Imprimir
Inicio » Especiales, Militar e Inteligencia  »

El inquietante futuro de los robots asesinos autónomos

Por: Luis Gonzalo Segura
| 8

Este dron, el Kargu-2, contiene una carga explosiva y puede atacar de forma autónoma. Foto: STM.

Libia no solo se ha convertido en una de las tierras quemadas de Estados Unidos en el mundo, uno de esos inframundos olvidados en el que las armas, la guerra, el hambre y la muerte convergen en un laberinto del que es casi imposible escapar, sino que también se ha convertido en el primer lugar del mundo en el que, al menos oficialmente, se han utilizado drones de combate autónomos contra personas. Es decir, robots asesinos que, sin ser controlados en remoto, han atacado a humanos. Por su propia voluntad. La distopía es el presente, amigos, no será que no fuimos advertidos.

Según un informe de las Naciones Unidas, publicado por la revista New Scientist, drones militares atacaron el año pasado en Libia de forma autónoma a seres humanos. El informe deja poco lugar a la duda cuando afirma en el punto 63 de la página 20 que "los convoyes logísticos y las fuerzas afiliadas a Haftar en retirada fueron posteriormente perseguidos y atacados a distancia por vehículos aéreos de combate no tripulados o sistemas de armas autónomos letales como el STM Kargu-2 y otras municiones de merodeo. Los sistemas de armas autónomos letales se programaron para atacar objetivos sin requerir la conectividad de datos entre el operador y la munición: en efecto, una verdadera capacidad de disparar, olvidar y encontrar".

Si el mundo se encuentra cada día más cerca de convertirse, gracias al salvaje capitalismo impuesto por Estados Unidos, en una réplica de las desigualdades esbozadas en Los juegos del Hambre o El laberinto del corredor, esta última con pandemia incluida, mundos en los que las ciudades, amuralladas, concentran la riqueza para unos pocos mientras la pobreza asola al resto de la humanidad; si las sociedades occidentales cada día se parecen más a NosotrosUn mundo Feliz o 1984; la llegada de los robots asesinos a las guerras olvidadas eleva la puesta en escena a un nuevo género: Terminator.

Una robotización impulsada por las ventajas que ofrece: menor coste económico, humano y mediático. Esto es, el gran sueño americano: un Vietnam, un Irak o un Afganistán sin norteamericanos muertos.

Porque la robotización de la guerra es el presente y el futuro de los ejércitos, como queda demostrado no solo por el uso en Libia del STM Kargu-2 de origen turco, país integrante de la OTAN, sino porque Turquía ha utilizado esta tecnología en los últimos enfrentamientos en Siria o en Nagorno Karabaj, donde no solo realizaron actuaciones puntuales o auxiliares, sino que fueron utilizados por las fuerzas turcas como eje fundamental de su campaña aérea. Lo que se debe, especialmente, a que el STM Kargu-2 cuenta con la capacidad de formar enjambres y atacar de manera automática sin ni siquiera conexión.

La imagen de un enjambre de drones con cámaras de video y capacidad para aprender a detectar movimientos de unidades militares y abatirlas causaría escalofríos a cualquieraque miles de drones armados y coordinados destruyeran cuanto encontraran a su paso, humanos incluidos, sería una escena terrorífica para la mayoría, pero idílica para la industria militar. De hecho, gracias a los buenos resultados de los drones turcos, países como Qatar o Ucrania ya se han interesado por su adquisición. La OTAN y sus aliados, siempre dispuestos al progreso.

Konnichiwa, Baby

Estamos a escasos años de culminar en una fábrica el montaje de un Terminator cuyo impacto en los escenarios bélicos es absolutamente predecible, pero cuyas consecuencias globales seguramente no hayan sido correctamente calculadas.

Ciertamente, la robotización de los ejércitos es imparable, pues los drones aéreos ya no son objetos volantes no identificados en gran parte de los ejércitos del mundo, ni tan siquiera son accesorios, sino que cada vez se encuentran más cerca de convertirse esenciales. Una robotización impulsada por las ventajas que ofrece: menor coste económico, humano y mediático. Esto es, el gran sueño americano: un Vietnam, un Irak o un Afganistán sin norteamericanos muertos. El olor del napalm por la mañana en automático.

Aterra pensar lo que pueden llegar a ser capaces de perpetrar los norteamericanos con un ejército de robots asesinos cuando han convertido casi toda América Latina en la hacienda de sanguinarios dictadores y élites avariciosas o han incendiado Oriente Próximo o el Magreb sin ningún escrúpulo.

