Imprimir
Inicio » Noticias  »

Un tema cubano del que no habla la prensa

| 20

Cinco Héroes prisioneros en Estados UnidosSilvia García Tabío
La Jornada

En septiembre de 1998 cinco cubanos, Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Fernando González, Antonio Guerrero y René González, fueron arrestados en Miami por el FBI y aislados en celdas de castigo 17 meses antes que su caso fuera llevado al tribunal. Su misión en los Estados Unidos era monitorear las actividades de organizaciones terroristas contra Cuba.

Todos fueron acusados del nebuloso cargo de conspiración contra Estados Unidos. A tres de ellos, Gerardo, Ramón y Antonio, se les adicionó el cargo de conspiración para cometer espionaje. El gobierno estadunidense nunca los acusó de espionaje real, ni afirmó que el mismo hubiese ocurrido. No les fue ocupado ningún documento clasificado.

A pesar de la enérgica objeción por parte de la defensa, el caso se llevó a juicio en Miami, comunidad que alberga a más de medio millón de exiliados cubanos, con una larga historia de hostilidad hacia el Gobierno cubano, entorno que una corte federal de apelaciones de Estados Unidos describiría más tarde como una “tormenta perfecta” de prejuicios, que impidió la realización de un juicio justo.

El juicio duró más de seis meses, el más largo en Estados Unidos hasta ese momento, y en él presentaron testimonios tres generales retirados del ejército, un almirante retirado, el ex asesor del Presidente Clinton para asuntos cubanos, quienes coincidieron en que no existía evidencia de espionaje.

Siete meses después de la acusación inicial se adicionó un nuevo cargo a Gerardo Hernández: conspiración para cometer asesinato, como resultado de una intensa campaña pública con la intención de vengar el derribo por parte de la Fuerza Aérea Cubana de dos avionetas de un grupo anticastrista y las muertes de sus cuatro ocupantes, hechos que tuvieron lugar en 1996. Las avionetas pertenecían a una organización que en los 20 meses anteriores al derribo había penetrado el espacio aéreo cubano 25 veces, objeto de protestas reiteradas del gobierno de Cuba.

Al final del juicio, cuando el caso estaba a punto de ser presentado al jurado para su consideración, el gobierno reconoció por escrito que había fracasado en probar el cargo de conspiración para cometer asesinato impuesto a Gerardo Hernández, alegando que “a la luz de las pruebas presentadas en el juicio, esto constituye un obstáculo insuperable para Estados Unidos en este caso y probablemente resultará en el fracaso de la acusación en este cargo”.

El jurado, no obstante, encontró culpables, tanto a Gerardo como a sus compañeros, de todos los cargos después de haber sido puesto bajo una intensa presión por parte de los medios de prensa locales.

Los cinco fueron sentenciados a condenas que sumaron 4 cadenas perpetuas más 77 años, convirtiéndose tres de ellos en las primeras personas en Estados Unidos en recibir cadena perpetua en casos relacionados con espionaje, en los que no existió evidencia de obtención y transmisión de un solo documento secreto. Fueron confinados a cinco cárceles diferentes de máxima seguridad, lejanas una de otra y sin comunicación alguna entre ellos.

La apelación ha tomado 9 años

El 9 de agosto de 2005, un panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones revocó sus veredictos de culpabilidad al considerar que no tuvieron un juicio justo en Miami. En una acción que como norma sólo se ejerce en casos donde estén en juego principios constitucionales, el Gobierno solicitó a los doce jueces de la Corte de Apelaciones revisar la decisión del panel en un procedimiento llamado en banc. Un año después el pleno de la Corte revocó por mayoría la decisión unánime de los tres jueces originales.

El 27 de mayo de 2005, el Grupo de Trabajo de Naciones Unidas sobre Detenciones Arbitrarias, después de estudiar los argumentos presentados tanto por la familia de los Cinco como por el gobierno de Estados Unidos, determinó que su privación de libertad era arbitraria y exhortó a Washington a tomar las medidas necesarias para rectificar esa arbitrariedad.

El 2 de septiembre de 2008 la Corte de Apelaciones de Atlanta ratificó los veredictos de culpabilidad de los Cinco. Ratificó las sentencias de Gerardo Hernández (2 cadenas perpetuas más 15 años) y René González (15 años), y anuló las sentencias de Antonio Guerrero (cadena perpetua más 10 años), Fernando González (19 años) y Ramón Labañino (cadena perpetua más 18 años), por considerarlas incorrectas, enviando nuevamente a la Corte de Distrito de Miami los casos de estos tres últimos para ser re-sentenciados. La Corte en pleno reconoció que no existía evidencia alguna de que hubiera habido obtención ni transmisión de información secreta o de defensa nacional en el caso de los acusados del cargo de conspiración para cometer espionaje.

Meses después Antonio fue resentenciado a 21 años y 10 meses en prisión más 5 años de libertad supervisada, Fernando a 17 años y 9 meses en prisión, y Ramón a 30 años en prisión.

