Imprimir
Inicio » Especiales, Salud  »

"A decir verdad, los envidio": Mensaje a los jóvenes estudiantes y trabajadores de la salud

Por: Héctor Terry Molinert
| 16 |

El grupo de adultos mayores constituye una prioridad. Foto: Nicolás Hernández/Escambray.

A los estudiantes de Ciencias Médicas y Tecnologías de la Salud,
A los jóvenes trabajadores de la salud:

El día 18 del presente mes arribé a los 83 años de edad en medio de la vorágine de la COVID-19 que asola a la humanidad. Fue un día triste, debido al estado de minusvalencia en que me encuentro por el mal que me aqueja en estos momentos.

No dejo de pensar y analizar la situación que enfrenta nuestro pueblo cumpliendo con todas las orientaciones emanadas de la dirección de nuestro Partido y Gobierno.

Rememoro, como combatiente de la Revolución cubana, las conferencias, intercambios, diálogos en los centros laborales y docentes, en los encuentros generacionales que se han llevado a cabo en conmemoraciones de acontecimientos acaecidos durante la lucha insurreccional contra la dictadura militar de marzo de 1952, y luego del triunfo de la Revolución, la invasión por Playa Girón, la lucha contra bandidos, la Crisis de Octubre, las misiones internacionalistas de guerra, etc.

Siempre al final surgía una pregunta por alguno de los presentes: "Bueno ¿y nosotros qué podemos hacer, si ya todo está concluido?". Casi siempre la respuesta ha sido un cliché: "Bueno, ustedes deben estudiar mucho, aprovechando los logros que hemos alcanzado con la Revolución, para que sean magníficos científicos que puedan incrementar el desarrollo de nuestro país y la calidad de vida en la sociedad”.

En pocas ocasiones, que yo recuerde, les hemos señalado que ustedes son la continuidad histórica de los combatientes de la Revolución cubana.

La vida diaria demuestra que existen múltiples formas de combatir, porque la ciencia y la tecnología modernas han creado esa posibilidad tan peligrosa de que la especie humana y nuestro planeta puedan desaparecer por la maldad y la perversión que un grupo de emperadores y lacayos, con los recursos económicos de los que disponen producto del saqueo durante siglos a los pueblos, pretenden imponer a los desposeídos del mundo.

¿Se han percatado, compañeros y compañeras, del papel que están jugando en la patria como en otros territorios en esta histórica epopeya contra el nuevo coronavirus, tal y como se hizo con el ébola, el dengue, la malaria y decenas de casos más?

Compañeros y compañeras: ustedes son la sangre fresca combatiente que incrementará la gloria combativa de los trabajadores de la salud y del pueblo cubano.

Como expresa la canción cubana Mi historia crecerá, nuestra historia crecerá y un alto porcentaje corresponderá a vuestro ejemplo de altruismo, solidaridad, internacionalismo y amor por la patria y la humanidad.

Créanme, pese a mis problemas de salud, los recuerdos me hacen sentir junto a ustedes, pero, a decir verdad, los envidio.

¡HASTA LA VICTORIA SIEMPRE!

Dr. Héctor Terry Molinert
Combatiente de la Revolución cubana
26 de marzo de 2020

(Tomado de Infomed)

Se han publicado 16 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Tanelvy dijo:

    A cuidarse mucho y hacer conciencia viva la familia cubana

  • Emiliano Manresa Porto dijo:

    La Revolucion es una larga carrera de relevo. A las Glorias Deportivas le siguen en el tiempo nuevos recordistas. Siempre hay tiempo y espacio para que cuelguen del pecho las medallas de quienes con sus conocimientos y SOBRE TODO CON ACTITUD Y PATRIOTISMO (en el sentido de que "Patria es humanidad" como Marti y Fidel nos han enseñado), con unidad en los objetivos revolucionarios y la accion, nada es imposible, por dificil que parezca.
    Ese es el principal mensaje que el Dr Terry, con su demostrada autoridad moral y profesional y su sentido y emocionado mensaje les trasmite a los jovenes estudiantes de medicina que tan valioso servicio prestan a nuestro pueblo en tan dificiles momentos.
    El Dr. Terry, como destacado medico y epidemiologo, el respeto y admiracion y la confianza de que los jovenes estan a la altura de las circunstancias para continuar alcanzando nuevos lauros en el MEDALLERO de nuestro pais, para gloria de todos.

  • IRP dijo:

    Sabemos que, si pudiera, estaría entre los primeros en esta batalla contra la COVID 19, no olvidamos que su sabiduría y dedicación estuvieron siempre en guardia contra las epidemias que azotaron este país en los últimos 40 o 50 años. De cómo nos libramos del dengue o la conjuntivitis hemorrágica en los 80 tiene que ver mucho con su trabajo. Muy bonito este mensaje a los jóvenes médicos. Pero también una lección de humildad que todos debiéramos recibir
    Salud para usted y su familia

  • Isabel Martin dijo:

    Dr. Terry usted debe sentirse orgulloso por todo lo que ha hecho en todos estos años y lss enseñanzas que nos ha brindado a los que hemos tenido el privilegio de conocerlo e incluso acompañarlo en algunas de las tantas batallas por la salud del pueblo cubano. Muchas gracias por sus aportes a la Revolucion.

  • Chris dijo:

    Gracias, maestro. No lo dude, usted está también con nosotros en esta lucha, porque de usted hemos aprendido mucho. Sobre todo de su valentía y sinceridad.

