Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Millones para que sigan muriendo

| 9

La Fundación Bill y Melinda Gates destinó más de 23 millones de dólares a financiar el programa Sky de la ONG World Health Partners para el tratamiento de enfermedades como la diarrea y la neumonía en niños pequeños en el estado indio de Bihar, con 100 millones de habitantes (Público, 16-10-2016).

Enfermedades tratables y prevenibles como estas provocaron en 2013 la muerte de casi medio millón de niños menores de cinco años en toda la India, según la Universidad de Duke. Dado que no existe asistencia médica pública y gratuita en la India, la sanidad se encuentra bajo los criterios y parámetros del mercado, se trata, por tanto, de muertos provocado por el capitalismo. Los Gates querían aparentar solidaridad, sin duda deseaban también acabar con esas muertes pero en absoluto aplicar alguna propuesta de asistencia pública ni gratuita, eso hubiera supuesto demostrar que principios y formatos socialistas resolvían problemas y salvaban vidas.

El modelo que eligió la Fundación Gates era claramente privado. Los ciudadanos debían de pagar. Es decir, 23 millones para que luego hubiesen de abonar por una asistencia limitada a las diarreas y poco más. Al que ofrecía la asistencia le llamaban franquiciador y al paciente lo llaman franquiciado. Lo de vendedor y cliente ya está muy agotado y es impopular.

El programa reclutaba y entrenaba a miles de proveedores no titulados (total eran indios pobres, tampoco era cuestión de dedicarles médicos). La población, previo pago, acudía a ellos para obtener servicios de atención primaria, básicamente diagnóstico y prescripción de medicamentos. En la red participaban proveedores que ofrecían servicios de telemedicina, que permitían consultas por teleconferencia con médicos y transmisión de algunos datos del paciente, como los de auscultación, tensión arterial e incluso electrocardiogramas. Todo muy tecnológico que para eso lo financiaba Bill Gates. De modo que tenemos miles de niños muriendo de diarrea y los Gates a lo suyo con una teleasistencia tecnológica de vanguardia.

Al engendro se apuntan nueve mil personas (recordamos que en el Estado en que se instalaba el proyecto vivían cien millones) que pagan por un servicio que consistía en llamar al médico para que les aconsejara. Al final terminan acudiendo solo el 2,9% de los niños con diarrea y el 2,7% de los niños con síntomas de neumonía.

Luego hacen un estudio las universidades de Duke, Stanford y University College en Londres y llegan a la conclusión que sigue la misma cantidad de enfermos y muertos y que el programa es un fracaso. Algunas veces el capitalismo se da de bruces con la realidad y se estrella. Eso sí, lo explican de esta forma: “El modelo de negocio se basó en suposiciones no probadas sobre la demanda, no solo respecto a la voluntad de los proveedores sanitarios de pagar por acogerse a la red sino también respecto a la disposición de los pacientes a pagar por disponer de mejores servicios sanitarios”. Y no descartan que una franquicia social pueda tener éxito, siempre que se comprendan bien los factores implicados. O sea, que ellos van a seguir con su experimento de negocios mientras se mueren de diarrea los niños indios. Pero existe otro agravante, esos 23 millones no eran exactamente de los Gates. En la medida en que habrán conseguido las correspondientes desgravaciones fiscales, no es aventurado afirmar que se trataba de un dinero destinado a las arcas públicas que se ha visto esfumado mediante proyectos diseñados para legitimar el mercantilismo hasta en la salud de los pobres. Todo con tal de que no lo puedan gestionar los Estados.

Por supuesto, el programa Sky fue aclamado en 2013 como ejemplo de emprendedor social por el Foro Económico Mundial, que le otorgó el premio Schwab. Posteriormente obtuvo otros importantes premios.

Con lo sencillo que es que un Estado social invirtiera en alcantarillado, educara en hábitos sanitarios, mejorara la alimentación, mandase profesionales al lugar para atender y tratar algo tan sencillo como diarreas e infecciones respiratorias. Pero eso es lo que hace Cuba, se llama socialismo, no requiere grandes tecnologías y necesita un Estado. Todo muy peligroso. Que sigan muriendo los niños indios, aunque haya dinero para gastar.

(Tomado de Mundo Obrero)

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Baphomet dijo:

    Esta no es la primera vez que vemos los actos “humanitarios” o ridículas del señor Gates.

  • Arturo Ramos dijo:

    Tecnocracia capitalista para salvar vidas de niños indios pobres… Pura m…

    Esta gente no es capaz de ver que con $23 millones en realidad se pueden salvar millones de vidas. Estan cieguitos. Tienen el corazoncito y la billetera muy a la derecha.