El 15 de junio de 2009 la Corte Suprema de Estados Unidos anunció, sin más explicaciones, su decisión de no revisar el caso de los Cinco a pesar de los sólidos argumentos esgrimidos por la defensa ante las evidentes y múltiples violaciones legales cometidas durante todo el proceso.

Desconocieron asimismo, el universal respaldo a esta petición y a los Cinco, expresado en una cifra de 12 documentos de “amigos de la Corte”, cantidad que constituye un hecho sin precedentes ya que representa el mayor número de amicus que se haya presentado a la Corte Suprema de Estados Unidos para la revisión de un proceso penal.

Diez Premios Nobel entre los que figuran el Presidente de Timor Leste, José Ramos Horta, Adolfo Pérez Esquivel, Rigoberta Menchu, José Saramago, Wole Soyinka, Zhores Alferov, Nadine Gordimer, Günter Grass, Darío Fo y Mairead Maguire; el Senado de México en pleno; la Asamblea Nacional de Panamá; Mary Robinson, presidenta de Irlanda (1992-97) y Alta Comisionada de Derechos Humanos de Naciones Unidas (1997-2002), y el ex Director General de la UNESCO, Federico Mayor, entre otros, suscribieron los amicus.

Desde el punto de vista jurídico este caso ha concluido ya su curso normal. Ahora los cinco se encuentran en medio de un procedimiento extraordinario, el llamado Habeas Corpus, que es una oportunidad que se ofrece por una sola vez a los condenados después que agotaron sin éxito todos sus recursos apelativos.

En Octubre de 2010 Amnistía Internacional dio a conocer un Informe sobre el caso en el que concluye: “Si el proceso legal de apelación no proporcionara resarcimiento oportuno, y dada la extensión de las penas de cárcel impuestas y el tiempo ya cumplido por los condenados, Amnistía Internacional apoyaría los llamamientos para que las autoridades ejecutivas estadounidenses revisen el caso a través del procedimiento de indulto u otros medios apropiados.”

Silvia García Tabío, asesora de la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba.

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Frank Arteaga Salgado dijo:

    ¡¡¡LIBERTAD PARA LOS CINCO YA!!!
    ¡¡¡FREE THE CUBAN FIVE NOW!!!

  • Clemente Martinez dijo:

    Se ve claramente que los USA es el territorio mas grande que proteje a los asesinos en masas. Como se ve tambien claramente que ellos se limpian el trasero con todo resolusiones que vayan contra sus intereses expansionista y mas aun todas las organizaciones mundiales lo saben que es alli donde nace la maldad que cubre toda la tierra y no pueden hacer nada por detener a esta serpiente antigua; ya que la mayoria de los miembros de estas organizaciones trabajan para los asesinos de la humanidad. Le aseguro que si estos 5 presos en el territorio gringo hubieran planeado y ejecutado acciones terrorista contra Cuba u otro pais. Fueran heroes de los gringos y le hubieran dado una buena mansion con todo pagado de por vida. No nos enganemos mas; que toda maldad nace en el territorio de los maximos invasores de la tierra.

  • yadian dijo:

    LIBERTAD PARA LOS 5!!.

    Algún día cuando los estadounidenses conozcan la verdad de este caso se sentirán apenados por su gobierno pero a la vez se le pondrán los pelos de puntas con solo imaginar todo el dolor que han tenido que soportar esos héroes, los cuales soportan el peso de un imperio cegado por el odio y la ambición.

    Volverán!!!!!!!!!

  • Juan Antonio Hernandez Caraballo dijo:

    CINCO HÉROES CUMPLEN INJUSTA CONDENAS EN LAS CÁRCELES DE ESTADOS UNIDOS, EL COMBATE NO DEBE CESAR HASTA QUE LOS LIBEREN, PORQUE NO HAY RAZÓN PARA TENER EN CAUTIVERIO A HOMBRES QUE LUCHABAN CONTRA EL TERRORISMO. O SE ESTÁ PRACTICANDO LA MORAL EN PAÑOS MENORES, PUES QUE HACEN LOS TERRORISTAS VERDADEROS PASEANDO POR LAS CALLES DE LAS CIUDADES DEL PAÍS DEL NORTE.

  • José Mauricio dijo:

    Todo este dilatado proceso lejos de amedentrar a nuestros Cinco lo que le esta demostrando al mundo es que la justicia imperial (salvando a los dignos) esta replegada a los intereses minoritarios de los incongresistas que dicen ser cubanoamericanos (la loba, Diaz-Balart, David Rivera, etc.). Hace rato que la Justicia en suelo norteamericano se quitó la venda de los ojos y cambió la espada y la balanza por dinero e incongruencias. Es una pena. Más cuando cientos de personas quienes ya no aceptan el silencio en este caso incluyendo las personalidades mencionadas en el articulo y los organismos internacionales se pronuncian sobre la injusticia. Que falta? Que el Premio Obama firme el Habeas tambien? O que los terroristas que él alimenta en uno de sus estados se lo pidan. Esto no es más que ciencia ficción. Claro Obama reniega del axioma Bushiano de quien le de alojo a los terroristas estan terrorista como ellos. Pero como el Presidente es la marioneta de la FNCA es mejor que ellos sigan pensando por él. De que los Cinco son inocentes no cabe dudas y de que Volverán ya lo dijo alguien que no se a equivocado. Libertad YA!!!!!!!

