Imprimir
Inicio » Opinión, Medio Ambiente  »

El crudo y el terrorismo ambiental

| 9

Por Juan Marrero

Siempre se ha dicho que detrás de cada guerra contemporánea, de una manera u otra, están el petróleo y las compañías transnacionales. Así fue en el Golfo, en Iraq y en Afganistán. Por apoderarse de ese recurso natural, explotarlo y saquearlo, o controlar los mercados, los imperialistas emprenden, sin piedad ni remordimientos, guerras que dejan centenares de miles de personas muertas, heridas o mutiladas, como ha ocurrido en Iraq, destruyen ciudades enteras y dejan a los pueblos sin viviendas, sin agua potable, sin alimentos, sin hospitales ni medicinas,  los hunden, en fin, en la más profunda miseria, en el hambre y en la desolación.

Y no obstante por el mundo, en las páginas y espacios de los grandes medios de comunicación no se deja de hacer propaganda a cada minuto sobre que el capitalismo, su sistema político, su economía de mercado, su desarrollo armamentista para garantizar “la democracia y la libertad”, su filosofía egoísta e individualista, son los ejes salvadores del futuro de la humanidad.

La voracidad de las transnacionales petrolíferas lleva a una guerra, no pocas veces silenciosa, que también va acompañada de sangre, lágrimas y destrucción. Mata a trabajadores, a poblaciones enteras y causa gigantescos desastres ambientales.

Precisamente, en estos días, somos testigos de lo que ocurre en el Golfo de México luego de la explosión ocurrida en una plataforma en alta mar de la British Petroleum, uno de las empresas poderosas de la explotación petrolífera, que solo en el primer trimestre del 2010, había logrado ganancias superiores a los 6 mil millones de dólares. No son pocos los que atribuyen a la no observancia de medidas de seguridad tal desastre que, como consecuencia, ha ocasionado un impacto para la pesca y el turismo en la medida en que la “marea negra” avanza hacia la costa de Luisiana, en el sur del territorio de los Estados Unidos. Algunas informaciones señalan que entre los culpables del desastre está la empresa contratista Halliburton, propiedad del ex vicepresidente norteamericano Dick Cheney, que no selló debidamente el pozo.

Lo ocurrido en el Golfo de México se considera un desastre muy superior al causado por el buque Exxon Valdez, de la petrolera Exxon Mobil, que chocó con un arrecife en Alaska, en 1989, y originó el derrame de 50 000 toneladas de hidrocarburo sobre el mar.

Como consecuencia de tal derrame murieron 250 000 aves marinas,  2 800 nutrias, 300 focas, 250 águilas de pico blanco y quedaron envenenados miles de millones de huevos de salmón y arenque.

Del pozo averiado en el Golfo de México están saliendo 4 millones de litros por día. Ya hay una mancha en el mar que abarca casi 10 mil kilómetros cuadrados. Sellar el pozo, que está a una profundidad de un kilómetro y medio, podría tardar 90 días. De cumplirse tal pronóstico, quedarían flotando en el mar 360 millones de litros, casi nueve veces más que el crudo derramado por el Exxon Valdez.

Y también en estos días ha renacido con fuerza un litigio entre otra poderosa transnacional petrolera, la norteamericana Texaco-Chevron, y organizaciones sociales de la Amazonia ecuatoriana, en parte debido a una película documental, realizada por el cineasta estadounidense Joe Berlinger, que bajo el título “Crudo” se exhibió primero en festivales en Estados Unidos y Gran Bretaña, y ahora en Quito, Guayaquil y otras ciudades ecuatorianas.

La película ganó mayor relevancia cuando la petrolera Texaco-Chevron ha desplegado todo su arsenal económico, mediático y jurídico para tratar que el cineasta le entregue cientos de horas de películas filmadas, que no se utilizaron en el documental Crudo, para usarlas en su favor en el litigio con más de 30 mil pobladores de la Amazonia ecuatoriana que reclaman una indemnización de 27 millones de dólares de la transnacional por la contaminación causada en la explotación del petróleo en un territorio de más de 4 mil kilómetros cuadrados.

