Imprimir
Inicio » Fotorreportajes  »

La Pastera: Huella del Che

| 3

Una de las grandes oportunidades de mi viaje por el sur de Argentina fue llegar hasta la ciudad de San Martín de los Andes, en la provincia de Neuquén, bien pegado a la Cordillera de los Andes y sobre la costa este del lago Lacar.

Llegué acompañado por dos buenas amigas: la fotógrafa Ana Carolina Sabino y, en rol de productora, Julia Juliani. Invitados por la juventud de la Asociación Trabajadores del Estado (ATE) de Neuquén fuimos a exponer en el museo de La Pastera mi ensayo «Cincuenta veces Cuba» y «Un muerto que no para de nacer», una muestra de Ana Carolina sobre la iconografía de la célebre foto del Che tomada por Korda.

A finales de enero pero de 1952, Ernesto Guevara de la Serna y Alberto Granado, dos jóvenes aventureros y soñadores por entonces, también llegaron hasta este sitio en un viaje por Latinoamérica.

En su diario Ernesto dejó escrito:

«El camino serpentea entre los cerros bajos que apenas señalan el comienzo de la gran cordillera y va bajando pronunciadamente hasta desembocar en el pueblo, tristón y feucho, pero rodeado de magníficos cerros poblados de una vegetación frondosa. Sobre la estrecha lengua de 500 metros de ancho por 35 kilómetros de largo que es el lago Lacar, con sus azules profundos y los verdes amarillentos de las laderas que allí mueren se tiende el pueblo, vencedor de todas las dificultades climáticas y de medios de transporte, el día que fue «descubierto» como lugar de turismo y quedara asegurada su subsistencia.

«El primer ataque contra un dispensario de Salud Pública falló completamente, pero se nos indicó que podíamos hacer parecida tentativa en las dependencias de Parques Nacionales, cuyo intendente acertó pasar allí y nos dio enseguida alojamiento en uno de los galpones de herramientas de la citada dependencia. Por la noche llegó el sereno, un gordo de 140 kilogramos bien medido y una cara a prueba de balas, que nos trató con mucha amabilidad, dándonos permiso para cocinar en su cuchitril. Esa primera noche la pasamos perfectamente, durmiendo entre la paja de que estaba provisto el galpón, bien abrigados, lo que se hace necesario en estas comarcas donde las noches son bastantes frías».

Hoy, La Pastera, museo del Che, es resguardo de la vida y el pensamiento del Guerrillero Heroico.

Esta información extraida de su página web describe al inmueble, el museo y su labor.

«El edificio del museo es una pieza de colección en sí misma que data de 1946. Integramente construido en madera, La Pastera le debe el nombre a su función original, la de guardar pasto para los animales que utilizaban los guardaparques.

Este galpón -reciclado con parámetros de museología y arquitectura moderna- pertenece al Parque Nacional Lanín. Ya desde la entrada se aprecia la voluntad estética de conservar ese espíritu de mediados del siglo pasado, con un expendedor de nafta similar al que estaba ubicado en La Pastera cuando Ernesto Guevara y Alberto Granado eligieron este lugar para pasar la noche.

En la sala principal, los paneles dinámicos e informativos recrean la vida del líder revolucionario, con una biografía ágil, acompañada por fotografías inéditas. Los paneles temáticos que completan la muestra nos acercan la visión del Che sobre los trabajadores, la juventud, su concepción del hombre nuevo, Fidel Castro, la familia… Cálidos y precisos a la vez, los textos van sumergiendo al visitante en su apasionante historia de vida.

El recorrido, que también cuenta con un homenaje a los desaparecidos durante la dictadura militar, termina en el entrepiso de la sala donde se puede observar una ambientación con fardos de pasto, recreando el espacio donde durmieron Guevara y Granado en el verano de 1952.

Otra forma de navegar por la vida del Che es a través del multimedia, producido por la Asociación Trabajadores del Estado (ATE). Entre escritos, videos, música y fotografías, se destaca el audiovisual institucional que muestra, además de la historia del Museo, imágenes de la inauguración el 20 de junio de 2008, a la que asistió Aleida Guevara March, una de las hijas del Che.

Otro soporte informativo es una pantalla de plasma donde se reproducen en forma permanente audiovisuales sobre la vida del Che, sus discursos y entrevistas.

El sector de librería ofrece joyas de colección: materiales, publicaciones, fotos y libros editados por el Centro de Estudios Che Guevara, La Habana, Cuba.

La Pastera dispone de un sistema de calefacción y de servicios que garantizan las condiciones para disfrutar de una visita placentera y para las actividades al aire libre que se programan en la primavera y verano, cuenta con un anfiteatro.

La Pastera, museo del Che no es un museo más. Es un refugio para la historia, el análisis y la reflexión sobre uno de los personajes más emblemáticos de la historia».

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

La Pastera: museo del Che

La Pastera: museo del Che. Foto: Kaloian

Se han publicado 3 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Nidia dijo:

    En ese lugar precisamente vivimos una tarde fresca de verano al calor de las imágenes y pensamientos del Che. Para completarla, de regalo: la integración de un cubano y una argentina mostraban en el arte fotográfico la historia, las ideas y los símbolos de esas ideas. Fue grandioso!
    Acuerdo con Kaloian que La «Pastera, el Museo del Che», es un lugar para pensar, reflexionar y encontrarse con otros. No es un museo más.
    Qué buenas fotos!!! Una vez más, gracias por compartirlas y compartir algo de Cuba a través de tu arte.
    Saludos
    Nidia, de Trelew.

  • Liborio dijo:

    Estimado Kalo
    Siempre sorprendiendonos con cosas nuevas, habia oido hablar del Museo de La Pastera, pero no tuve la oportunidad, como tu de visitarlo.
    Un lugar historico donde se cuida y enaltece al CHE.
    Me emocione viendo las fotos,de Corrales, Korda, Perfecto Romero, Osvaldo y Roberto Salas y otros tantos que tuvimos la dicha de dejar en imagenes a esa figura enorme que es el CHE, hay una, donde esta el CHE con una carretilla, sin camisa, esa foto fue tomada en el muelle Sierra Maestra, en la bahia de La Habana, el 7 de Mayo de 1961, ahora en el mes de Mayo del 2011, cumplira 50 años, y en aquel momento no sabiamos ni nos imaginamos que estabamos haciendo parte de la Historia Grafica de nuestra Revolucion.
    Te reitero mis felicitaciones por el excelente trabajo que estas realizando.
    En estos dias estare en el Icaic, en tu exposicion 50 veces Cuba, tu papa me ha llamado y alli estare presente.
    Un abrazo
    Liborio

  • octavio dijo:

    hola, soy octavio de la agrupacion el puente de la facultad de arquitectura

    ademas de reconocer el trabajo de el sindicato ATE – CTA les recomiendo ver la pelicula «Che, un hombre nuevo» del director argentino Tristan Bauer. Un documental-reconstruccion que vale mucho la pena.

    tambien los invito a visitar el sitio, http://www.constituyentesocial.org.ar/
    que es nuestra propuesta de construccion de unidad popular necesaria en la Argentina, la cual tambien impulsa activamente este sindicato.

    la discusion sobre el kirchnerismo la dejamos para otro dìa. Muy bueno el sitio!

Se han publicado 3 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Kaloian Santos Cabrera

Kaloian Santos Cabrera

Kaloian Santos Cabrera es fotorreportero, colaborador de Cubadebate. Trabaja en Juventud Rebelde.

Vea también