Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Estados Unidos se despide del 2018 con el gobierno a media máquina

| 6 |

Casi 800 mil funcionarios públicos se encuentran vacantes por el cierre parcial. Foto: El Universal

Estados Unidos despide 2018 con un cierre parcial del gobierno que llega hoy a su décimo día debido a las continuas diferencias en torno al muro fronterizo exigido por el presidente Donald Trump.

Desde el 22 de diciembre un cuarto de los departamentos y agencias federales del país se quedó sin fondos luego de que el Congreso no logró aprobar una normativa de gastos destinada a garantizar el financiamiento de esos organismos hasta inicios de febrero próximo.

La situación se generó ante la negativa de los demócratas a autorizar cinco mil millones de dólares para la barrera que el mandatario republicano quiere edificar en los límites con México, y la oposición de Trump a promulgar cualquier ley que no contenga esa suma para el muro.

El Senado se reunirá este lunes, pero solo para una sesión pro forma de pocos minutos, por lo que no se espera ningún debate de la legislación que podría poner fin al cierre parcial hasta la tarde del miércoles, cuando los miembros de la Cámara Alta volverán a darse cita en el Capitolio.

Ni siquiera ese día hay prevista una votación sobre el tema, por lo que todo parece indicar que la cuestión deberá ser resuelta por el nuevo Congreso que se instalará el jueves, en el cual los demócratas tomarán el control de la Cámara de Representantes.

Durante los días que ha durado el cierre, el jefe de la Casa Blanca, quien suspendió sus vacaciones de fin de año en Florida, ha recurrido repetidamente a Twitter para culpar al partido azul de la situación y ha abogado por el muro de todos los modos posibles.

Incluso, llegó a decir que muchos de los trabajadores federales afectados por la paralización del 25 por ciento del Gobierno -unas 800 mil personas- estaban de acuerdo con que continuara el cierre mientras el Congreso no le diera al presidente el dinero para la obra.

Tal pronunciamiento fue rechazado por la Federación Americana de Empleados del Gobierno, el sindicato federal más grande del país, cuyo titular, Jeffrey David Cox, manifestó la semana pasada que los trabajadores están ansiosos de volver a sus labores y se oponen al uso de los cierres como vía de resolver disputas políticas.

Luego de reunirse ayer con Trump, el senador republicano Lindsay Graham reiteró que el jefe de Estado no aceptará ningún acuerdo que no incluya los fondos para levantar la pared, una promesa de campaña que no ha podido concretar pese a que hasta ahora su partido tuvo la mayoría en las dos cámaras del Capitolio.

Según el diario The New York Times, el presidente está preocupado de que si hace un trato sin el financiamiento de la obra, el núcleo de su apoyo político se debilitará, y sus votantes lo verán como no auténtico después de que habló sobre el muro en mitin tras mitin durante tres años.

Mientras continúan las desavenencias, unos 420 mil empleados en puestos esenciales trabajan sin poder recibir salario mientras dure el cierre, y 380 mil permanecen suspendidos en sus casas.

(Con información de PL)

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Lissette DVLH dijo:

    Repetimos, entre ellos mismos está la semilla de la discordia escondida y en algún momento se va a armar el titingó en chancletas de palo.

  • felipe dijo:

    Esa pelicula la he visto antes al final se ponen de acuerdo

  • Jose R. Oro dijo:

    El presidente DT, afirmó hace unas horas que está esperando a los congresistas demócratas en la Casa Blanca para hacer un trato sobre la seguridad fronteriza de Estados Unidos, con el objetivo de poner fin al cierre parcial de la Administración, que cumple hoy su octavo día.
    "Estoy en la Casa Blanca a la espera de que los demócratas vengan y hagan un trato sobre la seguridad de la frontera. ¡Por lo que he oído, están dedicando tanto tiempo a acosarme que les queda poco tiempo para cosas como detener el crimen y nuestras fuerzas armadas!", escribió DT en su cuenta oficial de Twitter.
    Desde el pasado 22 de diciembre, la Administración entró en un cierre luego de que la negociación entre republicanos y demócratas en el Congreso llegó a un punto muerto a raíz de la exigencia Trump de que el proyecto de presupuestos incluya una partida de más de 5.000 millones de dólares para el muro fronterizo.
    En concreto, la parálisis afecta a agencias de diez departamentos (ministerios) del Ejecutivo, incluyendo Transporte y Justicia; así como a decenas de parques nacionales, que suelen ser una gran atracción turística.
    El cierre también perjudica a 800.000 de los 2,1 millones de trabajadores federales, que no cobrarán mientras permanezca cerrado el Gobierno y están a expensas de la aprobación de un presupuesto.
    Tanto el Gobierno como los congresistas han dado indicios de que el cese de actividades puede prolongarse hasta enero, cuando los demócratas, gracias a su nueva mayoría, tienen previsto asumir el control de la Cámara Baja y podrían aprobar un financiamiento temporal de la Administración sin destinar fondos para el muro anhelado por Trump.
    Desde el punto de vista político, muchas familias de empleados federales están en fuerte desacuerdo de que la administración de DT los deje desamparados por su obsesión con el muro fronterizo. Muchos de los que votaron por DT siendo empleados federales en las elecciones presidenciales del 2016 están profundamente arrepentidos de haberlo hecho, lo que como decimos en Cuba “pinta mal” para el presidente en sus intentos de re-elección en el 2020.

    • Jaime dijo:

      Muy buen analisis Jose R. Oro!

  • Jose R. Oro dijo:

    Continúa la fiestecita del cierre del gobierno federal de los EE.UU. La mayoría demócrata (efectiva a partir del 3 de enero) de la Cámara de Representantes están preparando (de hecho haciendo) una propuesta para reabrir el gobierno federal al cortar fondos para el Departamento de seguridad nacional de los otros proyectos de ley de gastos que disfrutan de apoyo bipartidista una jugada política destinada a obligar a Trump a negociar o echarse al hombro la completa culpa de un prolongado cierre del gobierno federal.
    El plan de los demócratas, para llegar a una votación el jueves cuando toman el control de la Cámara, consiste en seis presupuestos de gastos bipartidistas que financiarían plenamente a las agencias como el Departamento del Interior y el IRS (servicio de impuestos internos) hasta el final del año fiscal. La propuesta también mantendría el financiamiento de la seguridad nacional a los niveles actuales hasta el 8 de febrero, pero sin fondos para el muro fronterizo de DT, una disposición que convierte a esa propuesta en difunta tan pronto llegue al Senado controlado por los republicanos.
    No está claro realmente lo que el Senado y el Presidente harán. Las medidas propuestas por la oposición demócrata les daría un mes de tiempo para que DT negociara con ellos el impasse presupuestario, lo cual parece bueno para los republicanos. Sin embargo, si los republicanos aceptan la propuesta demócrata, DT perdería gran parte de su influencia por obtener el “Muro”. Es escoger entre algo que es bueno para el partido y no apoyarlo porque no es bueno para el presidente.
    McConnell, líder de la mayoría republicana en el Senado (y principal aliado de DT en este conflicto) ya ha dicho que no va a presentar una medida que no tiene el apoyo del Presidente, algo que reiteró el 31 de diciembre, "El Senado no va a enviar algo al Presidente que ya sabemos no firmará".
    Sin embargo, con el cierre se extiende a su décimo día y con los trabajadores federales a punto de perder sus primeros cheques de sueldo el miércoles, los demócratas están apostando que los republicanos en última instancia tendrán que ceder en el “Muro” fronteriza y así dañar duramente la reputación de que DT obtiene todo lo que quiere, fatal para su popularidad y limando sus posibilidades para la re-elección que es lo principal que DT tiene en mente.

  • osvaldo dijo:

    es una certeza que Mexico no pagara el muro y creo que el pueblo
    norteamericano tampoco quiere

Se han publicado 6 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también