Imprimir
Inicio » Opinión, Política  »

Primeras huelgas de hambre en España ante una debacle (+ fotos)

En este artículo: España, Estudiantes, Huelgas
| 7
Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Por: Wendy Inarra (*)

Doce millones de personas viven en la extrema pobreza en España; se superan los seis millones de parados en el primer trimestre de 2013; los recortes en sanidad aumentan el riesgo de muerte de los pacientes críticos y de aquellos que cada vez se van quedando en asistencias de copago; en los centros sociales de beneficencia social, denuncian que miles de dependientes pasan hambre porque no tienen nada absolutamente que comer en sus hogares, cada vez hay menos estudiantes inscritos en las universidades y los que egresan deben migrar a otros países europeos porque trabajo, es lo que no hay.

Frente a este panorama las medidas que nacen espontáneamente de la gente de a pie están silenciadas, o porque una gran mayoría no les apoyan o porque los medios simplemente ni siquiera lo mencionan. Iniciativas como las de Jorge son las que dignifican el sentir de un pueblo indignado. Jorge terminó de estudiar Ingeniería de Caminos, Canales y Puertos en la Universidad de Burgos. Decidido y motivado está apostado desde el 12 de octubre en la céntrica Plaza Sol de Madrid en una de las primeras huelgas de hambre que se inicia desde que empezó la crisis. En especial para Cubadebate, manifestó que se niega a seguir tragando o ingiriendo comida alguna frente a la situación en la que está inmerso su país. “No pienso probar bocado alguno, no podemos tolerar más esta situación que estamos viviendo. Trato de generar una reacción en la ciudadanía, porque estamos como dormidos, como acomodados, nos movemos por miedo, ese que ha impuesto el Gobierno con sus leyes sin que ni siquiera consultar. Nos estamos resignando a no cambiar nada ante semejante crisis. ¿Qué nos está pasando? Todos los días pisotean nuestros derechos y nuestra dignidad. ¿No podemos unirnos y cambiar esta situación? La idea utópica que tenemos es que este Gobierno dimita y que la ciudadanía reaccione frente a mi huelga de hambre que es un sacrificio por todos los españoles que sufren hambre y no tienen donde dormir. Se presentaron con un plan de Gobierno que han incumplido descaradamente y no lo han hecho en uno o dos puntos; sino, que no han desobedecido a todo lo que dijeron. Esta huelga tiene que ser el detonante social. Me respalda la gente sobre todo a través de las redes sociales. Hay bastantes personas siete u ocho conmigo; pero no me atrevo a decir que todos están en huelga de hambre, no lo sé, hasta que punto su compromiso es real, esto es algo muy serio. Tiene que ser meditado y pensado, no es decir me pongo en huelga de hambre y ya está. Todo aquel que se sume a esta causa es bienvenido”.

Hubo alguna reacción de algún medio de comunicación frente a la iniciativa de Jorge, pero siempre las tachan de anti sistema, a lo que Jorge respondió: “No se trata de que seamos anti sistema, si el sistema ya no funciona, ya no se puede seguir así o apoyarlo porque no está bien hecho, es un total fracaso. No se puede permitir que la gente se muera de hambre o que se quede en la calle sin casa, o que la gente joven este yéndose del país a buscar trabajo y futuro, es una situación que no gusta a nadie y estamos hartos. Y de que los medios hablen de esto, nada, porque la noticia puede crecer y nosotros recibiríamos apoyo, pero nada, nunca dicen nada de nuestras iniciativas. Porque seguro que les duele que la prensa extranjera hable del tema. Es decir que desde afuera se hable, de algo que aquí ni siquiera se está mencionando. Todos los medios de comunicación están controlados por el poder económico y este no quiere cambiar las cosas porque ahora es cuando se están beneficiando de esta situación y por eso no quieren mostrar decisiones como éstas porque ocasiona reacción y el acompañar de la gente”.

Alex fue el primero en sumarse a la huelga de hambre que Jorge había iniciado. Alex es madrileño, un joven de 24 años del barrio de Moratalaz, también parado y cursando un grado superior. El día 13 de octubre decidió acompañar al bilbaíno con el objetivo de “que la gente despierte, que reaccione y diga basta ya a estas cosas que estamos viviendo, que parece que nos pinchan y no nos duele. Jorge esta reivindicando toda la situación actual que el Gobierno está implantando como un total y cruel dictadura; así es como está tratando el gobierno a nuestra sociedad, es deprimente como se están recortando todos los días los derechos a la población. Hay gente muriéndose de hambre y prefieren recortar. El punto, más importante, es que la gente tome conciencia, que se den cuenta que estamos comprometidos con esto y que hay que cambiarlo. El segundo punto, es la dimisión del Gobierno actual, tanto de la oposición y de todos los partidos políticos que no hacen nada por lo que merecemos. Somos siete y estamos luchando para que todos los partidos políticos hagan algo por la mayoría. Esperamos que la huelga de hambre sea una iniciativa que se extienda en toda España. Viene mucha gente a alentarnos, la mayoría somos estudiantes y trabajadores jóvenes, somos Jorge, Alex, José Manuel, Antonio, Gisela, José Luis y Juan”.

