Imprimir
Inicio » Noticias, Medios  »

Mis primeros días en Cubadebate

| 40
Cubadebateandooozzzzzzzz. Foto: David Vázquez Abella

Cubadebateandooozzzzzzzz. Foto: David Vázquez Abella

Por Rafael González Escalona, estudiante de Periodismo de la Universidad de La Habana
Tomado del blog
El microwave
Levantarse a las 8:00. Descubrir que los enanos mágicos no vinieron y la casa continúa patas arriba. Suspirar. Desayunar a toda prisa. Asustarse ante un refrigerador que pide a gritos ser llenado. Llegar a la bodega y recoger las libritas de azúcar que aún quedaban. Salir huyendo del doméstico caos lezamiano sin mirar atrás so pena de quedar convertido en estatua de sal.

Alcanzar el P-2 que estaba a punto de irse. Dudar entre cederle el asiento a la anciana o la belleza que subió en la siguiente parada. Gana la anciana, la belleza busca otro puesto que cazar. Abrirme paso hasta la puerta, bajarme frente al edificio donde está la mínima redacción. Saludar, hojear velozmente los periódicos nacionales. Y adentrarme en Internet.

Adentrarme hasta perder el sentido del tiempo, olvidar si llueve o hace calor, si tengo hambre o perdió Industriales. Cuando parece que Internet va a terminar por devorarlo todo una voz. ¡Almuerzo!

Media hora de paradisiaca e intrascendente conversación.

De vuelta a la máquina. Sentir que el mouse y el teclado son una extensión de las extremidades. Persecuciones en Twitter y Facebook dignas de los mejores policiacos. Revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo, revisar insistentemente el correo.

Salir agotado, como si los 12 trabajos de Hércules fueran un juego de niño. Caminar hasta la parada. Derrumbarme en la cama, sin bañarme, sin comer. Destrozado. Pero feliz.

Se han publicado 40 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Mabel dijo:

    Y dale gracias que no eres mujer- madre... Ya te iba a contar yo si llegarías a casa para tumbarte en la cama... Las editoras cubanas hacen eso y llegan a casa siguen fajadas, ya no con el ciberespacio, sino con la realidad del día a día... Así que De PIEEEEEEEEEEEEEE y bañarse que ya se siente jajaja.

    Saludos a Cubadebate.

  • stormcaptain dijo:

    Brother, soy twittero, editor, fans de las lindezas como a la que le diste el asiento en el P-2 (aunque como dijo otro, prefiero darle prioridad a los viejitos), disparatatado, dicharachero, jodedor, cubano reyoyo que vivió los mejores años de su vida haciendo un periódico diario de palo, luego semanario (con menos de palo, pero arcaico igual) hasta darse de narices con la web 2.0. Y juro por Dios que si no fuera porque ya hay una familia, obligaciones que también consumen tiempo y todo lo otro de un cubano normal, sin FE (y conste que es acrónimo de Familia en el Extranjero, porque me sobra la otra fé, la de creer en el mejoramiento de mi país y del hombre), daría un brazo por seguirte en esas que algunos desconocedores de lo que es este vicio llaman rutinas. De todo, lo mejor que me pudo haber pasado es que una gauchita preguntara acá en Twitter si el que dormía sobre el teclado sería su Capitán Tormenta. Ya le aclaré que no, que estaba en un error. Te llevo algunos años (cosa que por supuesto ni jugando le diré, porque abur admiración) Me encantó tu crónica. Divertidísima (aunque no entiendo qué es lo que ella no entendió de tu trabajo), pero no dejes pasar el tren muchacho, y coge al vuelo algunas de las recomendaciones que han formulado aqui la gente con sinceridad: camina, (lo de la novia infiero que ha de estar vinculado con la insistencia de revisar, revisar, revisar el correo, por eso no te lo menciono), tropieza y mézclate con el bullicio de la calle, dale oreja a cuanto chisme escuches y trata de desentrañarle los vericuetos aplicándole la teoría cubana del rumor. Ve al estadio y no esperes a que vengan con la historia del juego. Disfrútalo. No importa si es Industriales o Cienfuegos, total, Julita seguirá jalando para los Azules y te enterarás al final de su versión leonina, de eso no tengo dudas. Gracias por animarme a continuar con mis hábitos de vivir de corre-corre para cumplir con mis obligaciones (aquí tengo a mi lado, relegadas hasta ahorita, las propuestas para el primer acercamiento evaluativo de mi tropa que debe estar listo para, para... ¡¡¡mañana carajo!!!), gracias por darme el pretexto que buscaba y no hallaba al convertirme en un "animal" de hábitos nocturnos que le roba horas al sueño al punto casi ya de no conciliarse con Morfeo para dejar la vista ante el brillo enceguecedor y condenatorio del monitor. Deja que otros sufran. Quien no conoce la web 2.0 no sabe lo que es la vida. A propósito, Guantánamo derrota a Industriales 4x3, pero el juego se se acaba... hasta que no se acaba) Chaoo. Un abrazo de 243 kilómetros con olor a salitre y mar.

