Imprimir
Inicio » Especiales, Salud  »

¿Cuándo podemos ir a la escuela?: Casi 300 millones de niños faltan a clase por el coronavirus

Por: Vivian Wang
| 23 |

El cierre de escuelas por el coronavirus es global. La velocidad y escala mundial de la suspensión de clases “no tiene precedentes”, advirtió Naciones Unidas.

Chloe Lau, una estudiante de secundaria de Hong Kong, hace su tarea en casa el 4 de marzo de 2020. Foto: Lam Yik Fei para The New York Times

Por Vivian Wang y Makiko Inoue

HONG KONG — La epidemia del coronavirus afectó más profundamente la vida cotidiana en todo el mundo el miércoles 4 de marzo: se llevó a cabo un cierre generalizado de todas las escuelas en Italia y hay advertencias de posibles cierres de escuelas en Estados Unidos, lo que ha intensificado las afectaciones a la educación de casi 300 millones de estudiantes en todo el mundo.

Hace apenas unas cuantas semanas, China, el país donde comenzó el brote, era el único país que había suspendido las clases. Sin embargo, el virus se ha propagado con tanta velocidad que, para el miércoles, 22 países en tres continentes habían anunciado cierres de escuelas en distintos grados, lo cual ha provocado que Naciones Unidas advierta que “la velocidad y escala global de la actual disrupción educativa no tiene precedentes”.

En este momento, en Corea del Sur, Irán, Japón, Francia, Pakistán y en otros lugares los estudiantes no están asistiendo a clases. Algunos solo llevan unos días de no ir a clases, pero otros ya llevan semanas así. En India se ordenó el cierre durante marzo de todas las escuelas públicas y privadas hasta el quinto grado en la capital, Nueva Delhi, lo que afectará a más de dos millones de niños.

En Italia, que padece uno de los brotes más mortales fuera de China, los funcionarios comentaron el miércoles que extenderán la suspensión de clases a todo el país, no solo en el norte, donde el gobierno ya ha impuesto un cierre de emergencia en varios poblados. Los funcionarios comentaron que todas las escuelas y universidades permanecerán cerradas hasta el 15 de marzo.

En la Costa Oeste de Estados Unidos, la región con más infecciones de ese país hasta ahora, la ciudad de Los Ángeles declaró un estado de emergencia el miércoles y aconsejó a los padres que se prepararan para cierres en las escuelas del segundo distrito de escuelas públicas más grande del país. El estado de Washington, que ha reportado al menos diez fallecimientos a causa del brote, ha cerrado algunas escuelas, mientras que, en el otro extremo del país, en Nueva York, casos recién diagnosticados también han provocado el cierre de varios centros educativos.

Los educadores y economistas arguyen que la velocidad y la escala del trastorno educativo, que ahora afecta a 290.5 millones de estudiantes en todo el mundo, de acuerdo con Naciones Unidas, no tienen precedentes en la historia moderna. Las escuelas proporcionan la estructura y el sostén para familias, comunidades y economías enteras.

El efecto de cerrarlas durante días, semanas y en ocasiones incluso meses podría tener repercusiones incalculables en los niños y las sociedades en general.

“Todo el tiempo están preguntando: ‘¿Podemos salir a jugar? ¿Cuándo podemos ir a la escuela?’”, dijo Gao Mengxian, una guardia de seguridad en Hong Kong cuyas dos hijas han estado en casa desde que las clases se suspendieron en enero.

Estudiantes que acudieron el martes 3 de marzo a su escuela primaria en Nagoya, Japón. La escuela estaba abierta para los niños cuyos padres no podían quedarse en casa con ellos. Foto: Kyodo vía Reuters

En algunos países, los estudiantes de mayor edad han perdido sesiones de estudio fundamentales para los exámenes de admisión a la universidad, mientras que los más jóvenes se han arriesgado a atrasarse en lectura y matemáticas. Los padres han perdido sus ingresos, han tratado de trabajar desde casa o han hecho hasta lo imposible por encontrar servicios de guardería. Algunos han cambiado a sus hijos a escuelas nuevas en zonas que no se han visto afectadas por el coronavirus y han tenido que perderse momentos memorables, como ceremonias de graduación o los últimos días de escuela.

“No tengo datos que ofrecer, pero no se me ocurre ningún ejemplo de algún otro momento en la época moderna en que las economías avanzadas hayan cerrado escuelas a nivel nacional durante periodos muy prolongados”, afirmó Jacob Kierkegaard, miembro sénior del Instituto Peterson para la Economía Internacional, en Washington.

En Hong Kong, las familias como la Gao han luchado por mantener una apariencia de normalidad.

