Imprimir
Inicio » Reflexiones de Fidel, Política  »

La lección de Haití

| 44

Desde hace dos días, casi a las 6 de la tarde, hora de Cuba, ya de noche en Haití por su ubicación geográfica, las emisoras de televisión comenzaron a divulgar noticias de que un violento terremoto, con magnitud de 7,3 en la escala Richter, había golpeado severamente a Puerto Príncipe. El fenómeno sísmico se había originado en una falla tectónica ubicada en el mar, a sólo 15 kilómetros de la capital haitiana, una ciudad donde el 80% de la población habita casas endebles construidas con adobe y barro.

Las noticias continuaron casi sin interrupción durante horas. No había imágenes, pero se afirmaba que muchos edificios públicos, hospitales, escuelas e instalaciones de construcción más sólida se reportaban colapsadas. He leído que un terremoto de magnitud 7,3 equivale a la energía liberada por una explosión igual a 400 mil toneladas de TNT.

Descripciones trágicas eran transmitidas. Los heridos en las calles reclamaban a gritos auxilios médicos, rodeados de ruinas con familias sepultadas. Nadie, sin embargo, había podido transmitir imagen alguna durante muchas horas.

La noticia nos tomó a todos por sorpresa. Muchos escuchábamos con frecuencia informaciones sobre huracanes y grandes inundaciones en Haití, pero ignorábamos que el vecino país corría riesgo de un gran terremoto. Salió a relucir esta vez que hace 200 años se había producido un gran sismo en esa ciudad, que seguramente tendría unos pocos miles de habitantes.

A las 12 de la noche no se mencionaba todavía una cifra aproximada de víctimas. Altos jefes de Naciones Unidas y varios Jefes de Gobierno hablaban de los conmovedores sucesos y anunciaban el envío de brigadas de socorro. Como hay desplegadas allí tropas de la MINUSTAH, fuerzas de Naciones Unidas de diversos países, algunos ministros de defensa hablaban de posibles bajas entre su personal.

Fue realmente en la mañana de ayer miércoles cuando comenzaron a llegar tristes noticias sobre enormes bajas humanas en la población, e incluso instituciones como Naciones Unidas mencionaban que algunas de sus edificaciones en ese país habían colapsado, una palabra que no dice nada de por sí o podía significar mucho.

Durante horas ininterrumpidas continuaron llegando noticias cada vez más traumáticas de la situación en ese hermano país. Se discutían cifras de víctimas mortales que fluctúan, según versiones, entre 30 mil y 100 mil. Las imágenes son desoladoras;  es evidente que el desastroso acontecimiento ha recibido amplia divulgación mundial, y muchos gobiernos, sinceramente conmovidos, realizan esfuerzos por cooperar en la medida de sus recursos.

La tragedia conmueve de buena fe a gran número de personas, en especial las de carácter natural. Pero tal vez muy pocos se detienen a pensar por qué Haití es un país tan pobre. ¿Por qué su población depende casi en un 50 por ciento de las remesas familiares que se reciben del exterior? ¿Por qué no analizar también las realidades que conducen a la situación actual de Haití y sus enormes sufrimientos?

Lo más curioso de esta historia es que nadie pronuncia una palabra para recordar que Haití fue el primer país en que 400 mil africanos esclavizados y traficados por los europeos se sublevaron contra 30 mil dueños blancos de plantaciones de caña y café, llevando a cabo la primera gran revolución social en nuestro hemisferio. Páginas de insuperable gloria se escribieron allí. El más eminente general de Napoleón fue derrotado. Haití es producto neto del colonialismo y el imperialismo, de más de un siglo de empleo de sus recursos humanos en los trabajos más duros, de las intervenciones militares y la extracción de sus riquezas.

Este olvido histórico no sería tan grave como el hecho real de que Haití constituye una vergüenza de nuestra época, en un mundo donde prevalecen la explotación y el saqueo de la inmensa mayoría de los habitantes del planeta.

Miles de millones de personas en América Latina, África y Asia sufren de carencias similares, aunque tal vez no todas en una proporción tan alta como Haití.

Situaciones como la de ese país no debieran existir en ningún lugar de la Tierra, donde abundan decenas de miles de ciudades y poblados en condiciones similares y a veces peores, en virtud de un orden económico y político internacional injusto impuesto al mundo. A la población mundial no la amenazan únicamente catástrofes naturales como la de Haití, que es sólo una pálida sombra de lo que puede ocurrir en el planeta con el cambio climático, que fue realmente objeto de burla, escarnio y engaño en Copenhague.

Es justo expresar a todos los países e instituciones que han perdido algunos ciudadanos o miembros con motivo de la catástrofe natural en Haití: no dudamos que realizarán en este instante el mayor esfuerzo por salvar vidas humanas y aliviar el dolor de ese sufrido pueblo. No podemos culparlos del fenómeno natural que ha tenido lugar allí, aunque estemos en desacuerdo con la política seguida con Haití.

No puedo dejar de expresar la opinión de que es hora ya de buscar soluciones reales y verdaderas para ese hermano pueblo.

En el campo de la salud y otras áreas, Cuba, a pesar de ser un país pobre y bloqueado, desde hace años viene cooperando con el pueblo haitiano. Alrededor de 400 médicos y especialistas de la salud prestan cooperación gratuita al pueblo haitiano. En 227 de las 237 comunas del país laboran todos los días nuestros médicos. Por otro lado, no menos de 400 jóvenes haitianos se han formado como médicos en nuestra Patria. Trabajarán ahora con el refuerzo que viajó ayer para salvar vidas en esta crítica situación. Pueden movilizarse, por lo tanto, sin especial esfuerzo, hasta mil médicos y especialistas de la salud que ya están casi todos allí y dispuestos a cooperar con cualquier otro Estado que desee salvar vidas haitianas y rehabilitar heridos.

Otro elevado número de jóvenes haitianos cursan esos estudios de medicina en Cuba.

También cooperamos con el pueblo haitiano en otras esferas que están a nuestro alcance. No habrá, sin embargo, ninguna otra forma de cooperación digna de calificarse así, que la de luchar en el campo de las ideas y la acción política para poner fin a la tragedia sin límite que sufren un gran número de naciones como Haití.

