Imprimir
Inicio »

Sanadores tradicionales de Nigeria

| 21

Baile OchúnEl 24 de marzo de 2011 se presentó en la Casa de África de la Ciudad de La Habana, por parte de su autor, el Excelentísimo Embajador de la Nigeria en Cuba, Segun Bamigbetan Baju, el libro La Cultura del Pueblo de Nigeria, editado en 2010. El autor muestra, a través de sus 227 páginas, a Nigeria en su historia y actualidad, temas que los lectores de esta sección de CUBADEBATE  solicitan con frecuencia.

En esta ocasión, y con la autorización expresa de su autor, comentaremos el capitulo 4 de dicho libro titulado: Ocupación. Sanadores tradicionales.

Con desenfado el autor comienza constatando que “en la Nigeria de hoy, los servicios médicos son dispensados en instituciones…u hospitales especializados y Hospitales Docentes Universitarios” como en cualquier otra parte del mundo. Continúa explicando que no siempre fue así, pues donde no existía el médico occidental, venía a ocupar su lugar el sanador tradicional. Y muy oportuna la aclaración que hace respecto a la confusión extendida en Occidente acerca de los sanadores tradicionales como “curanderos”.

Textualmente cito: “Resulta pertinente preguntarse qué es un sanador tradicional. Como en la mayoría de los oficios y profesiones en tiempos remotos, adiestrar a un sanador tradicional era un negocio de familia. Una vez que uno de los padres abraza un oficio o una profesión, la familia entera se ve involucrada de una forma u otra en mayor o menor grado, y al final, uno o dos hijos reciben el adiestramiento suficiente para dar continuidad a esta profesión, en tanto los otros hijos pueden decidirse escoger otros oficios. En algunos casos, un miembro distante de la familia puede disponer que su hijo sea formado en una profesión en particular, diferente de la que él practica. En ese caso se envía al joven a vivir con el profesional tutor para que aprenda la profesión o el oficio.

En muchos casos, el proceso de aprendizaje es de por vida. El joven o la joven deben aprender con el mentor mientras éste siga con vida y sólo establece su propio negocio a la muerte del mentor. Si el aprendiz debe marcharse antes del fallecimiento del mentor, entonces se le prepara una adecuada ceremonia de despedida. A esta ceremonia de graduación se le denomina ‘libertad´, y se sigue practicando en la actualidad” (páginas 29 y 30).

A continuación explica cómo por la presencia de algún malestar físico o de cualquier otra índole, un anciano mayor de la comunidad, puede hacer uso de tratamientos a base de hierbas o partes de árboles y plantas en general y, que son las mujeres  quienes ayudan en las preparaciones. Al brebaje resultante de la cocción de las hierbas que se suministra al paciente se le llama ´agbo´ en lengua yoruba. Otras veces los ingredientes no se cuecen, sino que son machacados en morteros o morterillos de madera.

Resulta atrayente la ilustración del autor, sobre diferentes  enfoques que relacionan la sanación dependiendo de la zona del país que se trate, del tipo de adiestramiento recibido, los poderes espirituales de dichos sanadores (que dicho sea de paso, son llamados babalawos) y, las fuentes hídricas con sus poderes curativos. Estos babalawos no prescribirán tratamiento alguno a la persona enferma, sin antes consultar a un espíritu específico, en este caso a Ifá.

El autor brinda el dato de que en la actualidad más del 70% de los nigerianos utilizan diferentes formas de medicina tradicional, y se estima que su valor en el mercado es superior al trillón de nairas que equivale a más de 700 millones de dólares al año. Así como lamenta, que el desarrollo de esta medicina tradicional se ve afectada por la falta de una legislación al efecto. Por lo que la Agencia Nigeriana para el desarrollo de la medicina está dispuesta a presentar un proyecto de ley ante la Asamblea Nacional. Si esta ley se concreta, queda protegido el practicante local de Medicina tradicional, sus derechos de propiedad y se estimulará la colaboración con investigadores e institutos de investigación nacionales  e internacionales.

Éste, refiere el autor, es el primer paso en el proceso por garantizar que la medicina tradicional se integre a la corriente principal de los servicios de atención médica y puede conducir al establecimiento de un consejo paralelo, al Consejo Médico y Farmacéutico de Nigeria, pues ambos son los que dominan la práctica de la medicina en el país.

Con relación a la investigación, en este capítulo se rememora, el ejemplo de un profesor de epidemiología que ha realizado considerables investigaciones en la medicina tradicional, pues, su padre antes de morir, estuvo al frente de los sanadores tradicionales en todo el occidente de Nigeria. Esa colaboración que llevaron durante años, impulsó al epidemiólogo a demostrar científicamente la eficacia de estos productos tradicionales. Está latente la intensión de cerrar la brecha entre practicantes a nivel rural y científicos de formación académica.

Se han publicado 21 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Burki dijo:

    Por lo que se deja ver los sanadores o babalaos solo tienen tienen funcion de sanar. En Cuba ademas de sanar tienen otras ocupaciones espirituales y religiosas.

  • Jesús dijo:

    O las funciones no estan recogidas todas o es que la funcion actual de los sanadores babalaos se concentraron en la curacion?

  • Fanny dijo:

    Siempre tratamos de curiosiar en el pasado y por supuesto conocer de el, pero lo que mas nos importa es como las cosas funcionan en la actualidad. Es interesante saber que se trata de una ocupacion con reconocimiento social y que siguen luchando por su legalidad.