Gao, de 48 años, dejó de trabajar para vigilar a sus hijas y comenzó a escatimar en gastos domésticos. Sale de su casa solo una vez a la semana y pasa la mayor parte del tiempo ayudando a sus niñas, de 10 y ocho años, con sus clases en línea, batallando con la tecnología que la confunde y que frustra a sus hijas.

Los Gobiernos están tratando de ayudar. Japón está ofreciendo subsidios para ayudar a las empresas a compensar el costo del tiempo libre de los padres. Francia ha prometido 14 días de licencia por enfermedad remunerada a los padres que no tienen más remedio que cuidar a los hijos que no pueden ir a la escuela.

Pero las afectaciones se han extendido hasta tocar ámbitos de la sociedad que aparentemente no tienen relación con la educación. En Japón, las escuelas han cancelado enormes pedidos de entrega de alimentos para los almuerzos que ya no servirán, lo cual afecta a los agricultores y proveedores. En Hong Kong, un ejército de empleados domésticos se ha quedado sin trabajo porque las familias adineradas han inscrito a sus hijos en escuelas en el extranjero.

Julia Bossard, de 39 años y madre de dos hijos en Francia, comentó que se había visto obligada a cambiar toda su rutina debido a que la escuela de su hijo mayor estuvo cerrada durante dos semanas para que la desinfectaran. Ahora sus días consisten en ayudar a sus hijos con sus tareas escolares y tratar de encontrar en los supermercados pasta, arroz y comida enlatada, que desaparecen con rapidez.

“Tuvimos que reorganizarnos”, dijo.

Por internet y solos

Una estudiante participó en una clase en línea desde su casa en Fuyang, China, el lunes 2 de marzo. Foto: China Daily/Reuters

Los funcionarios de las escuelas y del Gobierno están haciendo todo lo posible para que los niños sigan aprendiendo y se mantengan ocupados en casa. El gobierno italiano creó una página en internet para dar a los profesores acceso a herramientas como videoconferencias y planes académicos ya preparados. Los canales de televisión de Mongolia están transmitiendo clases escolares. El Gobierno de Irán ha hecho que todo el contenido en internet dirigido a los niños sea gratuito.

Incluso hay clases de educación física: al menos una escuela de Hong Kong exige a los estudiantes que sigan desde casa (en uniforme deportivo) las instrucciones de su profesor mientras este hace lagartijas en la pantalla, con las cámaras web de los estudiantes encendidas para comprobar su participación.

No obstante, la realidad desconectada del aprendizaje en línea es un todo un desafío. Hay obstáculos tecnológicos, además de las inevitables distracciones que surgen cuando se pide a los niños y adolescentes que utilicen sus propios recursos, en este caso electrónicos.

Algunas interrupciones son inevitables. Las publicaciones en las redes sociales chinas muestran a profesores y estudiantes subiendo a los tejados o rondando afuera de las casas de los vecinos en busca de una señal mejor. Una familia en Mongolia Interior empacó su yurta y se desplazó a otro lugar en la pradera para tener una mejor señal de internet, informó una revista china.

Los cierres también han alterado los eventos importantes en el ámbito escolar. En Japón, por lo regular, el año escolar termina en marzo. Ahora muchas escuelas han decidido restringir la asistencia a las ceremonias únicamente para maestros y estudiantes.

Cuando el hijo de Satoko Morita se graduó de la preparatoria en la prefectura de Akita, al norte de Japón, el primero de marzo, ella no estuvo allí. Lo mismo ocurrirá con la ceremonia de su hija en la escuela primaria.

“Mi hija me preguntó: ‘¿Qué sentido tiene asistir y dar discursos en la ceremonia si no estarán los padres?’”, comentó.

Para Chloe Lau, una estudiante de Hong Kong, el final de su educación preparatoria se detuvo abruptamente debido a los cierres. Se suponía que su último día de escuela sería el 2 de abril, pero la fecha más cercana en que podrían reanudar clases las escuelas de Hong Kong es el 20 de abril.

Una carga para las mujeres

Una mujer en Tokio trabaja mientras su hijo termina la tarea, el lunes 2 de marzo.Foto: Eugene Hoshiko/ Associated Press

Con los cierres, las familias se están viendo obligadas a reconsiderar cómo mantenerse y dividir las responsabilidades del hogar. La carga ha recaído con mayor severidad en las mujeres, quienes siguen siendo en gran medida responsables del cuidado de los niños en todo el mundo.

Las niñeras son escasas o se muestran recelosas de aceptar niños de las regiones más afectadas.

Para las madres con pocas redes de protección social, las opciones son aún más limitadas.