  • F. JUAN ÁGUILA-RAMOS dijo:

    SRA. HILLARY DIANE RODHAM
    SECRETARIA DE ESTADO
    DE LOS ESTADOS UNIDOS DE AMÉRICA.

    MUY QUERIDA Y APRECIADA SRA RODHAM;
    EN UNA OCASIÓN LE ESCRIBÍ Y DIJE QUE”…. NO ESCRIBO SU NOMBRE CON EL APELLIDO DE PRIMERA DAMA POR ENTENDER QUE SU CARGO ACTUAL FUE OTORGADO POR LAS URNAS COMO CIUDADANA POR SU LUCHA POR MEJORAR LA SALUD PÚBLICA DE SU PAÍS, LA CUAL, FINALMENTE RESULTÓ FRACASADA POR OTRAS LÍNEAS POLÍTICAS EN AQUELLOS MOMENTOS, COMO LOGRAR COMO LOGRAR EL SUPERHABIT ALCANZADO; PERO TAMBIÉN DESVINCULARLA DE OTRAS MÁS FUNESTAS COMO EL CASO DE LOS 5 LUCHADORES ANTITERRORISTAS CUBANOS PRESOS DE LOS QUE SE HABLA EN EL ARTÍCULO QUE LE ADJUNTO. (ESCRIBO TAMBIÉN EN MI CONDICIÓN DE LUCHADOR ANTITERRORISTA, QUE QUIZÁS USTED NO DESCONOZCA)

    SE LO ADJUNTO PENSANDO QUE QUIZÁS, USTED NO ESTUVO LO SUFICIENTEMENTE ENTERADA DE ESTE CASO.
    ADEMÁS, PORQUE COMO ANOTÉ EN UN COMENTARIO ANTERIOR, DIRIGÍ UNA CARTA AL EXPRESIDENTE WILLIAM CLÍNTON INCULPÁNDOLO DE ESAS CONDENAS Y AL EXPRESIDENTE GEORGE W. BUSH POR HABERLAS EJECUTADO, DEBIDO A LA SITUACIÓN INHUMANA EN QUE SE ENCONTRABA EL COMPAÑERO “GERARDO” (EN EL HUECO)Y QUE FUE USTED QUIEN, AL DÍA SIGUIENTE COMUNICÓ AL MINISTERIO DE RELACIONES EXTERIORES DE CUBA LA SOLUCIÓN DE ESA SITUACIÓN PUNTUAL.

    DEBO DECIRLE QUE CUANDO ESCRIBO UN COMENTARIO EN ITALIA, MI SEGUNDA PATRIA, A LAS 9.30 AM (3.30 AM EN CUBA) PUEDO VERLO PUBLICADO A LAS 8.00 PM (2.00 PM EN CUBA).
    EL MISMO DÍA EN QUE LO ESCRIBÍ A LAS 6.00 PM UN “AMIGO” ME DIJO MUY EUFÓRICO, Y HASTA CONTENTO QUE ERA UN “GRAN DIPLOMÁTICO”, ETC. ESTO QUERÍA DECIR, QUE EN ITALIA SE SABÍA QUE LA HABÍA ESCRITO, POR RAZONES OBVIAS, QUE USTED ENTENDERÁ, QUE ALGUNAS PERSONAS HABÍAN COPIADO, EN TIEMPO REAL MI COMENTARIO.

    LE ADJUNTO EL ARTÍCULO, REPITO PORQUE EN SU CONDICIÓN DE MADRE Y ESPOSA, COMPRENDERÁ LA SITUACIÓN ESPECIAL DE ESTE CASO EN EL QUE CONCURRE ADEMÁS, LA FALTA DE CONTACTOS DE DOS COMPAÑEROS CON SUS RESPECTIVAS ESPOSAS Y UNO DE LOS CUALES JAMÁS HA TENIDO LA POSIBILIDAD DE “PROCREAR”.

    LA CONSIDERO UNA MUJER DE SENTIMIENTOS “HUMANI TARÍSTAS” (COMO LOS CALIFICO) O HUMANITARIOS, FAMILIARES, ETC. PARA DARSE CUENTA DE LA PROFUNDIDAD DEL “DRAMA QUE LE COMENTO”
    ADEMÁS, NO ES POSIBLE QUE EL “FBI” NO TUVIERA NOTICIAS DE QUE EL JEFE DE LOS HERMANOS AL RESCATE DESPUÉS QUE SE LE “DEJÓ”, Y ESTÁ BIEN QUE SE DIGA, SOBREVOLAR LA CAPITAL Y LANZAR PROPAGANDA CONTRA EL GOBIERNO, INSTANDO A LA SUBVERSIÓN, SE PERMITIÓ DECIR A MUCHAS PERSONAS, ENTRE ELLAS A MI COMPAÑERA H. CANOSA, PENSANDO TENÍA VÍNCULOS FAMILIARES CON EL PRESIDENTE DE LA FUNDACIÓN CUBANO-AMERICANA, ANTE TAL “IMPUNIDAD”, “… CUALQUIER DÍA O EL DÍA MENOS PENSADO, DEJO CAER SENDOS “REGALITOS• (BOMBAS) EN LA PLAZA DE LA REVOLUCIÓN PARA VOLAR LOS EDICIFIOS DEL COMITÉ CENTRAL DEL PARTIDO COMUNISTA DE CUBA Y DEL CONSEJO DE ESTADO”. CON ELLO ESTABA GARANTIZANDO SUS DERECHOS DE AUTOR ANTICIPADAMENTE PARA EL POSTERIOR “ROYALTY”
    RECIBA USTED EL TESTIMONIO DE MI MAYOR CONSIDERACIÓN Y SINCERO AFECTO

