Imprimir
Inicio » Opinión, Sociedad  »

Se me fue de las manos

| 30

Muchas veces escuchamos a los adultos hablar sobre la difícil tarea que implica la paternidad, cuando los cánones de vida han cambiado y la independencia más que un premio a la confianza y a la sensatez, ha devenido exigencia y reclamo de los jóvenes desde tempranas edades.

Precisamente, hace unos días escuché a una madre hablar sobre la irresponsable actitud de su hija adolescente, quien a duras penas culminó el 12mo grado este curso, y no logró aprobar los exámenes de ingreso a la Educación Superior.

Lo peor, afirmaba, es que el único objetivo de su primogénita era llevar una vida de ocio, que incluyera fiestas, novios, discotecas, maquillaje, y por supuesto, lujos y comodidades.

En medio de aquel discurso lleno de angustia, la señora dijo una frase que me impactó a tal punto que pasé el resto del día reflexionando al respecto: “(…) no sé cómo ni cuándo pasó, pero la crianza de mi hija se me fue de las manos”.

El caso no es único. Frases como esa se escuchan en reuniones de padres, en conversaciones laborales y hasta en cualquier esquina donde se junten dos cubanos de mediana o avanzada edad, quienes aseguran que en Cuba “se han perdido los valores”.
Tales aseveraciones se esgrimen de forma epidérmica sin analizar las causas del fenómeno y como consecuencia, no se tienen armas para entender o, al menos, canalizar lo que para ellos es un problema.

Nuestros abuelos y padres han sido protagonistas en la edificación de un proyecto social revolucionario, por el que fueron capaces de postergar muchos de sus sueños en aras de las necesidades colectivas de su tiempo, razón por la cual intentan a toda costa que los más jóvenes asuman sus mismas actitudes en un contexto que ya no es el mismo.

Asimismo, la dinámica de la época contemporánea ha relativizado la moral tradicional con tendencia al hedonismo, a la satisfacción de necesidades inmediatas y superficiales, y lo peor, esto ha sucedido ante los ojos de aquellos, sin que hayan podido evitarlo.

A la hora de hacer estos análisis no tienen en cuenta que las consecuencias del Período Especial y las influencias de un mundo globalizado han propiciado que no pocos asuman “el vale todo” como brújula de vida.

Lo que se califica como crisis de valores, según sicólogos y sociólogos, no es otra cosa que la desconfiguración de los patrones establecidos en relación con la moral, el pudor, el deber, los derechos, el respeto y otras normas de convivencia.

A esto habría que agregar el divorcio, el incremento de los hogares monoparentales, la convivencia de varias generaciones bajo un mismo techo, entre otros, como causas de los cambios y modificaciones que ha sufrido la familia en su estructura y funcionalidad, y podría ser en muchos casos, la respuesta a por qué desde la raíz no exista una correcta formación de valores y juicios.

La doctora Patricia Ares, conocida especialista en el tema de la familia cubana, asegura que la procedencia o no de una familia no tradicional no define quién eres o serás como individuo ante la sociedad.

De igual manera, agrega que en un estudio sobre familias funcionales con hijos activos en la participación social y padres integrados, se pudo constatar que ello estaba determinado por el amor, el respeto y la reflexión con los hijos: “Tenían rituales familiares, espacios familiares, había tiempo para la familia. Y eso es lo que hay que defender para contrarrestar las deformaciones”.

Dijo José Martí: “La casa es como un manantial perenne, de donde se sacan fuerzas diarias y nuevas, siempre frescas; y siempre poderosas para la batalla de la vida”. Cuando hagamos entre todos surtir ese manantial, jamás se perderán nuestros hijos.

Se han publicado 30 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • G11 dijo:

    Creo que este problemas va un poco más allá que culpar a la familia o hacer una lista de teorías de este o aquel profesor.
    Que los jóvenes no quieran estudiar puede estar determinado básicamente al hecho de que el salario en nuestro país no constituye la solución a nuestras necesidades básicas, la famosa pirámide invertida en la que un cochero, un camionero o un vendedor de frituras goza de una solvencia económica a la que no pueden aspirar Ingenieros, Licenciados u otros que optaron por el estudio y el trabajo estatal, hacen que los argumentos para convencer al joven choquen contra el muro que impone la cruda realidad, o en el mejor de los casos hagan como mi hijo que estudió se graduó de ingeniero, cumplió su servicio social y terminado este período me dijo “cumplí contigo viejo, ahora voy a lo mio que es lo que me va a dar lo que necesito” y está trabajando como chofer y que conste, no toma bebidas alcohólicas, no fuma, no le gustan las fiestas, así que no creo que en mi caso como en muchos otros se pueda decir “(…) no sé cómo ni cuándo pasó, pero la crianza de mi hijo se me fue de las manos” tema de análisis de María Carla OˊConnor, sino que faltan las motivaciones necesarias y aunque no pretendo justificar a todos los jóvenes ni a todos los padres, creo que este tema tiene muchas más aristas para un análisis mas profundo.