Acogiéndose a la Primera Enmienda de la Constitución de Estados Unidos, el cineasta Berlinger se niega a entregar esas filmaciones. Su documental muestra la cruda verdad de la contaminación, de lo cual la Texaco-Chevron, que explotó el petróleo en esa zona desde 1964 a 1990, no se considera responsable.

El actual gobierno del Ecuador, encabezado por el presidente Rafael Correa, se ha solidarizado con las comunidades indígenas que presentaron la demanda contra la Texaco-Chevron. “Hay transnacionales que se creen imperios -declaró Correa a Telesur–. Miran a las naciones de América Latina con poco respeto. Creen que pueden pisotear nuestra dignidad y soberanía. Quieren pulverizar a nuestro país y deslegitimar el juicio que le pusieron algunas comunidades de la Amazonia. Hay seis etnias afectadas por tal contaminación, y una de ellas, la tetete, ha desaparecido”.

Texaco vertió deliberadamente miles de millones de desperdicios tóxicos en la Amazonia, y desde ellos se siguen filtrando toxinas a los suelos vecinos, al agua subterránea y a las cuencas acuíferas. Todo eso ha afectado tierras de cultivo y causado numerosas enfermedades, entre ellas leucemia, cáncer en mujeres jóvenes y muertes prematuras.

Correa también expresó en la misma entrevista:  “Las compañías petroleras todavía siguen haciendo lo que quieren. Pero en esa época realmente era la ley de la selva. No había procesamiento de residuos, de aguas contaminadas, todo se botaba a los ríos, se hacían lagunas totalmente antitécnicas. Usted puede ir a la Amazonía ecuatoriana y de repente enterrar la mano en un terreno y la saca llena de petróleo. Dejaban botado el petróleo ahí, con total impunidad. No había control del estado y estas compañías claramente abusaron del país. Estas compañías han hecho de nuestro país, algo que nunca se hubieran atrevido a hacer, ni de lejos, en los Estados Unidos. Y ya es hora que respondan frente a la justicia”.

No es fácil, claro, que se haga justicia, porque compañías como la Texaco-Chevron compran jueces y actúan con suciedad para evitar que se les coloque en el banquillo de los acusados.

La transnacional también niega que sea responsable de las frecuentes muertes ocurridas en esas comunidades indígenas. “La gente muere por la pobreza”, así dicen las campañas mediáticas de la Texaco-Chevron. Es indignante y hasta asqueante que empleen tal ironía para intentar defenderse ante la opinión pública.

De una poderosa empresa transnacional capitalista no puede esperarse otra cosa, más aún si se anda en busca de explotar y saquear las riquezas petrolíferas de otros pueblos o de controlar su refinación y comercialización. Lo que le ocurra al medio ambiente, no le importa;  como tampoco si para obtener grandes ganancias hay que librar guerras, causar muertes o destrucción.

Son, en dos palabras, terroristas ambientales.

El crudo y el terrorismo ambiental

Infografía del avance del crudo en el mar del Golfo de México

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Jose Luis dijo:

    Sr periodista esta no es “Terrorismo”Es un accidente y la BP esta perdiendo millones cada hora y le costara miles de millones mas.La Exxon pago miles de millones y aun continua pagandole a Alaska.Sin esas perforaciones,que se haran en Cuba tambien,el precio del petroleo estaria mucho mas alto de lo que esta ahora y nos perjudicariamos todos.El medioambiente es valioso,no hay duda,pero sin el hombre no tendria sentido.