  • Bell Canada dijo:

    Acabo de leerme la web de este programa o proyecto y los números de casos realmente no coinciden. En el caso de niños con diarrea hasta el momento han sido tratados 4.1 millones osea para una población de 100 millones de ese estado rural llamado Bihar serían 4.1% de las personas no 2.9% como dice este artículo. En el caso de niños con neumonia si las cifras son muy similares pues han
    sido atendidos hasta ahora 2.7 millones de niños para un 2.7%. Este programa sólo cuenta con 10 000 trabajadores de la salud muchos de ellos de formación informal en una provincia donde el 85% osea 85 millones viven en zona rural y el 55% vive por debajo del límite de pobreza y por ende este programa la propia web reconoce es insuficiente. En todo caso quizás yo no se leer bien pero me parece entender que este artículo deja entrever que apenas menos del 3% de los niños enfermos con estas 2 enfermedades han sido atendidos y realmente no es así pues esos números son absolutos referido al total de los 100 millones que viven en ese estado rural llamado Bihar. Lamentablemente la web no dice que porciento de los casos reales que ocurren representan esos 4.1 y 2.7 millones respectivamente. Mi médico de familia aquí es nacido y estudiado en la India (bueno a tanta insistencia de amigos e incluso mi
    supervisor decidí apuntarme u buscarme un médico de familia aqui) , muy buen médico por cierto según mi opinion y hasta ahora, y si algún día vuelvo a ir a su consulta y espero que no y lo recuerdo le preguntare por este programa a ver si conoce algo ye ilumina al respecto.

  • DE CUBA CON ♥ dijo:

    DIOS, LA BARBA Y LA QUIJADA.

    LOS TECHOS, LOS VIDRIOS Y LOS VECINOS

  • david88 dijo:

    Porque no criticas al gobierno Indi que es el responsable porque no halla salud pública gratuita????

  • alexanderglez dijo:

    Bell Canada, David88: Creo que el problema no está en esas cifras, sino en lo que se quiere demostrar. En Cuba, como dice el artículo, con menos hemos hecho más. Si usted me dijera que con 23 millones lograron ver esa misma cantidad de personas con Cáncer de pulmón, VIH o el Ébola, entonces tal vez sería para aplaudir. ¿Pero niños con diarrea o neumonía? ¿Además pagando por una consulta que muchas veces no pueden pagar? Eso es una burla a los pobres.
    El otro problema, eso es una forma de obtener dinero exento de impuestos.
    En Cuba por diarrea no se muere nadie y de neumonía tiene que ser alguien que no vaya al médico porque piense que es un simple resfriado. ¿Cuanto nos cuesta la consulta? Más que eso ¿Cuanto cuesta la prevención o el ingreso en el hospital? No creo que sólo sea una cuestión de números. Es también una cuestión de ética moral y de humanidad. La salud es un derecho humano. ¿Saben ustedes que los mejores especialistas dicen que la tecnología es buena, pero el mejor diagnóstico es tocando al paciente y reconociéndolo?

  • lidia dijo:

    Bill Gates es un millonario, pero no es el dueño de la india, ni su gobierno, el piensa segun vive, es el capitalismo el causante de todas esas dessgracias, pero lo que llama la atensiòn es que todos los paises van hacia ese sistema, los paises socialistas del antiguo campo socialista son capitalistas ahora, y los actuales paises socialistas tendriamos que analizarlos bien porque en su esencia en ellos de socialismo no hay nada, y si el capitalismo acaba con el mundo el socialismo real que se conoce hasta nuestros dias, asesino las eperanzas del mundo, porque lo hicieron mal, llevando a la miseria a sus pueblos, se adueñaron del destino de estos y el atrazo economico y social reino y reina en ellos, entonces es peor el socialismo que se ha exhibido en el mundo hasta hoy que el capitalismo, pues dejo al mundo sin esperanzas.

  • Juan Antonio Hernandez Caraballo dijo:

    “La verdad rompe el esquema…”

    Pobre y rico son emblema;
    soldado y médico, el puente;
    esclavo, el contribuyente
    y el vago, eterno problema.
    “La verdad rompe el esquema
    volviendo al grupo en chatarra”.
    Prenden en moderna farra
    los colmillos, el banquero;
    la pala, el sepulturero
    y el político, la garra.

    Ramón Espino Valdés
    Cuba/México.

  • josu dijo:

    Vosotros sois el mayor enemigo.Habeis conseguido educacion sanidad de calidad,pero los medios capitalistas cuba es el peor pais del mundo.Como van a explicar que un pais pobre y bloqueado sea capaz de dar educacion y sanidad a sus ciudadanos.

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Pascual Serrano

Pascual Serrano

Periodista español. Fue Director fundador del sitio alternativo en Internet Rebelión. Publlica habitualmente sus columnas en el diario español Público. Ha escrito varios libros sobre temas de periodismo, comunicación y política. En twitter @pascual_serrano

Vea también