    • jotabb dijo:

      felicidades por su hijo que estudio de gratis una carrera de ingeniería y ahora quiere ser chofer para satisfacer sus necesidades personales…pero en realidad yo admiro al joven que estudio ingenieria y ahora está construyendo algo a favor de toda la sociedad, pese a los bajos salarios…..esos son los que a la larga se están hechando arriba a este país y los que yo personalmente más respeto y admiro, sin menospreciar a los trabajadores por cuenta propia, siempre que paguen sus impuestos a la sociedad, como en todos los países del mundo….
      saludos.

  • Ivan dijo:

    interesante reflexion, creo que aun en cuba en el 2015 la doble moral lacera mucho la formacion de valores en las personas

  • Lee dijo:

    Coíncido con lo expresado por la periodista. Actualmente existe una tendencia a culpar la sociedad, o a la escuela, cuando los culpables somos nosotros que no sabemos como educar nuestros hijos o la dinámica de la vida, el trabajo nos roba tiempo y no dedicamos a saber cómo piensan, con quien salen, que hacen en su tiempo libre.Tengo un hijo de 15 años y a veces es difícil pero conversamos mucho y trato de comprenderlo y tengo su confianza. hay cosas que aunque parecen insignificantes son importantes, por ejemplo en casa es sagrado el horario de de la comida no comemos hasta que estamos todos eso es un ritual sagrado al igual que el horario del NTV, (pueden estar viendo cualquier cosa pero a las 8 es el NTV)

  • grethel dijo:

    Me gustó mucho esta publicación. Es verdad que se han perdido muchos valores, el nivel de vida estresante que se está viviendo no puede dejarnos de la mano la crianza de los hijos. Sé que a esto influye las necesidades que se viven el día a día, pero debemos reflexionar (que muchas veces ni tiempo hacemos o justificamos que no tenemos) sobre lo que les va pasando a nuestras familias, los divorcios que influyen en la vida de los hijos, las responsabilidades que no se quieren asumir. A veces no hablamos, hasta en los mismo centros de trabajo, sólo pensamos que gritando nos hará superiores a otro, como la ley de la selva. Hay que trabajar en el amor, en inculcar valores, en no cerrarnos a aquellos que nos rodean, empezando por los hijos, los padres ancianos, que muchas veces más que las cosas necesarias y económicas que le podamos ofrecer o no (que no digo que no sean necesarias, claro que lo son), a veces lo único que necesitan en que le dediquemos 5 minutos de nuestro tiempo, que para nosotros es solamente 5 minutos, pero para ellos es más que eso, es hacerles ver que para nosotros son importante, que a pesar del problema o de decirnos como se sienten, que mejor que guiarlos nosotros, los que los amamos, los que vivimos pendientes de ellos. A veces necesitan más de nuestro ¨momento¨ para no olvidar que son importantes para alguien, que los quiere, darles un beso, no es algo tan difícil, pero sí tan necesario. Porque al final que es realmente lo que necesitamos, que nos quieran, nos lo demuestren, es la necesidad del hombre, saber que pertenece a algo, a alguien, que no está sólo.

  • ramón dijo:

    Muy buen artículo, se acerca Ud muy bien a las esencias de la época y coincidimos en que la “familia” tiene la clave de la solución, los valores de ese núcleo fundamental de la sociedad se trasmite con ejemplos más que con palabras, y ese muchacho y muchacha llegará a la adolescencia pareciendose a su época más que a su familia, pero con la indelebles marcas de lo que hayamos dejado en él: valores humanos, no imposiciones; razonamientos, conversaciones, más que satisfacciones de “caprichitos” a costa de nuestros sacrificios. Pero no cansarnos es nuestra tarea a cada uno en su hogar, le toca, continuemos recuerde a Martí: “Nuestro vino de plátano, y si sale agrio, es nuestro vino! Saludos de un educador que no se cansa.