La jefa de nuestra brigada médica informó: “la situación es difícil, pero hemos comenzado ya a salvar vidas”. Lo hizo a través de un escueto mensaje horas después de su llegada ayer a Puerto Príncipe con refuerzos médicos adicionales.

Tarde en la noche comunicó que los médicos cubanos y los haitianos graduados de la ELAM se estaban desplegando en el país. Habían atendido ya en Puerto Príncipe más de mil pacientes, poniendo a funcionar con urgencia un hospital que no había colapsado y utilizando casas de campaña donde era necesario. Se preparaban para instalar rápidamente otros centros de atención urgente.

¡Sentimos un sano orgullo por la cooperación que, en estos instantes trágicos, los médicos cubanos y los jóvenes médicos haitianos formados en Cuba están prestando a sus hermanos de Haití!

Fidel Castro Ruz

Enero 14 de 2010

8 y 25 p.m.

Se han publicado 44 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Dardo Ribas dijo:

    ¿CÓMO ENTENDER EL ANUNCIO DE LOS EEUU
    EN CUANTO AL ENVÍO INMEDIATO DE MILES DE MARINES
    Y HASTA UN PORTAAVIONES?

    Los diarios están inundados de noticias muy tremendas con respecto a la situación en Haití. Las fotografías hablan por sí solas.

    Muchos ciudadanos sabemos de la presencia allí de las brigadas médicas cubanas, de todo el esfuerzo que realizan desde hace tiempo ayudando a la población en todo lo concerniente a la salud pública. La misma conducta que en otros países hermanos del continente y que responde a claras determinaciones de la Revolución en cuanto a la concreta y permanente solidaridad con otros pueblos.

    Curiosamente, la prensa de Buenos Aires -oligopolio manifiesto de los diarios “Clarín” y “La Nación”, que son socios encubiertos y pertenecen a una cadena periodística enamorada de las políticas imperialistas del Norte-, se encargan de subrayar en estos días sobre la repentina y asombrosa decisión de Obama en cuanto a prestar inmediata “solidaridad” a la martirizada Nación caribeña.

    Parece ser que antes de que esta catástrofe se abalanzara sobre los haitianos, esa “solidaridad” estaba ausente. En letras chiquitas, estos medios de prensa refirieron que allí había cubanos y acentuaron sobre las actividades de los militares argentinos en ese país que son parte de los llamados “Cascos Azules”. Informaron sobre el hospital de campaña ejemplar de la delegación argentina y sobre las bondades de esos equipos que ellos ubican entre los tres disponibles en el mundo ( ¡ ! ).

    Nadie niega esa contribución -de ser tal cual la plantean-, pero está claro que han minimizado la presencia de centenares de médicos cubanos que superan ampliamente a los que pueda haber tenido destacados allí la República Argentina.

    Toda solidaridad en este momento es crucial para ese país atormentado. Lo que no se comprende es la imposición disfrazada de los EEUU por enviar allí -rápidamente-, contingentes militares de acuerdo a lo que destacan los partes de prensa.

    Claro, todos sabemos de las consecuencias inmediatas que se producen luego de estos fenómenos naturales y, en especial, en poblaciones con escasa educación y marginalidad social, dicho esto con respeto hacia los haitianos. Saqueos, robos, aparición incontrolada de lúmpenes que tratan de sacar ventaja en este tipo de situaciones y, también, como producto de la desesperación, el hambre y todo tipo de carencias.

    ¿Los yanquis mandarán tropas para reprimir a los que se extralimiten? ¿Les cabe ese derecho? ¿Quién les otorgó ese rol de gendarmes en ese país? ¿Es ética esta determinación o surge como hábil estratagema para colocar a sus soldados en un área muy particular del Caribe? ¿Van a ayudar al pueblo haitiano o van a imponer las sutilezas de su dominio militar aprovechándose del descontrol allí existente y recreando otro enclave guerrero como los que han logrado en la Colombia de Mr. Uribe?

    Las dudas surgen por todos lados ante esta determinación.

    Al zorro no le faltan mañas y al anuncio de la presencia militar, acompañaron ahora su demagogia: van a mandar médicos e insumos y -como no podía ser de otra manera y fieles a su estilo de interpretar la vida y la sociedad-, millones de dólares en “ayuda”…

    Hizo falta el sismo para que se acuerden de “ayudar”.

    No debemos ser ingratos -eso sí-, y dejar de reconocer que ya en otro momento “ayudaron” a Haití.

    Fue luego de la muerte de Kennedy cuando hicieron la vista gorda a los asesinatos de la repugnantemente célebre organización criminal de los “Tonton Macoutes”, encargada de masacrar a miles de patriotas que se oponían a la siniestra dictadura del “Papa Doc”.

    Como el susodicho era funcional al visceral anticomunismo yanqui y a la paranoia que tenían hacia la Cuba socialista, le apoyaron de manera cínica y expresa.

    No les venía mal tener a un demente nazi-fascista, místico, delirante y criminal al frente de Haití.

    Hace falta recordar a los jóvenes que a la muerte de Duvalier -“presidente vitalicio”-, Haití se había constituido en el país más pobre de toda América con un escandaloso porcentaje de analfabetos y hambrientos carecientes de cualquier tipo de protección médica-social, circunstancia que aún impera de manera impiadosa.

    El panorama por lo visto es terrible. Me refiero a lo que allí está ocurriendo.

    Esta anunciada llegada de los “libertadores” en vendavales de soldados, barcos y aviones que anuncia el “Premio Nobel de la Paz” no pareciera la fórmula más apropiada para sacar a ese pueblo de sus desventuras.

    De hacer falta la presencia militar para controlar situaciones extremas ante esta catástrofe, debería intervenir la ONU con más refuerzos de las llamadas “Fuerzas de Paz” y no la milicada yanqui movilizada por decisión del señor Emperador, Mr. Obama. Esto huele muy mal.

    Por lo menos -y remedando el estilo de un famoso comentarista deportivo argentino-, ASÍ LO VEO YO.

