Palabras  »

| 1
Manuel Corona

La primera de todas tiene que ver con el centenario de una gran mujer a quien la memoria no puede menos que reverenciar. Nacida el 5 de junio de 1910, Zenaida Romeu irradió su arte -recio y finísimo- desde el piano, en su desempeño como solista así como en su trabajo de conjunto acompañando a figuras de primera línea en el panorama musical cubano a partir de la tercera década del siglo XX. Avanzará este mes reclamando memoria y más memoria porque un 17 de junio, en 1880, vio la luz, en Caibarién, el trovador Manuel Corona.

Palabras  »

| 7
"Tristezas", considerado la primera partitura de bolero de la historia. Fue compuesto en el año 1895  por el trovador José "Pepe" Sánchez (1856-1918) en Santiago de Cuba.

No recuerdo a alguien que históricamente fuera capaz de propasarse con ese cuerpo orlado de belleza de la hermosa Longina o, mucho menos, con los ebúrneos senos de Santa Cecilia, que Manuel Corona legara, como servido en bandeja de plata, al imaginario musical cubano. Nadie se atrevió a inventarle un sinónimo a la bella fruslería de la cleptómana que Manuel Luna retratara de frente y de perfil.

Palabras  »

| 5
Los integrantes de La Trovuntivitis en la primera noche del Longina 2010. (Foto Carolina Vilches)

Desde mediados de semana, coincidiendo con eso que conocemos como un "cambio de tiempo", las carreteras comenzaron a ver cómo se repetía, siempre en dirección al centro de la Isla, la figura que cualquier pintor criollo podría titular muchacho con guitarra, muchacha con guitarra. Santa Clara convocaba a su acostumbrado Festival Nacional de Trova Longina. Longina es el título de una de las obras maestras que aportó a nuestro cancionero el trovador Manuel Corona, nacido en Caibarién el 17 de junio de 1880.