En Atenas, Grecia, Anastasia Moschos dijo que había tenido suerte. Cuando la escuela de su hijo de seis años cerró una semana para ser desinfectada, Moschos, una agente de seguros de 47 años, pudo dejar a su hijo con el padre de esta, quien estaba de visita, mientras ella iba a trabajar. Pero si las escuelas permanecen cerradas por más tiempo, tendrá que ver qué hace para encontrar ayuda.

“Somos una comunidad en la que normalmente hay un abuelo o abuela que puede cuidar de un niño. Se asume que todo el mundo tiene a alguien que le puede ayudar”, afirmó. “Ese no es mi caso. Soy madre soltera y no tengo ayuda en casa”.

Más allá de las aulas

Una persona rocía desinfectante en un aula de secundaria en Atenas, Grecia. Foto: Yorgos Karahalis/Associated Press

La epidemia ha sacudido industrias y negocios enteros que dependen de las rutinas de los estudiantes que asisten a la escuela y de los padres que van a trabajar.

Los administradores de las escuelas en Japón, a quienes la abrupta decisión de cerrar las escuelas les tomó por sorpresa, se han apresurado a cancelar los pedidos de almuerzos para las cafeterías, lo que ha dejado a los proveedores con montones de alimentos no deseados y empleados temporalmente innecesarios.

Kazuo Tanaka, subdirector del Centro de Almuerzos Escolares de Yachimata, en el centro de Japón, comentó que su centro tuvo que cancelar los pedidos de ingredientes para aproximadamente 5 000 almuerzos para 13 escuelas. Afirmó que cada mes de suspensión de clases le costaría al centro unos 20 millones de yenes (casi 200 000 dólares).

“Las panaderías están arruinadas”, dijo Yuzo Kojima, secretario general de la Asociación Nacional de Almuerzos Escolares de Japón. “Los productores de lácteos y los agricultores se verán afectados. Los trabajadores de los centros de almuerzos escolares no pueden trabajar”.

Para mitigar los efectos, el Gobierno de Japón está ofreciendo ayuda financiera a padres, pequeñas empresas y proveedores de atención médica. Pero los funcionarios de almuerzos escolares dijeron que no habían escuchado de una compensación para sus trabajadores.

La universidad de Milán, en Italia, fue cerrada en febrero. Foto:.Andrea Mantovani para The New York Times

(Tomado de The New York Times en español)

 

Se han publicado 23 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

  • Luna dijo:

    《Algunas interrupciones son inevitables. Las publicaciones en las redes sociales chinas muestran a profesores y estudiantes subiendo a los tejados o rondando afuera de las casas de los vecinos en busca de una señal mejor. Una familia en Mongolia Interior empacó su yurta y se desplazó a otro lugar en la pradera para tener una mejor señal de internet, informó una revista china.》
    Soy china y vivo en China. Quiero declarar a ustedes que en la mayoría de provincias de China, la cobertura de Internet es bien conectada y el gasto es bastante económico: USD144 al año. El caso citado por este párrafo es excepcional y sí que en el prado de Mongolia Interior o en Tíbet el Internet no es tan desarrollado.
    Referente a las clases On-line, están realizando todo en orden. A veces hay unas anécdotas y ellas van a convertirse en una memoria muy especial para nosotros. De todas maneras somos muy optimistas y luchamos muy unidos contra esta epidemia. Gracias.

    • Andrés dijo:

      Deseo lo mejor para tu pueblo y para el mundo Luna. Soy un cubano que vive en Europa occidental, y ciertamente por acá los medios han tratado de magnificar el problema en Asia, sobre todo en China. Evidentemente el New York Times, y otros medios norteamericanos más a la derecha que NYT, tratarán también de tomar casos anecdóticos y transformarlos en noticia, y si es posible transformarlos en instrumento político..

      De cualquier modo, ya el mundo sabe de las proezas de tu pueblo en esta singular batalla. Hace poco la revista médica especializada "The Lancet" hizo declaraciones, en forma de petición pública, de respeto a la excelente comunidad científica y médica china, en un esfuerzo por contrarrestar rumores malintencionados y anticientíficos que han tratado de restar prestigio a esta comunidad. Todos los firmantes, yo incluido, están muy conscientes de la necesidad de mantenernos todos unidos en esto, y de la necesidad de oponerse a cualquier oscurantismo que se trate de imponer por motivos ideológicos ó políticos.

      Espero que más temprano que tarde toda esta crisis sea historia.

      • Carlos dijo:

        Asi que han tratado de magnificar? En que mundo usted vive? Esto es ya una pandemia, que mas grande lo quiere?

