informar a los oyentes, incluidos los posibles miembros del jurado, acerca de las preguntas antes de que el tribunal las hiciera”.

Estamos hablando sobre un grupo de individuos que acosaron a los miembros del jurado, persiguiéndolos con cámaras, por las calles, filmando las chapas de sus autos y mostrándolas en televisión; los rastreaban hasta adentro del edificio de la Corte, hasta la puerta de la sala del jurado, durante los siete meses completos que duró el juicio, desde el primero hasta el último día.

La jueza Lenard más de una vez protestó y suplicó al gobierno que detuviera una mascarada tan deplorable. Lo estuvo haciendo desde el comienzo del juicio, en varias ocasiones, y hasta el final. No fue escuchada. (Official transcripts of the trial, p. 22, 23, 111, 112, 625, 14644-14646).

El gobierno no estaba interesado en celebrar un juicio justo. Durante el proceso de selección del jurado, la Fiscalía se dedicó a excluir a la mayoría de los miembros afro-estadounidenses, así como excluyó a los tres individuos que no mostraron tener fuertes sentimientos anticastristas.

Por esa fecha Elián González había sido rescatado,  pero permanecía en las mentes de los miembros del jurado. Uno de ellos dijo durante la vista previa de los testigos: “Me preocuparía por la reacción que podría haber…no quiero que sucedan reyertas ni nada parecido a los sucesos del caso de Elián”. O citando a  otro: “Si quieren saber la verdad…yo estaría hecho un manojo de nervios, tendría miedo por mi propia seguridad si no regresara con un veredicto de acuerdo con los intereses de la comunidad cubana”.

En medio de esa atmósfera de miedo comenzó el mayor juicio hasta el momento en la historia estadounidense, y el que los grandes medios “decidieron” ignorar.

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Juan José dijo:

    Soy cubano y por tanto estoy al tanto de casi todo lo de estos cinco compatriotas, que sufren la inmerecida prisión en cárceles estadounidenses. Es tanta la injusticia cometida que uno se queda sin aliento, atónito, al ver como un histérico grupo de personas puede “tapar el sol” de la justicia tan descaradamente, arrastrando en su histerismo a un sistema judicial completo. No se trata ya de algo oculto, de un litigio entre dos países donde cada uno piensa que tiene la razón; ni de eso se trata. Es algo tan bochornoso que el mundo entero lo condena y aun así ese grupo histérico anticubano puede manipular a personalidades, jueces, fiscales, en fin a todo el aparato judicial de un país tan poderoso como el de los Estados Unidos, de tal forma que incluso hasta los tres monos místicos: no veo, no oigo, no hablo, se quedarían pasmados ante tanta vergüenza.

  • flavia aros dijo:

    Me da infinita indignacion conocer estos detalles, a lo cual uno se queda con mucha impotencia y la reflexion es: que podemos hacer, en todas partes del mundo en donde nos encontremos, para detener esta locura, creo que difundir esta injusticia es un buen comienzo y eso haré. A los compañeros detenidos toda mi solidaridad y al pueblo cubano mis respetos.

  • raymond dijo:

    la rabia, la impotencia, la sentimos, todos,. en este pais que se presume es el mas poderoso de el mundo, el campeon de la democracia.,se da el gusto de hacer y deshacer, pues a su poblacion, la mantiene completamente enajenada, todo lo que en la taravision se ve es pura basura mediatica, nos mantienen, pensando que somos los mejores, por eso el mundo de los malvados nos tienen envidia, porque vivimos mejor que los demas, y nos inventan una serie de estupideces, que aunque usted no lo crea, esta gente lo cree, invadieron irak porque, ataco el pais y tenian que poner en su lugar a los terroristas, muchos le aplaudieron alos bush, por esta imfamia, hasta el dia de hoy estan razonando que sadam hussein fue elegido por el 85% de su pueblo, que nunca tuvo que ver con los actos terroristas, y que nunca tenia armas quimicas, el unico motivo de la invasion fue para robarse el petroleo,. al igual que en el golpe de estado a honduras, nuestra mission es difundir por todos nuestros medios, a el pueblo estadounidense, esta terrible injusticia,
    ese es el merito de nuestro querido comandante, en cuba la gente lee, esta al tanto, es un pueblo muy culto, y muy humano,. presionemos en todas partes, pues esta maffia ya esta cayendo tambien, y esperemos que muy pronto regresen a casa.
    saludos desde sacramento california

  • mili.- dijo:

    Cada dia crece mas y mas el ODIO en contra de este pais vividor, reaccionario, malditos yanquis, protegen a los terroristas y grandes delincuentes; miren como esta miami que apesta a putrefraccion, los vende patria, los arrastrados….. ESOS SON SUS ALIADOS .

    Ya basta de tanta injusticia en contra de los cinco presos cubanos y de sus familias, basta ya de tantas mentiras, estan al descubierto con sus maldades, con sus patrañas…

  • lazaro barbosa dijo:

    VIVO EN NEW YORK EN EL AREA CENTRICA DE TIME SQUARE EN UN RASCACIELO (QUE NO RASCA NADA) EN LA CALLE 43 CON ENTRADAS POR LA 42 POR LA 10 Y POR LA 9 AVENIDA MI SUITE ES 32M MI TELEFONO ES 212 595 0865 YO SI SE DE ESTE CASO SOY CUBAno sali de cuba en el 80 (motivos no es el caso ya aquello paso sali por culpa de los INCAS oportunistas de aquella confucuin de kos primeros dias hoy estan toditosa aqui en U.S.A EN MIAMI POR SUOPUESTO DANDO GRITOS DE SALVAGES) YO PROPONGO QU SE EDITE LA HISTORIA DE ESTOD 5 CUBANOS EN UNA SOLA PAGINA PARA POPDER IMPRIMIRLA Y REPARTIRLA POR MI PERSONA Y OTROS COMO YO A LOS QUE NO LA CONOCEN CON EL FIN DE CREEAR CONSIENCIA SOBRE LA VERDAD DE ELLOS Y PODER AL FINAL ANEXARLE UN LLAMADO PARA QUE LE ESCRIBAN A LA UNICA MUJER HISPANA EN EL TRIBUNAL SUPREMO SOBRE ESTE CADSO Y AL SENADORA EN AQUEL ENTONCES HILARY CLINTON (HOY MINISTRO DE ESTADO) SOBRE ESTE CASO QUE ES TRATADO NO COMO DEBE SER SINO COMO UN GRUPO DE GENTE EN MIAMI QUIZO QUE SE TRATARA
    SIN MAS Y EN ESPERA DE SU ATENCION
    LAZARO BARBOSA

  • Jorge Hernández dijo:

    Más que un comentario sobre el caso de los 5 ,es realizar una pregunta sobre la libertad de René González, el próximo 7 de Octubre, pues soy profesor y mis alumnos me preguntan.
    si la condena de René González es de 15 años ¿Por qué le dan la libertad si elos cumplieron 13 años recientemente?
    Esperando respuestas amables de ustedes ,Gracias.
    Jorge Hernández

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Ricardo Alarcón de Quesada

Ricardo Alarcón de Quesada

Doctor en Filosofía y Letras, escritor y político cubano. Fue Embajador ante la ONU y Canciller de Cuba. Presidió durante 20 años la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba (Parlamento).

Vea también