  • SCS dijo:

    Sólo Cristo Jesús es el sanador divino. Lo demás es invento y mentiras de Satanás.
    Jesucristo no te pide nada a cambio de tu sanidad, Él murió para que fueras libre de toda enfermedad si lo recibes en tu vida, Satanás en cambio te engaña, te quita una enfermedad y te pone otra, te amarra a él inteligentemente y te roba el alma.

    Dios les bendiga.

  • Tunde dijo:

    Para los que hacen la pregunta de que si la función de los Babalawos se limita a curar? Eso depende de cada Babalawo, por ejemplo..un medico moderno puede ser medico general o si decide seguir estudiando puede llegar a ser especialista en alguna rama de la medicina, no todos lo medicos pueden operar y no todos pueden hace una endoscopia. Asi mismo hay Babalawos que saben mucho y son profesores o entranadores además de ser cuaranderos. la cosas se hacen al réves en Cuba porque la gente se hacen Babalawo y despues empiezan a aprender pero en Nigeria la gente pasan anos estudiando para poder graduarse y ser llamados Babalawos.

  • Fanny dijo:

    Y a los scs que se revuelvan en su salsa.
    Quien te lastima te hace FUERTE,
    Quien te critica te hace IMPORTANTE,
    Quien te envidia te hace VALIOSO,
    Y a veces es divertido saber que aquellos que te desean lo peor…tienen que soportar que te ocurra LO MEJOR!!!

  • Vilma dijo:

    Es excelente que la medicina tradicional se comience a respetar en el continente africano a nivel de legislaciones. Se conoce que con tan pocos recursos con este tipo de medicina se cura la malaria.

  • Elide Echenique Oviedo dijo:

    Mas del 80 porciento de las personas en el mundo de alguna manera han topado con la medicina que no sale de los hospitales, en Africa ese porciento debe ser mucho mayor.
    Aplaudo el interes por este tema.

  • Burki dijo:

    He conocido de libros inmensos sobre medicina tradicional y natural en America, dejen saber si hay semejantes en Africa, o si se trata solo de conocimeintos aislados o de libros de divulgacion.

  • Ligia Franco dijo:

    ¿Donde se puede adquirir este libro? ¿Esta a la venta en la capital?

  • Tomey dijo:

    No deja de ser un tema del mas absoluto interes para todos, pues la salud es el tesoro que mas preciamos en este mundo. Y si al tema lo envuelve un halo de misterio se torna apasionante. Eso creo.

  • Solileo dijo:

    No comprendi bien, entonces, el babalao de Cuba no equivale al babalao de Nigeria, de donde se supone que vino aquel.
    ¿Como es eso? Si que se precisa de aclaracion.

  • Vilma dijo:

    Aqui los sanadores y los curanderos siempre se vieron como la misma ocupacion desde la Colonia se sabe de ellos entre los negros esclavos o libertos que tenian un don especial o la experiencia que les permitia ayudar a la salud de los que estabn a su alrededor. Tal vez sea un problema de traduccion pero, por lo que aqui se ve las funciones son las mismas.

  • Adolfo Esteban dijo:

    Buena la noticia. Pregunto igual que Ligia donde encontrar el libro. Este tipo de informe debe estar seguido de la informacion donde se puede comprar. Si es una promocion como parece ser esta.

  • Cáseres dijo:

    Sin problemas esa practica se maneja como un negocio. Un negocio de familia, así se debe plantear el tema, porque la mayoria de los conocimientos se trasmite de boca a oreja y eso sucede con más fidelidad en el seno de la familia.

  • Bisi Balogui dijo:

    Al fin encontre. este no aparecia me dieron la direccio muy mala. Amigo pero entre y lei tu trabajo. te abrazo desde la isla. Pronto encontraremos en Nigeria.

  • Julio dijo:

    He vivido de cerca la medicina tradicional de África, se pueden resolver cosas, pero también vi cosas horribles por causa de ella, en Mali cerca de Nigeria, a veces eds terrible ver como cosas sencillas para un médico se convierten en amputaciones y hasta la muerte, esta bien para quien no tiene nada mas, pero hay personas que teniendo recursos optan por ese tipo de medicina y después son los desastres.

  • Bisi Balogui dijo:

    Puede ser que lo vio usted julio, pero tambien son mas los millones de seres que no pueden ir ni a una cama de urgencia en ninguna parte de Africa y mueren sin que nadie se le acerque. Hay todo alli. La medicina esa mismitica que uted dice esta en muchos lugar para la minoria. Senor es asi.

  • elena dijo:

    señor scs,es real,y a usted fanny solo com su forma de expresion reafirma la vercidad de lo que dice scs,aqui solo se enbarran en su salsa ustedes que viven con eso como si fueran verdaderos feudos incluso crellendose con el poder de mandar en personas y hacerles teatro de espantos al rededor de donde viven para hacerse los poderosos y ganarse lo que no les pertenecen ,pues su religion habla de respeto alas personas y a ser personas intachables y muchos no se merecen ese respeto pues todo lo que hacen es una mentira ,ya ve no pluralizo a todos como usted

  • david dijo:

    FORMATIVOS EDUCATIVOS

Se han publicado 21 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rosa María de Lahaye Guerra

Es doctora en Ciencias Filosóficas y antropóloga cubana. Actualmente es profesora de la Facultad de Filosofía e Historia de la Universidad de La Habana. Tiene varios libros publicados, entre ellos “Yemayá a través de sus mitos”, en coautoría con Rubén Zardoya.

Vea también