  • Santiago de Cuba dijo:

    Este es un tema candente, polémico y controversial en nuestra sociedad, tan es así que cualquier información o tema de otra indole hubiera generado una lluvia de mensajes a esta hora. Es nuestra realidad y es penoso que con el arsenal científico técnico con que contamos no se vislumbre una solución a este espinoso problema a corto plazo. Nuestra niñez, adolescencia y juventud no tienen ante sí los mejores patrones(en cuestion de ejemplo) de conducta, no solo de la sociedad en general, sino del nucleo fundamental de la misma que es la familia; pero si una lluvia de EXIGENCIAS de haz lo que yo digo y no lo que yo hago….. Gracias a esta estudiante de periodismoa por este pequeño esfuerzo

  • ANA dijo:

    Maria Carla muy bueno su comentario, y concuerdo con la Dra. Patricia Ares creo debemos llamarnos a la Reflexion todos los PADRES pensar y meditar en la forma de crianza de los hijos/a, se lo digo porque yo como madre la que he pasado bastante con mi hijo solita, ya que no he tenido la ayuda ni proteccion de nadie el cual es varon y juzgo por mi pueda ser que el discrepe muchas cosas conmigo, pero son tantos los momentos dificles que hemos pasado y siempre juntos hoy por hoy le doy gracias al señor por dejarme disfrutarlo a pesar de sus enfermedades y sufrimientos que ha vivido a mi alrededor, pero sino le hacemos conciencia a los hijos/a desde su siembra, dificil que ellos escojan el mejor camino, una es el habito de estudio se conversa una vez y no se impone ni obliga ellos deben por si solo darse cuenta que el futuro hay que labrarlo, hoy por hoy habemos miles de familias donde ha sido dificil la convivencia con el padre por disimiles de cuestiones en mi caso el padre de mi hijo nos ha tratado de hacer la vida un INFIERNO y yo como Madre no he dejado que bajo ninguna crcunstancia afecte al mismo es decir he sido padre y madre, pero esto se lo debo a la familia que me crio, guio, enseño y educo, no crea que mi vida ha sido facil al contrario no tengo ni donde vivir, pero mi hijo ese amor esta por encima de todos los problemas que existan y a su vez quisiera darle un mensaje muy grande a los padres, recuerden que el estudio es una obligacion y aprobar un deber, no es para nosotros es para ellos mismos/a, es cierto que los tiempos cambian, evolucionamos, pero los Valores deben inculcarse desde que esta la raiz y CONVERSEN MAS, DEDIQUEN MAS TIEMPO A LOS HIJOS/AS, NO ES QUE SE VAN DE LAS MANOS, ES QUE LOS DEJAMOS IR, HAY PADRES QUE PASA EL CURSO ESCOLAR Y NO SABEN SI SUS HIJOS ENTRARON O NO A CLASES, SI HICIERON TAREAS, SU COMPORTAMIENTO JAMAZ VAN Y LES DAN UNA SORPRESITA POR LA ESCUELA YA QUE COMO TODOS ME HAN CRITICADO Y LO SEGUIRAN HACIENDO HOY POR HOY NO SOY SOBREPROTECTORA, SI PUEDEN CAMBIAR LOS TIEMPOS, PERO LOS VALORES NO HAN CAMBIADO PARA NADA, NO QUERRAMOS ESCUDARNOS EN QUE CAMBIAN LOS TIEMPOS, CONVERSANDO SE LLEGA A ROMA, EL HABITO DE ESTUDIO DE MI HIJO LO HIZO EL, SIN YO TENERLO QUE MALTRATAR NI OBLIGAR, AL CONTRARIO PARA NADA, EL SOLO SACO SUS CONCLUSIONES QUE TODODS DEBEMOS TENER UN FUTURO POR ESO HAY QUE ESFORZARSE DE SEPT-JUNIO, LUEGO A DESCONECTAR, ESE ES SU LEMA Y POR ESTO NO DEJA DE VER TELEVISOR O UN DIA MAS QUE OTRO DAR SU JUGADITA DE FUTBOLL YA QUE ESA ES SU VIDA, ASI QUE POR FAVOR, RECUERDEN QUE SE SIEMBRA UN ARBOL, SE TIENE HIJOS Y LUEGO ESCRIBIMOS UN LIBRO, PADRES ESA FRASE SE ME FUERON DE LAS MANOS LOS HIJOS, NO LUCHEN POR ELLOS/A, DEDIQUEN TODO EL TIEMPO DEL MUNDO, NO PIENSEN QUE TRAERLOS AL MUNDO ES LO QUE NECESITAN, NO DESDE EL PRIMER DIA SE COMIENZA Y VEREMOS QUE RESULTADOS, Y PARA CARLA LE DIGO NO SOY UNA VIEJA LO QUE CONSERVO LA EDUCACION Y SACRIFICIO QUE HICIERON POR MI. ESPERO PIENSEN MAS…………