    PROF. DR. F. JUAN ÁGUILA-RAMOS.
    PROPUESTO “DR. HONORIS CAUSA” (PENDIENTE) EN LA UNIV.
    CAMILO CASTELLO BRANCO
    SAO PAULO BRASIL

    ANEXO

    En septiembre de 1998 cinco cubanos, Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Fernando González, Antonio Guerrero y René González, fueron arrestados en Miami por el FBI y aislados en celdas de castigo 17 meses antes que su caso fuera llevado al tribunal. Su misión en los Estados Unidos era monitorear las actividades de organizaciones terroristas contra Cuba.
    Todos fueron acusados del nebuloso cargo de conspiración contra Estados Unidos. A tres de ellos, Gerardo, Ramón y Antonio, se les adicionó el cargo de conspiración para cometer espionaje. El gobierno estadunidense nunca los acusó de espionaje real, ni afirmó que el mismo hubiese ocurrido. No les fue ocupado ningún documento clasificado.
    A pesar de la enérgica objeción por parte de la defensa, el caso se llevó a juicio en Miami, comunidad que alberga a más de medio millón de exiliados cubanos, con una larga historia de hostilidad hacia el Gobierno cubano, entorno que una corte federal de apelaciones de Estados Unidos describiría más tarde como una “tormenta perfecta” de prejuicios, que impidió la realización de un juicio justo.
    El juicio duró más de seis meses, el más largo en Estados Unidos hasta ese momento, y en él presentaron testimonios tres generales retirados del ejército, un almirante retirado, el ex asesor del Presidente Clinton para asuntos cubanos, quienes coincidieron en que no existía evidencia de espionaje.
    Siete meses después de la acusación inicial se adicionó un nuevo cargo a Gerardo Hernández: conspiración para cometer asesinato, como resultado de una intensa campaña pública con la intención de vengar el derribo por parte de la Fuerza Aérea Cubana de dos avionetas de un grupo anticastrista y las muertes de sus cuatro ocupantes, hechos que tuvieron lugar en 1996. Las avionetas pertenecían a una organización que en los 20 meses anteriores al derribo había penetrado el espacio aéreo cubano 25 veces, objeto de protestas reiteradas del gobierno de Cuba.
    Al final del juicio, cuando el caso estaba a punto de ser presentado al jurado para su consideración, el gobierno reconoció por escrito que había fracasado en probar el cargo de conspiración para cometer asesinato impuesto a Gerardo Hernández, alegando que “a la luz de las pruebas presentadas en el juicio, esto constituye un obstáculo insuperable para Estados Unidos en este caso y probablemente resultará en el fracaso de la acusación en este cargo”.
    El jurado, no obstante, encontró culpables, tanto a Gerardo como a sus compañeros, de todos los cargos después de haber sido puesto bajo una intensa presión por parte de los medios de prensa locales.
    Los cinco fueron sentenciados a condenas que sumaron 4 cadenas perpetuas más 77 años, convirtiéndose tres de ellos en las primeras personas en Estados Unidos en recibir cadena perpetua en casos relacionados con espionaje, en los que no existió evidencia de obtención y transmisión de un solo documento secreto. Fueron confinados a cinco cárceles diferentes de máxima seguridad, lejanas una de otra y sin comunicación alguna entre ellos.
    La apelación ha tomado 9 años
    El 9 de agosto de 2005, un panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones revocó sus veredictos de culpabilidad al considerar que no tuvieron un juicio justo en Miami. En una acción que como norma sólo se ejerce en casos donde estén en juego principios constitucionales, el Gobierno solicitó a los doce jueces de la Corte de Apelaciones revisar la decisión del panel en un procedimiento llamado en banc. Un año después el pleno de la Corte revocó por mayoría la decisión unánime de los tres jueces originales.
    El 27 de mayo de 2005, el Grupo de Trabajo de Naciones Unidas sobre Detenciones Arbitrarias, después de estudiar los argumentos presentados tanto por la familia de los Cinco como por el gobierno de Estados Unidos, determinó que su privación de libertad era arbitraria y exhortó a Washington a tomar las medidas necesarias para rectificar esa arbitrariedad.
    El 2 de septiembre de 2008 la Corte de Apelaciones de Atlanta ratificó los veredictos de culpabilidad de los Cinco. Ratificó las sentencias de Gerardo Hernández (2 cadenas perpetuas más 15 años) y René González (15 años), y anuló las sentencias de Antonio Guerrero (cadena perpetua más 10 años), Fernando González (19 años) y Ramón Labañino (cadena perpetua más 18 años), por considerarlas incorrectas, enviando nuevamente a la Corte de Distrito de Miami los casos de estos tres últimos para ser re-sentenciados. La Corte en pleno reconoció que no existía evidencia alguna de que hubiera habido obtención ni transmisión de información secreta o de defensa nacional en el caso de los acusados del cargo de conspiración para cometer espionaje.
    Meses después Antonio fue resentenciado a 21 años y 10 meses en prisión más 5 años de libertad supervisada, Fernando a 17 años y 9 meses en prisión, y Ramón a 30 años en prisión.
    El 15 de junio de 2009 la Corte Suprema de Estados Unidos anunció, sin más explicaciones, su decisión de no revisar el caso de los Cinco a pesar de los sólidos argumentos esgrimidos por la defensa ante las evidentes y múltiples violaciones legales cometidas durante todo el proceso.
    Desconocieron asimismo, el universal respaldo a esta petición y a los Cinco, expresado en una cifra de 12 documentos de “amigos de la Corte”, cantidad que constituye un hecho sin precedentes ya que representa el mayor número de amicus que se haya presentado a la Corte Suprema de Estados Unidos para la revisión de un proceso penal.
    Diez Premios Nobel entre los que figuran el Presidente de Timor Leste, José Ramos Horta, Adolfo Pérez Esquivel, Rigoberta Menchu, José Saramago, Wole Soyinka, Zhores Alferov, Nadine Gordimer, Günter Grass, Darío Fo y Mairead Maguire; el Senado de México en pleno; la Asamblea Nacional de Panamá; Mary Robinson, presidenta de Irlanda (1992-97) y Alta Comisionada de Derechos Humanos de Naciones Unidas (1997-2002), y el ex Director General de la UNESCO, Federico Mayor, entre otros, suscribieron los amicus.
    Desde el punto de vista jurídico este caso ha concluido ya su curso normal. Ahora los cinco se encuentran en medio de un procedimiento extraordinario, el llamado Habeas Corpus, que es una oportunidad que se ofrece por una sola vez a los condenados después que agotaron sin éxito todos sus recursos apelativos.
    En Octubre de 2010 Amnistía Internacional dio a conocer un Informe sobre el caso en el que concluye: “Si el proceso legal de apelación no proporcionara resarcimiento oportuno, y dada la extensión de las penas de cárcel impuestas y el tiempo ya cumplido por los condenados, Amnistía Internacional apoyaría los llamamientos para que las autoridades ejecutivas estadounidenses revisen el caso a través del procedimiento de indulto u otros medios apropiados.”