    Buenas noches, comandante, desde Argentina.

  • unkas dijo:

    Es cierto que los Haitianos ganaron la batalla hace 200 años pero no fue por un Pacto con el Diablo como dice Pat Robertson, fue por su valentia y teson.

    Nosotros empezamos a recojer alimentos e hicimos una lista: arroz, frijoles, lentejas garvanzos. Enlatados que no sean dulces, azucar si quieren, no mermeladas ni chocolates, leche en polvo, huevo en polvo, pasta y mucha agua.
    Mantas, toallas, pañuelos grandes y pequeños, pañales de bebe de tela que pueden servir como bendajes

    Nosotros podemos enviar analgesicos suaves por que no somos medicos y no podemos recetar

    Los Bancos Barclays y Cooperative Bank suspendieron las cuentas de caritas y no nos dejan enviar mas pero seguro que la Cruz Roja o Medicos sin Fronteras nos dejan enviar con lo de ellos.

    Otra vez los Cubanos llegaron primero. Les felicito por su solidaridad y rapidez.

  • juan cesar martinez dijo:

    Muy ilustrativo ,su Llamado, a meditar sobre las relaciones,reales.y el analisis historico,que acompaña a la penosa situacion de Haiti.
    Como siempre Dr. Fidel,ud, con la certeza,de sus analisis

  • F. Juan Águila dijo:

    Ayer hice un comentario ante una situación tan triste: ¿Y si Haití tuviera petróleo?

    “Las Fuerzas de la Naturaleza son incontrolables, solo queda establecer medidas que tiendan a evitar o disminuir la pérdida de vidas humanas, así como de los daños materiales”
    “No me toca a mi hablar de Haití. Hay una Reflexión de Fidel como consecuencia de una, extra temporánea ayuda de la “Fundación Clinton” a ese país, alertando sobre “La improvisación”. La política debería ser una de las cosas más serias en cualquier país; pero la “Politiquería” es despreciable.

    Cuanta ayuda ofreció Clinton mientras que fue Presidente del país más “Rico” y “Poderoso” del mundo a ese “desgraciado hermano país”

    Antes de la “Reunión en el Caribe” presidida por el ya presidente Obama. Éste envió a su Secretaria de Estado “H. Clinton” a Haití. Parecería que Obama comenzaría a ocuparse de Haití, inmediatamente. Sin embargo, hasta donde sé muy poco o nada ha hecho.

    “Ahora en una de sus magistrales interpretaciones” se ha convertido en el líder de las ayudas”. No podían faltar, por supuesto, “Porta aviones” y “Muchas tropas” que bien hubiera podido enviar en nombre de la ONU, con cascos azules, aunque no tuvieran los cascos.

    No es más que la acostumbrada política de estar por encima del máximo órgano mundial, creado, precisamente como Rector del Mundo con la participación de todos los países del mundo, donde tuvieran igualdad de derechos (Voto) y obligaciones.

    Pero si Haití tuviera no solo Petróleo “Otro Gallo cantaría”; pero si además gozara del privilegio de tener “Minerales Estratégicos” no solo sería considerado como un Gran País sino como un “Gran y Estratégico País” disputado por las “Fieras ”

    Ayer decía “Esperemos la ayuda del novel Nobel”. Ya apareció el “Nuevo emperador” con traje nuevo y todo.

  • manuel cidoncha-hinestrosa dijo:

    “Lo más curioso de esta historia es que nadie pronuncia una palabra para recordar que Haití fue el primer país en que 400 mil africanos esclavizados y traficados por los europeos se sublevaron contra 30 mil dueños blancos de plantaciones de caña y café, llevando a cabo la primera gran revolución social en nuestro hemisferio. Páginas de insuperable gloria se escribieron allí.” (Fidel Castro)

    “Paginas de insuperable gloria”…y “nadie pronuncia una palabra” sobre ello.
    ¡¡Que gran verdad!!
    Pues ya es hora.
    Ya es hora de saberlo, aunque sea en momentos dolorosos; tal vez la história de las odiseas y hazañas de los pueblos salten a la palestra cuando nos vemos en la necesidad de compensar el sufrimiento (y el anonimato) de dichos pueblos recordándoles las páginas mas dignas y gloriosas que han escrito sus hombres y mujeres.

    Y ésta es una de esas páginas.
    Se trata de Bouckman, que el 14 de Agosto de 1791 inciaba una de las mas insignes rebeliones de esclavos de todos los tiempos, y, que sin haber leído a Albert Camus, en el alba inarticulada de su insurrección, ya estaban inscritas en él las palabras con las que el pensador francés comenzó su famoso libro “El Rebelde”:

    “¿Que es un rebelde? Un hombre que dice ‘no’, pero su negación no implica renunciación. El es también un hombre que dice ‘si’ desde el mismo momento que hace el primer gesto de su rebelión. Un esclavo que ha acatado ordenes toda su vida, y que de pronto decide que no puede obedecer ninguna orden más. ¿Qué quiere decir con su ‘no’?. Quiere decir que su esclavitud ha ido demasiado lejos, se ha hecho insoportable, y dice: ‘hasta éste punto, sí; a partir de aquí, no’ ”

    Eso mismo fué lo que se dijo Bouckman aquel 14 de Agosto. Lo mismo que escribió Camus. Y así empezaron a hacer historia los esclavos de Haití.