Desde que el pasado 12 de octubre el joven bilbaíno Jorge Arzuaga decidió iniciar su particular huelga de hambre en la Puerta del Sol como protesta contra el Gobierno. En Sevilla por ejemplo, según el periódico en su versión digital Andaluces.es apuntó: “Mané Flores un parado inicia una huelga de hambre en Sevilla, el motivo principal es para encontrar un trabajo. Ataviado tan solo con un saco de dormir y una pancarta en la que se puede leer su demanda, “por un trabajo digno”, Mané Flores ha iniciado una huelga de hambre en Sevilla. Después de tres años en el paro, y empujado por la desesperación, Flores se plantó en la céntrica plaza Nueva, frente al ayuntamiento sevillano. Mané manifestó que para que todo el mundo pueda verme, y que nadie me acuse de comer a escondidas, estoy aquí en plena calle.

El último trabajo de Flores, de 49 años, fue como instalador de telefonía, pero destacó que ahora está dispuesto a trabajar “de cualquier cosa, también podría hacer de camionero”. Desde que inició su protesta ha recibido la visita de amigos, también de desconocidos, que se paran para dedicarle palabras de apoyo. “La primera noche ha ido bien, sin ningún tipo de problema”. Avisó de que, hasta que no consiga su objetivo, seguirá en huelga. Flores, que tiene dos hijos, guarda la esperanza de que alguien lo vea y le ofrezca un trabajo. Lo de entregar el currículum o buscar trabajo a través de amigos, conocidos y empresas de trabajo temporal no le ha dado resultados en todo estos años. Bebidas con azúcares y sales minerales es lo único que ingiere. Según Mané, la iniciativa del joven bilbaíno no ha influido en su decisión. “Ya la tenía pensada de antes, ha sido una coincidencia”.

Día a día. Mañana, tarde y noche. En el desayuno, en el almuerzo y cena. A cada momento las noticias en los informativos -no en todos, debido al control mediático que existe en España- son desastrosas. Nacen nuevas leyes, reformas, recortes que victiman al pueblo, de la edad que fuere, sin distinción de sexo, formación u ocupación; desde luego, todas nacen en el Parlamento Español sin consulta alguna. La única respuesta de los políticos son recortes y más recortes, el credo que rezan todas sus acciones gubernamentales. Frente a un panorama desastroso la movilidad de la gente está censurada. Por ejemplo, en el más céntrico sitio madrileño, Plaza Sol, ya no se pueden hacer las protestas grandes como aquella con la que nació el movimiento 15M. Es por eso que los siete de la plaza Sol, están con sus carteles sobre el suelo. En Madrid, tampoco se puede pedir limosna en las puertas de los supermercados; no se puede sacar comida de la basura; no se pueden acomodar autos en la vía pública; no se puede mendigar, prostituirse y dormir por las calles. Tienen todas esas acciones una multa de 750 Euros. ¡Si hacen todo aquello, la explicación es porque no tienen para sobrevivir y una multa de esa índole es injusta!

Sobre la multa que los policías deberían hacer a los que duermen en las calles porque no tiene donde hacerlo, porque seguramente han perdidos sus casas hipotecadas, la versión digital del periódico Diariocrítico.com, advirtió “La policía alucina con las nuevas normas en Madrid: ¿Cómo vas a multar a alguien que pide limosna? Julián Leal, portavoz del Colectivo Profesional de Policía Municipal, sindicato mayoritario, lamenta que con esta ordenanza los agentes van a parecer meros recaudadores. Ve además difícil demostrar ciertas conductas que serán objeto de infracción: “¿Cómo se sabe si el cliente le está solicitando un servicio a una prostituta o simplemente le está pidiendo la hora? Para probar eso no sólo tienes que mirar, también tienes que escuchar. Ya con el botellón a veces nos resulta difícil demostrar que es alcohol lo que se bebe, demostrar esto será peor”. Leal también critica las sanciones para los mendigos: “¿Cómo vas a poner una multa a alguien que pide limosna para comer? No tiene sentido” El portavoz de CPPM considera que, aunque entre en vigor la normativa tal y como está, “muchas de las multas no se cobrarán”.