  • maria loly dijo:

    Una buena parte de la presente generación se comporta sin valores, sólo piensan en ellos, creen que se lo merecen todos sin nigún tipo de sacrificio, para ellos lo individual está por encima de lo colectivo, es decir, la sociedad en su conjunto.
    Quiénes son los responsables? : la familia, la escuela, la sociedad en su conjunto.
    Existen hace rato en nuestro pais: hijos de privilegiados, hijos de marginados, hijos de la doble moral, hijos de corruptos, hijos de has lo que pregono en mi discurso, pero no lo que yo hago y disfruto. en fin, estamos poco a poco dejando morir a nuestro Apostol en cada uno de sus aniversarios.

  • ANA dijo:

    G11. DISCULPANDO SUS CRITERIOS CREO QUE USTED NO HA TENIDO EL MEJOR RAZONAMIENTO SOBRE EL MENSAJE U/O COMENTARIO QUE NOS DA MARIA CARLA, NO ES EL HECHO DE QUE ESTUDIE, SE PREPARE PARA LA VIDA Y DESPUES DE CUMPLIR CON SU SERVICIO SOCIAL, DECIRLE A UNO PAPA/MAMA CUMPLI, DE HOY EN ADELANTE VENDO FRITURAS, O ME PONGO A BOTEAR, O ME VOY PARA UN AGRO, PORQUE SINCERAMENTE DESPUES DE HABERME QUEMADO LAS PESTAÑAS LA CUENTA NO DA, EN ESTE ASPECTO ESTOY MUY DE ACUERDO CON USTED, EN ESE MOMENTO REFLEXIONA Y SIN ANALIZAR O PENSAR LO APOYA PARA QUE SIGA ADELANTE Y LUCHE SUS PESOS HONESTAMENTE, PERO EN ESTE CASO NO SE HABLA DE ESTO SINO DE SE NE FUE DE LAS MANOS, QUE EN LA VIDA REAL ES NO QUIERE ESTUDIAR, RECUERDE QUE EL OJO DEL AMO ENGORDA EL CABALLO Y SINO SE SALE ADELANTE ESTUDIANDO Y OBTENIENDO UN TITULO JAMAZ ERES NADIE EN LA VIDA, AQUI SE HABLA DE VALORES MORALES, PRINCIPIOS, TRATAR DE APOYAR A LOS HIJOS, LO CUAL USTED SI HIZO AUNQUE EN ESTE MOMENTO SU HIJO RECOJA BASURA EN COMUNALES Y SE SIENTA MEJOR REMUNERADO, PERO ES DECENTE EDUCADO Y LE DIO LA EDUCACION QUE DEBIA, CUANDO VAMOS A DECIR SE FUE DE LAS MANOS, PRIMERO REVISEN SUS AGENDAS LOS PADRES Y MADRES PARA VER EN QUE FALLARON USTEDES, NO DEBEMOS JUSTIFICAR LO MAL HECHO, NI LA CHAVACANERIA Y COMO SE DICE A LO CUBANO, LAS MALAS PALABRAS Y DESCORTESIA POR PARTE DE TODOS/A.

  • Lemt dijo:

    Muy logico lo expuesto. A mi modo de ver tiene mucho que ver la sociedad a parte de la familia , que si tiene un gran peso en la formacion de valores de la nueva generacion, el contexto puede cambiar pero el seguimiento no se debe perder. En ocasiones los padres se agotan y pierden las ganas de luchar contra las cosas negativas que los hijos hacen o que aprendieron en el día a día. No tengo hijos pero he visto situaciones de familia que a veces me pregunto ¿querre´tenerlos? Muchos hablan de la continuidad de la familia, que bonito tener un hijo pero si no estamos preparados para ese “seguimiento ” en todo momento es mejor no pasar por esa experiencia, ya que he visto mas disgustos que felicidad. Los que quieran tener hijos porque piensan que en la vejez se encargaran de mantenernos , que lo tengan, pero cuidado no siempre resulta lo que soñamos. No es lo mismo que cuando te casas que luego te puedes divorciar, pero cuando tienes hijos nunca te podras divorciar de ellos.