    “Se dice que Bouckman era jefe de cermonias “vaudoux” y que inició la rebelión de los esclavos con una de esas ceremonias que tuvo lugar en el bosque del Caiman, en la propiedad de su amo. Esto sucedio en la noche del 14 de agosto de 1791. El primer establecimiento atacado fue el de Le Normand de Mezy. Al amanecer estaban levantados los esclavos de toda la zona, los de Acul y la Petit-Anse, los de Dondon y la Marmelade, los de Plaine du Nord y la Grande Ri­viere. La rebelión era total; ardian los cañaverales y los cafetales, las lujosas casas de vivienda, los edificios de las fábricas de azúcar y de ron, las cuarterías de los esclavos. Los amos, sus mujeres y sus hijos eran muertos a golpes de machete y quemados en las hogueras de sus propias casas.
    La rebelión, que había estallado al oeste de Cap-Francais, se extendió inmediatamente al sur y al este, a Trou, la Limonade, el Quar-tier Morin, de manera que una semana después del levantamiento de Bouckman, Cap-Francais estaba cercada por millares de esclavos enfurecidos, que destruían todo lo que hallaban a su paso.
    Encerrado en la ciudad del Cabo, de Blanchelande (el procónsul francés) se dedicó a organizar fuerzas y el día 24 de agosto enviaba solicitudes urgentes y desesperadas a las autoridades españolas de Santo Domingo, a las inglesas de Jamaica y a las de los Estados Unidos “para que en nom-bre de la humanidad y de sus propios intereses envien socorros fraternales”. La mención de la humanidad sobraba, pero la “de sus pro­pios intereses” era oportuna. Los Estados Unidos se apresuraron a enviar armas y municiones y en el mes de diciembre George Washing­ton escribía estas palabras: “QUE LAMENTABLE ES VER TAL ESPIRITU DE REVUELTA ENTRE LOS NEGROS”.
    Y, efectivamente, era lamentable porque esos negros de Haití dejaban lo mejor de su vida en los ingenios para que los Estados Unidos fueran suplidos de azúcar y ron a cambio de la harina y el pescado seco de Norteamérica con lo que los amos blancos les daban de comer.”

    (“Desde Cristobal Colón a Fidel Castro”, Juan Bosch)

    El ‘Founding Father’, Washington, estaba en lo cierto. (¡) Washington D.C., hoy, en el 2010, sigue viendo esos “espíritus de revuelta”, de Justicia, de Razón, de la misma manera; tal vez porque hoy en día siguen recibiendo de sus “Haiti’s” esa misma “azúcar y ron” trasformados ya en materias primas, mano de obra barata e intereses bancarios…a cambio de “la harina y el pescado seco” con el que siguen pagando a los pueblos colonizados. Debe ser ya una hermenéutica ancestral (y congénita) esa del Imperium de sentir de manera “lamentable” el hecho de que los pueblos decidan romper sus cadenas y decir, con Bouckman y Camus, “hasta este punto, sí; a partir de aquí, no”; sobre todo si se trata, como en el caso de Haití en aquellos tiempos, de “la más importante de las colonias azucareras del Caribe”, como la llamó Adam Smith en su libro “La Riqueza de las Naciones”

    Hoy en día el azúcar es menos dulce. El petróleo, los minerales, las divisas y el complejo militar-industrial son mucho más apetitosos y sabrosos que el azúcar caribeña.
    A Haití le robaron su dulzor, y los records históricos que no mienten y que son muy explícitos y contundentes al respecto, señalan, de manera apocadíptica, quienes fueron sus verdugos y saqueadores.
    Ahora, ese mismo mundo trata de ayudarlos en la inconmensurable tragedia en la que se encuentran. Pero también ahora, a la luz de tantas calamidades, sería un buen momento para Reflexionar, para saber medir el alcance de las acciones de pillaje que, tan fácilmente, pueden reducir a pueblos enteros a la miseria perpetua y a la ruína física y moral.
    Por eso esperamos que ésta ayuda internacional, que ésta solidaridad con la desgracia actual de Haití, transcienda su cariz de caridad y pábulo samaritano para cobrar una conciencia pública que en éste Hemisferio se ha venido aplazando y omitiendo por tantísimo tiempo ante la infra-pobreza de un pueblo que ha permanecido relegado a un vergonzoso status sub-humano de desesperación colectiva.
    Y esperamos que éste infierno de Dante en el que (ahora) está sumido el históricamente glorioso pueblo hatiano, sirva, no solamente para decantar coyunturalmente lo mejor que acarreamos (en nosotros mismos) en darle una mano circunstancial a la desolada población en general, sino que sirva también para coadyuvar en la dirección de construír algo más estructural y profundo para que así se pueda implementar, de una vez por todas, unos cimientos sociales sólidos sobre un auténtico andamiaje de independencia política y de un nuevo, real y Justo desarrollo económico en el que queden paradas totalmente las sucias geo-maniobras de los imperios y poderosos para seguir exprimíendo hasta el último jugo a éste super-explotado pueblo; para que así, en el caso de otro embate de la Naturaleza contra la isla, nunca más se vuelva a producir la enorme dimensión de daños que éste terremoto ha causado.

    Si, ayudar a superar ésta hecatómbe haitiana, pero quizás lo mas transcendental, lo que tenemos el deber de aprender y responder, es que Haití, bajo ninguna excusa o subterfugio, puede volver a ser, después de este terremoto, el Haití de antes.
    Tal vez sea ésto lo que el apocalípsis producido por la Madre Tierra nos haya querido transmitir y enseñar.

  • Georgina dijo:

    Que hermosa , sentida y verdadera es esta reflexión realmente para reflexionar???
    Una muestra mas de lo que este planeta en su mayoria sufre,y un una muestra mas de lo que la Revolución Cubana ha significado para la población mundial.
    Hemos seguido las noticias de esta catastrofe minuto a minuto y solo vemos los grandes despliegues de propaganda altruista, y no de responsabilidad como contribuyentes a estas desgracias póliticas y sociales..Afortunadamente los que conocemos a las brigadas Cubanas les damos las gracias y el reconocimiento a su labor como sujetos actuantes en la sociedad responsable..Recurdo con mucha tristeza el huracan Katrina imagenes del comandante al frente de los mas de mil medicos listos para prestar ayuda siendo rechazados. Recuerdo la maravillosa actuacion de la brigada Cubana en Pakistan en ese tremendo terremoto, en Mexico en las recientes inundaciones y decenas de veces que estan alli para verdaderamente ayudar, sin nunguna retribución y sin un gracias..Afortunadamente la gente a la que salvan
    se os reconoce y asi los defenderemos siempre.
    Deseo que el comandante Fidel siga por muchos años denunciando, defendiendo,y dando sus conocimientos y experiencia a esta pobre humanidad que lleva una carrera desmedida a su autodestrucción..