Quizás, con suerte, se produzca un equilibrio de fuerzas que mantenga los actuales niveles de desigualdad, abuso y pobreza, aunque en un escenario completamente diferente al actual, pero solo plantearlo, aterra. Aterra pensar lo que pueden llegar a ser capaces de perpetrar los norteamericanos con un ejército de robots asesinos cuando han convertido casi toda América Latina en la hacienda de sanguinarios dictadores y élites avariciosas o han incendiado Oriente Próximo o el Magreb sin ningún escrúpulo en base a sus intereses.

Aterra pensar qué hará la potencia o las potencias que finalmente obtengan la victoria en la carrera armamentista de la robotización. Y aterra pensar en las consecuencias que esta robotización tendrá para esos ciudadanos a los que a día de hoy les importa un carajo que Turquía haya violado el párrafo 9 de la resolución 1970 (2011) al usar robots asesinos autónomos.

Unos ciudadanos que poco dirán mientras se beneficien en comercios textiles o gasolineras de las intervenciones de robots asesinos autónomos en medio mundo, pero que, antes o después, sufrirán las consecuencias. Porque tras Terminator, como tras internet o el vídeo, llegarán Ex MachinaLos sustitutos y, claro está, Yo, Robot. Prostitutas, empleados de limpieza o acompañantes robotizados se generalizarán en relativamente poco tiempo, ya está sucediendo… y tras ellos llegarán los policías.

Y es que, antes o después, la policía será esencialmente robotizada, al menos las unidades de choque, y ello tendrá consecuencias directas en el control de masas por parte de las élites, de tal forma que revueltas como las acaecidas en Chile, Ecuador, Perú o Colombia serán aplastadas sin miramientos o las favelas brasileñas serán intervenidas. Porque lo que hoy pasa en Libia, mañana podría pasar en las calles. En cualquier calle.

(Tomado de RT en Español)

Se han publicado 8 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Tomás dijo:

    Mucho dinero destinado a "modernizar" el terrorismo y garantizar su supervivencia. Para eso, el capitalismo comenzó a trabajar hace varios siglos.

  • daniel christian ibarra correa dijo:

    Solo depende de que o quienes utilizen estas armas, seria para bien o para mal como esta descrito el equilibrio de la vida misma.

  • Sergio dijo:

    Y las 3 leyes de la robótica? El verdadero asesino es el sistema imperial y neoliberal que impulsa entre otros males la carrera armamentista. Para un país desarrollado sería una ventaja sobresaliente y además sin costos de vidas humanas, ya no hay que convencer a nadie que pelee las guerras de los ricos, lo harán los reboses. Todo es ventajas para los más ricos y decadencia para un mundo cada vez más caído

  • UNA TARDE DE NOVIEMBRE dijo:

    Surgieron los poderosos tanques,.......y se crearon efectivos medios antitanques,........surgieron los rápidos y supersónicos aviones........... y se crearon efectívos medios antiaereos,.........ahora surgen los aparentemente indetenibles y exterminadores drones,........ya se crearán efectivos medios antidrones!!!!!!!!,........en el campo de matar,.........todo el mundo aprende a matar,........y para bien o para mal,........esta ha sido una constante que ha acompañado al decursar de la humanidad......desde la comunidad primitiva hasta la actualidad.

  • daniel christian ibarra correa dijo:

    Colega sepa usted que la robotica no tiene leyes, simplemente es el echo de que mientras produsca dinero se utilizara para cualquier uso, ya sea el uso del fuego contra seres humanos ya la destruccion de la madre tierra.Alguien deberia poner un freno a la evolucion robotica, quien sabe si quisas fuera de nuestra imaginacion los robots logren querer independisarse de sus creadores aprendiendo de ellos lo que los humanos siempre han querido ser, y esto es libres.

  • Ale.H.H dijo:

    Del carajo, un futuro en manos de los imperios, la paz brilla por su ausencia...

  • Alfa dijo:

    ¿Y porqué no inventan un Dron que se pueda inyectar en el cuerpo y se dedique a matar al Covid...? No sería descabellado y si de mucha utilidad...

  • guillermo ramirez dijo:

    Lo que un ser humano imagina otros lo realizaran mas tarde o mas temprano,sini, lease el "cuento2 de "ciencia-ficcion" de Ray Bradbury titulado "Farenheit 471" donde perros robots buscan a determinadas personas y las neutralizan inyectandoles procaina y helicopteros autonomos buscan señales de libros para quemarlos.
    Nada , George Orwell y Bradbury se quedaron "chiquitos" ante esta infeliz realidad aCTUAL.
    eN wIKIPEDIA PUEDE LEERSE lo sgte: Plaga GRIS......

Se han publicado 8 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también