  • maria loly dijo:

    Algo que se me quedó en el tintero, del MAESTRO y PRECURSOR DE LA PATRIA: JOSÉ MARTÍ ,”La POBRESA pasa, LO QUE NO PASA es la VERGUENZA” .
    Y la VERGUENZA DE TODOS NOSOTROS, es la que se está perdiendo en nuestro PAÍS.

  • Miguel dijo:

    Los jóvenes no se van de nuestra mano, nosotros los soltamos esa es la dura realidad, no sabemos cómo o cuando penetrar en su mundo, establecer lazos tan fuertes que aún la distancia, el tiempo o la ausencia definitiva de un padre, haga que el hijo siga en lo fundamental y de acuerdo a su tiempo y realidad las enseñanzas recibidas. me pongo como experiencia lo hecho or mis padres y más llegado el momento lo realizado por mi con mi hija.

  • yo70 dijo:

    muy bno el comentario pero me gustaría que alguien hiciera un comentario o ánalisis cuando la situación es al revés ose que la familia es funcional,adolescente sin problemas y con todas las condiciones materiales y espirituales garantizadas y al final su actitud no es la correcta quiero decir no quiere ir a la escuela,fiestar,etc para mi cuando salen de la puerta para a fuera como que se contaminan osea la sociedad,el ambiente se lo traga

  • Marta dijo:

    Tema muy actual, muy importante y muy interesante. La vida no es en blanco y negro y hay muchos matices que la adornan. No tengo la experiencia sicológica para una valoración profunda del asunto, pero las experiencias de mi vida y de las personas que se mueven a mi alrededor me han hecho reflexinar sobre este asunto.
    Los problemas económicos de cualquier persona normal de este mundo son desde mi punto de vista, una influencia muy grande, la vida cambia y los jóvenes ven el mundo según sus criterios y su optica, y la familia influye con su educación, con su ejemplo, pero en ocasiones los caminos se tuercen donde menos te lo esperas y surge esa triste pregunta no sé cómo, ni por qué, ni cuándo pasó?
    Tengo una amiga madre de dos hijos, una adolecente de Secundaria y un pequeño de Primaria, el padre agarró un avión y perdió ademas de la Geografía la memoria, y de pronto una madre sin recursos, con grandes problemas económicos se enfrenta a trabajar con toda su alma para poder mantener a sus hijos y cuando la nena llega a los 14 años aparece un novio de familia poderosa, con carro, dinero y etc y le vira la vida al revés a todos. No hay conversación efectiva, no hay comunicación, no hay castigo, me consta el agotamiento de cuanto método existe y llorando mi amiga dice se me fué de las manos. No hay entendimiento de futuro, de estudios, de familia. Es triste pero esto sucede también y no ha sido por falta de ejemplo, enseñanza y lo peor es que es dificil ya arreglar.

  • danilo dijo:

    Fiodor Dostoevsky, escritor ruso, dijo algo así: “Para un hombre casado lo mas importante es la familia” No sé por qué cuando leí eso se me quedó profundamente arraigado. Creo que lo mismo se puede extender para cualquier hombre o mujer, casado o no, que tengan una familia. Todo lo demás es secundario y mientras no tengamos familias completas con mamá y papá en una relación basada en el amor, la responsabilidad y el compromiso, dedicándole el tiempo debido a sus hijos, no tendremos hijos con valores, ética y principios y a su vez, mientras no tengamos hijos bien educados tendremos una sociedad enferma.

  • Hugo Andrés Govín Díaz dijo:

    Me sumo al forista Lee. Los máximos responsables de la crianza de nuestros hijos somos su mamá y yo. Olvídense de sistema, período especial, bloqueo, internet y viajes interestelares. No suscribo ni una sola de las justificaciones que sobran por ahí, por muy académicas que sean. Si nosotros fallamos, todo el castillo de naipes viene abajo. Esa es mi opinión.