    Viva Fidel y Raul y viva Cuba Socialista.

    Con todo respeto Georgina

  • Olimpio Rodriguez Santos dijo:

    SE HA PUESTO A PRUEBA UNA VEZ MAS LA SOLIDARIDAD MUNDIAL QUE DEBERIA SER PERMANENTE Y NO UN DIA.

    CUBA LLEVA MUCHOS AÑOS COOPERANDO CON ESTE PAIS Y LO HACE CON EL AMOR DE UN PUEBLO VECINO QUE TIENE UNA LARGA DATA DE HABER VIVIDO ENTRE LOS HAITIANOS DE BARRACON. ENTRE LOS PROBRES DE ESE PAIS QUE HAN ESTADO EN CUBA PRODUCIENDO AZUCAR DESDE EL CORTE DE CAÑA PARA PALEAR SU MISERIA HISTORICA EN QUE SIEMPRE HAN VIVIDO.

    CUANDO UNA VEZ COMENTAMOS QUE LA REUNION DE COPENHAGUE DEDIA HABERSE REALIZADO EN UN PAIS POBRE PARA QUE SE VIERAN CARA A CARA LOS RICOS Y LOS POBRES, PENSAMOS EN HAITI.

    HOY POR LA MENTE DE LOS QUE SE REUNIERON EN COPENHAGUE COMO LOS QUE NO ESTUVIERON ALLI PASA LA TRAGEDIA OCURRIDA EN HAITI, COMO UNA SEÑAL TRISTE DE QUE LA NATURALEZA ESTA COBRANDO EL DAÑO QUE LOS HOMBRES LE HACEN, TODOS LOS DIAS, A ELLA.

    VEMOS CON TERROR LAS SECUELAS DE LAS GUERRAS, EN LOS NIÑOS QUE VAN NACIENDO. COMO SE REVELA EL NUCLEO CELULAR AL BOMBARDEO DESTRUCTOR Y SE SINTETIZAN PROTEINAS CON ANOMALIAS ESTRUCTURALES QUE CADA DIA CRECEN.

    EL NUCLEO DE LA TIERRA, COMO EL DE LA CELULA, SE REVELA TAMBIEN Y ESTALLA CADA DIA PROVOCANDO LA MUERTE.

    LA HUMANIDAD NO PUEDE ESPERAR UN DIA MAS Y MENTES PRECLARAS ENCABEZADAS POR FIDEL VIENEN ALERTANDO AL MUNDO DE LO QUE ESTA OCURRIENDO HOY Y SERA PEOR MAÑANA.

    Dr. Olimpio Rodríguez Santos
    Especialista II Grado en Alergología
    Prof. Facultad de Comunicación Universidad “Ignacio Agramonte”
    Prof. I.S.C.M. “Carlos J. Finlay” Camagüey Cuba

    E-Mail: olimpiors@finlay.cmw.sld.cu

  • F. Juan Águila dijo:

    Algunas cosas sobre Cuba y otros países

    Los tres huracanes y tormentas que también azotaron Cuba en 2008 dejaron en Haití pérdidas superiores a mil millones de dólares y unos 800 muertos. Sin embargo, Haití siempre ha podido contar con la ayuda, desinteresada de Cuba. En ésta ocasión Cuba también estuvo entre los países que enviaron ayuda de inmediato.

    Algunos órganos de prensa comentaron que se desconocía el tipo de ayuda que Cuba enviaba, lo cual justificaban argumentando que probablemente, además de la tradicional ayuda Médica en General, incluyendo medicamentos podían haber sido enviados alimentos, en momentos en que el país fue muy dañado.

    No sería de extrañar. No sería la primera vez que la ayuda solidaria excediera lo referente a Servicios médicos.

    Posterior al triunfo sandinista en Nicaragua Cuba recibió una solicitud de ayuda para la alimentación diaria y durante 6 meses para 650 familias de la “Costa Atlántica”. Posteriormente, dada las dificultades incrementadas por el Bloqueo de Estado Unidos a Nicaragua, al cual después se añadió la “Guerra de los llamados Contras” la ayudo se incremento no solo en número sino en tiempo.

    ¿Sabrán que cuando se instalaron las dictaduras militares de Chile y Uruguay familias de revolucionarios de ambos países fueron ubicadas en Cuba como una familia cubana más? Muchos cubanos supieron aceptar la demora en la entrega de sus viviendas en Alamar, entre otros sitios, en un gesto de solidaridad.

    Donación de decenas de “Hospitales completos” con equipamiento de última generación (Declarado por las autoridades de esos países). Centrales azucareros, Escuelas y Tecnología criolla.

    Al pueblo cubano nunca le fueron ocultados estos gestos. Estaban inscriptos en lo que se denomina “Internacionalismo Proletario”.

    Hubo tiempos en que esta palabra asustaba tanto como la de socialísmo o comunismo.

    El Presidente Obama, que tantas cosas conoce sobre Cuba, y las que no, se las estoy contando, se plegó al mandato de mantener a Cuba en la lista de países Terroristas.

    “El refranero cubano es muy rico y elocuente. “De que los hay los hay, lo que tenemos que dar con ellos”

  • Emir Amed dijo:

    Como eu havia previsto e comunicara a amigos e parentes no Rio de Janeiro, o Comandante-Universal elabora, como sempre oportunamente, uma das mais profundas e, ao mesmo tempo Triste e dramática análise, não apenas geológica-ele nem se propôs a isto-mas fundamentalmente de ordem social, como consequência do processo histórico que sofreu o povo do sofrido e neo-colonizado Haití.Num dos meus comentários remetidos ontem para o nosso Debate já comentara,sem a profundidade de Fidel, que a ajuda da”comunidade internacional” é sempre bem vinda em casos de gigantesca Tragédia humana como esta que atingiu aquele povo de origem escrava africana explorado colonialmente pelo Império Francês e, atualmente neo-colonizado e invadido por militares da Onu em nome de uma suposta “ordem” imposta pelos EE.UU. que tramara a derrubada do governo eleito democráticamente-democracia formal burguesa- sr, Aristide , que por certo não estava seguindo a “Cartilha” dos interesses do Império e acabou “banido” para o território africano.Comentei que a Hipocrisia dos “gigantes” do Capitalismo não se importa com os problemas de ordem natural , como a questão climática , daí derivando problemas de ordem econômica e social como a Crise Alimentar e o violento Câmbio climático que está assolando nosso Planeta com nevascas, secas , enchentes, incêndios inclusive nos próprios países satélites do gigantesco Império que desgraça a Terra e, nela a Humanidade.Um mundo explorador , escrevia eu, que já durante 47 anos bloqueia um povo tão amigo e solidário no campo internacional como o heróico e revolucionário povo Cubano e que não respeita 10 ou 100 Resoluções da Assembléia Geral da ONU em relação à condenação deste genocida BLOQUEIO que prejudica enormemente o desenvolvimento do meu irmão povo cubano .Um mundo hipócrita que não anula a imensa Dívida Externa e o covarde Comèrcio Desigual que Fidel denunciou intensamente ainda nos anos 80 do séc. passado, tendo sido publicados vários opúsculos a respeito de tal tema , além de fitas-vídeos daquele famoso Encontro com Jornalistas-econômicos em Havana onde Fidel destrinchou todo este falso inigma. Um mundo que patrocina o Terror de Estado e Midiático mas protege bandidos e delinquentes como o assassino Posada Carriles e seus capangas. Um mundo que ousa manter nas masmorras do coração do Império cinco cubanos , verdadeiros HERÓIS , combatentes anti-terroristas e condenados apesar da reação e resistência dos milhões de pessoas conscientes e honestas que habitam nosso Planeta, inclusive recentemente com a colocação de faixas no cimo do ACONCÁGUA o ponto mais elevado das Américas, por valentes e corajosos montanhista argentinos compatriotas do nosso eterno CHE.Em síntese , um mundo de quase 1000 bases e várias Frotas Navais ameaçando os povos que desejam a su real emancipação dos ‘tacões e botas” dos interesses das Corporações Multinacionais que empesteiam o nosso mundo atual.Retornando ao tema central: Port-au-Prince capital do país de Toussaint-Loverture está dizimada, seu povo completamente aturdido diante do quadro dantesco de corpos de mortos, de gente ferida,sem qualquer recurso de comida, abrigo e medicamentos , sujeita ao grande surto de epidemias .Tudo isto colocando a nu as MAZELAS E SEQUELAS da História de Exploração que aquele povo sofreu no Passado e continua sofrendo HOJE. É sempre assim : QUANDO OCORREM TRAGÉDIAS DE ORDEM NATURAL QUEM MAIS PAGA E SOFRE POR ELAS SÃO AS ÁREAS MAIS POBRES, AS COMUNIDADES MAIS “CARENTES” QUE SOFREM , ISTO EM TODOS OS PAÍSES DO CHAMADO, EQUIVOCADAMENTE ,DE “TERCEIRO-MUNDO”, NA VERDADE PERTENCENTES À PERIFERIA DO MUNDO CAPITALISTA QUE OS GERARAM COLONIALMENTE E QUE OS MANTÉM NO NEO-COLONIALISMO E DEPENDÊNCIAS DOS SEUS CAPITAIS E INVESTIMENTO VAMPIRESCOS. Bem-vinda seja a Ajuda real e verdadeira dos povos irmãos também vítimas do passado de exploração . Ajuda desinteressada no atendimento ao povo haitiano , como fizeram de-imediato os médicos cubanos que lá já se encontravam e que foram os primeiros a prestar os primeiros socorros às vítimas do holocausto natural.Bem-vinda a ajuda de pessoas e entidades honestas dos países desenvolvidos sempre presentes nesse tipo de tragédias.AVE-CÉSAR

  • Emir Amed dijo:

    Infelizmente o meu longo Comentário foi apagado e dizia respeito à certeza e convicção de que nosso FIDEL trataria da Tragédia que atingiu o já sofrido povo haitiano no campo social-histórico e agora com este “infernal” movimento geológico-telúrico’ que dizimou 1/3 da população do país e, com cerca de 100.000 mortos .Lá já se encontravam os médicos internacionalistas cubanos que de-imediato prestaram os primeiros socorros aos feridos. A isto juntaram-se mais envio de “galenos” e medicamentos cubanos além de especialistas em resgates deste tipo.Os povos irmãos da Venezuela, Nicarágua , Bolívia , Equador , Argentina , Brasil eo paíse -membros da ALBA lá estão para socorrer sem qualquer hipocrisia .Nada de torpedeiros,submarinos ,guarda costeira , destroiers, marines ,para ” manter a ordem na região” . Nada de Quarta Frota ou Comando-Sul .Tudo feito por nossos irmãos latinos e caribenhos e por Instituições realmente honestas e de boa vontade dos países desenvolvidos.Tudo TRISTE.MUITO TRISTE….Viva nosso Fidel.Viva o solidário e internacionalista povos de Martí , Bolívar , Tupac Katari , Sucre , Sandino, San Martin-Che , Ohiggins, Manuela e milhares de heróis anônimos deste nossos sofridos porém resistentes povos. Prof. Emir Amed-“Hóspede-Ilustre de Havana”.Rio de Janeiro-Brasil.

  • Mirta dijo:

    Es verdas, Fidel. Algunos pueden mirar al sol y al cielo con su conciencia tranquila. Otros, ganan premios Nobel de la Paz. Son los que ocupan de producir permanentes terremotos en regiones pobres de todo el mundo. Gracias desde Argentina a esos médicos que tratan de paliar el dolor y dar su vida en el cumplimiento de sus funciones. Felicitaciones a ellos y a sus gobernantes, que tienen más corazón que intereses económicos egoistas.