    Un tema cubano del que no habla la prensa
    30 AGOSTO 2011 2 COMENTARIOS
    Silvia García Tabío
    La Jornada
    En septiembre de 1998 cinco cubanos, Gerardo Hernández, Ramón Labañino, Fernando González, Antonio Guerrero y René González, fueron arrestados en Miami por el FBI y aislados en celdas de castigo 17 meses antes que su caso fuera llevado al tribunal. Su misión en los Estados Unidos era monitorear las actividades de organizaciones terroristas contra Cuba.
    Todos fueron acusados del nebuloso cargo de conspiración contra Estados Unidos. A tres de ellos, Gerardo, Ramón y Antonio, se les adicionó el cargo de conspiración para cometer espionaje. El gobierno estadunidense nunca los acusó de espionaje real, ni afirmó que el mismo hubiese ocurrido. No les fue ocupado ningún documento clasificado.
    A pesar de la enérgica objeción por parte de la defensa, el caso se llevó a juicio en Miami, comunidad que alberga a más de medio millón de exiliados cubanos, con una larga historia de hostilidad hacia el Gobierno cubano, entorno que una corte federal de apelaciones de Estados Unidos describiría más tarde como una “tormenta perfecta” de prejuicios, que impidió la realización de un juicio justo.
    El juicio duró más de seis meses, el más largo en Estados Unidos hasta ese momento, y en él presentaron testimonios tres generales retirados del ejército, un almirante retirado, el ex asesor del Presidente Clinton para asuntos cubanos, quienes coincidieron en que no existía evidencia de espionaje.
    Siete meses después de la acusación inicial se adicionó un nuevo cargo a Gerardo Hernández: conspiración para cometer asesinato, como resultado de una intensa campaña pública con la intención de vengar el derribo por parte de la Fuerza Aérea Cubana de dos avionetas de un grupo anticastrista y las muertes de sus cuatro ocupantes, hechos que tuvieron lugar en 1996. Las avionetas pertenecían a una organización que en los 20 meses anteriores al derribo había penetrado el espacio aéreo cubano 25 veces, objeto de protestas reiteradas del gobierno de Cuba.
    Al final del juicio, cuando el caso estaba a punto de ser presentado al jurado para su consideración, el gobierno reconoció por escrito que había fracasado en probar el cargo de conspiración para cometer asesinato impuesto a Gerardo Hernández, alegando que “a la luz de las pruebas presentadas en el juicio, esto constituye un obstáculo insuperable para Estados Unidos en este caso y probablemente resultará en el fracaso de la acusación en este cargo”.
    El jurado, no obstante, encontró culpables, tanto a Gerardo como a sus compañeros, de todos los cargos después de haber sido puesto bajo una intensa presión por parte de los medios de prensa locales.
    Los cinco fueron sentenciados a condenas que sumaron 4 cadenas perpetuas más 77 años, convirtiéndose tres de ellos en las primeras personas en Estados Unidos en recibir cadena perpetua en casos relacionados con espionaje, en los que no existió evidencia de obtención y transmisión de un solo documento secreto. Fueron confinados a cinco cárceles diferentes de máxima seguridad, lejanas una de otra y sin comunicación alguna entre ellos.
    La apelación ha tomado 9 años
    El 9 de agosto de 2005, un panel de tres jueces de la Corte de Apelaciones revocó sus veredictos de culpabilidad al considerar que no tuvieron un juicio justo en Miami. En una acción que como norma sólo se ejerce en casos donde estén en juego principios constitucionales, el Gobierno solicitó a los doce jueces de la Corte de Apelaciones revisar la decisión del panel en un procedimiento llamado en banc. Un año después el pleno de la Corte revocó por mayoría la decisión unánime de los tres jueces originales.
    El 27 de mayo de 2005, el Grupo de Trabajo de Naciones Unidas sobre Detenciones Arbitrarias, después de estudiar los argumentos presentados tanto por la familia de los Cinco como por el gobierno de Estados Unidos, determinó que su privación de libertad era arbitraria y exhortó a Washington a tomar las medidas necesarias para rectificar esa arbitrariedad.
    El 2 de septiembre de 2008 la Corte de Apelaciones de Atlanta ratificó los veredictos de culpabilidad de los Cinco. Ratificó las sentencias de Gerardo Hernández (2 cadenas perpetuas más 15 años) y René González (15 años), y anuló las sentencias de Antonio Guerrero (cadena perpetua más 10 años), Fernando González (19 años) y Ramón Labañino (cadena perpetua más 18 años), por considerarlas incorrectas, enviando nuevamente a la Corte de Distrito de Miami los casos de estos tres últimos para ser re-sentenciados. La Corte en pleno reconoció que no existía evidencia alguna de que hubiera habido obtención ni transmisión de información secreta o de defensa nacional en el caso de los acusados del cargo de conspiración para cometer espionaje.
    Meses después Antonio fue resentenciado a 21 años y 10 meses en prisión más 5 años de libertad supervisada, Fernando a 17 años y 9 meses en prisión, y Ramón a 30 años en prisión.
    El 15 de junio de 2009 la Corte Suprema de Estados Unidos anunció, sin más explicaciones, su decisión de no revisar el caso de los Cinco a pesar de los sólidos argumentos esgrimidos por la defensa ante las evidentes y múltiples violaciones legales cometidas durante todo el proceso.
    Desconocieron asimismo, el universal respaldo a esta petición y a los Cinco, expresado en una cifra de 12 documentos de “amigos de la Corte”, cantidad que constituye un hecho sin precedentes ya que representa el mayor número de amicus que se haya presentado a la Corte Suprema de Estados Unidos para la revisión de un proceso penal.
    Diez Premios Nobel entre los que figuran el Presidente de Timor Leste, José Ramos Horta, Adolfo Pérez Esquivel, Rigoberta Menchu, José Saramago, Wole Soyinka, Zhores Alferov, Nadine Gordimer, Günter Grass, Darío Fo y Mairead Maguire; el Senado de México en pleno; la Asamblea Nacional de Panamá; Mary Robinson, presidenta de Irlanda (1992-97) y Alta Comisionada de Derechos Humanos de Naciones Unidas (1997-2002), y el ex Director General de la UNESCO, Federico Mayor, entre otros, suscribieron los amicus.
    Desde el punto de vista jurídico este caso ha concluido ya su curso normal. Ahora los cinco se encuentran en medio de un procedimiento extraordinario, el llamado Habeas Corpus, que es una oportunidad que se ofrece por una sola vez a los condenados después que agotaron sin éxito todos sus recursos apelativos.
    En Octubre de 2010 Amnistía Internacional dio a conocer un Informe sobre el caso en el que concluye: “Si el proceso legal de apelación no proporcionara resarcimiento oportuno, y dada la extensión de las penas de cárcel impuestas y el tiempo ya cumplido por los condenados, Amnistía Internacional apoyaría los llamamientos para que las autoridades ejecutivas estadounidenses revisen el caso a través del procedimiento de indulto u otros medios apropiados.”
    Silvia García Tabío, asesora de la Asamblea Nacional del Poder Popular de Cuba.