  • Lic. Luis Alberto Reynaldo Argüelles dijo:

    Camarada Rafael:
    Muy sincero tu comentario; y como de todo se aprende, espero que hayas asimilado la enseñanza más importante de todos los comentarios que te han dedicado, y es que escribes para muchas personas preparadas (porque leen) que creerán en todo lo que escribas (a pesar de las diferencias de criterios), exceptuando claro a aquellos que, por casualidad, ven el artículo y a pesar de la lectura incompleta publican un comentario poco constructivo. ¿Que te acuestas agotado? Perfectamente inteligible. Se trata de la parte que nadie habla pero que todos experimentan (los que TRABAJAN claro). Hay quien ni se acuesta, porque no tiene tiempo, violando esa sentencia del filósofo Rabindranath "el descanso pertenece al trabajo como los párpados a los ojos"; pero no te preocupes Rafa, toma todos estos comentarios como un aliciente (como te escribió Mujica a las 12:01).

    Te felicito porque tienes un lugar en CUBADEBATE.

  • Alejandro Gonzalez dijo:

    Soy asiduo lector de este magnífico sitio y no pensé encontrar una noticia, o lo que sea que es esto, tan fuera de contexto. Trabajar en un sitio como cubadebate es una oportunidad única, primero por el privilegio de comenzar una vida profesional compartiendo a diario con un colectivo de profesionales de tan alto nivel, segundo por todo lo que representa estar en una de las principales trincheras de lucha de nuestro pueblo, la que combate a las multinacionales de la información, al terrorismo mediatico.
    Esas experiencias únicas son las que debian describir este artículo, por eso considero de locos esta "crónica" rayante en lo personal, en lo banal. Realmente deja bastante que desear y mucho mucho por decir para respaldar el titulo. Para eso existen los blogs personales en Internet.

  • Auto dijo:

    Hola, me imagino que para un estudiante de periodismo sea muy gratificante trabajar en cubadebate, pero esta crónica me parece muy centrada en el esfuerzo personal que pudiera ser cotidiano para muchos cubanos. ¿No has compartido con excelentes periodistas? ¿que tal la selección de la noticia? ¿? Acaso ya lo sabías todo y sólo te ha dado trabajo y felicidad? Lo que si esta claro que este articulo ha generado debate, y cierro con la pregunta ¿porque eres feliz? porque masoquista espero que no seas.

  • J. Montenegro dijo:

    cuando escribas y a todos guste, es que no sirvió lo que hiciste. Leer todos estos comentarios me recordaron el cuento del viejo el joven y el burro.
    Y felicidades mi hermano, muy buena la crónica.

  • ernesto dijo:

    yo no tengo internet para estar informado

  • Gabriela dijo:

    Me encantó. Es que realmente me has hecho recordar tantas cosas de mi vida (pasada y presente), que me he quedado un poco paralizada.
    No sé por qué revisas tanto el correo, si te he escrito cientos de veces (es un chiste).
    La única recomendación que quisiera hacerte es que, antes de no bañarte, ni comer y acostarte a dormir, llames de vez en cuando a tus amigos, ya te lo dije y perdona la insistencia en este punto.
    Así es la vida de todos, y a veces necesitamos saber que no somos los únicos que nos volvemos locos de vez en cuando.
    Gracias, y muchos besos.

  • Tu Padre de Versalles dijo:

    No creo que sigas hoy pensando lo mismo, el primer día te pudo ocurrir pero el tiempo te ha enseñado que lo que no se aprende hoy, mañana será difícil empatarse con ello.Me gusta la crónica por lo que representa como estado emocional de un aprendiz, veremos, y estoy seguro la escribirás también, como es el final de esa experiencia.

  • Lisandra dijo:

    Nunca te había leído, hasta que tropecé con el artículo de la hiperdecibelia en la guagua, está tan bien escrito que empecé a buscarte por todo Cubadebate.
    ¿el de la foto eres tú?
    Está graciosa , llama la atención, y sí: escucha a los lectores: la noticia está a tu alrededor(como en el artículo de la guagua, señal de que nos has prestado oído).
    Tienes talento, si sigues escribiendo bien y sobre todo tratas temas que conmuevan al ser humano, las intríngulis del cubano, vas a llegar lejos.
    Una fan
    desde Matanzas

Se han publicado 40 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Rafael González Escalona

Rafael González Escalona

La Habana, 1989. Periodista y colaborador de Cubadebate. Twitter: @rafauniversidad

Vea también