      • Andrés dijo:

        Carlos, vivo en este mundo. ¿O a cual mundo te refieres? No hablo del impacto del virus, que ya es mundial, sino al intento de emplear este asunto con fines políticos, muchas veces distorsionando la evidencia por el camino. Es un hecho tan obvio que pocos lo discuten. ¿O es que no vives en este mundo?

    • leo dijo:

      Saludos desde Cuba, animo que le estan ganando al coronavirus

    • Lázaro dijo:

      Estimada Luna ruego a Dios que tu pueblo con la ayuda de todo el mundo logre derrotar este virus, tengo fe que lograran sobreponerse y vencer. A pesar de lo que dicen otras agencias mal intencionadas, tu pueblo es disciplinado, organizado y cuando se propone algo lo logra.
      Mucha salud para China y países afectados.

      • Soy la Luna más linda jaja dijo:

        Muchas gracias Lázaro. Un besito virtual

    • VICTOR KOZASKI dijo:

      ESTOY MUY AGRADECIDO A TU PUEBLO TRATANDO DE AYUDAR A RESOLVER ESTA EPIDEMIA , YO SE QUE SE RESOLVERA GRACIAS

  • Manuel Eduardo Polanco Pérez dijo:

    Continúo orando a Dios para que derrame su misericordia sobre los pueblos del mundo y ponga su mano sanadora en cada enfermo. Solo él puede detener esta pandemia.

    • Ricardo dijo:

      ore también por todos los científicos y médicos que están buscnado una cura.

    • lazy dijo:

      Dios te oiga Manuel ,clemencia para los pueblos afectados y para los cubanos ,dios nos proteja

  • manolo dijo:

    Y supongo si el virus entra en Cuba también se paren las escuelas.

  • Mamayí dijo:

    Apoyo incondicional al pueblo de China.

  • Adelante dijo:

    El cloro es fundamental contra está epidemia. Tenemos ausencia total del mercado este producto, a pesar de haber inaugurado en villa clara una enorme fábrica.
    Cómo anda su producción?

  • arletty dijo:

    ¨El pueblo de Cuba esta con ustedes" de verdad que es una pena todo lo que esta pasando en china

  • Adelante dijo:

    MINSAP.
    Mined
    Desde los círculos infantiles, deberíamos impartir clases de la higiene personal y colectiva.
    Desde el lavado manos.
    Aceo personal.

  • Sergio dijo:

    En sendos papers en los años 2015 y 2016, el grupo de Ralph Baric (Universidad de Carolina del Norte) alertaba a todo el mundo de que una nueva variante de coronavirus estaba circulando en murciélagos y que tenía todo el potencial de poder infectar a los humanos. "Our work suggests a potential risk of SARS-CoV re-emergence from viruses currently circulating in bat populations" decía al final del resumen de uno de los artículos. Pero bueno, sabemos que hoy en el mundo le creemos más a Nostradamus, Walter Mercado y cuanto predictor astrológico anda por la televisión que a los científicos. ¿Se imaginan lo absurdo que miles de científicos esten alertando de los problemas del cambio climático y aún hayan muchas personas incrédulas? En un mundo donde las fake news seguirán en aumento tenemos que confiar cada vez más en los científicos y sus estudios

  • Melizza Maura dijo:

    Dios esté con nosotros!

  • beatriz dijo:

    El estado esta tomando todas las medidas contra esta pandemia pero estoy preocupada con la zona de Varadero , Santa marta y Cardenas que tienen gran entrada de turistas SE DEBE FACILITARLE MEDIOS DE PROTECCION AL PERSONAL DE HOTELES , RESTAURAUN Y PALADARES

  • lazy dijo:

    Manuel Eduardo Polanco Pérez-DIOS

  • Mary dijo:

    Creo que se debe reducir la entrada de extranjeros pues si entra ese virus aqui las perdidas economicas y de vidas seran mucho peor nuestra economia no esta preparada para eso. Dios nos proteja

  • lazaro leon dijo:

    Como hacemos nosotros los pioneros para estudiar en caso de que se cierren las escuelas??

  • Eduardo dijo:

    En Villa clara santa clara Disen que hay 1 caso de Coronavirus eso no es verdad pero hay que seguir informando a la población y acabar con los tumores gracias

Se han publicado 23 comentarios



Este sitio se reserva el derecho de la publicación de los comentarios. No se harán visibles aquellos que sean denigrantes, ofensivos, difamatorios, que estén fuera de contexto o atenten contra la dignidad de una persona o grupo social. Recomendamos brevedad en sus planteamientos.

Vivian Wang

 Es corresponsal de New York Times en China. Antes cubría política estatal para la sección Nueva York. Creció en Chicago y se graduó de la Universidad de Yale. @vwang3

Vea también