Imprimir
Inicio » Noticias, Política  »

Marcha anti-OTAN invadió Lisboa

| +

marchaantiotanUnas 30 mil personas marcharon por las calles de Lisboa en rechazo a la cumbre de los líderes de la Organización del Tratado del Atlántico Norte (OTAN) que concluyó hoy en esta capital.

La manifestación de protesta, organizada por grupos pacifistas, sindicatos y partidos de izquierda, marcó el final de las manifestaciones anti-OTAN proyectadas de manera paralela a la cita oficial.

El lema “Paz sí, OTAN no” encabezó la marcha que colmó céntricas avenidas y mantuvo expectantes a las unidades antimotines fuertemente armadas y encargadas de mantener el orden.

Durante la marcha los inconformes lanzaron consignas contra esa organización militar, a la que consideran una amenaza a la paz y de la cual demandaron el cese de la ocupación en Afganistán.

Los organizadores precisaron que esperaban a unos 100 mil participantes pero que las medidas de seguridad implementadas por el gobierno portugués impidieron la entrada de cientos de activistas extranjeros al país.

La policía portuguesa detuvo esta mañana a más de 40 pacifistas que en señal de protesta se encadenaron por los tobillos y cortaron el tráfico en una céntrica avenida de Lisboa.

El encuentro de los líderes de la OTAN concluyó este sábado tras informarse que la próxima cita tendrá lugar en 2012 en Estados Unidos, lo que fue confirmado en rueda de prensa por el presidente Barack Obama.

La Declaración Final de la cumbre de Lisboa convino en evaluar dentro de dos años el progreso de los acuerdos suscritos en la capital portuguesa como el nuevo concepto estratégico de la Alianza Noratlántica.

Los gobernantes reforzaron la estrategia geopolítica y militarista de la organización y acordaron que a nombre de la seguridad de sus miembros podrán intervenir cualquier país sin límites de ninguna índole.

Aprobaron también una salida progresiva de sus tropas destacadas en Afganistán que concluirá en 2014, pero dejaron claro que después se quedarán en esa nación asiática “en papel de apoyo”.

Según el secretario general de la OTAN, Anders Fogh Rasmussen, el plan no supone una retirada total, ya que pretenden quedarse después de la transición y todo el tiempo que sea necesario.

La OTAN invitó a Rusia a cooperar en el análisis para crear un sistema de defensa antimisiles, que hasta ahora había sido rechazado por Moscú por considerarlo incompleto y una amenaza a su seguridad nacional.

El comité técnico del Consejo OTAN-Rusia, que hoy contó con la presencia del presidente ruso, Dmitri Medvedev, elaborará un informe inicial que será presentado en su reunión de junio próximo.

Con información de Prensa Latina

Haga un comentario



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vea también