  • Gilgadu dijo:

    La responsable Texaco-Chevron le atribuye las enfermedades y problemas que padece Ecuador a la pobreza y no a sus actividades allí. Pero acaso el propósito, al menos el eslogan corporativo, no era que ellos traerían prosperidad? Es la prédica del neoliberalismo, afuera el Estado! Pero Estado sí para salvatajes a bancos e industrias como General Motors, Boeing, General Electric, AIG, etc… Estado sí para invadir naciones y dar contratos sin subastas! Estados sí para excluir a inmigrantes y mantener los salarios bajos! Privatizar las ganancias y socializar las pérdidas, esa es la fórmula del éxito carajo! Como dice el Presidente Correa, en EEUU lo pensarían varias veces antes de cometer sus fechorías pero en el Sur es un bizcocho (por ejemplo en EEUU hay una escasez de refinerías…). Estoy de acuerdo que es terrorismo, es negligencia criminal, en formas múltiples. Como anda la cosa, la BP sólo será responsable de pagar una parte, exigua en comparación, el resto vendrá del contribuyente por medio del gobierno (i.e. impuestos, bonos) y precios más altos de combustible (antes estaban altos por la especulación), sin hablar del coste ambiental, de enfermedades y la muerte de animales, pérdidas a la pesca y el turismo. Es terrorismo ya que también pudo evitarse, así que hubo cierta premeditación, como la hubo cuando abandonaron a su suerte a los residentes de Louisiana y otros durante el huracán Katrina (he oído de ciertas “ideas científicas” donde para debilitar huracanes, dispersarían aceite sobre el mar para que no se alimente del agua… Para el 2010 pronostican una temporada de huracanes muy fuerte…). ¿Y por qué hace días que prohíben fotos actualizadas de la mancha de petróleo? En el Golfo, las válvulas que podían cerrar ante un posible derrame, aparentemente no fueron instaladas, para ahorrar dinero.. Cada una cuesta aprox. ½ millón de dólares, y la decisión de no instalarlas aparentemente fue tomada durante la administración criminal bush-cheney (hombres de negocio y petróleo como el zorro vicente en México. En las caídas Torres Gemelas de N.Y. los dueños no habían ‘fabricado’ suficientes escaleras, ya que éstas no rinden dinero como las oficinas..). No creo que el autor aquí está en contra de la explotación petrolera, sino que las trasnacionales, bajo la rúbrica capitalista, actúan con sus intereses en mente, y estos intereses no son los de la mayoría, aunque pretenden ligarlos.. Recuerdo que el Presidente Evo Morales dijo (no recuerdo dónde fue) que la Madre Tierra ha existido antes del ser humano y después de, que no nos necesita, en cambio el ser humano depende totalmente de la Madre Tierra, no puede vivir sin ella. No soy santulario, ehmm, pero Mateo 16: 1-4.

  • Voz popular dijo:

    Vamos José Luis. Usted es un defensor acérrimo de las transnacionales petroleras. Mucho más que cualquier periodista europeo o estadounidense. Eso no fue accidente. está documentada la larga historia de la British Petroleum como depradadora, sobornadora y saqueadora de recursos naturales. No es el primer desastre que causa. No tomaron las medidas de seguridad y ahora quieren comprar voluntades. Eso lo dice la prensa de Estados Unidos. No quiera usted defender lo indefendible. Yo quisiera que todo eso que puso en este foro de CUBADEBATE lo mandara a un periódico de Estados Unidos. Ya vería usted todo lo que se le vendría encima. BP y Exxon son depredadores y no hermanas de la caridad.

  • Jose Luis dijo:

    El derecho a replica.Sr voz popular defiendo la verdad tal como yo la percibo pero no me creo propietario absoluto de ella,defenderia alas companias,brasileras,canadiense,hindues,china etc que tienen concesiones petroleras en Cuba en caso de un accidente y fueran acusadas de terroristas.El que parece tener un problema con el periodismo europeo y norteamericano es UD.Esa misma opinion la enie al New York times y al Washgton Post,hace unos dias y hasta ahora nada me “Ha venido encima”.Son medios, como Cubadebate, que respetan y estimulan la diversidad de opinion.