    Versión para Imprimir
    Artículos Relacionados
    Otros artículos sobre: Cinco Héroes, Cuba, Estados Unidos, Gerardo Hernández
    • Las próximas semanas son decisivas para Gerardo (02-08-11)
    • Diario belga más popular publica entrevista con Gerardo Hernández (31-07-11)
    • Nueva visita a Gerardo (16-07-11)
    • Usted puede enviarle un mensaje a Gerardo Hernández en su cumpleaños (28-05-11)
    • La censura total (26-05-11)
    Otros artículos de Noticias
    La actualidad de Cuba dentro y fuera de la Isla editada por Cubadebate.
    • Un Mundial magnicida (30-08-11)
    • Dayron Robles: “Mi descalificación fue un capricho y me siento campeón” (30-08-11)
    • Ahora es “Katia” quien se fortalece en el este del Atlántico (30-08-11)
    • Grupo terrorista celebra en Miami su 50 aniversario (30-08-11)
    • EEUU malgastó 30.000 millones de dólares en Iraq y Afganistán (30-08-11)
    Otros artículos de Cinco cubanos prisioneros en Estados Unidos
    Cinco jóvenes profesionales que decidieron dedicar sus vidas, lejos de su patria, a la lucha contra el terrorismo en la ciudad de Miami, centro principal de las agresiones contra Cuba. Sus nombres son Gerardo Hernández, Antonio Guerrero, Ramón Labañino, Fernando González y René González.
    • Madre cubana no de uno, sino de cinco hijos (27-08-11)
    • Padre Miguel D’Escoto: Caso de los Cinco es paradigma de hipocresía antiterrorista de EEUU (26-08-11)
    • Cuba programa acciones por liberación de antiterroristas en EEUU (24-08-11)
    • Libro sobre los Cinco lanzado en Brasil revela documentos inéditos (19-08-11)
    • Denuncia Parlamento cubano que EEUU sigue sin permitirle a Gerardo Hernández acceso a documentos para apelación (11-08-11)
    Ir arriba | Ir a Portada
    2 Comentarios »
    • Frank Arteaga Salgado dijo:
    ¡¡¡LIBERTAD PARA LOS CINCO YA!!!
    ¡¡¡FREE THE CUBAN FIVE NOW!!!
    # 30 Agosto 2011 a las 22:09
    • Clemente Martinez dijo:
    Se ve claramente que los USA es el territorio mas grande que proteje a los asesinos en masas. Como se ve tambien claramente que ellos se limpian el trasero con todo resolusiones que vayan contra sus intereses expansionista y mas aun todas las organizaciones mundiales lo saben que es alli donde nace la maldad que cubre toda la tierra y no pueden hacer nada por detener a esta serpiente antigua; ya que la mayoria de los miembros de estas organizaciones trabajan para los asesinos de la humanidad. Le aseguro que si estos 5 presos en el territorio gringo hubieran planeado y ejecutado acciones terrorista contra Cuba u otro pais. Fueran heroes de los gringos y le hubieran dado una buena mansion con todo pagado de por vida. No nos enganemos mas; que toda maldad nace en el territorio de los maximos invasores de la tierra.
    # 30 Agosto 2011 a las 23:44