  • José González dijo:

    Ud estuvo tambien en los frentes de batalla que su conciencia y su acción lo requirieron; se aviene muy bien la frase de Fidel: ellos habrían sido como nosotros y nosotros habríamos sido como ellos.
    Ud. también, en su momento, tuvo la alta responsabilidad de estar al frente de la dirección epidemiológica del país, por tanto, también le asiste el mérito de haber contribuido a este presente.
    Por todo ello, estoy convencido que los estudiantes también lo envidian.
    Gracias, a Ud, a los jóvenes estudiantes, a todos los profesionales de la salud y sus autoridades a todos los niveles.
    Aplausos prolongados.

  • Hugo Andrés Govin Díaz dijo:

    Mis saludos para el Dr. Terry. Combatiente a toda prueba que hizo en su tiempo lo que debía hacer.
    Es hora de cuidarse y de recopilar sus memorias para que siga siendo ejemplo entre quienes no tuvieron la posibilidad de ver su desempeño.

  • William dijo:

    De nuevo el empleo de imagenes en formato PNG, hace que no podamos verlas, hasta cuando no habrá oidos receptivos ante este problema y sea solucionado.
    Soy un permanente lector, ¿Pudiera ser escuchado?
    Saludos

  • Rafael Emilio Cervantes Martínez dijo:

    Doctor y combatiente de la Revolución Terry, cuánto cariño y confianza derrochan sus palabras para las nuevas generaciones, llegado el momento demuestran lo que llevan en sí de la continuidad de nuestra Historia, y junto a ellos las demás generaciones actuantes, ahí está el jefe de la brigada de choferes que participó en la operación del crucero que no siendo de los más Jóvenes se incluyó a la convocatoria y algunos de la Henry Reeves. Son siembras del ejemplo que han recibido de un pueblo heroico.

  • Ricardo dijo:

    Dicho esto por un combatiente de la Revolución Cubana es para enorgullecerse. Así de sencillo.

  • Midalvis dijo:

    Muchas gracias compañero. Sus palabras demuestran su confianza en nosotros los trabajadores del sector de la salud y no lo defraudaremos. Soy médico de misión en Suriname y su criterio me da fuerzas para seguir adelante.

  • Blanca Terry dijo:

    Con gran orgullo leo tu mensaje. Gracias por todas las enseñanzas para los que seguimos la profesión. Siempre has demostrado suficiente fortaleza para afrontar momentos difíciles con conocimiento y sabiduría, sabemos de tu enorme sensibilidad con los seres humanos quienes han colocado su confianza en ti. Incalculables horas sin dormir, días de estudio, cansancio, compromiso, amor, pasión, dolor, tristeza, constancia, humanismo, humildad, trabajo describen lo que estás hecho.
    Las personas luchadoras y valientes son las que inspiran y dan sentido a la vida. Tú eres uno de ellos.
    Recuerda que “Donde quiera que se ame el arte de la medicina se ama también a la humanidad”.

  • idania dijo:

    Es merecedor el homenaje a los estudiantes y a todos los trabajadores d ela salud.
    Hey que darles más atención y condiciones de trabajo. A los estudiantes podrían estimularlos con especialidades directas para los mejores estudiantes no solo por escalafón sino por asumir esta responsabilidad con la seriedad y eficacia de jóvenes comrometidos con nuestra revolución, y con el ser humano. Esta actitud demuestra la calidad humana de estos jóvenes.

  • Blanca Terry dijo:

    Con gran orgullo leo tu mensaje. Gracias por todas las enseñanzas para los que seguimos la profesión. Siempre has demostrado suficiente fortaleza para afrontar momentos difíciles con conocimiento y sabiduría, sabemos de tu enorme sensibilidad con los seres humanos quienes han colocado su confianza en ti. Incalculables horas sin dormir, días de estudio, cansancio, compromiso, amor, pasión, dolor, tristeza, constancia, humanismo, humildad, trabajo describen lo que estás hecho.
    Las personas luchadoras y valientes son las que inspiran y dan sentido a la vida. Tú eres uno de ellos.
    “Donde quiera que se ame el arte de la medicina se ama también a la humanidad”.

  • Susana dijo:

    Lindas palabras de un hombre excepcional del cual muchos bebimos de su savia por eso hoy seguimos en la primera linea de combate cuando el dengue de 1981 cuando era estudiante de medicina y renunciamos a nuestras vacaciones y vencimos , y asi seguimos y hoy tambien venceremos al coronavirus por la organizacion de nuestro sistema y mas que nunca Somos Continuidad.

  • Neida dijo:

    Dr. Terry, usted es una persona admirable. Yo me siento muy agradecida, no solo es un buen medico, epidemiologo, revolucionario, sino, que ademas, es una muy buena persona. Usted, sin conocerme, me ayudó mucho con el medicamento que necesitaba mi hijo, Olanzapina, cuando habia deficit en la farmacia. Un dia fui a verlo a la casa de los combatientes y no tenia el medicamento, no sé comi usted lo busco y averiguo el telefono de mi casa y por ahí, vio mi direccion, y como era cerca de la suya, me llamo y me dijo que fuera a su casa a buscarla. Eso nunca lo olvidaré. Usted puede estar tranquilo, que como profesional y como persona es excepcional. Le deseo mucha salud.

Se han publicado 16 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también