Inicio » Opinión  »

Europa vacilante y omisa ante revelaciones del “Rey de la guerra y la tortura”

7 septiembre 2006

El jefe del régimen norteamericano, George W, Bush,  volvió a hablar, esta vez admitiendo que Estados Unidos tiene cárceles secretas en otros países,  mientras Europa se ha mostrado vacilante y omisa ante las afirmaciones del “Rey de la guerra y la tortura”.

Las declaraciones de Bush, quien justificó que Washington mantenga prisiones clandestinas en el mundo, sin nombrar los países en que se encuentran, pusieron contra la pared a los gobiernos del llamado Viejo Continente, los cuales hasta el momento han negado su posible contubernio con la Casa Blanca en ese repugnante episodio.

La postura vacilante y omisa ha sido otra vez la formula escogida por  Europa para esconder su denunciada complicidad con Estados Unidos en los escandalosos asuntos de las cárceles y de los vuelos secretos de la Agencia Central de Inteligencia (CIA), estos últimos destinados a trasladar a centenares de reos, detenidos por presuntos terroristas, y quienes permanecen en un limbo jurídico.

Alguna que otra autoridad del Viejo Continente se refirió este jueves a las revelaciones de Bush, pero en ningún caso ha habido una respuesta contundente a las macabras y comprometedoras expresiones de ayer del actual inquilino de la Casa Blanca.

Tampoco los europeos se han pronunciado con firmeza contra las flagrantes  violaciones de los derechos humanos que comete Washington en las citadas cárceles clandestinas, donde el uso de la tortura es una práctica cotidiana.

La conocida débil conducta de Europa ante Estados Unidos no solo pone en tela de juicio al denominado Viejo Continente, sino que permite además que el régimen de Bush haga caso omiso a la reiterada demanda mundial de que Washington cierre definitivamente la cárcel que mantiene en la ilegal base militar de Guantánamo, en territorio cubano.

Precisamente, el “Rey de la guerra y la tortura” reiteró la víspera, con total irrespeto hacia Europa, y en franco desprecio y desafío a la comunidad internacional, que la prisión de Guantánamo continuará funcionando.

Sin duda alguna la impunidad de Bush es cada vez mayor en la misma medida que Europa es más complaciente con Estados Unidos, a la vez que el Viejo Continente se compromete más con las atrocidades de la actual administración norteamericana.

Patricio Montesinos

Patricio Montesinos

Periodista español residente en La Paz, Bolivia. Es corresponsal de Cubadebate.