  • José dijo:

    ¡Libertad para los 5!

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    Vamos a seguir aunque solo nuestra conciencia nos escuche. Un día habrá oportunidad de ver la justicia realizada y no seremos nosotros los que culpemos a nadie de las miserias humanas sino ellos mismos que hastiado de su accionar inhumano den muestra de lo que son.

    El mundo los conoce. Los cinco en prisión contituyen 24 horas cada día de verguenza para la justicia del país más desarrollado del mundo, cuya constitución es de las más viejas de América y cuyas leyes tienen un ejercicio de mucho trabajo.

    No son ignorantes a los que nos estamos enfrentando, son personas entendidas, capacitadas, aunque no sean cultas, porque cultura es humanidad y en ello no opera esto,y hacen todo a sabiendas de que están inmerso en el crimen.

    “No espero nada de los americanos y todo debemos confiarlo a nuestro esfuerzo”, dijo un día un cubano grande y hoy cabe que sigamos denunciando lo que a toda vuz es crimen y no cabe otra cosa que al ejercicio de la supuesta justicia americana lo llamemos crimen.

    El presidente Obama, teniendo toda la certeza de que se han actuado mal, no ejerce su autoridad para corregir la mala actuación de sus jueces, vaya esto a su conciencia.

  • Luis M. Domínguez Batista dijo:

    Vamos a continuar aunque nadie nos escuche y todo vaya a nuestra conciencia.

    Los EE.UU. con un ejercicio de justicia de doscientos años, cuya constitución es de las más viejas de América viola principios a sabienda de que lo que hacen es criminal.

    No estamos en presencia de gente inútil: son bien capacitados e instruidos aunque no cultos, porque cultura es humanidad y ellos carecen de estos principios.

    El presidente Obama conoce de todo lo fraudulento de las acciones de la supuesta justicia americana y tiene la autoridad para corregirlo.

    La injusticia cometida contra los cubanos pesa como una verguenza las 24 horas de cada día sobre la supuesta justicia americana.