  • Emir Amed dijo:

    Lamento Camaradas, mas não é possivel calma diante do quadro trágico que está assolando o povo irmão do Haití. Como esta já é a Terceira Mensagem não aceita e meu estado de saúde não me permite ficar muito tempo nesta atividade, torno a restringir ainda mais seu conteúdo e apenas elogiar a nova Reflexões do nosso Fidel e elogiar a postura internacionalista dos médicos cubanos que lá já estavam e as novas ajudas em pessoal qualificado e medicamentos.Também nossos elogios aos governos da nossa ALBA e demais governos progressistas da América Latina e Caribe e das Instituições realmente honestas de todo o Planeta.Prof. Emir Amed-“Hóspede-Ilustre de Havana”.Rio de Janeiro-Brasil.

  • Emir Amed dijo:

    Como eu havia previsto e comunicara a amigos e parentes no Rio de Janeiro, o Comandante-Universal elabora, como sempre oportunamente, uma das mais profundas e, ao mesmo tempo Triste e dramática análise, não apenas geológica-ele nem se propôs a isto-mas fundamentalmente de ordem social, como consequência do processo histórico que sofreu o povo do sofrido e neo-colonizado Haití.Num dos meus comentários remetidos ontem para o nosso Debate já comentara,sem a profundidade de Fidel, que a ajuda da”comunidade internacional” é sempre bem vinda em casos de gigantesca Tragédia humana como esta que atingiu aquele povo de origem escrava africana explorado colonialmente pelo Império Francês e, atualmente neo-colonizado e invadido por militares da Onu em nome de uma suposta “ordem” imposta pelos EE.UU. que tramara a derrubada do governo eleito democráticamente-democracia formal burguesa- sr, Aristide , que por certo não estava seguindo a “Cartilha” dos interesses do Império e acabou “banido” para o território africano.Comentei que a Hipocrisia dos “gigantes” do Capitalismo não se importa com os problemas de ordem natural , como a questão climática , daí derivando problemas de ordem econômica e social como a Crise Alimentar e o violento Câmbio climático que está assolando nosso Planeta com nevascas, secas , enchentes, incêndios inclusive nos próprios países satélites do gigantesco Império que desgraça a Terra e, nela a Humanidade.Um mundo explorador , escrevia eu, que já durante 47 anos bloqueia um povo tão amigo e solidário no campo internacional como o heróico e revolucionário povo Cubano e que não respeita 10 ou 100 Resoluções da Assembléia Geral da ONU em relação à condenação deste genocida BLOQUEIO que prejudica enormemente o desenvolvimento do meu irmão povo cubano .Um mundo hipócrita que não anula a imensa Dívida Externa e o covarde Comèrcio Desigual que Fidel denunciou intensamente ainda nos anos 80 do séc. passado, tendo sido publicados vários opúsculos a respeito de tal tema , além de fitas-vídeos daquele famoso Encontro com Jornalistas-econômicos em Havana onde Fidel destrinchou todo este falso inigma. Um mundo que patrocina o Terror de Estado e Midiático mas protege bandidos e delinquentes como o assassino Posada Carriles e seus capangas. Um mundo que ousa manter nas masmorras do coração do Império cinco cubanos , verdadeiros HERÓIS , combatentes anti-terroristas e condenados apesar da reação e resistência dos milhões de pessoas conscientes e honestas que habitam nosso Planeta, inclusive recentemente com a colocação de faixas no cimo do ACONCÁGUA o ponto mais elevado das Américas, por valentes e corajosos montanhista argentinos compatriotas do nosso eterno CHE.Em síntese , um mundo de quase 1000 bases e várias Frotas Navais ameaçando os povos que desejam a su real emancipação dos ‘tacões e botas” dos interesses das Corporações Multinacionais que empesteiam o nosso mundo atual.Retornando ao tema central: Port-au-Prince capital do país de Toussaint-Loverture está dizimada, seu povo completamente aturdido diante do quadro dantesco de corpos de mortos, de gente ferida,sem qualquer recurso de comida, abrigo e medicamentos , sujeita ao grande surto de epidemias .Tudo isto colocando a nu as MAZELAS E SEQUELAS da História de Exploração que aquele povo sofreu no Passado e continua sofrendo HOJE. É sempre assim : QUANDO OCORREM TRAGÉDIAS DE ORDEM NATURAL QUEM MAIS PAGA E SOFRE POR ELAS SÃO AS ÁREAS MAIS POBRES, AS COMUNIDADES MAIS “CARENTES” QUE SOFREM , ISTO EM TODOS OS PAÍSES DO CHAMADO, EQUIVOCADAMENTE ,DE “TERCEIRO-MUNDO”, NA VERDADE PERTENCENTES À PERIFERIA DO MUNDO CAPITALISTA QUE OS GERARAM COLONIALMENTE E QUE OS MANTÉM NO NEO-COLONIALISMO E DEPENDÊNCIAS DOS SEUS CAPITAIS E INVESTIMENTO VAMPIRESCOS. Bem-vinda seja a Ajuda real e verdadeira dos povos irmãos também vítimas do passado de exploração . Ajuda desinteressada no atendimento ao povo haitiano , como fizeram de-imediato os médicos cubanos que lá já se encontravam e que foram os primeiros a prestar os primeiros socorros às vítimas do holocausto natural.Bem-vinda a ajuda de pessoas e entidades honestas dos países desenvolvidos sempre presentes nesse tipo de tragédias.AVE-CÉSAR Cuba,Venezuela , Nicarágua,Bolívia e outros povos irmaõs do Continente e do Mundo.Prof.Emir Amed.”Hóspede-Ilustre de Havana.Rio de Janeiro-Brasil.

  • Claudia dijo:

    Jefe usted siempre tan certero en las palabras lo que realmente Haiti necesita son soluciones reales.
    En momentos como estos cuando nuestros médicos estan desplagados en Haiti siento orgullo de ser cubana, porque no solo son los que estan prestando ayuda, sino los que desde aquí estamos también locos por cooperar, pues muchos haitianos aún moriran esperando ayuda y medios para ser rescatados entre los escombros, además de que en cualquier momento por la insalubridad pueden desatarse epidemias que cobren más vidas.

  • Marat dijo:

    La solución para Haití es una revolución socialista y luego forme una alianza con Cuba y los países progresistas.