Un panorama que desespera, Jordi Évole conocido y destacado periodista español escribió un artículo hace poco en el que indicó “Cuando los ciudadanos de un país son cada vez más pobres, el fracaso de sus políticos es cada vez mayor. Es indiferente el color político, porque la pobreza los destiñe a todos. De los políticos se esperan soluciones, dimisiones o, por lo menos, mil perdones. Yo aún espero que alguno pida perdón por no saber o no poder erradicar la pobreza, esa pobreza severa que está condenando a tantos a tener una vida en blanco y negro. Son demasiados los sin trabajo, sin techo, sin casi nada”. Definitivamente son interminables las personas quienes día a día se convierten en seres humanos sin derechos, sin voz, obligados a obedecer a un Gobierno que incumple todo lo que predicó en su plan inicial. Qué por encima del mismo ser humano, éste prefirió salvar al capital y a sus mercados, cuando entregó 22.000.000.000 de Euros de dinero público a la banca privada, ocasionando la dictadura bancaria jamás vista en la historia de España; motivo por el cual en las sociedades españolas es cada vez más visible la gran escala: la gente de a pie cada vez más pobre y los ricos más ricos.

(*) Es estudiante boliviana del doctorado en Procesos de la Comunicación en la Universidad de Sevilla, España.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Foto: Wendy Inarra/Cubadebate.

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Marcos dijo:

    Muy sugerente el cartel ¨Nos duele el hambre, nos mata la indiferencia¨, creo que todo el pueblo español debe seguir exigiendo al gobierno para que se tomen medidas decisivas para terminar con esta crisis.

  • joe dijo:

    -¿Qué tal vamos vecino?
    -Tirando, tirando, ¿y usted?
    -Aquí andamos
    -¡¡¡Ha visto que ha vuelto La Belén Esteban!!!
    -Si…, y que gordita está.
    – Bueno.., lo dejo que me voy a ver al madris, le mantendré informado.
    – Buah, a mi me da igual, yo soy del Barça.

  • Fongo dijo:

    Heeyyyyyy!!!! El del telefonito ¿Qué no estais en Huelga?

  • Joker dijo:

    Pienso que la huelga de hambre puede que despierte lástima en ciertos sectores de la sociedad y tenga efectos sobre la demanda que el huelguista esté realizando, sobre todo si es alguien famoso que tiene el respaldo de muchos (Mella, Gandhi y otros), pero sino, no se logra nada. El luchador, aquella persona que quiere exigir derechos tiene que estar fuerte física y emocionalmente para emprender sus batallas y lograr su victoria. El hambre debilita el cuerpo y la mente, y para ganar una guerra hay que estar bien fortalecidos. No por gusto matar de hambre y necesidad a todo un pueblo ha sido la estrategia por muchos ejércitos cuando han sitiado ciudades y fortalezas, el propio EUA con su bloqueo pretende hacer lo mismo con Cuba y asi rendirnos. Pero a pesar de que muchos no lo han logrado (por estrategias de los sitiados que han contrarestado los bloqueos), no creo que dejarse morir de hambre sea la solución para vencer.

    • susana dijo:

      y Ghandi?

  • próspero dijo:

    Qué bueno!

    Por fin, se está empezando a ver que en España, también hay gente pensante. Que les corre sangre por las venas! Ya me parecía, que ese pueblo estaba aletargado, dispuesto a morir por inanición…….Pero no! Parece, que ha comenzado a reaccionar!

    Bienvenidos al grupo de los seres humanos, dispuestos a liquidar lo establecido! Por inhumanos! Para que se acaben los privilegios de unos pocos, contra el hambre y la desidia de los muchos.

    Adelante….La humanidad sensata de este planeta, está con ustedes!

  • jorge dijo:

    No hay mayor injusticia en este mundo que faltar a la verdad. Es decir, MENTIR.
    un articulo que empieza “Doce millones de personas viven en la extrema pobreza en España”… MAL empieza.
    son 3 y no 12 (para algunos solo sera un error en un numero, para mi es empezar mintiendo). Y eso hace que no siga leyendo el resto del articulo, porque no sabre si lo que leo es cierto o mentira.
    En estos casos uno espera una respuesta del tipo “pedimos disculpas, corregimos el error”, pero sabe que esas cosas rara vez funcionan.
    Mejor que la gente piense que 1 de cada 4 españoles es ultra pobre.

    ASI NO CAMBIAMOS EL MUNDO.

    “En vez de amor, dinero o fama, dame la verdad”. Henry. D. Thoreau

Se han publicado 7 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también