  • Voz popular dijo:

    José Luis, díganos la fecha de publicación de su opinión y los periódicos en donde fue publicada.

  • jorge L. Guerrero dijo:

    Este problema es bien claro, estas compañias son depredadoras del medio ambiente, eso es indiscutible, las razones sobran, a travez de los sucesos ocurridos en diferentes partes del mundo, esta claro y sin discusion, que las compañias que perforen en cuba, si cosa como estas llegaran a suceder, serian reprochadas, criticadas y castigadas eso no hay dudas, donde hay dudas de poner manos fuertes y multas bien duras, es en washington, ellos a la invercion no le ponen leyes fuertes para que permanescan alli y sacarle billetes, claro esta que es irrisorio que 75 millones sea lo que tenga que pagar la B.P, es una suma ridicula, cuando miles de miles seran afectados, el turismo, los negocios costeros, los comercios, las grandes perdidas en la cadena alimentaria, por demas todas esa compañias, son depredadoras de la MADRE TIERRA, son terroristas ecologico, asi es.

  • Voz popular dijo:

    José Luis, yo lo invito a usted a leer la nota http://news.yahoo.com/s/ap/20100511/ap_on_bi_ge/us_gulf_oil_spill donde podrá ver como las compañías involucradas en el derrame petrolero buscan evadir su responsabilidad. Además sirven para descubrir su perverso historial. Y sigo esperando que me de la fecha y periódico en donde publicaron su opinión.

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    Que tanto vale la gente, que pudiera importar un muerto más o un muerto menos a causa de accidentes petroleros en uno u otro lugar del mundo, ya sea EE.UU. Irak, el Golfo Pérsico o el Golfo de México. Saquen la cuenta y verán que los dueños son más o menos los mismos y están atados por el cordón umbelical del capitalismo corruptor. El escándalo es muy inferior a los escándalos que se formaron por por las infidelidades de poder cuando Nixon o cuando querían jusgar por sobornar a señoritas en la Casa Blanca a Clinton. Que hay detrás de lo que ocurre en el Golfo y de la B.P. al decir de los propios empresarios, lo que hay es una oportunidad de negocio. Se sabe que en el Golfo sigue habiendo abundante petróleo y que hay que invertir mucho más de lo que se ha invertido y que para ello hay que poner los millones. La oportunidad no sde la pierde el gran capital y la campana con cemento o con acero resultará, no para evitar los muertos, para garantizar el capital y ni pensar en las cortes. Si el imperio es capaz de silenciar la Corte Universal e ignorarla, declarar guerras sin consultar a las Naciones Unidas y se da el bombo de prometer cuando viene un cambio de gobierno en no arriesgar vidas de norteamericanos ni ingleses y luego que pasan estas se limpian con el períodico que transmitió la noticia. Podrá dolerle que mueran las aves acuáticas y las especies que resultan alimento y cadena alimenaria para la supervivencia humana y animal. La reacción hasta ahora es de puros animales que se miran a las caras y solo se saca cuentas de cuánto pudiera costarle eso al negocio. Pregúntenle al General que ahora comanda la inteligencia cibernética y tengan cuidado no desaparezca algún satélite aún de los aliados. !Que mundo el del capitalismo y como que agoniza, no esperemos reacción positiva, qué mundo el del imperio!.

  • Celia E. Cadaval Alfonso dijo:

    Hemos visto hasta dónde ha sido capaz de llegar el imperio para enriquecerse y lograr sus sórdidos propósitos. Ha sido capaz de hacer grandes sacrificios para justificar sus acciones y planes macabros, que quienes los sufren son los pobres e inocentes, como sucedió con las torres gemelas, para así justificar la intervención militar en Afganistán y luego en Iraq; y precisamente por petróleo. ¿Sería este realmente otro lamentable accidente?

Se han publicado 9 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Juan Marrero

Juan Marrero

Periodista cubano, vicepresidente de la Unión de Periodistas de Cuba

Vea también