  • Rene1961 dijo:

    Todos los comentarios tienen gran cuota de razon, hay responsabilidades compartidas, familia, escuela, sociedad, lo cierto es que cuando la debacle del campo socialista, la caida de nuestra economia etc, el Periodo Especial nos hizo mucho, pero mucho daño, esa generacion que nacio a partir del 1989, y que hoy tiene mas de 25 años…que fue lo que vio……inventos, trapicheos, negocios ilicitos de todo tipo, y las mil maneras que se inventaron los padres en su gran mayoria para llevarles el sustento, aun en contra de sus principiuos y su educacion….muchos de esa epoca vieron y vivieron el que en Cuba se podia vivir de cualquier cosa, menos del trabajo, era mas jugoso y rentable…es duro pero la deformacion educativa, politica, ideologica, social y demas, junto a deficiencias como padres, educadores, veladores de nuestros hijos, nos hizo ver crecer un arbol y no saber como enderezar sus ramas, por descuido o lo que sea…hoy estamos pagando un alto precio, algunos nos rompemos la cabeza pensando…que se hizo mal…los cantos de sirenas de la sociedad de consumo, la mentalidad cambiada, es muy triste pero es la realidad, hoy muchos jóvenes ni se acuerdan de la fecha de nacimiento de sus padres, de los héroes patrios, de las festividades nacionales…pero están en lo ultimo de la musica, de la moda etc, termino diciendo que todas las medidas que se puedan tomar en todos los sentidos y ordenes, adaptándonos a la actualidad deben ser YA, si seguimos esperando sera tarde, y ese tarde tenemos que luchar porque no pase. Un abrazo de un Padre cubano hasta los tuétanos. Ahhh aclaro no son todos, confio en la juventud y el futuro.

  • teddy dijo:

    El problema no es que se nos van de las manos, sino que lo dejamos irse de nuestras manos, porque con que dinero van a la Discoteca, si ellos estudian y no trabajan, es con el que le damos y la entrada a la disco cuesta 3.00 cuc. o a una fiesta o sencillamente a sentarse al malecon. Con que dinero se paga el movil, o el tablet, o cualquier otro de los modernos dispositivos que hoy existen.con que dinero se pagan los ADIDAS; CONVERSE; etc, etc.
    Y no es el hecho de pagar estas vanalidades, sino es que muchas veces no se las merecen, porque no cumplen con lo que tienen que hacer.
    En mi tiempo, y no hablo de muy atras, esto era un premio que habia que ganarselo, los que estudiabamos teniamos que quemarnos las pestañas y sacar excelentes notas para que el fin de semana me dieran 20.00 cup, y eso era una vez al mes. Yo no podia decirle a mi madre, que era una simple obrera que queria un pitusa marca Lois de 150.00 pesos que se vendia en red de tiendas Amistad, o un pullover Lacoste de 40.00 peso, pero mi madre me enseño con la verdad en la mano, ella era la primera que me decia que su salrio no alcanzaba para eso. Y asi aprendi a saber cuanto cuesta producir un peso, y eso se lo he enseñado a mi hijo: yo te doy lo que esta en mis manos darte. Esos son valores que se enseñana tambien

  • Yaimi dijo:

    Este tema como ya han dicho es bien polemico, sobre todo por que en nuestra sociedad las necesidades pesan mucho. Yo tengo dos hijos una niña de 8 años y un varon de 10 años trato de enseñarles la educación y el respeto a todos, niños y mayores, que estudien para que sean alguien en la vida cuando sean mayores, que nunca es demaciado lo que se aprenda en la vida pues el saber no ocupa espacio, pero no es menos cierto que los mismos medios atentan contra lo que yo les enseño cuando ven que un rapero que no tiene educación que sus canciones cada vez son mas sucias tiene un súper carro ……… No es facil, le pido a dios que cuando mis niños sean mayores y les toque escoger una carrera no les pase como al hijo de G11 y que sean alguien por y para ellos no para complacerme a mi o pagarme los años de sacrificios que con todo el amor de mi corazón he vivido por ellos

  • Pauo dijo:

    Muchas veces los padres sobreprotegen a los hijos. Con el argumento de que “no quieren que pasen trabajo” Mi madre nunca me hizo una tarea escolar. Mi madre no me dijo “no vayas a la escuela al campo, te buscamos un certificado”. Mis padres no me dieron regalo alguno que no hubiera ganado con buenas notas. Y eran una secretaria y un dirigente, que a pesar de sus reuniones, siempre sacaba tiempo para el paseo dominical. Y cuando me marche a estudiar lejos, con 100 pesos, en pleno Período Especial, tenía que arreglarmelas. Claro, no había arrastres ni nada de eso…tres mundiales, y estabas fuera de la Universidad. Estamos sobreprotegiendo mucho incluso a los que ya no son tan niños…

Se han publicado 30 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

María Carla OˊConnor

María Carla OˊConnor

Es estudiante de Periodismo y colaboradora de Cubadebate.

Vea también