  • Omar Perdomo Bodaño dijo:

    Cuando vemos las imágenes de Haití, sin terremoto eran difíciles, después de este devastador terremoto, a mí me han desvelado varias horas ya, qué será de tantas personas, que lo perdieron todo: familias, viviendas y los pocos recursos de que disponían, donde existía poca infraestructura y ahora no hay ninguna, que pueda garantizar la atención de las necesidades más apremiantes de su pueblo, aquello no es Cuba, que tiene recursos y voluntad para enfrentar situaciones de emergencias; el mundo tiene que llamarse a la conciencia y dar a este pobre pueblo todo lo que requiere, aunque para ello tenga que restringirse sus consumos y desarrollo; lo que Cuba está haciendo con los pocos recursos que tenemos, es el Norte que los demás tienen que seguir; miremos todos a Haití como un hijo menor que reclama de nuestro cariño y nuestro amor; por Haití démoslo todo, lo que debíamos haber hecho desde hace tiempo hagásmolo ya.
    Que el mundo al leer estas reflexiones de Nuestro Comandante en Jefe; se movilice a favor de Haití; lo más rápido posible.
    Fidel; una vez más deja abierto el camino y orienta a todos en el mundo lo que tenemos que hacer. Gracias Fidel; el mundo también se lo agradecerá.

    Saludos;

    Omar

  • Alfonso dijo:

    Compañero Fidel, es una pregunta que muchos países debieran formularse, y no sólo en esta trágica hora para ese pueblo hermano, sino desde mucho antes se debió pensar en una ayuda seria y decidida de las naciones más ricas para construir ese país por siglos devastado y humillado. ¿Es posible que ya se piense ir a Marte y exista semejante miseria en esa hermana nación? Duele pensar que en este minutos todavía haya seres humanos agonizantes bajo los escombros, como duele también pensar cómo en tantas latitudes del mundo, lo mismo que Haití, agonizan generaciones por cuenta de la desigualdad y el enriquecimiento de unos pocos. Hoy doblan las campanas por Haití, rememorando a Hemingway. ¿Por quién habrán de doblar mañana? Los fenómenos naturales son muchas veces impredecibles y, en ocasiones, inevitables; pero la desigualdad y la explotación pueden ser erradicadas, lo mismo que es posible un mundo mejor y más solidario. Cuba, modestia aparte, es un ejemplo de ese espíritu humanitario en su quehacer nacional.

  • Fernando Sancho dijo:

    Hola desde España:
    siento en el alma lo que les ha sucedido , ¡suerte que tienen unos vecinos como vosotros!
    Gracias Maestro.

  • F. Juan Águila dijo:

    Mr. President Obama.

    Usted no sabía que Cuba,ese país “Terrorista”, según usted acaba de ratificar comunicó, inmediatamente, un plan para asesinar al Presidente D. Reagan. Nada amigo de Cuba, por cierto. No solo eso, a petición de las autoridades de su país, las pruebas fueron corroboradas y enviadas, todas las pruebas del intento de Magnicidio; pero yo se lo he contado y lo he comentado aquí también.

    Tampoco sabía usted que El Presidente “Fidel Castro”, <> trasmitió sus condolencias al gobierno estadounidense y no solo eso sino que el envío inmediato de mil 100 médicos de vasta experiencia internacional, medicamentos y equipos de diagnóstico, tres hospitales de campaña y todo lo necesario para auxiliar a las víctimas del huracán Katrina.

    Que esta Brigada recibió el nombre del Brigadier “Henry Reeve”, neoyorquino, luchador antiesclavista en su país de origen y posteriormente en Cuba. Fue conocido como “El Inglecito”, que luchó bajo las ordenes del Generalísimo Máximo Gómez (dominicano). Tras su caída en combate, un grupo de patriotas cubanos escribirían a su madre: “Movido de sus generosos impulsos, pisó estas playas, joven y fogoso legionario de la libertad, sin más títulos que su ardoroso entusiasmo y su firmísima resolución de luchar por la independencia de Cuba, a la que desde entonces adoptó y amó como su Patria” (1)
    Que esto no se hizo efectivo por la “Soberbia” característica de G. W. Bush, quien puedo decir, y discúlpeme, que se autoproclamaba como “Presidente” y que le antecedió a usted en el cargo.
    Pero ¿Sus conocimientos de Historia le habían permitido conocer estos detalles? ¿Si hubiera conocido el motivo del nombre de la Brigada, de todas maneras hubiera rechazado la ayuda, aunque modesta dotada del sentimiento de Solidaridad que arrastran los cubanos desde hace siglos?, No podía entender lo que constituye una ¡Simple reciprocidad!; pero se lo cuento ahora
    Mr. President. Que cualquier cubano daría la vida por cualquier ciudadano del mundo, incluyendo a los estadounidenses, siempre desinteresadamente. También se lo cuento ahora.

    Mr. President la ayuda de Cuba a Haití “hoy” data de más de 15 años, debo repetir.

    (1) García y Barreras (alocubano.com)

  • fela dijo:

    Como dice nuestro comandante es hora ya de poner fin a tanta injusticia y sufrimientos a con son sometidos los pueblos tanto de Haití en este momento tan difícil y a todos los pueblos del mundo que están en el mismo nivel.
    Siempre me he preguntado para qué? la ONU,OEA si en definitiva todo sigue igual o quizás peor.
    La solidaridad solo se va a poner de manifiesto en momentos como estos? , se necesita de una vez, que se materialice todo el tiempo, ahora es más costoso y se seguirá acumulando miseria.
    Por otra parte, nuestros valiosos galenos están escribiendo una páginas más de sacrificio, entrega, sensibilidad y dedicación en aras de salvar vidas.
    VIVAN NUESTROS GLORIOSOS MEDICOS

    VIVA EL HEROICO PUEBLO DE HAITI
    VIVA CUBA

    HASTA LA VICTORIA SIEMPRE

Se han publicado 44 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Fidel Castro Ruz

Fidel Castro Ruz

Líder histórico de la Revolución Cubana. Nació en Birán el 13 de agosto de 1926 y murió en La Habana, el 25 de noviembre de 2016. Ha escrito numerosos artículos, reflexiones y libros sobre la situación mundial, la historia de Cuba y su actualidad.

Vea también