    Continuar y no vencernos en las denuncias, el llamado a la comunidad internacional y al pueblo de los EE.UU. a respaldar la justicia es la tarea permanente hasta que los liberen.

  • Roy dijo:

    Es una lucha de todos los cubanos.donde quiera que estemos hay que orar por ellos.

  • lachote 2011 dijo:

    No se que espera el gobierno de Obama para liberar a eso 5 luchadores antiterroristas que por demas hasta les hubieran evitado una catastrofe a ellos mismos .Obama no es tan benevolo como lo quieren pintar, solo esta coqueteando con la comunidad de exiliados,aprobando leyecitas tontas y lo que tiene es q ACABAR DE LEVANTAR EL BLOQUEO Y LIBERARRRRRR YA A NUESTROS 5 TITANES

  • Arnold August dijo:

    Un artículo muy importante para todos los amigos que luchan por la liberación de los Cinco, es una arma en nuestros manos.

  • Mercedes dijo:

    El ensañamiento del gobierno estadounidense esta vez encabezado por Obama hacia nuestros compañeros Gerardo, Antonio, Ramón, Fernando y René., es ya repugnante.
    No han podido vencerlos, ellos allí firmes de sus convicciones y principios, han ganado miles de amigos que el mundo condenan esto, y se manifiestan porque se liberen!
    Nuestro país continuara haciendo todo lo posible para que termine la gran injusticia que se cometen contra ellos desde 1998.
    ¡LA VERDAD TIENE QUE GANAR EN ESTA BATALLA!

  • Diuvisnel Segura Fonseca dijo:

    Lic.Diuvisnel Segura Fonseca

    Bueno como digno homenaje a estos cinco jóvenes presos injustamente en carceles del imperio y para sumarnos a los circulos de dibulgación de nuestra provincia Granma y en especial nuestro municipo Bartolomé Masó dedicaremos en nuestro centro el acto de inicio del curso escolar 2011-2012 ha estos jovenes y a sumarnos a los más de 11 millones de cubanos que exigimos su retorno a casa, así como un sin número de actividades en este curso estaran dedicadas a ellos.
    Confiansa en nuestra juventud que no los defraurá

  • Huberto dijo:

    El retorno de Elián nos convenció, que cuando el pueblo norteamericano tomen conciencia de las razones por la que lucharon y luchan cinco hombres cubanos, que se han elevado al podio de héroes de un pueblo, con alcance internacional de su lucha contra el terrorismo, entonces estaremos más cerca de su libeertad!!! de la victoria!!!
    Publíquese las web de las Universidades estadounidenses!! las escuelas de Derecho!! la juventud, los norteamericanos nobles y honestos deben ser informados de estas razones, de esta lucha, que existen cinco familias cubanas sufriendo la separación forzada con sus hijos por el único delito de luchar contra el terrorismo!! inundemos los sitios con mensajes de justicia, de revindicar la lucha por su libertad!!!!

  • America Batista dijo:

    América Batista
    Embajada de Cuba en Chile

    Para René González
    Para mis hermanos no piensen que porque no haya escrito los he olvidado ¿No es así? ¡Están presente en cada momento de mi vida con su ejemplo, su valentía y firmeza como lo ha transmitido nuestro querido padre el COMANDANTE EN JEFE FIDEL CASTRO, que nosotros nunca lo traicionaríamos.
    Todo el que quiera a su patria y quiere a la Revolución Cubana debe correrle por las venas la sangre de nuestros gloriosos mambises, Maceo, Gómez, Martí y otros como Camilo y el Che que ofrendaron sus vidas por la libertad e independencia de Cuba y de otros países y el ejemplo de cada uno de ellos, continúan vigentes en la actitud y accionar de nuevos y actuales líderes revolucionarios del mundo.
    A pesar de mi dolor de haber perdido a mi madre celebramos el 13 de Agosto celebramos el cumpleaños de nuestro querido padre Fidel sus 85 años y tus 55 también, para ustedes pedí a la naturaleza mucha salud y largos de vida fructífera.
    No había contactado antes con nuestro padre y con ustedes porque presento problemas con mi cuenta de correo y no me han permitido entrar al sitio donde estoy buscando el libro que él escribió y sé que es importante para él.
    MIS HERMANOS VOLVERÁN ESTAMOS LUCHANDO PARA QUE REGRESEN A NUESTRA QUERIDA PATRIA, Y SE QUE VAMOS A VENCER

  • yanela Illen Soto Chils dijo:

    QUE LOS LIBEREN YA,TODAVIA NO CREEN QUE YA BASTA CON LOS INJUSTOS AÑOS DE CARCEL ASUMIDOS POR CADA UNO DE ELLOS.

  • Liosmar dijo:

    libertad para los cinco

  • Liosmar dijo:

    La justicia es ciega pero no sorda .Liberen a los cinco

  • David Roldán Bustos dijo:

    Si el gobierno USA tiene un poco de verguenza soltaria a estos hombres y agradeceria su colaboración en la lucha antiterrorista.

Se han publicado 20 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también